Cómo saber qué salmón comprar
Dietas y Nutrición

Cómo saber qué salmón comprar

Por Kiwilimón - Octubre 2019
El salmón es uno de los alimentos que contienen omega 3, una de las "grasas buenas" necesarias para mantener nuestro corazón y cerebro sanos.

Existen cuatro tipos diferentes de salmón y todos tienen características diferentes. Algunos de los datos que los diferencian son su lugar de origen, color, sabor o la firmeza del corte.

Conoce sus beneficios para saber cuál comprar la próxima vez que lo incluyas en tu comida.


Califica este artículo
Calificaciones (7)
Bella Ruth Rodriguez Gallegos
05/01/2020 22:05:43
No me gusta el salmón,gracias x su información
Zoila Perez
31/12/2019 09:19:29
Buenísima
silvia constantini
11/12/2019 17:44:02
Es bueno saber esto gracias
Zoraya Sandoval
18/11/2019 21:10:44
Excelente información
Leticia Norava
05/11/2019 08:43:07
Excelente información
Ver más
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Seguramente cuando piensas en una cena romántica, piensas en dos personas en una mesa, a la luz de las velas y lo más probable es que el escenario sea un restaurante lujoso, sin embargo no necesariamente tienes que gastar ni mucho dinero ni tiempo para hacer algo especial para la persona que quieres.Se acerca el 14 de febrero y una de las cosas más especiales que puedes hacer para tu pareja es regalar una experiencia romántica. Para hacerla y conseguir una noche mágica y llena de amor, es necesario pensar en diferentes aspectos como la decoración, las bebidas y la música, pero no te abrumes, aquí te vamos a decir qué necesitas para hacer una cena romántica en poco tiempo.Decoración:La decoración hará gran parte de la magia para hacer un entorno romántico y para eso necesitas tener algunos elementos básicos como: -Una mesa: si es pequeña es mejor, ya que así podrán estar más juntos y compartir la comida, también puedes hacer algo más inesperado como un picnic (aunque no tengas jardín) simplemente puedes delimitar el área donde va la comida con un mantel lindo y puedes poner cojines alrededor. -Velas: todo es más romántico a la luz de las velas, además de usarlas como elemento de iluminación, también puedes colocarlas como un elemento de decoración. Se estratégica y cuidadosa con su colocación, no queremos que te quemes o que se apaguen con el viento .-Flores: poner pétalos de rosas sobre la mesa o alrededor del lugar es algo muy común pero, sin duda, es un detalle que grita romanticismo. También puedes ponerte creativa y hacer figuras o formar sus iniciales con los pétalos. MúsicaLa música es esencial para crear un ambiente romántico, procura usar música suave, tranquila y de preferencia haz tu lista de reproducción desde antes para que en ese momento te puedas despreocupar de la música. ComidaSin duda alguna, uno de los puntos esenciales es la comida. Existen muchas de opciones de menús: románticos, afrodisíacos, apasionados, pero más importante es conocer los gustos del otro para evitar contratiempos. La cena debes tenerla preparada desde antes para que durante la cena podrás centrarte en disfrutar y no estar pendiente de servir o preparar cosas.Aquí te dejamos algunas opciones del menú que puedes preparar:EntradasLas entradas más fáciles suelen ser las ensaladas, pues con ellas sólo tienes que limpiar los ingredientes, mezclarlos y aderezarlos. Prueba con diferentes mezclas de lechugas y prepara aderezos en casa, para que tengan el toque de sabor perfecto.ENSALADA DE MANDARINA CON VINAGRETA DE AJONJOLÍ4 ADEREZOS CASEROSPlato fuertePara el plato principal, una pasta siempre te salvará, pues se cocinan en alrededor de 15 minutos y hacer una salsa cremosita tampoco toma mucho más tiempo.Fetuccini cremoso con salmónEste plato fuerte es una gran combinación, con el sabor del salmón, lo versátil y delicioso de la pasta y lo cremosito, sin duda, una muy buena opción para tu cena romática.Rollitos de carne envueltos en tocinoLa carne siempre es una buena opción para la cena, pero si quieres darle más sabor y volverla especial, hacerla rollitos y envolverlos en tocino es lo único que necesitas. Con un relleno delicioso de papa y queso manchego, esta receta fácil siempre te será útil y práctica para una ocasión tan especial como esta.PostresPara el postre, puedes ponerte práctica y simplemente comprar un bote del helado favorito de tu persona especial, pero si aún tienes tiempo o quizá planeaste con antelación la cena, prueba con postres sin horno, que sólo requieran de un poco de refrigeración para que estén listos.Pay de yogurt con mandarinaYa tienes todo para hacer una cena romántica especial aún cuando tienes poco tiempo para prepararla. Ahora lo único que falta es hacer la cita con esa persona, ponerle mucho amor y mucha creatividad.
¿Alguna vez te has puesto a pensar por qué comemos? ¿Cómo es el mecanismo de nuestro cuerpo que nos avisa cuando necesita comer? ¿Conoces la diferencia entre hambre y apetito? Para saber por qué comemos, es importante que tengas claro qué son el hambre y el apetito, dos conceptos diferentes y que muchas veces no sabemos diferenciar, incluso pensamos que son sinónimo y no lo son.El hambre es el instinto de supervivencia que impulsa a alimentarnos cuando el organismo lo requiere. El apetito es la sensación de comer, influenciada por aspectos psicológicos de la persona como el deseo de comer por placer, felicidad, aburrimiento, tristeza, ansiedad.Como todo en nuestro organismo, el apetito va cambiando conforme vamos creciendo y es preciso conocer sus etapas, para así aprender a comer mejor. Primer decenio, de los 0 a los 10 añosEn esta etapa es cuando se experimenta un mayor y rápido crecimiento. Es cuando los niños pueden adquirir los hábitos que, posiblemente, los acompañen toda su vida, es por eso que es muy importante que los pequeños aprendan a distinguir la comida que verdaderamente los nutre, pues lo que aprendan durante los primeros años de su vida determinará qué tan saludable será de adulto. Segundo decenio, de los 10 a los 20 añosYa en la adolescencia, con los cambios fisiológicos viene un aumento de apetito. Durante esta etapa, la relación con la comida suele ser más vulnerable, pues es cuando llega la pubertad, los jóvenes suelen estar más influenciados y son propensos a caer con comida que pueda provocar desnutrición u obesidad. Durante esta edad del apetito, las mujeres son más propensas a padecer deficiencias nutricionales por su biología reproductiva. Tercer decenio, de los 20 a los 30 añosEn la edad adulta joven, se producen cambios importantes que pueden causar un aumento de peso, por ejemplo, la vida universitaria, vivir en pareja o tener hijos; es cuando nos relajamos y no somos tan estrictos en la alimentación. También es la edad en la que podemos caer en excesos. Cuarto decenio, de los 30 a los 40 añosLa vida laboral en la edad adulta trae consigo los efectos del estrés, que según se ha demostrado, ocasiona cambios en el apetito y los hábitos alimentarios en 80% de la población. Esos efectos pueden consistir tanto en despertar un apetito voraz, como en ocasionar una pérdida de este. Quinto decenio, de los 40 a los 50 añosLa Organización Mundial de la Salud destaca que el tabaquismo, la dieta poco saludable, la falta de actividad física y el problema de la bebida son los factores del estilo de vida que más repercuten en la salud y la mortalidad. Es en estos años cuando los adultos deben cambiar su comportamiento en función de las necesidades de salud, pero con frecuencia los síntomas de la enfermedad son invisibles.Sexto decenio, de los 50 a los 60 añosEn este periodo comienza la pérdida progresiva de masa muscular y continúa de manera constante a medida que avanzamos en edad. Este fenómeno se denomina sarcopenia.Mantener una dieta saludable y variada, y practicar actividad física es fundamental para reducir los efectos del envejecimiento.Séptimo decenio, de los 60 a los 70 años y másLa vejez conlleva la falta de apetito y de hambre, lo que da lugar a una pérdida de peso involuntaria y una mayor fragilidad. La disminución del apetito también puede ser consecuencia de una afección concreta, como, por ejemplo, la enfermedad de Alzheimer.La alimentación es una experiencia social, por lo que factores como la pobreza, la pérdida de la pareja o un familiar, y el hecho de comer sin compañía, afectan la sensación de placer que se obtiene al comer.Otros efectos de la vejez, como las dificultades para tragar, los problemas dentales y la pérdida de gusto y olfato también interfieren en el deseo de comer y en los beneficios que obtenemos de esa práctica.Se dice que lo que no se conoce, no se puede mejorar, así que una vez que conoces las etapas del apetito y cómo van cambiando las situaciones y requerimientos de cada edad, puedes saber cómo llevar una vida más saludable y comer mejor.
En cuestión de belleza, existe una gran variedad de productos con distintos precios, marcas y estilos; sin embargo, muchas veces la naturaleza es nuestra gran aliada, ya que muchísimos elementos extraídos del entorno proveen propiedades que son buenísimas y muy útiles tanto para la salud, como para la cosmética.Las fresas, además de ser deliciosas son muy benéficas para el organismo, ya que tienen un bajo índice de calorías, alto valor energético, altos niveles de vitamina C, ayuda a nivelar el colesterol, aportan vitamina B y son antioxidantes y antiinflamatorias natural, fortalecen los huesos, mejoran la vista y favorecen la circulación sanguínea.Sin embargo, también son muy efectivas en tratamientos de belleza y aquí te vamos a enseñar cómo puedes usarlas para mejorar la apariencia de tu piel.Como lo mencionamos anteriormente, la fresa contiene un importante nivel de vitamina C y ácido elágico, que ayuda a combatir los daños de los radicales libres, como la resequedad, las líneas de expresión y la flacidez, por lo que, incluyéndolos en tu dieta diaria, podrás contribuir a retardar los efectos de la edad desde adentro. Además, las fresas también tienen un alto contenido de ácido salicílico que es gran aliado a la hora de combatir los brotes de acné y regular la producción de grasa del rostro.Estas son algunas de las mascarillas que puedes hacer y usar en casa, son fáciles de preparar y verás que te serán de mucha ayuda para la apariencia de tu piel:- Limpieza profundaUsa media taza de fresas maduras y limpias y mézclala con ¼ de taza de fécula de maíz hasta obtener una pasta espesa. Colócala sobre tu cara previamente lavada, déjala por veinte minutos y luego enjuega.- ExfolianteIncorpora un huevo, media taza de fresas, una cucharada de miel natural y una cucharada de jugo de limón hasta obtener una mezcla que deberás aplicar sobre tu rostro evitando los ojos y los labios. Después de 10 minutos, enjuaga con agua fría. - Anti acnéPara esta mascarilla debes de mezclar ¼ de taza de fresas limpias con una cucharada de crema agria y aplícala sobre la zona afectada de tu piel limpia y seca por 10 minutos y posteriormente enjuaga. Esta mascarilla la puedes usar dos veces por semana para mejores resultados.Como ves, estos frutos no sólo son deliciosos, nutritivos, sino también nos ayudan a lucir bellas. Todo un regalo de la naturaleza ¿No crees?
Qué comer en la Cuaresma suele ser una duda que a muchos de nosotros nos pone a pensar, pero la pregunta que nos pone de verdad en jaque es ¿se puede comer pollo en Cuaresma?La Cuaresma son los 40 días previos a la Pascua y es una temporada importante en el calendario cristiano, en la cual, los creyentes se preparan espiritualmente para la Pascua y siguen el ejemplo que Jesús dio antes de morir, con un ayuno en esos días. Así, la Cuaresma es un tiempo de purificación que inicia con el miércoles de ceniza y termina el sábado de resurrección. Aunque el ayuno depende  las creencias de cada persona, la idea de la tradición es hacer una penitencia, por lo que se renuncia a algo, en este caso, algunas comidas.Mientras que las personas más ortodoxas renuncian a las carnes rojas por cuarenta días, otras sólo practican el ayuno de carnes los viernes de Cuaresma y algunas más deciden dejar la carne sólo el viernes santo, es decir, el último viernes de los cuarenta días.Pollo en Cuaresma: ¿se puede comer?La respuesta es sí. Se puede comer pollo en Cuaresma, porque el ayuno es de carnes rojas. Esto tiene su explicación en que, por lo general, las carnes rojas son consideradas un insumo preciado y por eso se renuncia a él, pero también porque dentro de las creencias religiosas, la carne representa el cuerpo de Cristo.El pollo, junto con otras aves, como el pavo o la gallina, además del pescado y los mariscos, es considerado carne blanca, por lo que comer pollo en cuaresma sí se puede.Aunque en esta temporada, los platillos estrella suelen ser aquellos sin carne o se aprovecha para cocinar mariscos en este tiempo del año, para evitar aquello que no se debe comer en Cuaresma.Si no sabes qué cocinar esta Cuaresma 2020, te damos algunas ideas.Enchiladas mineras de GuanajuatoSon un platillo mexicano sin carne, delicioso y práctico para estos días.Chile relleno de pescadoUna forma sencilla de comer pescado, acompañado de un chile poblano que no te puede faltar.Tostadas de atún a la mexicanaNada más practico que unas tostadas con atún de lata guisado con un poco de jitomate.Rollitos de pescado rellenos de arrozEsta es una receta perfecta para incuir a los niños en la cuaresma si la preparas con una salsita de tomate sin chile.¿Tú comes pollo en cuaresma? 
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD