Consejos: Cocinando las mejores lentejas
Dietas

Consejos: Cocinando las mejores lentejas

Por Kiwilimón - Febrero 2012
Aunque no lo parezca, realizar unas buenas lentejas es una tarea algo complicada. Cuidar de que no se peguen, lograr la consistencia adecuada o dar con el sabor perfecto depende de diversos factores. Para preparar unas lentejas deliciosas un truco importante es que utilicemos agua embotellada para la cocción, y en cuanto a la cantidad, calcularemos que sobresalga unos tres dedos por encima de las lentejas. Es especialmente importante que la lenteja no se rompa ni pierda la piel, lo cual es algo que ocurrirá si nos pasamos con el tiempo de cocción, pero es más difícil que ocurra si utilizamos unas lentejas de buena calidad. Para evitar que se deshagan y poder controlar el desarrollo de la receta, el consejo es que no las realicemos en una olla a presión. Como mejor saldrán será en una cazuela tradicional, por ejemplo de barro, o en recipientes esmaltados o de acero inoxidable, ya que de lo contrario las lentejas se podrían amargar. Tardaremos más en hacerlas, pero la clave de la lenteja es el fuego lento. Otro punto importante es no removerlas con la cuchara, sobre todo cuando esté próximo el fin de la cocción, pues contribuiremos a que se deshagan. Lo mejor es mover el guiso lentejas tomando la cacerola por las asas e ir meneándola cuidadosamente.
Para un buen plato de lentejas, prohibido añadir agua durante la cocción, pues entonces se despellejarán.
Si salen muy líquidas, se puede espesar el guiso haciendo puré con un par de cucharadas y agregándolo a la cazuela de las lentejas. Finalmente, y sólo para casos de emergencia, si advertimos de que se nos han empezado a pegar deberemos introducir la olla inmediatamente en la pila con agua muy fría, dejarla un rato y cambiar las lentejas de recipiente. En muchas ocasiones esto evita que se extienda el sabor a quemado por todo el guiso, al detenerse la cocción de inmediato. Recetas de cocina con lentejas:
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Existe una realidad: el cuerpo se intoxica. Lo intoxicamos. Los eufemismos nos alcanzan: “No, no es nada”, decimos cuando los órganos comienzan a quejarse. Ignoramos que se comunican a través de sensaciones para que los miremos, para que observemos el foco rojo que nos prenden. Nos lo dice también la piel manchada y opaca. Nos lo anuncia el sueño que se fuga entre episodio y episodio surrealista. Nos lo indica la falta de energía. El inicio de año es quizás la mejor orilla para aventarse a las nuevas aventuras. Hay que comenzar de nuevo. Un cumpleaños, una luna nueva, un lunes: todo sirve. Los puntos de partida nos empoderan para alejarnos de lo tóxico en nuestras vidas –a la pareja desinteresada, a esa perversa muletilla, al amigo que nos quita paz, a los alimentos que nos podrían estar envenenando sin siquiera detenernos a mirar su mal–.  Israel Chirino, experto en trofología, indica que lo ideal es someter al cuerpo a un détox tres veces al año, pero que si no se puede, con una vez está bien. “Las 24 horas del día estamos en contacto con toxinas, ya sea a través de la alimentación, a través de la respiración, a través del contacto con algún cosmético, alguna crema que vaya en la piel”, confirma el también llamado Trofoamigo. Para nuestra experta en nutrición clínica, Jennifer Asencio, es recomendable hacer desintoxicación después de las comilonas de fin de año, pues lo que conseguiremos mediante una restricción es atajar el camino hacia nuestras metas de salud anuales: bajar de peso, liberarnos del colesterol, dejar atrás el hígado graso. La desintoxicación ayuda a liberar las toxinas de aquellos órganos dedicados a eliminar sustancias del cuerpo, por ejemplo, los pulmones, el hígado, los riñones o el colón. Cuando existe en ellos una acumulación de toxinas comienzan también los malestares o, peor aún, las enfermedades. No lo podemos negar. Algunas veces tomamos decisiones incorrectas sobre lo que ponemos sobre el plato. A veces no es a veces, es siempre. Y ponemos carnes procesadas, azúcares en exceso, sal yodada, harinas refinadas o grasas trans que al no poder ser procesadas por el organismo –por su cantidad, por su frecuencia– el organismo deja de asimilarlos y de desecharlos. Esto produce reacciones inmunitarias en nuestro sistema. “Es necesario neutralizarlos para que no nos causen otro tipo de problemas como mutaciones celulares, que a la larga podrían desarrollar tejidos cancerígenos, etcétera”, asevera Israel. Pasa igual en la afinación y el balanceo de los automóviles. Hay que realizar un détox habitualmente para mantener el correcto funcionamiento de los órganos, el metabolismo, la piel, el sueño y mejorar la calidad de vida. La forma de conseguirlo es restablecer la armonía biológica del cuerpo, “se trabaja mucho con el balance ácido-alcalino para lograr una homeostasis. Lo que busca la desintoxicación es recuperar ese equilibrio entre ambos”, afirma Israel. Existen varios tipos de desintoxicación, pero lo que el Trofoamigo recomienda es que sea biocompatible al organismo, que aquello que elijamos sea una fuente de enzimas y nutrientes vivos. Otros métodos incluyen suplementos, pero según sus recomendaciones, hay que elegir lo más natural. No se trata de comer aire. En la viña de la desintoxicación existen alimentos bondadosos, elementales, que nos ayudan a eliminar lo que al cuerpo le sobra. Chirino recomienda lo verde: las lechugas, las acelgas, las espinacas. Recomienda que sean orgánicas, de cultivos locales.Nos pide poner suma atención a la hidratación, porque no toda el agua es buena: para hacerla potable algunas veces se somete a un exceso de cloración que podría dañar los riñones. Lo mejor es el agua ligeramente mineralizada, ionatada y viva. “Actualmente en el mercado existen filtros para lograr este tipo de agua. Existen incluso en versión portátil”, dice. Nos insta a comer ingredientes crudos, o al menos ligeramente cocidos, que todavía se sientan crocantes a la mordida, evitar los alimentos procesados y el alcohol. No disfrazar la comida con aderezos excesivos o demasiada miel, hacer la desintoxicación en plena conciencia. Por su parte, Jennifer Asencio recomienda comenzar con un ayuno de 12 a 16 horas, tomar té verde, pues “ayuda muchísimo a limpiar las vías urinarias, las vías hepáticas y biliares, así como acrecentar la microbiota del intestino. Esto produce cambios en el pH del organismo y mejora las condiciones para que haya más bacterias buenas y benéficas para el intestino”. Adicionalmente, afirma que tomar vinagre de manzana en ayunas mejora la motilidad del intestino y ayuda a limpiar más fácil las vías urinarias y hepáticas. Con un juguito en la mañana el détox no demostrará todas sus bondades. Según lo que nos cuentan los expertos, hay que hacer un tratamiento completo, un cambio de hábitos por algunos días que reinicie el organismo de pé a pá. No estás solo en tus metas de salud. Nuestras nutriólogas de casa elaboraron este reto détox para que empecemos el año de forma más saludable. Lo comenzaremos juntos el 10 de enero y dura diez días, ¿nos acompañas? 
La Ciudad de México siempre nos sorprende con nuevos platillos y bebidas. En meses recientes, el carajillo se ha convertido en un must en restaurantes y bares, sin embargo, siempre surgen más opciones que nos dejan con la boca abierta. En esta ocasión te contamos sobre la licuachela, un trago que ha causado furor.¿Qué son las licuachelas?Las famosas licuachelas son unas micheladas que se preparan con chamoy, gomitas de todos sabores y colores, para luego servirse dentro de vasos gigantes en forma de licuadora, los cuales suelen ser de colores neón o muy brillantes. Aunque cada local tiene sus propias recetas, estas también pueden servirse con brochetas de tamarindo, chile en polvo, fruta fresca y dulces. La licuachela ganó fama en TikTok, en donde cientos de usuarios comenzaron a compartir sus coloridas bebidas, lo que las convirtió en una de las bebidas más deseadas de la ciudad.También puedes leer: Bomba de Michelada¿Dónde están las mejores licuachelas?Según diversos medios, las licuachelas se volvieron virales después de que un puesto ambulante ubicado en Tepito comenzara a darle un giro más vistoso a sus bebidas alcohólicas: vasos de colores, licuadoras neón, vasos con brillantina y foquitos. Después de un cambio de nombre y locación, las licuachelas más famosas de la ciudad ahora están disponibles en Dolls Drinks. Aunque este local no fue el primero en servir tragos en licuadoras de colores, sí crearon una tendencia que ahora podemos encontrar en diferentes lugares en la Ciudad de México y todo el país. En Dolls Drinks puedes encontrar las licuachelas más extravagantes, pues las adornan con foquitos, velas, mini botellas de licor y todo tipo de dulces. El precio de estas micheladas en licuadora va de los $190 a los $250.También puedes leer: Michelada CubanaFotos tomadas de Dolls Drinks en Instagram
Leer en españolWhile carving ghoulish faces into bright orange pumpkins is a ubiquitous sign of the Halloween season, radish carving has been a popular Christmas tradition in Oaxaca, Mexico, for over a century. Noche de los rábanos, or Night of the Radishes, takes place on December 23 and it is the most anticipated Christmastime celebration in Oaxaca during the holidays.This whimsical tradition began as a way for vendors to feature produce in a unique and ingenious way to make their stalls stand out and boost sales. Back in 1897, Oaxaca Governor Francisco Vasconcelos organized the very first exhibition of carved radishes after admiring the festooned stalls packed with intricate radish trinkets on the day before Christmas Eve.Over time, the Night of the Radishes evolved into a competitive annual pre-Christmas festival where locals carve radishes into ephemeral works of art featuring traditional Nativity scenes, religious depictions, and everyday Oaxacan imagery. Even though radish carving is the most popular category, ornate scenes made from both totomoxtle (dried corn husks) and flor inmortal (preserved flowers) are featured in the festival as well.The radishes used in la noche de los rábanos are grown three months prior to the festival and are grown solely for carving. Each radish will measure up to 1.5 feet long and will weight around 7 pounds, unlike other radish varieties. Once the colossal radishes are ready to be harvested, men, women, and even children gather in the fields to collect up to fourteen tons of radishes that will end up being part of the Christmas Radish Wonderland display in Oaxaca’s main square on December 23.The radish carving tradition has carried on for over a century now and will continue as a popular Christmastime celebration in Oaxaca in the years to come. So, the next time you enjoy a traditional pozole topped with radish slices, remember that there is a little-known Christmas tradition where crimson-and-white carved radishes take over Oaxaca, Mexico!
El horno de microondas es básico en todas las cocinas, pues nos ayuda a calentar la comida, a cocinar de manera más rápida y hasta hacer postres de manera muy sencilla. Debido a que es uno de los electrodomésticos más usados, es imprescindible que siempre esté limpio, pues la higiene dentro de la cocina es muy importante. Si tu microondas está sucio por dentro y por fuera, está guardando malos olores o hay comida pegada en el interior, no te preocupes, en kiwilimón te decimos como limpiarlo a fondo en un dos por tres. Lo mejor de todo es que tu horno de microondas quedará rechinando de limpio después de utilizar ingredientes que ya tienes en casa.¿Cómo limpiar el horno de microondas?La clave para mantener el microondas impecable es limpiarlo al menos una vez a la semana, pues de esta manera la suciedad no se acumulará y alargarás la vida útil de tu electrodoméstico. Si quieres limpiarlo de fondo empleando productos naturales, no te pierdas los consejos que te daremos a continuación.También puedes leer: Reglas básicas para saber qué sí y qué no cocinar en el horno de microondasAntes de limpiar tu microondasLa compañía General Electric hace las siguientes recomendaciones para limpiar tu microondas:Usa jabón líquido para trastes para limpiar el microondas.Emplea bicarbonato de sodio para limpiar el interior.Si hay comida muy pegada en el interior, calienta una taza de agua, pues el vapor ayudará a remover la suciedad más fácilmente.No emplees cloro o productos abrasivos para limpiar el horno de microondas, ya que este tipo de productos pueden dañar el electrodoméstico.Limpia tu microondas en un dos por tresAhora que ya sabes cuáles son los productos que puedes utilizar para limpiar tu horno de microondas, es hora de poner manos a la obra.¿Cómo limpiar el interior del microondas?1. Mezcla 1 taza de agua y dos cucharadas de vinagre de manzana en un traste apto para microondas. 2. Coloca el recipiente dentro del horno y calienta la mezcla por alrededor de 5 minutos o hasta que comience a hervir y suelte vapor. 3. Deja que la mezcla de vinagre y agua se enfríe y retira del horno de microondas. 4. Emplea una mezcla de agua con jabón líquido para limpiar el interior con una esponja. 5. Usa un trapo limpio y seco para secar el electrodoméstico.También puedes leer: 3 postres que no sabías que se pueden hacer en microondas¿Cómo limpiar las puertas del microondas?Si las puertas del horno de microondas están llenas de grasa y cochambre, no te preocupes, en kiwilimón tenemos la solución. 1. Mezcla un poco de agua con carbonato, sumerge una esponja en el líquido y remueve el exceso. 2. Talla la puerta, por dentro y por fuera, cuidadosamente, sin utilizar demasiada agua. 3. Emplea un trapo limpio y seco para remover los restos de la mezcla. 4. Si la puerta del microondas tiene cochambre, mezcla 1/3 de taza de agua con 1/3 de taza de vinagre y aplica sobre la grasa. 5. Deja reposar por alrededor de 10 minutos y limpia con un trapo húmedo.¿Cómo eliminar malos olores del microondas?Sabemos que los malos olores pueden ser muy molestos, por eso te enseñamos a deshacerte de ellos fácilmente. 1. Lo único que tienes que hacer es poner un poco de bicarbonato en un tazón y colocarlo dentro del microondas para que absorba los malos olores.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD