Mejora tu peso y digestión con jícama
Diabetes

Mejora tu peso y digestión con jícama

Por Kiwilimón - Diciembre 2013
De acuerdo la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA) la jícama es originaria y cultivada en México y América central y es consumida en ensaladas o sopas. El jugo de jícama se utiliza también para prevenir la gota e inflamación.     Nuestros amigos de Salud180.com nos presentan algunos de los beneficios que hacen de la jícama un aliado para cuidar tu salud y peso.  
  • Jícama y diabetes. De acuerdo con información de Diabetes Hands Foundation, la jícama es una excelente alternativa para incorporar en el menú de los pacientes con diabetes, gracias a su bajo contenido en carbohidratos y alto en fibra.
  • Valor nutricional. De acuerdo con el portal About.com la jícama cuenta con un alto contenido de vitamina C para proteger el sistema inmunológico.
  • Calorías. Una taza de jícama contiene solamente 45 calorías.  Si eliges 3 rebanadas de 6 gramos contienen solamente 4 calorías.
  • Accesibilidad. Al ser un alimento que se puede consumir crudo, es ideal para preparar un snack nutritivo y bajo en calorías.
  • Jugo de jícama. Contiene principalmente calcio, fósforo y potasio, que ayudan a mantener el balance de agua corporal.
  • Digestión. La jícama ayuda a combatir el estreñimiento y evita el crecimiento de microorganismos que pueden causar diarreas.
  • Saciedad. Gracias a su contenido de agua y fibra es una excelente opción para sentir saciedad y evitar el “picoteo”.
  • Contenido. Calorías: 45 Grasa total 0% Sodio 0% Colesterol 0% carbohidratos totales 4% fibra dietética 17% azúcar 3g proteína 1 g vitamina C 40%.
  • Minerales (mg): Calcio 15.7% fósforo 16.8 hierro 0.63 potasio 175.
De acuerdo con Pardo Arquero licenciado en bioquímica y doctor en Educación y Ciencias de la Actividad Física y el Deporte, las vitaminas tienen funciones primordiales en nuestro organismo, ya que participan en la síntesis de hormonas, formación de las células sanguíneas, sustancias químicas del sistema nervioso y también forman el material genético. Recuerda que es  importante preferir las vitaminas aportadas por los alimentos naturales como las  frutas y verduras ¡Cuida tu dieta! Ir a artículo original   

Recetas con jícama

 

Ensalada de Mango, Jícama y Aguacate

 Conoce la receta aquí.  

Taquitos de Surimi y Jicama

 ¿Quieres preparar esta receta? Haz click aquí.  

Gazpacho de Pepino y Jicama

 ¿Se te antoja? Haz click aquí.    

"Cuida tu peso y tu salud, conoce la sección de dietas y diabetes que kiwilimón tiene para ti."

Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
El Día de Muertos en México es una tradición muy especial, en la que vivos y muertos se reencuentran, y para hacerlo, los primeros preparan una grata y colorida bienvenida a sus seres queridos que ya no están más en la Tierra, llena de comida, flores y todo aquello que les gustaba. Según la creencia, los muertos realizan un viaje para volver con su familia, como en los viejos tiempos, y así disfrutar de sus alimentos y bebidas favoritas.Para preservar este bello ritual, es necesario crear una ofrenda o altar con elementos que harán su estancia más confortable. ¿Ya los tienes? ¿Sabes cuáles son los imprescindibles en una ofrenda tradicional de Día de Muertos? Aquí te decimos qué elementos no debe faltar, así como su significado.FotografíaPara que las almas logren pasar las puertas del purgatorio y reunirse contigo, deberás poner una fotografía o su nombre completo, para que de esa forma logren encontrar su lugar en el plano terrenal y no vagar para encontrarte.AguaEste vital líquido, el cual refleja la pureza del mundo, ayudará a mitigar la sed del alma que vendrá a visitarte, luego del largo camino que realiza para llegar a su destino; además los fortalecerá en su regreso al plano espiritual.VeladorasLa luz representa la fe y la esperanza que los guiará en este viaje. En algunas comunidades indígenas, cada veladora o vela representa a los difuntos. Algunos colocan cirios en el altar en forma de cruz, la cual representa los cuatro puntos cardinales que orientarán el camino de los espíritus.CopalEste elemento limpia y purifica el ambiente, además ahuyentará a los malos espíritus que se encuentran en el purgatorio.Flor de cempasúchilLa fragancia y el color de esta flor dirigirá a las almas a tu hogar; el ritual dicta que se debe realizar un camino con sus pétalos para facilitar la llegada.ComidaLos espíritus se alimentan de los aromas, por lo que deberás preparar sus alimentos favoritos e ingerirlos junto a ellos, tal y como lo hacían mientras estaban con vida, eso hará más placentero su viaje.Pan. Este alimento en tu altar representa la fraternidad, además de que les servirá como postre para después de alimentarse.Sal. Es un elemento purificador y les ayudará a no corromperse en su camino.Calaverita de azúcar. Representa a la muerte, motivo por el cual siempre debe estar presente en tu ofrenda.Papel picado Este adorno no puede faltar en tu altar, ya que le dará un gran colorido a tu ofrenda; además, en un elemento característico en esta celebración mexicana, en el que se pueden plasmar diferentes ideas de la temporada.Ahora que ya conoces los elementos principales para tu altar de muertos, el resto dependerá de ti y de tu creatividad, así que ponle corazón y disfruta de una las tradiciones más bellas de nuestro país.
Últimamente escuchamos noticias catastróficas, que nos hacen angustiarnos y no sabemos ni cómo empezar a cuidar el medio ambiente. Uno de los asuntos más problemáticos es el tema de la basura. Según la BBC, a nivel mundial se producen más de 2.100 millones de toneladas de desechos cada año, lo que podría llenar más de 800 mil albercas olímpicas.Es urgente que hagamos algo radical y definitivo al respecto. ¿Has escuchado sobre el Zero Waste?En el movimiento Zero Waste (Residuos Cero), el objetivo es reducir al máximo los residuos y la basura que generamos todos los días. Así, el fin del zero waste no sólo es reducir el impacto ambiental, sino que además busca que la gente viva con menos cosas materiales y llevar una vida más rica en momentos y experiencias, que nos hacen sentir lo verdaderamente importante.Para empezar a ser parte del Zero Waste es importante que tengas en mente estos puntos:Rechazar lo que no necesitamos. Se trata de cambiar hábitos diarios y de forma mecánica, por ejemplo: al ir al súper y en lugar de usar las bolsas de plástico, lleva tus bolsas reutilizables; elige productos que vengan en envases de vidrio para que puedas usarlos con otro propósito; descarta artículos que tengan envolturas innecesarias; siempre prefiere vidrio, cartón o papel en lugar de plástico. Antes de consumir algo, piensa dos veces si realmente lo necesitas y si es algo que a largo plazo vas a usar en repetidas ocasiones; si no es así, prescinde de ello. Reducir lo que necesitamos. Hay productos básicos de la cocina, baño o higiene personal con los que simplemente no podríamos vivir; sin embargo, podemos sustituir los artículos tradicionales que ya conocemos para evitar los desechos. Hoy en día existen muchas alternativas zero waste, por ejemplo, podrías empezar sustituyendo productos de higiene como la pasta de dientes comercial por pastillas masticables de pasta dental, fabricar tu propio desodorante con bicarbonato, sustituir toallas y tampones por una copa menstrual que te va a durar aproximadamente 10 años, usar un rastrillo de acero con navajas intercambiables, usar shampoo, acondicionador y hasta crema corporal sólidas y sin empaque de plástico. Admás, cargar siempre con un termo para tomar agua y evitar a toda costa comprar agua embotellada, también tener a la mano un recipiente para comprar comida en la calle y un juego de cubiertos para evitar los desechables. No es necesario que gastes de más para tener estos artículos, basta con que busques en tu casa utensilios que te puedan servir para este propósito. Reciclar aquello que no podemos rechazar, reducir o reutilizar. Sobre todas las cosas, se trata de reducir el consumo de plástico, en especial el de un solo uso. Por ejemplo, si decides comprar un frasco de mayonesa, en lugar de una botella de plástico que terminaría en la basura, puedes usar el frasco para poner semillas o alimentos que compres a granel, o puedes hacer manualidades con él. El cartón en el que vienen los huevos puede servir como recipiente para germinar plantas, o para mejorar la acústica de un cuarto; mientras que los cartoncitos del papel de baño los puedes usar para hacer actividades manuales con tus hijos, las latas de chocolate o leche en polvo también las puedes usar para almacenar productos. El punto es seguirle dando uso a las cosas y así evitar crear desechos. Compostar, descomponer. En un nivel más avanzado de Zero Waste, podemos crear una composta para descomponer restos orgánicos y productos biodegradables para convertirlos de nuevo en materia prima. El movimiento Zero Waste es una manera de vivir de manera más consciente, simplificando la vida, practicando el desapego a lo material, vivir con menos e invertir dinero y tiempo en lo que verdaderamente importa. Y lo más importante, estás contrarrestando el impacto de tus decisiones, creando conciencia para ayudar al planeta a detener el daño ambiental y realizando acciones concretas que permitan sumar.
Día de Muertos es una fiesta reconocida en el mundo entero que da identidad a todos los mexicanos. Su colorido, sus olores, las tradiciones y todo lo que la rodea hace que sea una experiencia de sensaciones y muchos sentimientos.Sin duda, el elemento más importante dentro de este festejo es la ofrenda de muertos. La ofrenda es una gran tradición mexicana que debemos preservar y que consiste en varios pisos, donde se fusionan el sincretismo de las religiones prehispánicas con la religión católica.Los niveles básicos de una ofrenda de muertos son el cielo y la tierra, pero puede tener hasta siete niveles, donde cada escalón simboliza los pasos necesarios para llegar a Mictlán, el inframundo en la mitología mexicana y el lugar del eterno reposo.Así, la ofrenda se coloca sobre una mesa, en alguna habitación dentro del hogar, y será éste el lugar donde estarán las ofrendas del Día de los Muertos, para las almas que vengan de visita.Según la creencia, los objetos y la comida colocada en la ofrenda atraen a los espíritus y sirven para facilitar el viaje desde Mictlán hasta las casas de sus familiares, con el fin de disfrutar una noche de fiesta, con ellos, una vez más.Se sabe que hay que que poner la comida que le gusta a nuestros seres queridos que han fallecido, pero ¿qué se hace con la comida de la ofrenda de Día de Muertos después?A pesar de que la tradición dicta que los familiares vienen del más allá para disfrutar de la comida y muchas personas creen que después de la visita los alimentos quedan sin sabor, te daremos algunas opciones de lo que se puede hacer con la comida al quitar la ofrenda.En realidad, la mayoría de los alimentos se pueden comer y, en algunas ocasiones, se reparten entre las personas que ayudaron a colocar el la ofrenda. Algunos alimentos preparados, como guisados, es mejor desecharlos, pues no es higiénico comerlos después, debido a los días que estuvieron en la intemperie. Si ya sigues prácticas de reciclaje de alimentos en casa, no dudes en hacerlo con estos alimentos también.Ahora que lo sabes, no queda más que disfrutar de estos momentos en familia y para preservar nuestras tradiciones.
Día de Muertos es una fiesta reconocida en el mundo entero que da identidad a todos los mexicanos. Su colorido, sus olores, las tradiciones y todo lo que la rodea hace que sea una experiencia de sensaciones y muchos sentimientos.Sin duda, el elemento más importante dentro de este festejo es la ofrenda de muertos. La ofrenda es una gran tradición mexicana que debemos preservar y que consiste en varios pisos, donde se fusionan el sincretismo de las religiones prehispánicas con la religión católica.Los niveles básicos de una ofrenda de muertos son el cielo y la tierra, pero puede tener hasta siete niveles, donde cada escalón simboliza los pasos necesarios para llegar a Mictlán, el inframundo en la mitología mexicana y el lugar del eterno reposo.Así, la ofrenda se coloca sobre una mesa, en alguna habitación dentro del hogar, y será éste el lugar donde estarán las ofrendas del Día de los Muertos, para las almas que vengan de visita.Según la creencia, los objetos y la comida colocada en la ofrenda atraen a los espíritus y sirven para facilitar el viaje desde Mictlán hasta las casas de sus familiares, con el fin de disfrutar una noche de fiesta, con ellos, una vez más.Se sabe que hay que que poner la comida que le gusta a nuestros seres queridos que han fallecido, pero ¿qué se hace con la comida de la ofrenda de Día de Muertos después?A pesar de que la tradición dicta que los familiares vienen del más allá para disfrutar de la comida y muchas personas creen que después de la visita los alimentos quedan sin sabor, te daremos algunas opciones de lo que se puede hacer con la comida al quitar la ofrenda.En realidad, la mayoría de los alimentos se pueden comer y, en algunas ocasiones, se reparten entre las personas que ayudaron a colocar el la ofrenda. Algunos alimentos preparados, como guisados, es mejor desecharlos, pues no es higiénico comerlos después, debido a los días que estuvieron en la intemperie. Si ya sigues prácticas de reciclaje de alimentos en casa, no dudes en hacerlo con estos alimentos también.Ahora que lo sabes, no queda más que disfrutar de estos momentos en familia y para preservar nuestras tradiciones.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD