KiwiBaby

Básicos en la maleta de vacaciones de tu bebé
Cuaresma
En la maleta de tu bebé no debe faltar nada, aunque tampoco debemos  sobrecargarla con ropa o accesorios que sólo te estorbarán, ¡aquí te decimos cuales son los imperdibles para tu pequeño! Organiza con tiempo de anticipación y con una lista que te ayude a controlar los accesorios y tipo de ropa que tu bebé necesitará para disfrutar de unas felices vacaciones. Debes tener en cuenta la época del año y el destino elegido para preparar la maleta. Sí planeas pasar unos días en la playa con tus pequeños, no puede faltar el traje de baño, ropa fresca y protector solar para su delicada piel. No olvides llevar calzoncitos desechables especiales para el agua; mientras que, si el destino elegido es un lugar más frío o ubicado en una zona alta, deberás incluir algo de ropa abrigadora y un calzado adecuado. Para disfrutar de una semana de vacaciones fuera de casa, tu bebé necesitará de los siguientes básicos para su cuidado y protección: De 5 a 6 cambios de ropa (camisetas, pantalones y calcetines, preferiblemente de algodón) Gorrito Zapatos cómodos y frescos Chamarrita impermeable con capucha Pañales, toallitas húmedas y calzoncitos desechables especiales para actividades acuáticas. Sus juguetes preferidos Baberitos Biberones Sabanas ligeras en caso de estar en una zona de calor y cobertores si tus vacaciones son en una zona más templada o fría. Un botiquín con todo lo necesario para hacer frente a posibles emergencias. En estas vacaciones tienes que estar preparada ante cualquier situación o emergencia que se pueda presentar con los pequeños. Ya que es común que al jugar todo el día, o al realizar actividades extremas puedan distraerse, procura tener siempre curitas, gasas esterilizadas, un antiséptico y un termómetro. Recuerda tenerlos siempre presentes en el botiquín para solucionar emergencias pequeñas.    
Vacaciones, cómo cuidar al bebé en la playa
Cuaresma
Las vacaciones en la playa tienen ciertos riesgos para tu bebé, ya que es mucho más sensible a las altas temperaturas, a los rayos del sol, al cloro de las albercas y a los cambios de rutina. Te compartimos los siguientes consejos para proteger a tu bebé en el agua y puedas disfrutar de grandes momentos de diversión con tu familia. Acompaña a tu bebé en todo momento. No dejes de vigilar a tu bebé ni un segundo cuando esté dentro del agua, ya que es una regla fundamental en su cuidado; una llamada telefónica o cualquier distracción, por mínima que parezca puede ser fatal. No descuides a tu bebé cuando juegue en el borde de la piscina, recuerda que aún no es consciente del peligro que corre; puede tirar cualquier juguete y querer rescatarlo, corriendo el riesgo de caer al agua, es mejor mantener sus juguetes fuera del agua. Si tus vacaciones son en playa busca alguna manera de identificar al pequeño con alguna pulsera o colgante que lleve su nombre y tu número de telefónico por si acaso pudiera extraviarse. Recuerda aplicar protector solar a tu bebé y volvérselo a aplicar con regularidad. La piel de los bebés es muy delicada, por lo que aplicarle un bloqueador solar con protección UVB y UVA para que lo proteja de los rayos del sol es muy importante, el cual deberás reaplicar cada 40 minutos más o menos, y después de cada baño. Recuerda que solo debes aplicar bloqueador solar a tu bebé si es mayor a 6 meses de edad. Asegúrate de que consuma suficientes líquidos especialmente si está activo bajo el sol. Los bebés son más vulnerables a la deshidratación que los adultos ya que la proporción de agua en su cuerpo es mayor y su equilibrio más débil; una excesiva pérdida de líquidos puede tener graves consecuencias para su organismo, es por ello que hay que tener especial precaución en lugares cálidos. Es básico que cuentes con un biberón con agua para hidratar a tu pequeño, el agua que le des no debe estar ni muy fría ni muy caliente, mantenla en un lugar fresco. La leche materna también ayuda a hidratar al niño y las frutas naturales, sólidas o en papillas. Si tu bebé aún es lactante ofrece el pecho a demanda y de forma más frecuente, ya que además de proveerle líquido, la leche materna aporta sales minerales y electrolitos que previenen la deshidratación. Si se alimenta de pecho, no es necesario darle agua, pues la leche materna está compuesta por un 90% de agua y es suficiente para conservar su hidratación. Verifica que la temperatura del agua sea agradable. La temperatura ideal para los pequeños va entre los 28° C y 30° C; procura que su ropa sea liviana, ideal para protegerlo de los rayos del sol, no lo tengas muy abrigado ni tampoco con poca ropa; es importante tenerlo siempre bajo una sombrilla o ponerle calcetines ligeros al caer la tarde. Para refrescarlo es ideal  que pases una toallita húmeda sobre algunas partes de su cuerpo. Puedes meterte con tu bebé a la playa o la alberca a partir de los 5 o 6 meses, si la temperatura es adecuada. El agua debe estar templada, nunca fría, y hay que introducirlo lentamente en ella, humedeciéndole antes los brazos, las piernas y la nuca. Si el agua no está bastante caliente (unos 32ºC), no conviene que esté en ella más de 5 minutos y siempre con vigilancia. No lo metas al agua con pañales absorbentes, utiliza un calzoncito desechable especial para actividades acuáticas. Cuando lo saques del agua es importante retirar el calzoncito desechable especial para el agua, secar bien a tu bebé y cambiarlo de ropa cuanto antes. Porta un tarrito de suero fisiológico para limpiar de cloro sus ojos, lo puedes adquirir en farmacias y le aliviará el escozor.      
Consejos para preparar las papillas de tu bebé
Comida para Niños y Bebés
La comida que se preparara para tu bebé debe tener los cuidados y la dedicación correcta para que de esta forma reciba los nutrientes necesarios para su crecimiento, además de que podrás evitar enfermedades que le puedan generar complicaciones más severas de salud hoy y en el futuro. Recomendamos: Recetas para bebés de 6 meses. Para lograr la preparación correcta de las papillas de tu bebé, te recomendamos lo siguiente: Primero lávate las manos y lava las frutas y verduras, así como todos los recipientes y utensilios que vas a utilizar. Todas las verduras (y las frutas como las manzanas y ciruelas pasas, que necesitan suavizarse) deben cocerse antes de molerlas o hacerlas puré. Para conservar las vitaminas y los minerales, hornea, hierve o cocina al vapor las frutas o verduras hasta que estén blandas. Si las hierves, usa tan poca agua como sea posible y agrega un poco de ese líquido a la comida de tu bebé al machacarla (o añade las frutas o verduras al caldo de la sopa de tu familia). Pela y quítale las semillas a las frutas o verduras. A algunas de éstas no necesitarás agregarles nada de líquido al prepararlas. Simplemente las puedes moler. Otras necesitarán un poco de líquido, tal vez quieras añadirles una cantidad pequeña de leche materna, leche de fórmula o agua, al molerlas o hacerlas puré para lograr la consistencia que deseas. Al irse adaptando tu pequeño a los alimentos sólidos, podrás añadir menos líquido. Si la fruta tiene semillas, cuélala antes de dársela a tu bebé. Para preparar pollo y carne, quítales la piel y la grasa antes de cocinarlos. Luego muele la carne cocida en una licuadora o en un molinillo con un poco de líquido. Para bebés mayores puedes cortar trocitos muy pequeños. Si todo esto se te hace mucho trabajo, recuerda que "la comida de bebé hecha en casa" puede ser la misma con la que alimentas al resto de la familia. Es una vieja costumbre que vale la pena revivirla. Sólo usa el molino u otro aparato para hacer puré, licuar o moler algo de la misma comida que tu familia tiene para la cena. Las sopas y guisos pueden ser preparadas para alimentar a tu bebé. Lo mismo sucede con las comidas más saludables que tu familia consuma. Guarda en los envases vacíos de comida para bebé, lo que te queda extra. ¡Así tendrás su comidita lista para el día siguiente! Descubre cómo dar las primeras comidas a tu bebé, qué alimentos son ideales para que empiece a probar la comida y cómo saber si está listo para probar nuevos alimentos. Ver recetas aquí.   Encuentra papillas para bebés entre los 7 y 9 meses. En esta etapa los bebés se desarrollan rápidamente, tu bebé pronto podrá sentarse solo en una silla alta para comer. En esta etapa podrá descubrir y probar alimentos con nuevas y diferentes texturas. Ver recetas aquí.   La etapa de los 9 a 12 meses esta marcada por una nueva independencia en la comida. Muchos bebés en esta etapa ya no quieren comer de la cuchara, por lo cual los alimentos que pueden tomar con las manos se convierten en algo importante para su alimentación. Ver recetas aquí.   Las mejores recetas de comida para niños de 12 a 24 meses incluyen mucha variedad de alimentos y un alto contenido nutricional. A partir del año la comida sólida remplazará la mayoría de la leche en la dieta de tu bebé. Ver recetas aquí.  
¡Ayuda! Mi bebé es alérgico a la leche
Comida para Niños y Bebés
Darle leche a un bebé parece tan normal que resulta extraño cuando no la reciben bien y hasta les causa problemas de salud. Por eso aquí te dejamos algunos puntos para que te des cuenta si tu bebé es intolerante a la lactosa y para que sepas cómo tratarlo. Existen ciertas señales muy claras que te indican que tu bebé está teniendo problemas procesando los lácteos. Lo mejor es cortarle el suministro hasta que vea a su pediatra pues dependiendo de sus condición se le recomendará alguna alternativa. De lo que hay que estar consientes es que hay diferencia entre intolerancia a la lactosa y alergia a leche, por esto aquí te dejamos las reacciones de tu bebé que pueden delatar una o la otra: Alergia - Si escupe mucho y frecuentemente - Si vuelve el estómago - Si tiene dolor abdominal - Si se le dificulta ganar peso - Si tiene ojos llorosos y nariz tapada Intolerancia - Si tiene gases - Si tiene el estómago hinchado - Si tiene síntoma cólicos como irritabilidad ¿Cómo se trata? Hay varias maneras, pero la principal, como mencionamos, es llevar al bebé con el pediatra para que lo diagnostique. Algunas de las soluciones que podrían recomendarte es que cambias de fórmula pues existen algunas en que las proteínas lactosas están desmanteladas y así son más fácilmente digeribles por los infantes. Otra alternativa sería que si estás amamantando, dejes de consumir productos lácteos y así la consumición de tu bebé se verá menos afectada por esas proteínas que pueden causarle tanto alergia como intolerancia.   Recetas para Bebés    Puré de Melón  Puré de Betabel    Puré de Chícharo "¿Conoces otros remedios para bebés que son alérgicos a la leche?"
7 mitos sobre la infertilidad
KiwiBaby
Es difícil encontrar algo tan frustrante como la barrera de la infertilidad, pero la verdad es que muchas veces nos agobiamos por información que no es fidedigna. Por esto, antes de caer en desesperación hay que ver al médico y consultarle y mientras tanto te dejamos algunos mitos sobre la infertilidad y la realidad sobre este tema tan delicado.   1.- La infertilidad es problema de la mujer Falso. El 40% de las veces la no capacidad para embarazarse tiene que ver con el factor masculino. 2.- Se debe tratar un año antes de ver al médico Mentira. Si uno tiene un historial de operaciones o cirugías relacionadas con los órganos sexuales o la mujer es propensa a tener periodos irregulares es sabio ir al médico al tomar la decisión de tener un bebé.   3.- La infertilidad masculina es poco común Esto no es cierto, no sólo el hombre carga con 50% de la responsabilidad si no que el pronto reconocimiento del problema, cuando lo trae el hombre, tiene grandes probabilidades de revertirse.   4.- Una vez infértil, siempre infértil Para nada, en la actualidad hay muchos tratamientos que son muy poco invasivos que pueden ayudar a las parejas a concebir. Si se están teniendo problema de infertilidad no hay que alarmarse sino buscar soluciones, la mayoría de las veces se encuentra un arreglo.     5.- Una mujer mayor a 40 puede concebir fácilmente Se cree que si una mujer está completamente sana puede embarazarse rápidamente cuando tiene 40 años para arriba. La realidad es que está comprobado que a esta edad 2/3 de las mujeres no pueden embarazarse espontáneamente. En cambio, las mujeres que tratan de embarazarse antes de los 35 tienen 50% más de posibilidades de lograrlo.   6.- Si ya tuve un bebé, no puedo ser infértil Hay que tener cuidado con esto, que sea haya podido concebir no quiere decir que un problema de infertilidad no sea posible. Con el aumento de la edad se podría llegar a dar el caso así que es recomendado visitar al ginecólogo cuando se planea tener un segundo hijo para tratarse si es debido.   7.- Los tratamientos de infertilidad te hacen propensa a tener trillizos Esto es un mito, aunque se dice que el efecto de los procedimientos anti infertilidad dan como resultado un embarazo múltiple, la realidad es que el objetivo de estos tratamientos es un embarazo sano, no uno de cantidad.   Todo para la Mamá    Ver recetas durante el Embarazo  Ver recetas para la Lactancia  Ver recetas sin Lácteos  Ver recetas Altas en Proteína                 "¿Qué opinas de estos mitos y realidades sobre la infertilidad?"
Estimula el cerebro de tu bebé
Comida para Niños y Bebés
¿Has escuchado que el cerebro de tu bebé es una esponja? Eso es cierto, pero depende de ti que absorba todo lo posible para que sus funciones neuronales se estimulen. Aquí te damos algunos tips para activar la mente de tu bebé aún antes de nacido.   Que tu bebé se realice plenamente y exceda las expectativas está en tus manos. De hecho, las cosas que hay que hacer para ayudarle a su cerebro a florecer son bastante simples y aquí te enlistamos algunas para que tomes en cuenta cómo ayudar a quien más quieres a alcanzar sus metas. Para su inteligencia emocional Los bebés pueden escuchar, recordar y reconocer las voces que escuchan cuando están en gestación, así qué háblales y cántales. Ellos sabrán que esa voz la conocen de algún lugar y así empezarás a crear un vínculo auditivo y emocional. Para su desarrollo creativo Se ha comprobado que la música estimula las habilidades verbales, la memoria espacial y la creatividad en los niños. De hecho activa ambas partes del cerebro, en especial la música clásica gracias a su complejidad de patrones. De Mozart a Beethoven, a los niños les gusta. Para su sistema nervioso Aumenta tu ingesta de proteínas durante el embarazo, son esos nutrientes los que forman las células del cerebro del bebé. Un poco de yogurt griego diario además de mantequilla de cacahuate pueden ser un gran empujón proteínico. Para su sistema de inmunidad Al nacer tu bebé es importante amamantarlo, y no sólo para crear ese vínculo entre madre e hijo, sino también porque la leche materna contiene DHA y ARA, dos lípidos de origen natural que contribuyen al desarrollo neurológico de ciertas partes del cerebro. Para sus habilidades psicomotrices No pares de jugar y de retarlo. Los bebés, así como los adultos, aprenden de la experiencia y las adversidades. Ser complaciente con un infante puede privarlos de desarrollar todo su potencial cognitivo por lo que, si ya se sientan, coloca sus juguetes un poco fuera de su alcance para que gatee. Poco a poco irá descifrando la manera de alcanzar sus metas. Para su desarrollo neuronal Hablando de alimentos hay una lista detallada de ingredientes que estimulan el cerebro de los bebés. Los pescados que contienen Omega 3 como el salmón ayudan al buen desarrollo del cerebro. De hecho hay una vinculación entre niños que exceden las expectativas en la escuela y sus madres que consumieron grandes cantidades de Omega 3 durante el embarazo. Para su resistencia craneal Para proteger la corteza cerebral de tu bebé consume tu misma durante el embarazo y dale de comer cuando nazca: arándanos, espinacas, papaya, alcachofa y tomates.             Recetas para Bebés  Ver recetas de 6 Meses  Ver recetas de 7 a 9 Meses  Ver recetas de 9 a 12 Meses  Ver recetas de 1 a 2 Años     "Y tú, ¿Cómo estimulas el cerebro de tu bebé?"    
Los logros de tu bebé
Comida para Niños y Bebés
No hay nada mejor que ver crecer a tu bebé  y durante ese crecimiento experimentar sus metas cumplidas. Aquí te enlistamos, para que lo tengas en cuenta, a qué edad tu bebé debe empezar a conquistar esos logros. Cuando vaya llegando cada momento prepara la cámara pues no te quieres perder de cada pequeño estreno en el repertorio de tu bebé.   La primera sonrisa (significativa)     Es cierto que uno puede ver a un bebé de sólo días sonriendo pero la verdad es que es a los dos meses cuando los infantes muestran esa feliz mueca con intención y como reacción a algo que les causó felicidad, risa o alegría. Primera noche de corrido     Quienes hayan tenido hijos saben lo difícil que son los primeros meses en cuanto al poco sueño acumulado. Las noches se hacen largas y el cansancio aumenta y, aunque todo valga la pena,  uno siempre espera a los 3 o 4 meses del bebé para experimentar las primeras noches cuando duerme de corrido. El primer gateo     El momento para que tu bebé empiece a dar vueltas por la casa, en su cuenta, es el mes 8 y el 9. Es en estos meses que empiezan a gatear y descubrir su entorno personalmente.   Primera palabra   Si hubiera un preferido de los “primeros” probablemente este ganaría pues escuchar la primera palabra de tu bebé no tiene comparación. Aunque algunos pequeñines pueden ser un poco más rápidos o tardados en lograrlo lo normal es que suelten esa primera palabra a los 10 o 12 meses de nacidos.   Primeros pasos     Hay que estar atentos en esta etapa pues los bebés que empiezan a dar sus primeros pasos no dejarán de moverse por un buen tiempo. Aquí el espectro se abre pues hay bebés que logran caminar desde los diez meses, aunque la media lo hace pasado el año, como a los 13 meses. No te alarmes si tu bebé tarda un poco más pues todavía entra dentro del rango de normal que den esos pequeños pasos a los 17 meses.     Recetas para Bebés    Albóndigas de Pollo para Bebé La Mejor Galleta para la Etapa de Dentición  Puré de Camote y Coco  Puré de Chícharo           "Cuéntanos tus experiencias con las etapas de tu bebé."  
5 formas de reducir el consumo de azúcar en tus hijos
Comida para Niños y Bebés
Sabemos que el exceso en el consumo del azúcar no es bueno para la salud en cualquier edad en la que nos encontremos. Los niños son altos consumidores de azúcar, en refrescos y dulces sobretodo. Consumir exceso de azúcar puede causar cansancio en los niños y también: - Reduce el funcionamiento cerebral - Contribuye a la obesidad - Influye en nuestra producción de insulina que puede provocar diabetes - Conduce a un exceso de consumo de alimentos - Puede causar dolores de cabeza e inflamación Existen diferentes tipos de azúcares, no todos son malos en el consumo humano, por ejemplo, el consumo de los azúcares de la fruta viene acompañada de nutrientes como la fibra. Debemos reducir el consumo de azucar como la que utilizamos en la mesa. Las 5 formas de reducir el consumo de azúcar en tus hijos son: Lea las etiquetas. Las etiquetas nutricionales de los alimentos que venden es una fuente de información de lo que vamos a consumir, evita agregar a tu carrito del súper, alimentos con alto contenido de azúcar, puedes seguir comprando los productos que consumes normalmente, pero con una ligera variación que puede crear hábitos más saludables. Evita bebidas azucaradas. Existen muchas bebidas que tienen alto nivel de azúcar, para poder reducir el consumo de azucar evita el comprar en gran cantidad estos productos o elimínalos de plano de tu lista. Sustituya alimentos azucarados. Es muy normal para los niños que tengan antojo de algo dulce y usted puede satisfacer ese antojo y reducir el consumo del azucar al sustituir algunos alimentos. En lugar de darle a tus hijos una galleta, prepara una copa de frutas con un poco de miel de abeja natural, sí funciona. Planee sus alimentos. Antes de iniciar la semana, tome un poco de su tiempo para planear los alimentos de la semana, desde el desayuno hasta la merienda. Si planea una colación dulce como un plato de frutas, eso es lo que encontrarán sus hijos y no necesariamente otro tipo de alimentos. Cocine usted mismo. Usted podrá tener el control de lo que consume su familia. Si usted mismo hornea en casa unas galletas, podrá prepararlas con  menos azúcar, harinas integrales, semillas naturales, etc. Esta será la manera más sencilla de ofrecerle a su familia alimentos más saludables, bajas en azúcar y reducidas en grasas. Esperamos que con estos consejos puedas crear hábitos alimenticios más saludables en tu familia, en especial en tus hijos para poder reducir el excesivo consumo de azucar. Tenemos unas increíbles recetas sencillas para ellos, para que puedas preparar todos los días y tus hijos se acostumbren al consumo de la fruta. Congeladas de fruta. Para días de calor o como postre podrás probar deliciosas congeladas de fruta, saludables y ricas. Hielos frutales. Esta receta es para que los niños puedan comer fruta de una manera más divertida. Los puedes poner en agua. Raspados de fruta. Hielo triturado con un jarabe de frutas. Coctel de frutas de colores. Delicioso coctel de frutas de colores tan llamativo, que a todos los niños les gustará. Prepara esta receta para el lunch, de postre o como una cena ligera. Yoghurt de fresa hecho en casa. Con esta receta podrás preparle a tus hijos un delicioso yoghurt de fresa hecho por ti misma! Lo mejor es que cambiando la fruta podrás contar con muchos sabores diferentes! Fruta con crema. Un postre 100% saludable de fruta con crema batida. Flores de melón y sandía. Para que puedas enviarles un desayuno muy saludable a tus niños de lunch a la escuela, te recomiendo estas ricas flores de melón y sandía. Corazones de fruta. Banderillas de frutas para acompañar cualquier desayuno. Brochetas de fruta con crema batida. Una idea bonita para poner la fruta en un desayuno o para el lunch de la escuela. Copas de yoghurt cn granola y frutas. Estas copas de yogurt con granola y frutas son un desayuno sano y delicioso en menos de 15 minutos! Duraznos a la parrilla con crema. Al cocinar los duraznos en la parrilla se carameliza el azúcar natural de la fruta, dándole un sabor mas intenso. Estos duraznos se acompañan con crema batida y almendras tostadas, muy rico! Y ustedes, ¿qué hacen para reducir el consumo de azúcar en sus hijos?   Si quieres conocer más recetas de cocina para bebés y niños, haz click aquí
Ver más
PUBLICIDAD
Lo Más leído
La comida es un tema fascinante y hay cientos de libros que pueden llevarte a conocer más acerca de la magia gastronómica. Si te interesa descubrir todo sobre el arte de la cocina, estas lecturas son obligadas. Te aseguramos que te engancharán desde la primera página.  La enciclopedia de los sabores de Niki Segnit Este no es un recetario, sino una guía para conocer los sabores que combinan. Te recomendamos este libro si te interesa saber qué alimentos puedes mezclar para crear platillos deliciosos. Con ayuda de este manual, podrás cocinar recetas originales y llenas de mucho sabor. Larousse gastronomiqueEl libro ya es todo un clásico y forma parte de las bibliotecas de todos los amantes de la cocina. Entre sus páginas encontrarás miles de artículos sobre diversas técnicas y herramientas, así como alimentos, variedades y temporadas. El Larousse gastronómico es un libro de referencia imprescindible. The complete Bocuse de Paul BocuseLos amantes de la cocina saben que uno de los chefs más importantes del siglo pasado fue Paul Bocuse. Es por eso que este libro es tan importante. The complete Bocuse es el legado del famoso chef, y en él comparte cientos de recetas saladas y dulces. Sin duda, esta es la mejor manera de aprender a cocinar comida francesa. El gourmet solitario de Jiro Taniguchi y Masayuki Kusumi Este no es un libro tradicional de cocina. Los autores decidieron describir las experiencias culinarias del protagonista a través de un cómic. Lo fascinante de esta obra es que te lleva a recorrer los barrios de Tokio mientras descubres sus sabores más tradicionales. Un libro que refleja a la perfección la riqueza gastronómica de Japón. Papilas y moléculas de François ChartierUno de los mejores sommeliers del mundo escribió este libro para ayudar a las personas a descubrir los sabores y aromas ocultos en los alimentos y en los  vinos. Las personas que están interesadas en aprender más sobre el maridaje y la combinación del vino con los platillos, encontrarán en este libro verdaderos tesoros. Sumérgete en el mundo de la cocina devorando las páginas de estos excelentes libros. TE RECOMENDAMOS: VIDEO-TOP 10 RECETAS FÁCILES PARA COCINARVIDEO-LOS MEJORES POSTRES SIN HORNOVIDEO-RECETAS DE BOTANAS PARA CUALQUIER OCASIÓN
Después de Navidad y Año Nuevo, el Día de Reyes es uno de los festejos más esperados en esta época. El 6 de enero es el día en que tradicionalmente se parte la Rosca de Reyes, las familias se reúnen para tomar chocolate e incluso recibir regalos. Pero en realidad, ¿sabes por qué se parte una Rosca en Día de Reyes?El origen de la rosca de ReyesAunque sea una tradición muy mexicana, la Rosca de Reyes y la tradición de partir una, vienen del otro lado del mundo;desde Italia. Todo comenzó en la época de los romanos, cuando ellos festejaban al dios Saturno en épocas navideñas y tenían la costumbre de esconder un haba dentro de un pan.Los Reyes MagosPoco después del año 354, se comenzó a festejar el día 6 de enero en el mundo occidental “La adoración del Día de Reyes”. Sin embargo,a México llegó esta tradición hasta los tiempos de la Conquista. La tradición cuenta que los tres reyes salieron desde Persia (ahora Irán) para adorar al niño Jesús con regalos. Con el tiempo esta costumbre ha ido cambiando, hasta convertirse en el festejo que conocemos hoy en día. Los niños reciben regalos el 6 de enero, ya que representan los regalos que un día llevaron los Reyes Magos a Jesús.Lo que debes saber de la Rosca de Reyes. Todo se remonta hace ya varios años en Francia,donde tenían la tradición pagana de elegir el rey de las fiestas. En esta tradición se escondía la famosa haba en el pan.En el catolicismo ocultar el haba, en la actualidad el monito de plástico, significa la huida de José y María para esconder al niño Jesús, ya que el rey Herodes lo buscaba para matarlo. Por su parte, los dulces que hay en la Rosca de Reyes, simbolizan todas las distracciones para que no fuera encontrado.México no es el único país en donde comemos rosca el 6 de enero. En lugares como Francia, España, Portugal, también tienen una tradición similar, aunque el nombre es distinto, y varía el pan y la decoración.
Todos los años esperamos con ansias las posadas, pero ¿sabemos en realidad por qué las celebramos? Esta es la historia del origen de las posadas. Como la gran mayoría de las tradiciones mexicanas, la historia de las posadas se remonta a la época prehispánica. Antes de la Conquista española, los indígenas celebraban en diciembre fiestas en honor a su dios Huitzilopochtli. Las festividades, que duraban varias semanas, cerraban con reuniones simultáneas por todas las casas en las que se daban alimentos a los invitados. Casualmente estas fiestas coincidían con las celebraciones católicas de los españoles, por lo que estos las aprovecharon para evangelizar a los pueblos indígenas. Después de varios años de la Conquista, en 1587, el fray Diego de Soria obtuvo un permiso del papa para comenzar a celebrar las misas de aguinaldo. Con esto lo que buscaba el sacerdote era sustituir las fiestas en honor a Huitzilopochtli para que los indígenas comenzaran a celebrar la Navidad. Las misas de aguinaldo se llevaban a cabo del 16 al 24 de diciembre y eran una mezcla de misas con representaciones de los pasajes de la biblia. La intención de esto era evangelizar a los indígenas y mostrarles todo lo que habían tenido que pasar María y José antes del nacimiento de Jesús. En un principio las misas se organizaban dentro de la iglesia. Aprovechando la amplitud de los espacios del templo, los agustinos – quienes fueron los primeros en organizarlas – celebraron las primeras misas de aguinaldo dentro del convento de Acolman. Tanto españoles y criollos como indios asistían a estos eventos en los que al finalizar el rito religioso se repartían regalos y comida. Con los años se fueron incorporando más elementos a las fiestas (piñatas, cánticos, velas, dulces) y estas lograron mayor popularidad. Las personas comenzaron a celebrar lo que se conocía originalmente como las misas de aguinaldo en sus casas y barrios, hasta convertirse en lo que hoy conocemos como posadas. El significado de las posadas podría haber cambiado, pero no hay duda de que siguen siendo una de las fiestas más esperadas en México. ¿Tú ya organizaste tu posada? Estas recetas son perfectas para una posada: Pastel de tamal con carne adobada Tamales oaxaqueños de mole Chocolate caliente mexicano Sidra de manzana y canela   Fuentes: http://www.milenio.com/opinion/dr-sergio-antonio-corona-paez/cronica-de-torreon/origen-de-las-posadas-navidenas https://www.ngenespanol.com/travel/origen-de-las-posadas-en-mexico/  
Después de comer ciertos platillos es normal que sintamos un poco de indigestión o malestar estomacal. Para disminuir estas molestias existen remedios sencillos y muy económicos. Estos son algunos tónicos caseros que te ayudarán a sentirte más ligero.Jengibre + miel + limónPrepara un té de jengibre poniendo a hervir una taza de agua con un pedacito de jengibre fresco. Quítalo del fuego y añade una cucharadita de miel y el jugo de un limón. El jengibre te quitará las náuseas provocadas por la indigestión, la miel hará que te desinflames y el limón combatirá el exceso de acidez en tu estómago.Canela + mielPon a hervir una taza de agua y coloca una raja de canela dentro. Deja que entre en ebullición por unos minutos y después deja reposar. Agrega una cucharadita de miel y bebe lentamente el té. La canela es un ingrediente muy bueno para aliviar los síntomas de la indigestión, por lo que te sentirás más ligero después de tomar esta bebida.Anís estrella + manzanillaCombina un poco de anís estrella con manzanilla y haz un té. Bébelo como agua de uso durante todo un día y después tómalo por la mañana y la noche. El anís aliviará la inflamación provocada por los gases, y la manzanilla quitará el dolor estomacal gracias a sus efectos antiespasmódicos.Hierbabuena + mielEn una olla pon medio litro de agua y un manojo de hierbabuena (las hojas con todo y los tallos). Deja que hierva unos minutos y después agrega una cucharadita de miel. La hierbabuena es un remedio natural para mejorar el proceso digestivo. Si padeces de acidez, no tomes hierbabuena, ya que puede empeorar los síntomas.Agua + bicarbonato de sodioAgrega una cucharada de bicarbonato de sodio a un vaso con agua. Disuelve bien y después bébelo. Fíjate que no se quede todo el bicarbonato en el fondo del vaso. Este tónico funciona muy bien en las personas que suelen tener digestiones pesadas o que padecen de indigestión debido a la acidez.Estos remedios caseros pueden sacarte de un apuro cuando te sientes pesado después de una comida, pero no pueden sustituir un tratamiento médico. Si presentas síntomas de indigestión en repetidas ocasiones, te recomendamos visitar a tu doctor.Puedes probar estas Recetas Ligeras y darle un giro a tus platillos diarios:Pan fácil de avenaEnfrijoladas de claras rellenas de nopalessAguacate relleno de ensalada de nopalesVasitos de yogurt con crujientes de almendras
NEWSLETTER

Suscríbete al news de kiwi y recibe recetas originales de temporada, menús y mucho más cada semana en tu inbox.

Enviar
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD