¿Sabes cómo preparar Kibbeh?
Recetas Fáciles

¿Sabes cómo preparar Kibbeh?

Por Kiwilimón - Mayo 2012
Kibbeh (también kipe, kibi, kipi, kepi, kibba, kiwi, kubba, árabe كبه), conocido como içli köfte en turco, es un alimento muy común en Siria y Palestina en todo el Oriente Medio y parte del Cáucaso así como en Armenia. Se considera tradicionalmente el plato nacional del Líbano. En su forma más corriente se compone de carne picada de cordero con bulgur y especias. Su nombre estándar en árabe es kubba, aunque varía la pronunciación según las zonas; la palabra kibbe recoge la pronunciación libanesa. (Fuente Wikipedia) Este alimento es una delicia. Ha ido cambiando en sus formas de preparación desde sus orígenes gracias a la migración de libaneses a diferentes países del mundo, lugares donde se han adaptado esas diversas formas de cocina en torno al kibbeh. En México, existen diversas formas de preparar. Aquí te dejamos una receta deliciosa:

Kibeh Crudo

Chef: Deborah Dana Beyda Riquísima receta Árabe muy facil de preparar.

Ingredientes

  • 2 Tazas de Trigo para kibeh
  • 1 Taza de Carne molida de res fresca, limpia y sin grasa
  • 1 Cucharada de Puré de jitomate
  • 1 Pieza de Pimiento rojo picado
  • 1 Pieza de Pimiento verde picado
  • 1 Pieza de Cebolla chica picada
  • 2 Cucharadas de Comino en polvo
  • Pimienta al gusto
  • Sal al gusto
  • Aceite

Modo de preparacion

  1. Lava y coloca el trigo en un tazón con agua por 10 minutos. Despues escurre bien en una coladera fina hasta remover toda el agua.
  2. Mezcla en un tazón el trigo con la carne. Agregue los pimientos y la cebolla y sazone con el comino, la sal y la pimienta.
  3. Pasa la mezcla por una máquina para moler dos veces (debe de quedar una masa bien firme).

Tips

El trigo lo puede encontrar en tiendas árabes.

Presentación
Coloca en un plato y agrega un poco de aceite, decora con aros de cebolla y sirve con salsa de tamarindo.
Si deseas conocer más recetas de cocina haz click aquí  
Califica esta receta
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Esta es la época de celebración y de brindis con nuestros seres queridos. Por aquellos que están y nos acompañan, por los que ahora viven en los recuerdos y por el nuevo capítulo que estamos por inaugurar. Hay posadas, festejos, risas y, a veces, unas copitas de más, que al amanecer se transforman y nos torturan con la famosísima cruda o resaca.  Mayte Martín del Campo, nutrióloga de Kiwi Te Cuida, señala que cuando se consume alcohol, se distribuye a través del agua corporal, afectando a la mayoría de los órganos de nuestro cuerpo como el hígado, el intestino, el páncreas, el cerebro y el corazón. Al consumir alcohol en exceso, además de la deshidratación, podemos experimentar dolor de cabeza, cansancio y sensibilidad visual y auditiva.  Si eres víctima de estos síntomas, te recomendamos algunas bebidas y antojitos infalibles para curarte la cruda:  Agua de coco con horchata  El agua de coco es un excelente aliado para la cruda, porque contiene electrolitos. Esta receta además integra horchata que con el coco hacen una combinación refrescante y perfecta, con grandes aportaciones. El coco tiene muchas propiedades que benefician a la salud, como ácidos grasos, fibra y vitaminas. Si te sientes apagado, prueba esta agua fresca mexicana.  Limonada mineral con menta El agua mineral te salvará en tus crudas. Puedes tomarla sola, o bien mezclarla con limón y miel para obtener un gran shot hidratante y sanador. Juliana de la Mora, kiwifan, prepara en casa una limonada con menta y burbujas, que nosotros te recomendamos para recuperarte y disfrutar el sabor de que tu cruda valió la pena.  Clamato power Carlos Lieja prepara una cerveza con clamato, camarones y pepino que será la dosis que tu cuerpo necesita para seguir el impulso festivo de la temporada.  Y, por supuesto, para curarte la cruda con mucho sabor, te recomendamos estos antojitos mexicanos infalibles:  Caldo de camarón  El caldo de camarón es una receta muy común en estados como Sinaloa y Veracruz. Puede prepararse de diferentes maneras, con camarón seco, fresco e incluso utilizando sus cáscaras. Con un toque picosito de chile y unas buenas gotas de limón, es la forma perfecta de acabar con la cruda.  Consomé de barbacoa La barbacoa es el platillo insignia del estado de Hidalgo y es que el secreto para ser tan sabrosa está en su preparación: se hace en un “horno de tierra”, es decir, en un agujero donde la carne se cubre con pencas de maguey asada. El resultado es una carne suave y jugosa que generalmente va acompañada de un consomé hecho a base de los jugos de la cocción y garbanzos. ¿Acaso hay mejor remedio para la resaca? Birria de res Después de una noche de fiesta, al día siguiente no pueden faltar unos buenos taquitos de birria. La birria es un platillo originario de Jalisco que se prepara con carne de chivo o de res, se baña en una deliciosa mezcla de chiles. De ahí ese sabor tan característico que pocos pueden resistir. Chilaquiles verdes Ya sean crujientes o aguados, los chilaquiles son una receta infalible si lo que quieres es vencer el mal de la cruda. La verdad es que, al ser un platillo tan fácil de hacer, pues prácticamente se trata de mezclar tortillitas fritas con una buena salsa verde, quesito, cremita y cebolla, es la opción favorita de los mexicanos. ¡Cuéntanos cuál es tu remedio casero favorito para curarte la cruda!  
Leer en españolAs the holiday season goes by, there still are things we can do to remember the splendid Christmas dinner we have spent so much time planning. Recalentado, as it is called in Spanish, is a tradition that makes the most of Christmas leftovers to prepare different dishes with a homey touch to enjoy more family time. If you want to be innovative with Christmas leftovers, check out our top 5 leftovers recipes! Leftover Turkey PaniniThis turkey panini with pesto mayonnaise is great to make the most of leftover turkey. The amazing flavor of this delicious bird is enhanced overnight and it is just perfect combined with a slice of crunchy bread. Add dried tomatoes to give this panini a sweet hint and a dash of árbol chile salsa in case you need a little bit of help to deal with a hangover. Cranberry Turkey SandwichesAlthough simple, this recipe is packed with tons of flavor. All you need is Christmas leftover turkey, cranberry jam, either store-bought or homemade, and arugula. These ingredients, combined with a bit of freshly toasted sandwich bread, guarantee a winning holiday brunch. For a more sophisticated taste, add a bit of Brie cheese. Turkey Alfredo Pasta If you’re looking for a hearty and yielding recipe prepared with leftovers, pasta is a great alternative. You can also prepare this recipe with shrimp, pork, and even beef since all these ingredients match perfectly with Alfredo sauce. Making this recipe is a piece of cake and will be ready in less than 30 minutes.Jalisco-Style Tortas Ahogadas This recipe is perfect if pork leg was part of your Christmas feast. Just shred the meat and place it inside a telera or bolillo roll. The secret to this torta ahogada lies in the sauce, which is prepared following the traditional recipe from Jalisco, Mexico. You can make the sauce as spicy as you like, but keep in mind that recipes featuring a bit of chile are great hangover cures, even more so if you enjoyed some Christmas cocktails the previous night. Canned Tuna Fish Cakes As yielding as it is, there will always be leftover mashed potatoes. You can make the most of mashed potatoes by mixing them with a bit of cooked tuna to make some quick and delicious canned tuna fish cakes your family will love.                                                                     Translated by Miranda Perea
Agradecer es uno de los actos más elevados de la existencia. El poder que esconde esta sencilla acción es magia pura: nos conecta con las frecuencias divinas, con el don creador que manifiesta y le da boost a lo que agradecemos. Esto a colación de que estamos a una semana de la celebración más relevante para los norteamericanos, el Thanksgiving (los canadienses también la celebran, pero en otra fecha). Esta fiesta no tiene un día fijo en el calendario, sino que sucede el cuarto jueves de cada noviembre y, aunque conmemora un hecho histórico cuya veracidad sigue generando debates, agradecer es un acto universal y amoroso, cercano a todas las culturas.Según Philip David, hotelero y restaurantero americano residente en México, el Día de Acción de Gracias comenzó en Plymouth, Massachusetts, con los peregrinos llegados de Inglaterra, quienes al haber enfrentado escasez de alimento agradecieron la primera cosecha. Su fruto y la benevolencia de los indios wampanoag asentados en el área hicieron posible la supervivencia en el duro invierno. El Día de Acción de Gracias quedó como una celebración importante en la religión protestante y en la cultura anglosajona en general, pero se convirtió en una fiesta nacional en 1789, por iniciativa de George Washington. “Algo que no se tiene claro es que el Thanksgiving no es una fecha de consumismo –como la Navidad– sino de estar y permanecer en familia. La familia es lo importante en este día”. Es con ella y alrededor de la mesa que desfilan platos como el puré de camote, la ensalada con nueces y arándanos, el pay de nuez o el de manzana. El pavo es imprescindible. Sobre el porqué se celebra con esta proteína existe todo tipo de teorías. El guajolote es originario de Norteamérica y se cree que, con esta ave, otrora salvaje, y con ternera, se celebró en aquella primera ocasión. La familia, la comida y el agradecimiento, ¿acaso hay una mejor celebración?¿Por qué es tan bueno agradecer?Gabriel Ángel, facilitador de sanación cuántica, dice que “cuando agradeces, aumentas tus frecuencias y esto genera cambios celulares positivos en el organismo. Nuestros ancestros estaban conectados a la Tierra. Ellos agradecían todo lo que podían porque entendían que este acto era una especie de retribución al universo, a Dios, a la fuente creadora, por todo lo que recibían”.Mirar en conciencia lo que nos rodea nos hace desmenuzar su magnificencia. Cuando somos capaces de hacerlo, el agradecimiento viene con facilidad y valoramos a las personas con quienes compartimos camino, lo que hacemos, lo que somos, lo que tenemos, los frutos de nuestro trabajo y, claro, las cosechas. Hay un regalo en todo, si sabemos verlo. En esta sintonía muere el miedo a dejar de poseer porque no existen límites en la abundancia del universo. “El sistema divino es un sistema; tiene sus propias reglas, sus propias leyes. En el agradecimiento te conectas con esas leyes, con la divinidad y eso claro que genera resultados: te conviertes en una herramienta de manifestación”, asevera Gabriel Ángel. El agradecimiento que se comparte en la mesa, por ejemplo, como en el Thanksgiving, no se exime de dicho encanto. Gabriel Ángel explica que hay que agradecer el ser y el estar, el cómo llegaron nuestros alimentos a la mesa y por quienes la rodean; por la providencia que generó el momento en una maquinación perfecta. Luego lo que queda es conectarnos con el gozo en cada cucharada, cada bocado.Yo particularmente celebro la conexión que genera el dar gracias con la esperanza, con el aquí y el ahora, con la alegría de vivir. Para Gabriel Ángel, lo importante es ir hacia el corazón y apreciar. "Hay que pagar con amor lo que se recibe: agradecer es una faceta más de la energía del amor". En agradecer estar el recibir: el Día de Acción de Gracias es la oportunidad que tenemos para que, a través de la unión familiar, de la comida rica, de sabernos bendecidos, alegremos nuestro corazón para recibir más. Si ya se te antojó ponerte en la sintonía te dejo un menú delicioso que podrás compartir en familia:Pechuga de pavo con salsa de frutos rojos como plato fuerteRelleno de pavo para acompañarPuré de papa con jamón como guarnición clásicaPay de nuez o cheesecake de calabaza como postre
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD