Cosas que no sabías sobre los alimentos que no engordan
Dietas y Nutrición

Cosas que no sabías sobre los alimentos que no engordan

Por Kiwilimón - June 2014

Vivimos en un mundo lleno de alimentos empacados y es tanta la información que ya es muy difícil saber con certeza si lo que estamos comiendo nos engorda, o hasta estén ligados con el cáncer. Por eso, aquí te voy a explicar lo que es cierto y lo que no.

Alimentos empaquetados: 

Los alimentos que están empaquetados como “al instante” puede ser que te generen inflamación, esto es porque éstas comidas contienen muchísima sal. Por ejemplo, la típica sopa de noodles tiene en promedio 1820 mg de sodio, eso equivale al 80% del límite que deberíamos de consumir diario, ¡te imaginas! Esto es muy dañino para nuestro corazón y estómago, y si fuera poco te puede hacer retener mucha agua.

Comida de “dieta”: 

Cuando veas cualquier comida con la palabra “dieta”, básicamente quiere decir que tiene muchísima azúcar, esto es por que todas las grasas y calorías que eliminaron del producto fueron reemplazadas con azúcar para que mantenga su sabor. Por eso, trata de comprar snacks más saludables como nueces y frutos secos.

Productos con soya: 

Que no te engañen cuando dicen que algo es de “soya”, estos productos pueden llegar a contener 40 o más ingredientes; de los cuales no todos proporcionan beneficios para tu cuerpo, como los de la soya.

Productos orgánicos: 

Cuando vemos las palabras natural u orgánico en algún empaque inmediatamente pensamos que es de la mejor calidad, pero no necesariamente significa que lo sea. Es cierto que no contienen sustancias artificiales, pero quizás sí una gran cantidad de azúcares y aceites.

A veces los empaques nos pueden engañar, por eso es muy importante que revises las etiquetas de lo que estás comprando para que así estés segura de con qué vas a alimentar a tu cuerpo.

Ver artículo original

Articulo cortesía de 

Cuida tu alimentación con estos Supersecretos:

Cómo hacer un jugo para quemar grasa

La dieta del arroz

La dieta de la manzana

 
Califica este Artículo.
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Te decimos algunos datos que debes saber del atole, a demás de que es una receta mexicana que se consume desde la época prehispánica y se puede hacer casi de cualquier sabor. Es una bebida prehispánica. Antes de la llegada de los españoles los aztecas ya preparaban una bebida hecha a base de maíz, agua y miel. Durante la época de la Conquista la receta original comenzó a cambiar hasta llegar a la versión del atole que conocemos hoy en día. Aporta muchos nutrientes y vitaminas. Al estar hecho a base de maíz contiene todos los nutrientes de este grano: fibra, antioxidantes, potasio, magnesio, vitamina B, entre otros. Además, dependiendo de los ingredientes que se le añadan (guayaba, fresa, chocolate, etc.) el atole puede tener mayores propiedades. El atole puede ser dulce o salado. Aunque los atoles dulces son los más conocidos, también existen recetas saladas, agrias y picantes. Los llamados chileatoles pueden prepararse con verduras, chiles e incluso carne, y parecen más un guiso que una bebida. No todos los atoles se endulzan de la misma manera. Según la receta tradicional el atole puede endulzarse con miel, sin embargo, esto puede variar dependiendo de la región y del gusto de cada persona. Azúcar, piloncillo, jarabe de maguey o más recientemente sustitutos de azúcar son algunas de las opciones para endulzar el atole. Por lo general su nombre depende de un ingrediente. A excepción del champurrado (atole hecho con chocolate) todos los atoles reciben el nombre del ingrediente que se les agrega: atole de piloncillo, atole de nuez, atole de guayaba. No todos los atoles están hechos con maíz. El atole original es de maíz, pero también puede prepararse con harina de arroz o harina de trigo. Si después de leer acerca de esta típica bebida mexicana se te antojó una taza de atole, estas recetas te interesarán: Atole de arroz Atole de cajeta Atole de cacahuate Atole de zarzamora   Fuentes: Mexicodesconocido.com.mx Laroussecocina.mx Elsiglodedurango.com.mx Gob.mx
¿Eres súper fan del pan de muerto? ¿Cuentas las semanas para poder comer el primer pan de la temporada? ¿Has probado todas sus versiones: con azúcar, ajonjolí, sencillo, relleno de crema? Pues, por más raro que parezca, el origen del pan de muerto es muy diferente del que te imaginas. Antes de que des el próximo bocado a tu pan de muerto, te invitamos a conocer el verdadero significado de este ya tradicional bollo mexicano. Un pan detrás de un ritual Se cuenta que, cuando los españoles llegaron al territorio que hoy es México, quedaron escandalizados por los rituales que realizaban los indígenas con sacrificios humanos. En su afán de modificar las costumbres de las culturas mesoamericanas, comenzaron a preparar un pan en forma de corazón. La idea es que este bollo bañado en azúcar roja sustituyera el corazón de las doncellas que solían sacrificar. De esta manera, fueron eliminando poco a poco los sacrificios, mientras aumentaban el consumo del pan. Alimento tradicional con ingredientes europeos Llama la atención que los ingredientes que suelen usarse en la preparación de pan de muerto fueron traídos por los españoles durante la Conquista. Las culturas prehispánicas desconocían el uso de los productos lácteos, del trigo, la levadura, la naranja o el azahar, sin embargo, la mezcla de estos ingredientes logró convertirse en uno de los alimentos representativos de una de las fiestas más importantes para nuestro país. Un pan con significado La forma del pan de muerto no es una coincidencia. De acuerdo con algunos historiadores, la forma circular representa el ciclo de la vida y la muerte. Para los otros elementos del pan hay varias explicaciones. Unas personas consideran que las canillas son los huesos del muerto y la bolita que se encuentra en la parte superior es el cráneo. Otras creen que estos 4 pedacitos hacen referencia a los puntos cardinales, los cuales a su vez están dedicados a dioses prehispánicos, y la parte de arriba es el corazón. Ahora que ya sabes qué significa el pan de muerto te aseguramos que lo disfrutarás más no solo por su delicioso sabor sino por su interesante historia. Recetas de pan de muerto: Pan de muerto típico mexicano Pan de muerto de yema Pan de muerto oaxaqueño Pan de muero tradicional Fuentes: Info.aserca.gob.mx Sdpnoticias.com Vanguardia.com.mx
Como dice el famoso proverbio francés: “la salsa vale más que el pescado”. En otras palabras, una buena salsa puede levantar hasta el más sencillo de los platillos. Conoce las salsas básicas que debes aprender a preparar para lucirte todos los días en la cocina.   Mayonesa casera Por supuesto que no podía faltar en esta lista la mayonesa. Ya sea que la uses para preparar un sencillo sándwich casero o una exquisita ensalada rusa, la mayonesa es siempre un ingrediente esencial. Como algunas recetas llevan ostiones y tienen un sabor fuerte, puedes cambiarlos por hierbas aromáticas. Lo mejor es que puedes hacerla de forma tradicional, batiendo con el globo o más rápido, usando tu licuadora. Salsa pomodoro Este es un gran ejemplo de cómo una salsa puede mejorar cualquier preparación. Úsala en pastas, carnes o pollo; combina con todo. Es una salsa a base de jitomate, ajo, cebolla y algunos ingredientes extra que dan mucho sabor. Aunque originalmente para prepararla debes picar los alimentos, te sugerimos usar la licuadora para ahorrar tiempo al cocinar. Salsa de tamarindo casera Cuando ya no tienes más ideas o solo te queda un filete de carne en el refrigerador, esta salsa de tamarindo puede sacarte del apuro. Recuerda que puedes refrigerarla y recalentarla, o simplemente, servirla fría. Salsa ranchera roja Claro que una salsa picante es básica, sobre todo en la cocina mexicana. Y qué mejor opción que una deliciosa salsa ranchera roja. Para darle ese toque especial a tus platillos solo necesitas 6 ingredientes, tu licuadora y menos de 15 minutos. Aderezo ranch Este aderezo lo puedes usar para acompañar una enorme cantidad de platillos, como alitas, costillitas BBQ o ensaladas. O sea que no puede faltar en tu cocina. Dependiendo del tipo de consistencia que prefieras, puedes picar los ingredientes a mano, o mejor, licuarlos todo para que quede una mezcla más homogénea. Mantequilla de maní casera Aunque no es precisamente una salsa, la mantequilla de maní puede servirte para preparar gran variedad de platillos de la cocina oriental y también para dar el sabor de cacahuate a muchos postres. Sigue esta receta para tener en tu cocina una mantequilla de cacahuate libre de conservadores y otros químicos.   Ahora que ya sabes que lo único que necesitas para preparar platillos espectaculares es una buena salsa, usa estas recetas y deja volar tu imaginación. Cuéntanos, ¿con qué ingredientes te gustaría combinar estas salsas?
¡Ya se acerca el maratón que esperamos todo el año! A partir del 12 de diciembre hasta el 6 de enero los tamales y el ponche se convertirán en el elemento imprescindible de todas las reuniones. Aunque para muchos el reto más grande es aguantar el ritmo de las fiestas, a otros lo que nos preocupa es cómo disfrutar del Guadalupe-Reyes sin subir de peso. Si tú también quieres divertirte en este Lupe-Reyes sin que la báscula te pase factura en enero, sigue estas sencillas recomendaciones: No te castigues. Jamás vayas a una reunión pensando en que no puedes comer absolutamente nada. Esto solo hará que aumente la tentación y termines comiendo aún más. Lo mejor que puedes hacer es comer un poco de todo y aprender a moderarte. Toma un tentempié antes de salir. Si ya sabes que en las posadas solo sirven tamales, tacos y atole, toma un té y algo de fruta antes de ir a la fiesta. El punto es que no llegues con el estómago vacío para que no termines comiendo cinco tamales. Elige la opción menos calórica. Incluso en las posadas puedes encontrarte alternativas más ligeras. En lugar de tomar dos vasos de atole, elige ponche de frutas. Dilúyelo con un poco de agua para que no quede tan dulce. Aléjate de las frituras de maíz, y mejor botanea con totopos, frijoles y guacamole. Lleva tu propia comida. En las posadas que son un poco más casuales los invitados pueden llevar el platillo de su preferencia. Si este es el caso, prepara una receta que sea mucho más ligera y que sirva como alternativa a los tamales o los tacos. Mídete en el alcohol. Los cócteles esconden muchas calorías. Si vas a tomar, procura mezclar tus bebidas con agua mineral, pero sobre todo, no tomes cócteles dulces. Estas bebidas alcohólicas son las que tienen más calorías. No vayas a la cama después de cenar. El gran problema de la mayoría de estas fiestas es que se organizan por la noche, así que terminamos haciendo digestión cuando estamos acostados. Lo ideal es que dejes de comer varias horas antes de que vayas a dormir para evitar problemas de indigestión. Prepara estas deliciosas recetas y disfruta del Maratón Guadalupe-Reyes sin remordimientos: Taquitos de nopal rellenos de requesón Chile poblano relleno de quinoa Taquitos de portobello con puré de lechuga Caldo de hongos con epazote
PUBLICIDAD
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD