¿Cómo controlar la diabetes en Navidad?

Por Kiwilimón - Noviembre 2014
La Navidad y la llegada de un Nuevo Año es una época de alegría, de fiestas, de reuniones familiares, y de atracones. Pero eso no significa que tengas que privarte de la diversión si tienes diabetes. Lo importante es que te prepares, que sepas lo que puedes comer sin peligro y lo que debes evitar. Oriéntate con estos consejos que te compartimos: Si te invitan a una fiesta o reunión
  1. Come una merienda o refrigerio saludable antes de salir. Si te vas de fiesta con el estómago vacío, es más difícil que puedas controlarte.
  2. Haz un plan. Ya en la fiesta, examina las opciones antes de servirte, y haz una nota mental de lo que vas a comer y en qué cantidad. Elige los alimentos sanos y sírvete porciones pequeñas, que se ajusten a tu plan mental.
  3. Si es una comida tipo bufét, sírvete tu plato y aléjate de la mesa para evitar tentaciones.
  4. Evita los alimentos como pavo o carnes con salsa, o jamones glaseados. Elige carnes magras y, si seleccionas el pollo o el pavo, no te olvides quitarles la piel.
  5. Elige platillos acompañantes y verduras que no tengan salsas o aliños a base de mantequilla, crema, azúcar o mayonesa. Lo mejor son las verduras frescas o congeladas bajas en sodio con salsas ligeros.
  6. Saborea la comida. Si comes despacio, reduces la posibilidad de comer más de la cuenta.
  7. Toma agua. Es sana y no tiene calorías. Segunda opción: bebidas con pocas calorías, como agua carbonatada, té sin azúcar o refrescos dietéticos.
  8. No bebas alcohol, a no ser que tu médico te lo permita. Si te lo autoriza, bébelo junto con la comida.
  9. A la hora de los postres, aléjate de las tartas y pasteles con alto contenido de grasa, colesterol y azúcar. Es mucho más saludable comer frutas frescas.
  10. Concéntrate en tu familia y tus amistades y en las actividades de la fiesta, no en la comida.
  11. Sal a caminar después de la comida. Si hay baile en la fiesta, hazlo. Es una forma magnífica de quemar calorías.
Recomendamos: Recetas de Navidad Si tú eres la anfitriona
  1. Si vas a servir carnes, cocínalas al horno o a la parrilla. Evita los alimentos fritos.
  2. Aumenta la cantidad de fibra. Como acompañantes a los platos principales, sirve panes integrales, vegetales, leguminosas (frijoles, habichuelas o porotos; habas, guisantes, chícharos o arvejas; garbanzos, etc.)…
  3. Aligera las salsas y aderezos. Usa mayonesa, aliño, crema agria, etc. bajas en grasa.
  4. Sirve frutas frescas o enlatadas (que no tengan azúcar agregada), en lugar de pasteles (tortas) y helados. O transforma un postre alto en calorías, sustituyendo la leche entera por leche descremada o baja en grasa.
No dejes que la diabetes te impida tomar parte de las festividades. Si decides de antemano lo que vas a comer, no tienes que convertirte en un aguafiestas, que cuestiona cada bocado que se lleva a la boca. Como ves, la clave es hacer un plan definido, servirte alimentos sanos en porciones pequeñas y no repetir. Y todo eso es posible con un poco de control y de fuerza de voluntad. recetas para diabeticos en navidad
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Ecuador podrá ser un país pequeño en tamaño pero inmenso en cuanto a gastronomía se refiere, ya que la comida tradicional ecuatoriana es abundante, exótica y diversa. Es por eso que a continuación te mostramos un listado con los platillos típicos de Ecuador que no podrás resistir y que te servirán para identificar la gran cantidad de ingredientes que los distinguen de otros países latinos. Fanesca de Ecuador La fanesca, también conocida como juanesca, es un guiso hecho con granos tiernos y bacalao con leche, que se prepara en Ecuador durante cuaresma. Este plato nace de la mezcla de la tradición indígena y la cultura española. Se dice que lleva 12 ingredientes, entre los cuales destacan los granos típicos andinos como choclo, chochos, habas y arvejas, en honor a los doce apóstoles. Locro de papa Si de comida tradicional de Ecuador hablamos, el locro de papa es una de las sopas más populares. Se trata de un guiso espeso originario de la sierra ecuatoriana, que se prepara con papa, queso, aguacate y salsa de ají. ¿Se te antoja? Encocado El encocado es un platillo típico de Ecuador originario de la provincia costera Esmeraldas. Puede hacerse con pescado o camarones bañado en salsa de coco, acompañado de arroz y plátanos fritos. ¡Es una verdadera delicia! Churrasco ecuatoriano Si bien el churrasco es un plato tradicional en toda América Latina, en Ecuador posee un sabor singular gracias a que la carne de res se asa a la plancha o a las brasas y se sirve con papas fritas, huevo frito y ensalada. Llapingachos Dentro de la gastronomía de Ecuador también destacan los llapingachos, unas sabrosas tortillas de papa cocida, rellenas con queso, bañadas en una deliciosa salsa de maní, que se acompañan con chorizo, huevo frito, ensalada y aguacate. Éste es quizá uno de los platillos ecuatorianos favoritos. Bolón de verde El bolón de verde, normalmente consumido a la hora de desayunar, es una esfera hecha de masa de plátano verde frita o asada, rellena de queso, carne o chicharrón. ¿Se te antoja con un cafecito? Como puedes observar, la combinación de sabores en la gastronomía ecuatoriana tiene resultados deliciosos, así que cuéntanos, ¿cuál es el platillo típico de Ecuador que se te antojó más?
El mundo moderno está en constante descubrimiento de ingredientes que aporten más a nuestra salud, por ejemplo, usar ghee para cocinar, pero ¿qué es ghee y cómo se usa esta ‘mantequilla’?Antes del ghee, vino el aceite de coco, con beneficios como que es una ‘grasa buena’, que no contiene colesterol, pero el ghee además contiene ácidos grasos Omega-3 y ácido butírico, un ácido graso de cadena corta que se considera bueno para el tracto gastrointestinal.Por otra parte, lo que hace destacar al ghee de entre todas las grasas que están disponibles es su sabor ligeramente dulce y a nuez.¿Qué es ghee?El ghee es mantequilla clarificada, es decir, es el resultado de cocinar y reducir a fuego lento mantequilla para eliminar toda el agua, hasta que los sólidos lácteos comienzan a dorarse ligeramente, lo cual le da un toque acaramelado y ligeramente a nuez. Ya que los sólidos lácteos son colados y sólo resta un aceite de cocina dorado y claro, el ghee es ideal para personas intolerantes a la lactosa.Así, esta mantequilla clarificada queda como un concentrado de grasas saturadas, cuyas propiedades incluyen ácidos grasos Omega-3m, ácido linoléico conjugado (que puede tener un efecto anticancerígeno) y ácido butírico.Además, aporta vitaminas liposolubles, en específico vitamina A, E, K2 y B12, pero esta última en una cantidad pequeña; minerales como fósforo, calcio, cinc, cobre y selenio, y ya que es un alimento graso, tiene un aporte calórico alto.El ghee ha sido utilizado desde hace mucho tiempo en países como India y tiene un papel clave en el Ayurveda, la medicina tradicional de la India en la cual es apreciado por sus propiedades antiinflamatorias, digestivas y terapéuticas.Por ejemplo, en Ayurveda se usa para aliviar el estreñimiento o incluso como remedio tópico en quemaduras o afecciones de la piel.Entre los usos más frecuentes de esta mantequilla clarificada se encuentra el de hacer panes, pero el ghee funciona tanto en recetas saladas como en recetas dulces. Por ejemplo, puedes usar ghee para un pollo estofado con cítricos, para dorar unas papas cambray, para hacer curry o para hacer la famosa receta ayurvédica de leche de luna. Puedes conseguir ghee en tiendas de productos orgánicos o incluso hacerlo tú mismo a partir de mantequilla de buena calidad, pero lo importante es que te animes a probar este tipo de grasa que puede guardarse en la alacena, sin necesidad de refrigerarse, y que aguanta temperaturas altas sin quemarse.
La gastronomía francesa es una de las favoritas en todo el mundo y es que está repleta de ingredientes deliciosos como quesos, mantequilla, finas hierbas y muchos más a los que nadie se puede resistir. Si tú eres de esas personas que aman los platillos de Francia, no te dejes intimidar por la técnica de sus platillos y atrévete a preparar en casa estas 5 recetas fáciles de comida francesa. Ratatouille Uno de los platillos más emblemáticos de la comida francesa es sin duda el clásico ratatouille, que además de haber ganado fama por presentarse en la divertida película de Disney, es un platillo campirano muy rico. La receta de ratatouille lleva berenjena, calabaza, jitomate y un poco de carne. Quichés Los quichés son recetas francesas tan populares, que es muy fácil encontrarlas en casi cualquier restaurante del mundo. Prepararlos es mucho más sencillo de lo que imaginas, ya que sólo debes de hacer una masa, un relleno simple con huevo, crema y leche y agregarle tus ingredientes favoritos. Aquí puedes encontrar la receta de un quiché lorraine, un clásico de la gastronomía francesa. Crepas Las crepas son originarias de una región al norte de Francia, conocida como Bretagne, sin embargo, son tan deliciosas y versátiles, que todos pueden prepararlas, realizando sus combinaciones favoritas. Se tratan de una dobladita con masa ligera a la que se le puede añadir ingredientes dulces o salados, ¿tú cómo las prefieres? Pollo Cordon Bleu Se cree que cuando Enrique III reinaba Francia, los cocineros reales ataban sus delantales con una cinta azul y de ahí nació el nombre de este delicioso platillo frito. Esta receta de comida francesa es muy rica y fácil de preparar, ya que se trata de unas pechugas de pollo rellenas de queso. ¡Prepáralas para una ocasión especial y lúcete como nunca! Soufflé El soufflé, o suflé, es uno de los platillos franceses más antiguos. Fue creado por Vattel, el cocinero del rey Luis XIV como un regalo para sus esposas. Esta comida francesa es un plato ligero y horneado que combina la clásica salsa bechamel con otros ingredientes como huevo y queso. El resultado es delicioso y aquí aprenderás a prepararlo. Como puedes darte cuenta, no es necesario viajar hasta Francia para poder disfrutar de los platillos franceses, ya que, con estas recetas fáciles, puedes hacerlo en tu propia casa. ¡Prepáralos todos y cuéntanos cuál es tu comida francesa favorita!
Para muchos, cocinar es un arte placentero, sobre todo si tienes el tiempo y todo listo, porque en México, de acuerdo con un estudio del departamento de Economía de la Universidad Iberoamericana, las mujeres pasan en promedio 10 horas a la semana cocinando y otras 14 en tareas relacionadas a la cocina.Pero en la vida moderna, a veces no hay tiempo. Y entonces cocinar o tan sólo pensar en qué comer nos parece la tarea más grande y complicada del mundo. Uno quisiera tener todo en una caja, listo para cocinarse, pero el fin de semana no hubo tiempo de ir al súper y la despensa está vacía. Ordenar a domicilio por quinta vez en la semana ya hasta nos da culpa. ¿Qué opciones tenemos para organizar el tiempo y cocinar alimentos balanceados de la forma más práctica? ¡Muchas!, pero entre ellas, la más sencilla quizá sea ordenar menús a domicilio con todo listo para cocinar. Imagínate que de verdad te llega todo en una cajita, listo para que tú sólo pongas el sartén o la olla, un poquito de sal y pimienta. No tuviste que salir al súper ni pensar en la pregunta más temida por todos: ¿qué cocino hoy?Pensando en ofrecerte todas estas facilidades es que iChef fue creado. Para todos aquellos que quieren ahorrar tiempo, evitar salir de casa y tener comida casera, balanceada y variada, iChef te hace llegar una caja con todos los ingredientes para hacer una comida con 2 o 3 platos y el paso a paso para elaborarla, tú sólo tienes que poner sal, aceite, algunas salsas y condimentos que te agraden.Esta es una gran opción tanto para personas que ya saben cocinar, pero buscan administrar su tiempo mejor en la cocina, o para acercar a los neófitos, pues las cajas de iChef no sólo contienen los ingredientes frescos, sino ya medidos para prácticamente sólo mezclar y cocinar.Para disfrutar de estos menús sólo necesitas elegir con un día de anticipación lo que quieres comer, de una variedad de platillos que cambia cada semana; entre las opciones debes elegir un plato fuerte de cajón, acompañado de una guarnición y tu caja puede ser para 1, 2, 3 o hasta 4 personas. No te preocupes si quieres una comida grande, sólo necesitas pedir una caja más.Conoce más de iChef en Instagram.Tu caja también contendrá recetas básicas con las que no pasarás más de una hora cocinando, pero que además se te antojarán mucho. Por ejemplo, podrías elegir de plato fuerte un ceviche de camarón, un huachinango a la talla o una pechuga de pollo con mantequilla de nuez, y acompañarlo con una guarnición o entrada de arroz blanco con plátano macho frito, una ensalada de champiñones con queso parmesano o una crema fría de aguacate.Con estos menús no sólo tendrás comida casera y balanceada hecha por ti mismo, sino que aprovecharás ingredientes de temporada y reducirás el desperdicio, pues todo tiene las medidas exactas para platillos individuales.Definitivamente, esta es una gran forma de administrar tu tiempo, comer en casa y acercarte a la cocina de una forma fácil y deliciosa.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD