Creciste creyendo estos 10 mitos falsos sobre la alimentación

Por Kiwilimón - Mayo 2017
  Los has escuchado tantas veces que ya los asumes como verdad absoluta. Después de que te han repetido hasta el cansancio que los carbohidratos engordan y que la pizza es comida chatarra, ante el menor antojo por un postre o una rebanada de pizza huyes despavorida. ¿La buena noticia? Muchas de las cosas que crees sobre la alimentación saludable son solo mitos. A continuación te explicamos por qué deberías dejar de creer en estos 10 mitos sobre la alimentación.
  1. Los carbohidratos engordan.

Los carbohidratos por sí mismos no engordan, es la cantidad y las porciones lo que lo hacen. Si dejas de comer carbohidratos, perderás peso rápidamente en un inicio, pero es probable que experimentes un rebote al cabo de un tiempo.
  1. Solo puedes aprovechar la proteína de los frijoles si la combinas con arroz.

Las proteínas están hechas a partir de la combinación de 20 aminoácidos, pero nuestro cuerpo solo puede producir 11 de ellos. Los 9 restantes los obtenemos de la comida: animal o vegetal. Pero para aprovechar los aminoácidos de los vegetales no es necesario que los consumas en la misma comida. via GIPHY
  1. La azúcar morena es más saludable que la blanca.

La diferencia entre estas dos azúcares es que a la morena se le ha agregado melaza. Es cierto que esto puede añadirle ciertos minerales, pero es una cantidad mínima que no marca gran diferencia entre el consumo de una u otra.
  1. Calentar en el microondas afecta los nutrientes de los alimentos.

No importa si es un microondas, un asador o un horno solar, es el calor y la cantidad de tiempo lo que afecta los nutrientes. Entre más tiempo cocines algo y entre más alta sea la temperatura, habrá una mayor pérdida de nutrientes. via GIPHY
  1. Cualquier persona puede llevar una dieta libre de gluten.

A menos que padezcas intolerancia al gluten, no te sirve de nada consumir alimentos libres de gluten.
  1. La yema de huevo aumenta el colesterol en la sangre.

Se ha demostrado que el huevo aumenta los niveles de colesterol bueno y no incrementa el riesgo de sufrir enfermedades del corazón. Aunque la yema y la clara de huevo están llenas de nutrientes, no se recomienda que los diabéticos los consuman. via GIPHY
  1. Para bajar de peso, debes comer menos grasas.

Esto no funciona así necesariamente. De hecho, existen algunas dietas que son altas en grasas que pueden llevar a una mayor pérdida de peso que aquellas que son bajas en grasas.
  1. Todas las calorías cuentan igual, sin importar su origen.

No todas las calorías se crean de la misma manera, porque los alimentos y los macronutrientes se procesan de diferentes formas. Sus efectos pueden variar dependiendo del hambre, las hormonas y el estado de salud. via GIPHY
  1. Las dietas bajas en carbohidratos son peligrosas y aumentan el riesgo de contraer enfermedades de corazón.

Por supuesto, este tipo de dieta no es la mejor pata todos, pero definitivamente puede traer grandes beneficios para las personas que sufren obesidad, diabetes tipo 2 y síndromes metabólicos. Las dietas bajas en carbohidratos han demostrado ser más saludables que las bajas en grasas.
  1. La pizza es comida chatarra.

En realidad, esta delicia italiana contiene tres grupos de alimentos: granos, lácteos y vegetales. Si consumes las versiones de pizza hechas de masa delgada con harina integral, queso bajo en grasas y vegetales, puede ser una saludable opción. via GIPHY Olvídate de los mitos y disfruta sin remordimientos estos platillos:  
Califica este Artículo.
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Las amas de casa son unos genios de la administración. Parece que tienen súper poderes para estirar la quincena hasta el último centavo. Pero incluso ellas, de vez en cuando, necesitan una ayuda para hacer rendir más su dinero. Con estos 10 tips de ahorro te aseguramos que podrás hacer magia con tus ingresos.1 Cuando ya no sepas qué cocinar (o tu presupuesto esté muy limitado) opta por preparar comidas caldosas. Además de que rinden más, el líquido ayuda a que te satisfagas más rápido. Así que agrega a tu menú de fin de mes esta sopade fideo y frijol.2. Una alimentación balanceada debe incluir todos los nutrientes, como carbohidratos, grasas buenas y, por supuesto, proteínas. Si ya no te alcanza para comprar carne o quieres una alternativa de origen vegetal (y más barata), prepara platillos con leguminosas, como este pastel de tamal con salsa de frijol. 3. Cuando diseñes tu menú semanal, toma como base ingredientes rendidores y económicos, como pasta, arroz, papas. Con estos alimentos puedes cocinar platillos muy versátiles, y además de bajo costo, por ejemplo: Papas Fritas Gajo con Salsa Alfredo o Croquetas de Papa Rellenas de Tocino4. Resiste la tentación de gastar tus últimos $100 comprando comida en la calle. Si preparas tu lunch en casa, te ahorrarás una  buena cantidad de dinero al mes, además de que seguramente comerás platillos más saludables. Albóndigas con Pasta de Macarrones  son ideales para llevar a la oficina. 5.Cuando vayas al súper mercado compra según un menú semanal para no desperdiciar nada. Haz una lista de los alimentos que necesitas para cocinar lo de toda la semana, y solamente compra eso. Checa que algunos alimentos puedan usarse más de una vez para que rinda más tu presupuesto.6. Una manera práctica de ahorrar tiempo y dinero es congelar los alimentos. Puedes dedicarte el fin de semana a preparar los platillos de toda la semana y después congélalos en porciones individuales. Así, cuando quieras comer, solo tendrás que calentar lo que te vayas a comer.7. Aprovecha lo que te haya quedado de platillos pasados para preparar nuevas recetas. Si cocinas una Lasaña de Papas con Carne Molida puedes usar después las papas para hacer un delicioso Puré de Papa sin Lácteos. 8. Acostúmbrate a preparar tus comidas divididas en tiempos, es decir, entrada, platillo fuerte y postre. Aunque te tome más tiempo, el cocinar así te da la oportunidad de usar mayor diversidad de ingredientes para complementar tu alimentación de manera económica.9. ¡No te olvides del postre! Con gelatina y frutas puedes preparar postres muy ricos, a bajo costo y además muy frescos, ideales para la época en la que empieza a sentirse el calor. Prueba esta Gelatina Cristalina de Uvas y disfruta un postre delicioso y económico. 10. Uno de los mayores gastos hormiga está relacionado con la compra de botanas y antojos. Para evitar que tu quincena se vaya en estas cosas mejor prepara en casa unos Pepilocos con Cueritos o una exquisitaNieve de Fresa Casera. ¿Qué esperas para poner en práctica estos tips? Comienza a ahorrar con las recetas económicas de Kiwilimón.
Incorporar bebidas vegetales en tu dieta diaria es una manera excelente de cuidar tu alimentación y llevar un estilo de vida más saludable, ya que más allá de limitar tu consumo de calorías y de proteínas de origen animal, las bebidas vegetales te permiten disfrutar de alimentos nutritivos y deliciosos en todo momento. Si aún no has probado las bebidas vegetales, estos 10 beneficios te animarán a incluirlas en tu alimentación.La fibra presente en las bebidas vegetales ayuda a tener una mejor función digestiva y a conservar un mejor estado de salud. Según la OMS, al día se deben consumir 25 gramos de fibra dietética.Las bebidas vegetales aportan mucho calcio. De hecho, en tan solo 8 onzas consigues todo el calcio que necesitas al día.La gran mayoría de las bebidas vegetales están hechas a base de granos o cereales, los cuales no contienen colesterol.Las bebidas elaboradas con coco favorecen la pérdida de peso. Se cree que los triglicéridos de cadena mediana presentes en el coco aumentan la sensibilidad a la insulina, lo que ayuda a perder peso.En el caso de las bebidas vegetales de almendras éstas cuentan con un alto porcentaje en fibra, lo cual ayuda a mejorar los problemas gastrointestinales.El consumo de bebidas vegetales hechas con coco puede ayudar a reducir los niveles de colesterol malo, el cual está asociado con enfermedades cardiovasculares.Las bebidas de almendras tienen la gran ventaja de contener altos niveles de ácidos grasos monoinsaturados, lo que hace que sea un alimento útil en la pérdida de peso y en la reducción de colesterol malo.El arroz, ingrediente principal de algunas bebidas vegetales, es una fuente rica en vitaminas del complejo B, como tiamina, niacina y riboflavina. Estas ayudan a mantener en buen estado el sistema nervioso, la piel y los ojos. style='mso-spacerun:yes'>En general estas bebidas tienen pocas calorías, por su origen vegetal. Y, muchas de ellas son enriquecidas con vitaminas y minerales para complementar sus nutrientes naturales.Las bebidas de arroz son ideales para las personas muy activas o aquellas que realizan algún deporte. Se recomienda beber una bebida vegetal de arroz antes de hacer ejercicio por sus niveles de carbohidratos.Disfruta el placer de llevar un estilo de vida pleno y sin remordimientos mientras cuidas tu salud con las bebidas vegetales de Nature’s Heart. Hechas a base de ingredientes naturales, como coco, almendra y arroz, las bebidas vegetales de Nature’s Heart son el complemento ideal para una alimentación saludable y deliciosa.Con estas recetas podrás preparar alimentos ricos y sencillos usando bebidas vegetales:Crema de Brócoli con almendra sin lácteosAtole de Café bajo en CaloríasGalletas de Jengibre veganas
Los pistaches son más que una rica botana. Estos pequeños frutos secos tienen muchas propiedades benéficas para la salud. Conoce algunos de los beneficios de comer pistaches y descubre cómo puedes incorporarlos en tu dieta diaria. En comparación con otras nueces, los pistaches tienen mucho menos calorías. Por ejemplo, la nuez pecanera tiene 193 calorías, mientras que el pistache solo contiene 156. Esto en una porción de 28 gramos. Pero eso no es todo. El pistache es la segunda fruta seca (después de la almendra) con mayor aporte proteico. Alrededor del 20% de su peso son proteínas.Comer pistaches puede ayudarte a perder peso. Los altos niveles de proteína y fibra hacen que te sientas satisfecho por más tiempo, lo cual evita que comas en exceso. Pero eso sí, hay que medirse en la cantidad de pistaches que comes al día, o de lo contrario su efecto puede ser contraproducente.De acuerdo con la Asociación Americana de Optometría, dos antioxidantes presentes en los pistaches (luteína y zeaxantina) ayudan a conservar la salud de los ojos, previniendo enfermedades como las cataratas.El consumo regular de pistaches está asociado con una mejor flora intestinal. De acuerdo con un estudio realizado en 2012, los prebióticos presentes en los pistaches ayudan a aumentar los niveles de bacterias buenas en los intestinos.Los niveles de cobre en los pistaches son bastantes altos, por lo que incluirlos en la dieta diaria puede impactar en la absorción de hierro. De esta manera, los pistaches son grandes aliados en el tratamiento de enfermedades como la anemia.Los pistaches también ayudan a reducir los niveles de azúcar en la sangre. Su consumo se recomienda especialmente entre mujeres embarazadas que padecen diabetes gestacional, ya que el comer una ración de pistaches diariamente reduce los niveles de azúcar.¿De qué manera puedes comer pistaches?Como botanaPara hornear pasteles o panesPulverizando en smoothies o postresSimplemente tostado en ensaladas o pastasDentro de un mix de granola o cerealesEstas son algunas recetas para cocinar usando pistaches:Crema de PistachesPaleta de Mango y PistacheSanck de queso, plátano y pistacheYoghurt de Kiwi con quinoa y pistaches
¿Te has fijado que de repente todo mundo está tomando jugo de apio? Después de ser un ingrediente casi exclusivo de las ensaladas y ciertas recetas, el apio se ha convertido en uno de los alimentos favoritos para convertirse en bebida. Si aún no te sumas a esta saludable moda, aquí descubrirás por qué tienes que comenzar a tomar jugo de apio ya. El apio posee poderosas características antioxidantes. Esto significa que su consumo puede ayudar a prevenir ciertos tipos de cáncer.Este vegetal aporta muchos nutrientes, entre ellos minerales como potasio, manganeso, calcio, magnesio, así como vitaminas K, C y B6. Incluir apio de manera regular en la alimentación garantiza la ingesta de componentes esenciales para el funcionamiento correcto de nuestro organismo. Consumir apio en forma de bebida es mucho más práctico, ya que te permite disfrutar los beneficios de este fabuloso vegetal mientras tomas un vaso por la mañana.El jugo de apio puede ayudar a alcalinizar los intestinos. El sodio presente en este vegetal promueve la eliminación de toxinas en el cuerpo, incluyendo los intestinos. Por esta razón, beber todos los días jugo de apio puede curar y regenerar el revestimiento del estómago.Aunque aún no se investiga a profundidad esta propiedad, se cree que el extracto de la semilla de apio puede influir en los niveles de glucosa e insulina, lo cual podría ayudar a mejorar la calidad de vida de las personas con diabetes.Se ha comprobado que el extracto obtenido a partir de las hojas de apio tiene la capacidad de reducir la presión sanguínea, así como los triglicéridos y el colesterol malo.El apio tiene altos niveles en calcio y vitamina K. Estos nutrientes son los encargados de regenerar y fortalecer los huesos, así que tomar jugo de apio también puede beneficiar la salud del sistema óseo. La tendencia hacia el jugo de apio está relacionada con dos necesidades básicas hoy en día: practicidad y buena alimentación. Muchas personas han experimentado los beneficios de consumir apio regularmente, y al hacerlo en forma de bebida pueden disfrutar sus propiedades de una manera rápida y fácil.Beber jugo de apio es más sencillo que comer una ensalada o preparar un platillo con este. Solo recuerda que, al consumir el vegetal de esta manera, estás eliminando la fibra presente en el apio. Para aprovechar todos sus beneficios puedes alternar su consumo en forma de bebida con la ingesta de apio en su forma natural. Recomendaciones para tomar jugo de apio:Trata de no eliminar la fibra del apio. Aunque seguramente la textura de la bebida sea más espesa, al incluir todas las partes del apio te aseguras de aprovechartodos sus beneficios.Un vaso de más o menos medio litro es suficiente para comenzar a experimentar las propiedades benéficas del apio. Lo mejor es tomar el jugo de apio muy temprano por la mañana antes de comer tu desayuno. Si no puedes hacerlo, espera aproximadamente media hora después de consumir alimentos para beber el jugo. Siempre es mucho mejor tomar jugo de apio fresco. Si lo haces con anticipación y lo almacenas en el refrigerador, procura que no pase más de 24 horas antes de que lo ingieras.
PUBLICIDAD
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD