Los sutitutos que harán más saludables tus recetas
Dietas y Nutrición

Los sutitutos que harán más saludables tus recetas

Por Kiwilimón - January 2019

Para llevar una dieta saludable no tienes que hacer tantos sacrificios. De hecho, con que hagas algunos ajustes en tus recetas puedes convertir prácticamente cualquier platillo en una versión mucho más light. Aquí te contamos qué sustitutos puedes usar para hacer tus recetas más saludables.


Yogurt griego. Cada vez que agregas crema ácida a alguno de tus platillos favoritos le estás sumando calorías extra. En lugar de usar este ingrediente, añade yoghurt griego. Además de que tiene solo una fracción de las grasas y las calorías de la crema, te aportará muchas proteínas.

Aguacate. El aguacate es una fruta rica en grasas buenas. Su textura suave y cremosa, así como su consistencia grasosa hacen que sea un buen ingrediente para preparar postres. Sustituye la mantequilla o el aceite en tus recetas de pasteles para obtener un resultado con el mismo sabor, pero más ligero.

Puré de manzana. El puré de manzana sin endulzar es excelente para preparar platillos dulces. Cada vez que  tengas que agregar una taza de azúcar en tus recetas, sustitúyela por una de puré de manzana. Así te estarás ahorrando más de 600 calorías por cada taza que uses. Recuerda disminuir un poco la cantidad de líquidos si usas puré de manzana.

Chía. Una manera muy sencilla de bajarle al colesterol en tu alimentación, es disminuir el consumo de huevo, pero ¿cómo puedes hacerlo cuando quieres preparar recetas que incluyen este ingrediente? Usa una cucharada de chía hidratada en cuatro cucharadas de agua o leche por cada huevo que indique la preparación.

Harinas. Para sustituir la harina de trigo tienes muchas opciones. Puedes elegir pulverizar algunas y usarlas como harina. También puedes optar por la harina de garbanzos, la harina de arroz o la harina de coco. Todo depende del tipo de receta que quieras preparar.

Ahora que ya sabes cómo puedes sustituir algunos ingredientes para hacer tus recetas menos calóricas, ¿qué estás esperando para convertir tu pastel de chocolate  favorito en una delicia saludable?

Califica esta receta
Calificaciones (7)
Ann Morales
03/07/2020 23:11:54
Muy buenos detalles
Ana Huerto
29/04/2020 12:32:47
Great I love that
Eva SIERRA
13/04/2020 13:57:28
AMO ESTA PÁGINA! EXCELENTE MATERIAL!
Sergiooscar Gonzalez
09/04/2020 11:36:12
excelente
Yareth Ramirez
09/04/2020 06:17:53
Exelente
Ver más
PUBLICIDAD
Lo mas leído
El uso horario y las coordenadas geográficas pueden cambiar y, sin embargo, las mañanas del mundo entero huelen a café: a los procedentes de Etiopía, de Guatemala, de Colombia, de Brasil o de México; tierras cuyos componentes, alturas y temperaturas caen como anillo al dedo al cultivo del oro verde. Pero claro, no todos los cafés son ese placer a veces frutal, a veces terroso, que despierta a los sentidos lo mismo que al cuerpo. Si la taza está hecha en México, hay de dos: que sea soluble –el país es uno de los mayores consumidores de los llamados “instantáneos”– o que sea de grano –café procedente del comercio justo y de los microclimas que en su mayoría ofrecen una calidad inmejorable–. Lo primero que hay que saber es que la mejor taza de café mexicano no es soluble, sino de grano. ¿De qué estado en particular procede? Aquí, la respuesta se pone interesante. La tradición cafetalera nacional se importó en Veracruz a penas se descubrió que el café tenía propiedades estimulantes para el cuerpo. Desde el siglo XVIII las fincas cafetaleras proliferaron por las montañas y laderas de ese estado, de Oaxaca, de Chiapas, de Puebla, de Nayarit y de diez entidades productoras. De ahí que el mejor café de México provenga de varios orígenes y no sólo de uno. Lo importante es conocer lo que ofrece cada geografía y el “saber hacer” de cada productor (este término se emplea para hablar de las técnicas, el conocimiento y la experiencia alrededor de la producción de algo tan complejo como el café). Jesús Salazar, el Cafeólogo –doctor y filósofo que ha puesto al café de Chiapas en el ojo mundial– me cuenta que gran parte de los 500 mil caficultores nacionales pertenecen a etnias indígenas. Para él, este es un valor adicional que el café mexicano ofrece versus la competencia. ¡Conocimientos y cultura en cada taza! En Chiapas, uno de los orígenes del mejor café de México, se cultivan variedades clásicas como bourbón, typica, caturra e incluso marago en tierras de policultivos. ¿Y dónde creen que terminan los aromas y sabores de esos otros productos que crecen en la tierra? Acertaron. Todo eso le confiere características únicas al cafecito de la mañana. Tenejapa, Jaltenango, Monte Cristo son algunos de los poblados chiapanecos donde se produce café de gran calidad. Sin embargo, para el Cafeólogo no hay un área única que deba llevarse el título de La Mejor. Para él, en cada taza caben las montañas, la flora y la fauna, la gastronomía, la historia y cultura. Él dice que lo intangible le da un “valor agregado” a la taza de café perfecta.Otro estado en el que se produce el mejor café de México es Veracruz. En su territorio existe una combinación exitosa de suelos, humedad, sol y sombra que son el escenario perfecto para que las cerezas del café crezcan a sus anchas. No por nada el mayor número de medallas del concurso Taza de Excelencia México se ha quedado en la entidad. Poblaciones como Zongolica, Coatepec y Huatusco están bajo la mirada de los principales concursos de café mundiales, pues están haciendo las cosas bien desde el campo. Existen proyectos como el de Rodrigo Quirós y Carlos Juárez, de Ímpetus Café, que luchan diariamente para que, además de una buena producción, el café pase por un proceso de tostado de calidad y que su preparación en la barra sea la óptima. Si me preguntan a mí, las tazas más impresionantes que he probado en México proceden de la zona de Huatusco en Veracruz. La probé en Ímpetus Café en el puerto, junto a unas galletas recién horneadas. En la ciudad de México, Chiquitito Café tuesta e infusiona granos de Boca del Monte, en Veracruz, y de Pluma Hidalgo, en Oaxaca. Su café es excepcional. En Cucurucho, otro de mis favoritos personales, existe un café de pequeños productores llamado La Resistencia y que procede de Nayarit: una locura de notas cítricas. Sólo hay una forma de elegir el mejor café: experimentando con los granos que se tengan a la mano. Hazlo en café americano, moliendo los granos al momento, o como te guste. Sí, en pastel también se vale. ¿De dónde viene tu café favorito?
Así como la gastronomía mexicana está llena de antojitos, chile y mucha tortilla, la gastronomía mediterránea también tiene muchos ingredientes característicos de la región.Principalmente, podríamos mencionar el pan, el aceite de oliva y el vino como sus pilares. Como su nombre lo describe, esta comida es típica de la cuenca del Mediterráneo, en especial al sur de Europa y el norte de África.¿Cuál es la comida mediterránea?Como la comida mediterránea se cocina prácticamente en todo el territorio europeo en el que se da el árbol de oliva, esta engloba una variedad de culturas.Entre las comidas mediterráneas entonces tenemos la italiana, la española o la griega y ellas comparten no sólo preparaciones con pan, aceite de oliva y el vino, sino que también tienen en común guisos de carne con verdura y tomate, o pescados curados con sal.Los pilares de la comida mediterránea se traducen también como trigo (el pan), olivas y uvas, y son ellos los recurrentes en todos los países con esta singular gastronomía, pero se adaptan con otros ingredientes como frutas, verduras y especias típicas de cada zona.En Italia, por ejemplo, destaca el trigo en sus pizzas y pastas, siempre acompañadas de buenos vinos; en España, el pan con tomate es un clásico; Marruecos es famoso por su cous cous, hecho con sémola de trigo, verduras y garbanzos, todas con un sinfín de hortalizas y demás frutas y verduras regionales incluidas.Por supuesto, la costa hace que el consumo de pescados y mariscos sea abundante; el arroz desempeña un papel importante; las hortalizas y las legumbres son una constante en las ensaladas y las frutas más comunes son los cítricos, como naranjas, limones o mandarinas.Las carnes que más se utilizan en la gastronomía mediterránea son la de cordero y la de cerdo, esta última sobre todo en embutidos, como el jamón. Finalmente, para condimentar sus comidas, las especias más populares son el tomillo, orégano, albahaca, pimienta, hierbabuena; también se usa el vinagre.Cabe mencionar que la gastronomía mediterránea es algo completamente diferente a la dieta mediterránea, cuyas principales características son reducir el consumo de carnes y carbohidratos, y aumentar el de vegetales y grasas monoinsaturadas.Ahora que conoces un poco sobre la gastronomía de la cuenca del Mediterráneo, quizá puedas poner en práctica un poco de turismo culinario y probar todo lo que la región tiene para tu paladar, o si tienes curiosidad, mira lo que la gastronomía árabe tiene para ti.
La exquisita comida tradicional de Jalisco deriva de la combinación de ingredientes prehispánicos con algunos traídos por los españoles en la época colonial, además, también está influenciada por la gran biodiversidad, el clima y su ubicación geográfica en la zona litoral del Pacífico. Degustar los alimentos de Jalisco es una experiencia inigualable y así te lo mostramos con 5 platillos típicos que tienes que conocer. Birria ¡Nada como una auténtica birria de Jalisco! Cabe mencionar que existen 125 estilos diferentes de birria dependiendo del municipio, pero generalmente se trata de un plato con carne de chivo troceada, adobada y tatemada en una salsa de jitomate hervida. Un buen plato de birria debe llevar de cajón su cebollita picada, limón, tortillitas calientes y una salsa de chile bravo. Torta ahogada El platillo típico de Guadalajara más reconocido en el país, es la clásica torta ahogada. Esta suculenta torta se distingue de las demás gracias a su pan suave y crujiente, el birote, que va relleno de carnitas estilo Jalisco y bañada con una salsa picosita de chile de Yahualica, originario de los Altos de Jalisco. ¿No se te antojó?Pacholas Otra de las joyas de la comida tradicional de Jalisco con las pacholas, unas deliciosas tortitas de milanesa de res con chorizo, hierbas de olor y especias molidas en un metate. ¿Será ése el secreto de su gran sabor o que van cocidas a la plancha? Si te decides a probarlas, no olvides acompañarlas con unos frijoles puercos. Pozole tapatío Si bien el pozole es un plato que puedes encontrar casi en cualquier parte de México, no hay sazón como el de Jalisco. El pozole jaliscience también se prepara con granos maíz cacahuazintle y carne de cerdo, pero lleva diferentes especias y destaca por un toque de chiles rojos. Capirotada Uno de los postres más emblemáticos de México es precisamente la capirotada, el postre típico de Jalisco que más se consume en Semana Santa gracias a que posee una connotación religiosa. El pan de la capirotada representa el cuerpo de Cristo, la miel su sangre, la canela simboliza la cruz y los clavos de olor, son los clavos de la cruz. Definitivamente la gastronomía de Jalisco está llena de sabor y cultura, por eso no te puedes perder ninguno de estos platillos típicos tapatíos, ¿cuál es tu favorito?
Saber quién es Frida Kahlo es conocer su arte, su relación tormentosa con Diego Rivera, pero también su pasión por México y su comida.La pintora, que cumplía años el 6 de julio (tendría 113), no sólo pintaba alimentos, también tenía una estrecha relación con ellos, tanto así que Guadalupe Rivera (hija de Diego Rivera y Guadalupe Marín) escribió un libro titulado “Las fiestas de Frida y Diego. Recuerdos y Recetas”.En él, se narran memorias a partir de la comida que la hija del pintor recuerda, con platillos como mole o manchamanteles, chiles rellenos de queso o buñuelos.En casa de Frida, siempre había flores y un gran platón de Frida, cuenta Lupe Rivera y recuerda que la pintora le regaló un Diccionario de cocina, que había pertenecido a la madre de Kahlo.Las reuniones de la artista eran famosas por sus menús llenos de sabores típicos mexicanos, los cuales Frida se encargaba de planear.La pintora se acercó mucho a la cocina mexicana con el fin de complacer a Rivera y planeaba todos los menús muy mexicanos para sus fiestas, reuniones o cualquier ocasión especial. Por ejemplo, en su boda con Diego Rivera el menú incluyó una sopa de ostiones, chiles rellenos de queso, mole negro, entre otros platillos. Como dato curioso, no hubo cubiertos excepto para la sopa, para todo lo demás, había tortillas.Rivera Marín relata que había un triángulo gastronómico entre ella, su madre y Frida, pues durante un tiempo, su madre y Frida vivieron en la misma casa, pero en diferentes pisos. Fue ahí donde Guadalupe Marín le enseñó a cocinar para Diego.Entre los platillos que Frida aprendió de la exesposa de Rivera están el pollo en pipián, chilaquiles, tamales con picadillo, chiles en salsa de nuez, sopa de flor de calabaza y cerdo con nopales.No obstante, después, en la famosa casa azul, Frida tendría cocineras que preparaban estos platillos, porque la artista conocía la importancia de la comida en su vida.Para celebrar a la talentosa pintora, te proponemos aprender a cocinar algunos de sus platillos favoritos con estas recetas:Mole manchamanteles con Pollo3 recetas con pipiánSopa de flor de calabaza
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD