Aprendiendo a Cocinar Pozole

Por Kiwilimón - Julio 2012
El pozole es uno de los platillos mexicanos que tienen muchos años de antigüedad. Se prepara de diversas formas en los diferentes Estados de la República del país. Es un alimento lleno de tradición y de historia. En México se come a lo largo del año, pero en las fiestas patrias (15 de Septiembre) se prepara en casi todo el país. Hacer pozole en casa lleva su tiempo y dedicación, y por ello aquí te dejamos algunas recetas que sabemos te ayudarán en mucho. (te recomendamos hacer click en el título de la receta para ver más detalles) Pozole estilo Jalisco Todo un plato fuerte en solo una sopa. Este pozole lleva granos de elote, carne de cerdo y un caldo delicioso. Se sirve con lechuga, rábanos, limones, y tostadas Milpa Real. Rico Pozole Rojo Rico Pozole para cualquier ocasión. Pozole Blanco Rico pozole blanco con muchos ingredientes tradicionales.
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Seguramente ya sabes que existen diferentes tipos de piel: normal, seca, grasa y mixta, y aunque el tipo de piel se determina genéticamente, su estado  puede variar por diferentes factores, tanto internos como externos, además de hormonas, higiene o estrés, entre otros.La más fácil de identificar es la piel grasa, ya que en el rostro se ve más brillo y tiene más tendencia a presentar puntos negros y granos. Las pieles mixtas cuentan con una parte del rostro más grasa y en otras partes, la piel puede ser más seca. La normal es aquella que cuenta con una apariencia más uniforme y equilibrada. Finalmente, la piel seca es la que produce menos grasa y no retiene la humedad. Motivos por los que aparece la piel grasaEste tipo de piel suele ser algo que se presenta por herencia, por lo que si notas que tus abuelos y padres presentan un rostro abrillantado, lo más probable es que tu también lo tengas o lo vayas a tener. Sin embargo, el principal motivo para tener una piel grasa suele ser el sobrepeso y una alimentación poco adecuada.Cualquiera que sea el motivo para tener este tipo de piel, te vamos a recomendar unas mascarillas que seguramente te van a ayudar a mejorar la apariencia del rostro:-Mascarilla de plátano, miel y jugo de limónSe sabe que por sus nutrientes, el plátano es muy bueno para la apariencia de la piel, así como la miel tiene propiedades antibacterianas y antiinflamatorias, lo que ayudará si es que la grasa te ha provocado algún brote de acné. Con un plátano maduro haz un puré e incorpora una cucharada de miel. Mezcla bien y agrega una cucharada de jugo de limón. Mezcla hasta tener una pasta que deberás untar en tu cara limpia. Déjala actuar 15 minutos y enjuaga con agua tibia. -Mascarilla de fresa, miel y azúcarLa fresa tiene un efecto astringente que tiene la capacidad de desinfectar la piel sin ser agresivo, además, se usa también frecuentemente para disminuir la sobreproducción de sebo.Utiliza 6 fresas y una cucharada de miel, otra de azúcar moreno y de limón. Mezcla hasta formar una pasta y aplícalo en cuello y rostro durante 10 minutos y retíralo con agua abundante-Mascarilla de yogurt y fresaEl yogurt es un ingrediente que ayuda a desinfectar y refrescar la piel, aporta una apariencia rejuvenecida al rostro cuando es utilizado de manera regular y, por su parte, la fresa ayuda a controlar la producción de grasa en la piel.Para esta mascarilla necesitas un cuarto de taza de yogur y un cuarto de fresas frescas. Tritura las fresas y forma una mezcla, Aplícala en la cara durante 15 minutos y lava con agua fría.-Mascarilla de pepino y sandíaEl pepino tiene propiedades astringentes que ayudan a controlar y reducir los excesos de grasa en la piel, la mantiene limpia e hidratada, y reduce el riesgo de sufrir de acné.Usa un par de cucharadas de jugo de pepino mezcladas con algunas de sandía triturada, una cucharada de yogur y leche en polvo. Remueve bien y aplícalo sobre cara y cuello durante unos 15 minutos y retira con una toalla húmeda. Con estas mascarillas caseras para piel grasa, podrás lucir una piel correctamente hidratada y sin brillos con ingredientes naturales, accesibles y fáciles de conseguir.
Desde diciembre de 2019, un nuevo virus conocido como coronavirus COVID19 se propagó desde la ciudad de Wuhan, China, hacia el resto del mundo contagiando a más de 115,000 personas y cobrando la vida de 4,000 víctimas en 114 países. Es por esta razón que en diversos países como España, Estados Unidos, Argentina y recientemente en México, se han implementado medidas de seguridad como la cuarentena, para evitar que los contagios continúen incrementando. De hecho, en marzo del 2020 se dieron indicaciones para que las escuelas y universidades suspendan clases hasta finales de abril y también algunas empresas se han sumado a la estrategia, implementado el home office (trabajo desde casa) para salvaguardar la salud de sus trabajadores, instando a todas las personas a mantener el aislamiento social en la mayor medida de lo posible. Ahora, tomando en cuenta que los cambios radicales dentro de la rutina y la falta de actividad física pueden tener graves repercusiones para nuestro sistema digestivo, es necesario cuidar nuestra alimentación para equilibrar la flora intestinal. La mejor manera para cuidar de nuestra digestión y evitar problemas como la inflamación, el estreñimiento y la pesadez en el estómago, es reducir el consumo de alimentos procesados, con altos niveles de azúcar, hidratarse constantemente y consumir frutas y verduras pero, ¿cuáles son los mejores alimentos para una buena digestión? De acuerdo a la Organización Mundial de Gastroenterología (WGO), la ingesta constante de agua y alimentos altos en fibra favorecen la flora intestinal, por ello, a continuación te presentamos algunas frutas y verduras que no pueden faltar en tu dieta. Plátanos Los plátanos son frutas altas en fibra, que además contienen fructooligosacáridos, un componente que permite mejorar la flora intestinal y propicia la buena digestión. Procura comer uno al día y notarás como tu sistema comienza a funcionar mejor. Frutos rojos Los frutos rojos como las fresas, frambuesas y arándanos, además de ser excelentes antioxidantes, contienen sustancias que ayudan a prevenir el estreñimiento. Estos se pueden combinar con diferentes cereales como la avena y el amaranto, que mezclados hacen una excelente combinación para cuidar del sistema digestivo. Papaya Esta fruta es rica en antioxidantes, vitaminas, minerales y enzimas digestivas para la salud, por lo que cuida tanto de tu estómago como de tus intestinos. La puedes comer al natural, en jugos, licuados y hasta en ensalada y siempre tendrá grandes beneficios para tu digestión. Verduras crucíferas Las verduras como la col rizada, la coliflor y las coles de Bruselas poseen altos contenidos de fibra dietética y folato, por lo que ofrecen propiedades antiinflamatorias y depurativas que ayudan a tener una mejor digestión. Lo ideal es cocerlas al vapor o saltearlas para facilitar el proceso digestivo. Agua Es imperante comprender que no importa la cantidad de fibra que se consuma, si no se toma agua suficiente, la digestión, la absorción y la circulación de nutrientes en el cuerpo, no se logrará de manera correcta. Existen algunos alimentos como pepinos, melones y jitomates que también pueden ayudarte a mantenerte hidratado. Recuerda que en esta época de cuarentena no solo debes protegerte de las enfermedades respiratorias, sino cuidar de tu salud en general, balanceando tu dieta y manteniendo una higiene impecable en tu hogar.
Probablemente más de una vez has pensado que la verdadera felicidad antes de comer postres, está al alcance de una cucharada directo del tarro de la leche condensada, ¿cierto? Y si no es así, tampoco debes agobiarte, porque posiblemente has sido más prudente en cómo consumes los alimentos azucarados y tal vez prefieras preparar algún postre con leche condensada para compartir con familia o amigos y así no sentir tanta culpa. Claro, antes queremos explicarte cuál es la razón por la cuál este ingrediente ha sido el favorito de muchos a lo largo de los años y al que muy a menudo confunden con la leche evaporada. Entonces, la diferencia está en que la leche condensada es un tipo de leche concentrada a la que le han eliminado aproximadamente el 60% de agua, que se suple por azúcar previo a ser enlatada. De hecho, algunas marcas tienen señalado que la leche condensada contiene 40 a 45 % de azúcar y es ideal para agregar ese sabor rico y esponjoso, con color caramelo a los postres como pasteles, budines, helados, tartas, cheesecakes y muchísimas opciones más; además, sirve como saborizante para café y té.Ahora que sabes para qué se usa principalmente este delicioso producto, queremos compartir contigo 10 recetas de postres con leche endulzada, que le agregarán un extra de felicidad a cualquier día complicado. Cheesecake sin hornoEsta rica receta de cheesecake no requiere de un horno, ya que va congelado, por lo que debes ser paciente para este proceso, porque todo dependerá de la potencia de tu refrigerador. Puedes acompañar con frambuesas y mermelada de fresas. Un gran tip para que este postre con leche condensada quede mucho más firme, es que agregues un poco de grenetina disuelta y la revuelvas con la mezcla del pastel. Pay de Limón con Galletas MaríasSí, el postre original, Carlota de Limón va a conservar su lugar en nuestro recetario de postres para siempre. Aunque tenemos que decir que esta variedad con limón y galletas Marías hará que te atrevas a preparar algo un poquito diferente, pero conservando principios básicos de repostería previamente aplicados. Flan Napolitano tradicionalOtra de las recetas de postres con leche condensada es, sin duda, este Flan Napolitano tradicional, un básico de la cocina mexicana, ya que su sencilla preparación, está basada en licuar los pocos ingredientes y después esperar a que la magia suceda. No olvides que para que un buen flan quede perfecto, debes seguir con cautela las porciones. Pay de Queso con Costra de GalletaSi quieres consentir a tu familia con un postre fácil y diferente, debes probar esta receta de Pay de Queso con Costra de Galleta. Este pay de queso es muy fácil de hacer porque lo preparas con leche condensada, leche evaporada, queso crema, mantequilla y huevo. Recuerda, ahora ya sabes la diferencia entre leche condensada y leche evaporada. Cheesecake de Oreo frío¿Cuántas personas en tu casa aman comer más de 3 galletas oreo remojadas en leche fría? Pues este podría ser su próximo postre favorito. El pay de queso es un postre que le gusta tanto a chicos como a grandes, en especial si la receta incluye las deliciosas galletas tan populares como estas. Gelatina de Mosaico de CorazónLos postres con leche condensada quedan excelentes porque tienen esa textura perfecta cremosita, gracias a la pequeña porción que agregues de este producto tan popular. Recuerda que la leche condensada se puede usar en muchísimos postres y para gelatinas, es un excelente recurso. Pay de Queso MarmoleadoAunque seguramente pensabas que en este pequeño artículo encontrarías cuál es secreto para un marmoleado perfecto, queremos decirte que por el momento no será compartido aquí, pero lo tendrás muy pronto en un espacio especial para hablar del tema. Mientras tanto, te podemos decir que la textura de este pay de queso con forma espectacular, tendrá como ingrediente secreto a la leche condensada, por lo tanto, te sugerimos que cuides mucho la porción que usarás. Flan Volteado de Piña¡El clásico pastel volteado de piña lo hemos convertido en un cremoso y rico flan! Cocina este rápido y fácil flan de vainilla, con una base de piñas en almíbar y caramelo, decorado con cerezas en almíbar. Este postre hará que quedes como todo un profesional.Gorditas de NataNadie puede resistirse al aroma que emiten unas gorditas de nata, así que este es el momento de prepararlas y no quedarse con las ganas de comerlas, porque además de ser una receta muy tradicional, son muy fáciles de hacer. Un gran tip para que este postre con leche condensada sea un éxito, es que tengas mucho cuidado con la temperatura del comal, ya que si es muy alta, podrían quemarse pero quedar crudas por dentro. Recuerda: son de cocción lenta. Pastel de Tres Leches en Plancha¿Eres de las personas que se emociona al leer que su postre favorito no necesita horno? Entonces este será tu próximo postre con leche condensada a preparar. El gran secreto de la perfección de este pastel es que al usar plástico antiadherente podrás manipular mejor el pan y además, que tomes muy en cuenta que todo podría variar dependiendo el tamaño de tu molde. No olvides que en los comentarios nos puedes dejar tus sugerencias para preparar o cuáles son las recetas de postres con leche condensada que agregarías. 
Lo que comenzó como un nuevo tipo de coronavirus en la ciudad de Wuhan, China, en diciembre del 2019, actualmente se ha convertido en una de las pandemias más peligrosas a nivel mundial. Hasta la tercera semana de marzo del 2020, el coronavirus COVID19 ha infectado a más de 340,000 personas en 178 países del mundo. Aunque en México apenas se han confirmado 475 casos y 6 decesos hasta el 26 de marzo, los contagios siguen a la alza, razón por la cual, los gobernantes de cada estado han dado indicaciones específicas para guardar cuarentena en casa y evitar salir a la calle en medida de lo posible. Incluso en la Ciudad de México ya se ha emitido un comunicado para mantener cerrados hasta el 20 de abril cines, gimnasios, museos, iglesias y otros lugares donde se aglomeraba la gente. Gracias a estas acciones, miles de personas se encuentran trabajando desde casa o cuidando a sus hijos, quienes también se encuentran en cuarentena debido a las indicaciones de la Secretaría de Educación Pública (SEP), la cual mandó suspender las actividades de todos los centros educativos en todos los niveles. Ahora estando todos en casa es importante no confiarse y mantener las medidas de prevención activas. Esto significa que la higiene debe de ser un eje primordial en todo el hogar, principalmente en la cocina, el espacio común que todos habitan y en el que cualquier virus podría transmitirse con facilidad a través de los utensilios o alimentos. Por ello, a continuación, te presentamos una serie de consejos para cuidar la higiene de tu cocina y alimentos y así proteger a toda tu familia. Medidas de higiene para la persona que cocina Lávate las manos antes de comenzar a cocinar.Evita toser o estornudar sobre los alimentos.Si saliste a la calle, cámbiate y utiliza una muda de ropa limpia antes de ingresar a la cocina.Si tienes heridas en las manos o brazos, cúbrelas adecuadamente.Al terminar de cocinar, lava los trastes con guantes de goma que utilizarás únicamente para el área de cocina.Orden en las áreas de cocina Procura mantener tu despensa en un lugar fresco y ventilado, donde los alimentos se mantengan alejados de la luz y de las fuentes de calor, idealmente a 17ºC.Lava tu refrigerador con agua y con jabón antes de meter nuevos alimentos, preferentemente cada semana. Tira aquellos que ya se encuentren en mal estado y no olvides limpiar a profundidad cada fin de mes.Destina un área especial para la basura donde puedas guardar más de un bote que te permita separar los desechos, este lugar debe estar lejos de los alimentos y del refrigerador. Idealmente debes sacar la basura cada 3 días o menos, dependiendo del llenado de tus botes. No olvides lavar tus manos después de hacerlo.Limpia la estufa y fregadero cada que termines de cocinar. Independientemente si quedaron manchas o residuos de comida, es importante lavar dichas áreas para evitar la proliferación de microorganismos.Aseo en los utensilios Utiliza un trapo para cada uso, por ejemplo, uno para limpiar las superficies, otro para secar los trastes y uno más para secarse las manos. Recuerda que debes lavarlos con jabón, un poco de vinagre y bicarbonato de sodio y de preferencia secarlos al sol después de utilizarlos.La esponja con la que se tallan los trastes debe permanecer en un lugar seco después de haberla usado.Los utensilios como cuchillos, pala, ralladores o peladores deben ser de acero inoxidable o de otros materiales lisos e impermeables. Si son de otros materiales, remójalos en agua 10 minutos antes de lavarlos con jabón.Es preferible que las tablas para cortar los alimentos crudos sean de poliuretano, ya que las de madera contienen poros que propician la acumulación de gérmenes. Lávalas con agua, jabón y un cepillo de cerdas gruesas.Limpieza de los alimentos Lava y desinfecta con jabón o microbicida hierbas, frutas y verduras antes de cocinarlas.Utiliza ingredientes frescos, especialmente si se trata de carne roja, mariscos y pescado.Cocina la carne cruda en seguida, de lo contrario, congélala para evitar que se eche a perder.Evita ingerir comida recalentada, puesto que además de arriesgarte a comerla en mal estado, también pierde sus nutrientes.¿Le sumarías alguna otra acción a esta lista?
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD