Alimentos para diabéticos
Dietas y Nutrición

Alimentos para diabéticos

Por Kiwilimón - Enero 2013
Se sabe muy bien que la diabetes se considera como un desorden del metabolismo del ser humano y en donde la insulina es el factor más importante en este proceso. Es importante entender que durante la digestión se descomponen los alimentos para crear glucosa, la mayor fuente de combustible para el cuerpo. Dicha glucosa pasa a la sangre, donde la insulina le permite entrar en las células. Con base en lo anterior, en personas con diabetes, una de dos componentes de este sistema falla:
  1. El páncreas no produce, o produce poca insulina (Tipo I)
  2. Las células del cuerpo no responden a la insulina que se produce (Tipo II)
Existen dos tipos principales de diabetes:
  • La tipo I, dependiente de la insulina, a veces se le llama diabetes juvenil, porque normalmente comienza durante la infancia (aunque también puede ocurrir en adultos). Como el cuerpo no produce insulina, personas con diabetes del tipo I deben inyectarse insulina para poder vivir. Menos del 10% de los afectados por la diabetes padecen el tipo I.
  • La tipo II, que surge en adultos, el cuerpo sí produce insulina, pero, o bien, no produce suficiente, o no puede aprovechar la que produce. La insulina no puede escoltar a la glucosa al interior de las células. El tipo II suele ocurrir principalmente en personas a partir de los cuarenta años de edad.
Diabetes y la comida Comer en exceso no es bueno, siempre es mejor repartir las comidas en varias porciones y con diferencia de horarios. Asimismo, es importante recalcar que las grasas son bastante dañinas para los diabéticos, por lo que la idea es eliminarlas lo más que se pueda. Para ello, se puede comer los cortes magros de la carne, quitar la piel del pollo, ingerir siempre lácteos descremados y erradicar por completo el consumo de embutidos. La fibra es fundamental para mantener una buena alimentación, y en especial es muy benefactora en casos de diabetes ya que ayuda al control glicémico. Los alimentos que son ricos en fibra son aquellos como el pan, las galletas y las pastas integrales, las leguminosas como los porotos (frijoles), las frutas y las verduras frescas. Antes de enumerar y clasificar los alimentos que pueden o no pueden tomar las personas que padecen diabetes, no está de más recordar que la sal debe ser usada con moderación, no se debe tomar más de una copa de vino al día y hay que evitar, en la medida de lo posible, las bebidas refrescantes que contengan azúcar. El azúcar podrá ser reemplazada por edulcorantes pero siempre con mucha precaución y sin excesos.

Recetas de cocina

A continuación te dejamos algunas recetas de cocina recomendadas para diabéticos, mismas que son fáciles de preparar y saludables. (es importante que hagas click en el título de la receta para ver más detalles de preparación de la misma) Barras para Desayunar de Muesli. El muesli es una deliciosa combinación muy saludable y rica en proteínas. Es recomendable para empezar el día con toda la energía. Pastel de Chocolate con Leche. ¿Quién dice que por tener diabetes no puedes disfrutar de un rico pastel de chocolate? Con esta receta lo podrás hacer. Las porciones están hechas para que disfrutes a gusto (sin exceso) del dulce de los reyes. Sopa de Verduras. La tradicional y exquisita sopa de verduras con un toque único y especial. Sopa de Espárragos. Los espárragos son una fuente de fibra y antioxidantes que no podemos dejar de consumir en nuestra vida diaria. Esta sopa es excelente para las personas que sufren de diabetes ya que se cuida la cantidad de carbohidratos que contiene. Sopa de Zanahoria. Esta sopa es para toda la familia. Las porciones de sus ingredientes están hechas para que las personas con diabetes puedan consumirla sin restricciones. Untable de Pescado Ahumado. Esta rica preparación es muy nutritiva y rica en proteínas. Es un alimento ideal cuando quieres disfrutar de un menú bajo en carbohidratos. Hummus. Este platillo tiene su origen en el Medio Oriente. Gracias a sus ingredientes, es una fuente de nutrientes, además de ser ideal para ofrecer a tus invitados en alguna reunión como botana. Portobellos Marinados en Vinagreta. Estos hongos los puedes usar para guarnición o como una rica botana. Filete de Pescado con Salsa de Cítricos con Jengibre. Una rica receta para cocinar los filetes de pescado en una salsa de cítricos con Jengibre. Es una gran opción para dietas ya que solo tiene 130 calorías por porción y 5 gramos de carbohidratos.    

Para conocer más recetas para diabéticos, haz click aquí.

     
Califica este Artículo.
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
El comienzo del Año siempre es una oportunidad para hacer borrón y cuenta nueva. Si en el último año sentiste que no estabas cuidando bien tu cuerpo o que tu salud comenzaba a sufrir los estragos de tu estilo de vida, aprovecha el Año Nuevo para construir nuevos hábitos alimenticios.¿No tienes ni idea de por dónde comenzar? Estos son los hábitos que mejorarán considerablemente tu salud.Bebe más agua natural. Cuando no tomas suficiente agua, el cuerpo se deshidrata. Esto puede provocar problemas de salud, hacerte sentir débil y comerás de más. Este año hazte el propósito de beber dos litros de agua natural todos los días.Come cinco veces al día. Los periodos de ayuno prolongados hacen que los niveles de azúcar se desestabilicen, haciendo que tengas más antojos de comida chatarra. Mantén tu metabolismo a buen ritmo con cinco comidas al día.Desayuna bien todos los días. Jamás comiences tu jornada sin haber desayunado. El brincarte esta comida no solo hace que sea más difícil arrancar motores, sino que además está relacionado con el aumento de peso. Inicia todos los días con una comida balanceada.Busca siempre frutas y verduras frescas. Parte de una buena alimentación, es comer menos comida con conservadores. Sí, es muy sencillo tener todo en reserva como enlatado, pero para absorver verdaderamente bien los nutrientes, tu cuerpo necesita comida fresca. Cocina más. Este año lucha contra la flojera y las prisas, y métete más a la cocina. El tiempo que inviertas en la preparación de tus comidas te ayudará a hacerte más consciente de tu alimentación y de tus hábitos alimenticios.Mejora tu relación con la comida. La ansiedad, el temor y la frustración son algunas emociones que pueden llevarnos a comer sin tener hambre necesariamente. Analiza las razones por las cuales comes y descubre si hay algún patrón que desencadene algún comportamiento negativo hacia la comida.Prueba nuevos alimentos. Date la oportunidad de descubrir nuevos sabores. Prueba nuevos ingredientes y estilos diferentes de comida. Es bueno tener platillos favoritos, pero no limites tu experiencia gastronómica a un par de recetas ya conocidas.Y sobre todo recuerda: Haz ejercicio tres veces por semana, aunque suene a cliché, en verdad tu cuerpo necesita que hagas más ejercicio. Y no se trata solo de una cuestión de perder peso, la actividad física tiene la capacidad de hacerte sentir mejor y con más energía.¿Tú ya tienes tus propósitos para el Año Nuevo? Si lo que quieres es comenzar a cocinar más, estas recetas son perfectas para ti:Ensalada de Camote con Frutos SecosCroquetas de Camarón con Salsa de HabaneroEnsalada de Espinacas con Fresas
Picar, licuar, mezclar. Ahora puedes hacer cualquiera de estas cosas en cuestión de segundos con solo presionar un botón. Cocinar con licuadora es tan sencillo que ahora tal vez te parezca imposible pensar en una cocina sin este electrodoméstico, pero la verdad es que este es un invento relativamente nuevo. Fue apenas hace unos 96 años (en 1922) que S. J. Poplawski inventó un electrodoméstico para preparar batidos y ésta era conocida como "aparato de cocina centrifugador". Aunque en un principio este aparato estaba diseñado solo para mezclar bebidas, con el tiempo fue cambiando hasta convertirse en la licuadora como la conocemos hoy. La licuadora es ahora una herramienta indispensable en todos los hogares. Usar este electrodoméstico ofrece un sinfín de ventajas, pero podríamos decir que estos son los principales beneficios de cocinar con licuadora: Textura La licuadora no solo mezcla los ingredientes. Dependiendo del modo en el que la utilices, puede desde picar hasta licuar. Además, con la licuadora puedes conservar los nutrientes de los alimentos, ya que a diferencia de otros electrodomésticos no separa la pulpa, la piel y el jugo de las frutas o verduras. Practicidad No tienes que comprar una colección entera de electrodomésticos para hacer maravillas en la cocina.  Una buena licuadora puede hacer de rallador, moledor o procesador sin necesidad de gastar en más aditamentos. Y lo mejor es que cabe en cualquier lado. Limpieza Aparte de que te ahorras la limpieza de cuchillos, tablas de cortar y el batidero sobre la barra de la cocina, mantener una licuadora es muy sencillo. Con un poco de jabón y agua es suficiente para limpiar los restos de comida. Consumo de electricidad La mayoría de las licuadoras funcionan con un rango de 300-350 watts, mientras que los procesadores de alimentos utilizan entre 500 y 1500 watts. Como puedes ver el consumo de energía es mucho más bajo con las licuadoras. Tiempo Con una licuadora puedes hacer lo mismo que un mortero, un metate o un buen cuchillo. La gran diferencia es que te tomará mucho menos tiempo picar o moler los ingredientes con la ayuda de la licuadora.   Aprovecha todos los beneficios de cocinar con licuadora manteniéndola en buen estado. Siempre desármala antes de limpiarla, deja que el vaso seque completamente antes de colocarlo sobre el motor.   Recetas que puedes preparar con licuadora: Pay de limón frío en licuadora Pasta con salsa de espinacas Panqué de nuez en licuadora Daiquiri de plátano   Fuentes: Curiosfera.com Gob.mx Etiquetaenergetica.com  
Tener suficiente bebida, comprar hielos, arreglar la mesa, preparar los bocadillos, hacer una playlist… Estas son las cosas que vienen a tu mente cuando vas a tener una fiesta en tu casa, pero si realmente quieres ser la mejor anfitriona, hay algo que no puedes pasar por alto: tener perfecto tu baño de visitas. Convierte hasta la reunión más casual en una experiencia cómoda y placentera para todos tus invitados.Con estos tips, tu baño de visitas estará listo para la temporada de fiestas:Primero que nada, tu baño debe estar reluciente.No haya nada que arruine más una reunión que un baño sucio. Tal vez tú ya estás acostumbrada al aspecto de tu baño, pero tus comensales no. Sigue estos consejos para que tu baño quede presentable y muy limpio.Organiza tus toallas en una bonita caja.Si tienes tus toallas amontonadas puede parecer que están usadas o sucias. Para tenerlas organizadas y a la mano, puedes colocarlas dentro de una caja decorada. ¿Tienes el mismo problema con los rollos de papel higiénico? Haz otra caja para colocar el papel higiénico de una manera organizada. Para no romper con la hermosa decoración y la experiencia de comodidad de tus invitados, te sugerimos usar Luxury Almond Touch de Regio®. Disfruta de su delicado toque de almendra y conviértete en la mejor anfitriona agregando su complemento perfecto: el nuevo Regio® Papel Higiénico Húmedo. Esta combinación será ideal para garantizar que tus invitados maximicen su higiene y se sientan frescos durante todo el día. Arréglalo para que quede bonito Hay detalles muy pequeños que pueden transformar tu baño de visitas. Por ejemplo, en lugar de poner un jabón en barra, ¿por qué no haces tu propio dispensador de jabón líquido? Usa una botella de licor vacía y rellénala con algún jabón que tenga tu aroma favorito. Pon velas aromáticas para que tenga un toque festivo.La canela, el romero y el pino son algunos de los aromas que, sin importar la época del año, nos remontan inmediatamente a la Navidad. Prepara unas velas con el olor que más te guste y decóralas con un lindo moño. Tu baño lucirá y olerá espectacular. Consiente a tus invitados.Cuando hace frío es común que muchas personas sufran de labios partidos. Si quieres anotarte puntos extra con tus amigos, prepara tarritos con crema para labios y déjalos en tu baño. Es un detalle muy sencillo y económico, y tus invitados lo agradecerán profundamente. Evita que el jabón reseque las manos de tus comensales.Después de lavarse las manos, la piel queda reseca, y esto se puede agravar durante el invierno. Una manera muy efectiva de evitarlo es aplicando una crema de manteca de cacao, aceite de oliva y miel. Haz esta receta y déjala en tu baño de visitas.
PUBLICIDAD
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD