¿Consumes suplementos alimenticios?
Dietas y Nutrición

¿Consumes suplementos alimenticios?

Por Kiwilimón - January 2015
Nuestras amigas de ActitudFem nos ayudan con información para conocer qué pasa con el consumo de suplementos alimenticios. Ve qué hay de este tema: Afortunadamente esto de comer sanamente y de vivir en equilibrio se ha puesto de moda… Ahora es políticamente incorrecto vivir a base de grasas y comida chatarra, y nadie come hamburguesas y pizzas como comida diaria entre semana. En esta búsqueda por equilibrar la alimentación han surgido muchos mitos alrededor de los suplementos alimenticios. Su función es cubrir la falta de minerales o vitaminas que no estamos consumiendo de manera regular a través de nuestra alimentación, pero ojo, hay ciertas cosas que debemos tomar en cuenta al agregarlos a nuestra dieta. Aquí lo que nos contaron nuestros amigos de Nature’s Sunshine:

1. No son medicinas

Es muy importante no emplearlos como tratamiento a enfermedades, síntomas o padecimientos, tampoco son sustitutos de la alimentación. Su consumo recomendado se basa en complementar los nutrientes que nuestro organismo necesita para su funcionamiento.

2. Su función es equilibrar

En la actualidad, el acelerado ritmo de vida nos impide tomar el tiempo necesario para la ingesta completa de alimentos; así los suplementos pueden ser una alternativa para equilibrar alguna de las comidas del día.

3. Ideales para deportistas

Existen casos específicos, como los atletas, que requieren de una alimentación especial debido al desgaste físico provocado por el ejercicio. Consumir los nutrientes adecuados es fundamental, si bien la mayor parte se obtienen de forma natural en los alimentos, los profesionales recomiendan incluir algún tipo de suplemento.

4. Propiedades que los alimentos empiezan a perder

La constante exposición a pesticidas, fertilizantes y contaminantes, ha provocado que los alimentos pierdan algunas de sus propiedades. Para contrarrestar este efecto, una opción es agregar un producto hecho a base de hierbas, extractos vegetales, alimentos tradicionales, deshidratados o concentrados de frutas, pueden estar adicionados con vitaminas o minerales.

5. Consulta a tu médico

Antes de integrar un suplemento alimenticio a tu dieta, es recomendable consultar al médico, te podrá orientar sobre los ingredientes que contiene y evaluar si es lo adecuado para ti. Ver nota completa aquí.
Califica este Artículo.
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Deja de batallar para llegar a la quincena. Aprende a ahorrar cuando vas al súper con estos tips súper sencillos. Diseña el menú de la semana. No solo se trata de tener orden al momento de alimentarte. Haciendo un menú semanal es más sencillo que planees tus comidas, elijas los ingredientes y calcules las cantidades para evitar desperdicios. Por ejemplo, si el lunes preparas pastel de papa con queso y jamón, puedes aprovechar para cocinar otros días gratín de papas con queso poblano o papas Alfredo. Aprovecha los productos de la temporada.Una manera muy efectiva de ahorrar y siempre comer fresco es cocinar con las frutas y verduras de la temporada. Investiga cuáles son los productos que están disponibles y diseña el menú semanal en torno a ellos. Preparar la comida de acuerdo a la temporada también es una buena idea para renovarte constantemente y no estancarte al momento de cocinar. Aprende a sustituir ingredientes.Otro tip que puede ayudarte a ahorrar en la cocina es sustituir ingredientes. Esto te ayudará a mantener un presupuesto más bajo (al no tener que comprar tantas cosas), pero también es una manera de llevar una alimentación más saludable. Por ejemplo, en lugar de comprar una cartera de huevos, puedes tener en tu alacena chía y solo remojarla en agua cuando hagas alguna receta que incluya huevo. Haz una lista del mandado.Si lo que quieres es bajarle a tus gastos de comida, antes de ir al súper checa tu menú, revisa lo que tienes en tu cocina y, con base en eso, haz una lista de los alimentos que te hacen falta. La idea es que compres solo lo que hayas previsto para tus comidas de la semana y dejes de lado todos los gastos innecesarios: botanas, dulces, antojos, etc. Elige bien lo que compras. Mientras estás en el súper puedes ahorrar de muchas maneras. La más común es comprar productos que no tienen marca. En muchas ocasiones la calidad es similar a otros productos, pero el precio es mucho más bajo. Otra opción es adquirir artículos que sean rellenables. Esto además es ecológico, ya que te permite reutilizar botellas y contenedores. ¿Tú cómo ahorras cuando vas al súper? Compártenos tus tips en los comentarios.
¿Te convenciste de cambiar tus hábitos alimenticios? Consiente tu paladar mientras cuidas tu salud con estas recetas saludables para comenzar la dieta. Enchiladas de calabaza con pollo. Disfruta el tradicional sabor de las enchiladas, sin los carbohidratos de las tortillas. En esta receta aprenderás a envolver el pollo en láminas delgadas de calabaza para sustituir las tortillas. Sírvelas con queso panela, cilantro y, por supuesto, más salsa.LA RECETA ESTÁ AQUÍChampiñones rellenos veganos. Cumple tu propósito de llevar una alimentación más balanceada preparando estos ricos champiñones. Gracias a la sémola de trigo (couscous) y las verduras, este platillo es muy rendidor y llena bastante, así que no te quedarás con hambre.LA RECETA ESTÁ AQUÍTaquitos de nopal rellenos de requesón. Mucha fibra, mucho sabor y pocas calorías: así son estos deliciosos taquitos de nopal rellenos de requesón. Recuerda que es muy importante agregar bicarbonato al agua de cocción de los nopales para quitarles la baba.LA RECETA ESTÁ AQUÍEnsalada de fresas y aguacates. No todas las ensaladas son aburridas. Con esta receta podrás preparar un platillo lleno de sabor y textura sin demasiadas calorías. El aderezo hecho con yogurt, chía y aceite de oliva hace que todos los ingredientes se integren para darle armonía a los sabores.LA RECETA ESTÁ AQUÍCeviche de coliflor. Esta es una versión vegetariana del tradicional ceviche de mariscos. Lo mejor de todo es que, aparte de tener un sabor increíble, solo te tomará 20 minutos preparar esta receta. Puedes servir el ceviche en tacos, tostadas o canastas de tortilla.LA RECETA ESTÁ AQUÍTostadas de tinga de nopales.Si tienes antojo de una tinga, pero no quieres comer carne, aquí te tenemos la  solución. Esta receta tiene el mismo rico sabor de la tinga, solo que, en lugar de usar carne de pollo o cerdo, se utilizan nopales cortados en tiritas.LA RECETA ESTÁ AQUÍHamburguesa vegetariana con “pan” de coliflor. ¿Estás tratando de bajarle a tu consumo de carne, pero tienes un antojo terrible de hamburguesa? Con esta receta podrás disfrutar del delicioso sabor de este platillo sin un gramo de proteína animal. Además, podrás ahorrarte los carbohidratos del pan sustituyéndolo por un “pan” hecho con coliflor, queso y cebollín.LA RECETA ESTÁ AQUÍYa no tienes pretextos para no llevar una alimentación balanceada. Con estas recetas podrás comenzar el año cuidando tu salud.
Admítelo: algunos de tus utensilios de cocina ya pasaron por su mejor momento y es la hora de buscar un reemplazo. Piensa que ahora que comienza un nuevo año es la oportunidad de hacer renovaciones en todos los aspectos, incluyendo tu cocina.Aunque algunos utensilios de cocina están destinados a durar para siempre (como los de acero inoxidable) hay otros que necesitan ser cambiados regularmente, pero ¿cómo saber si es el momento de cambiar tus utensilios? Fácil, nosotros te decimos cómo.Las toallas para la cocina. Cuando por más lavadas que les hayas dado siguen teniendo un olor desagradable, o ahora la textura no es tan suave y se ha vuelto un poco acartonada, es el momento de remplazarlas. Sobre todo, si las toallas ya están deshilachadas, rasgadas o muy maltratadas. Recuerda que los trapos y toallas de cocina guardan una cantidad considerable de gérmenes, sin importar cómo las laves o cuántas horas las dejes expuestas al sol. Las esponjas. Mientras sigan lavando, las seguimos usando, pero ojo, las esponjas son el utensilio que se tiene que cambiar con más frecuencia y sin necesidad de que se parta en dos o le falte un cachito. Cuando huele mal o ya está rota piensa en todas las bacterias que puede guardar. Además, toma en cuenta que estar casi todo el tiempo mojada, ocasiona que garde gran cantidad de gérmenes y bacterias que estarás pasando a tus trastes "limpios" o recién lavados.Las cucharas de madera. ¿Cómo saber cuándo debes cambiar tu cuchara? Muy fácil: porque ya es casi imposible servir la comida de lo roto que está. Una cuchara de madera cuida mucho tus sartenes antiadherentes, pero si está rota deberás desecharla. Una de las razones principales es que podría desprender algún residuo de madera y quedarse en la comida o en el sartén. El pelador de papas. Los mejores son los de acero, pero son lo que se oxidan más rápido. Si pierdes más tiempo peleando con tu pelador que con un cuchillo es hora de cambiarlo. Por lo general hay que cambiarlos porque se rompen, se doblan o simplemente están muy oxidados.Los contenedores de plástico. Los famosos tuppers son otros de los utensilios que deberás cambiar en algún punto. Cuando tengan manchas imposibles de quitar, estén rallados o tengan un olor penetrante, es hora de mandarlos al bote de basura. De preferencia, es mejor que utilices recipientes de vidrio para conservar mejor la comida y para que cuando la guardes, no se contaminen por el plástico. Aprovecha esta temporada para hacer un cambio en los utensilios de tu cocina y estrénalos con estas recetas:Volovanes de champiñones cremososCheesecake de elote con rompopeTrufas de leche condensadaRollo de tamal relleno de cochinita
Para mantener una alimentación saludable y buenos hábitos alimenticios, es necesario llevar una dieta balanceada, pero si además quieres echarte una mano consumiendo alimentos bajos en calorías, esto te interesa. Conoce cuáles son las verduras que tienen menos calorías.ChampiñonesSin importar el tipo de champiñón que decidas usar en tus recetas, puedes tener la certeza de que estará lleno de nutrientes con muy pocas calorías (15 por taza).CalabacitasEste es un alimento básico para perder peso, ya que te satisface rápidamente y por más tiempo, y solo aporta 20 calorías por taza.ArúgulaEste vegetal es buenísimo para preparar ensaladas y lo mejor es que en 10 gramos solo consumirás 3 calorías.BrócoliEl brócoli no solo tiene pocas calorías, sino que además aporta grandes cantidades de vitamina C. 91 gramos de brócoli equivalen a 31 calorías.ColAdemás de ser un ingrediente súper versátil que puedes usar en ensaladas, caldos o guisos, la col solo suma 22 calorías por taza.LechugaMuy parecida a la arúgula, la lechuga aporta vitaminas y nutrientes sin añadir calorías extras a la comida. Por cada taza de lechuga solo consumes 5 calorías.KaleNo por nada el kale es considerado un súper alimento. Una taza de kale (equivalente a 5 calorías) ayuda a prevenir el cáncer y a regular los niveles de azúcar en la sangre.ChileEl chile es un vegetal bajo en calorías (alrededor de 30 por media taza), pero además sus componentes naturales ayudan a quemar más calorías después de consumirlos.EspárragosSi nunca has cocinado con espárragos, después de saber que una taza de esta verdura tiene solo 27 calorías, seguramente te animarás a incluirlos en más recetas.PepinoUna opción fresca, tanto para ensaladas, cremas o smoothies, que no aumenta tu consumo calórico. En 100 gramos de pepino solo hay 16 calorías.BetabelA pesar de tener un sabor tan dulce, los betabeles son bajos en calorías. Una taza de remolacha tiene menos de 60 calorías.Llena tu refrigerador con estas verduras y prepara recetas deliciosas bajas en calorías.
PUBLICIDAD
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD