Si subiste unos kilitos en verano, con estos consejos los podrás bajar antes de que llegue la temporada navideña a tu casa
Dietas

Si subiste unos kilitos en verano, con estos consejos los podrás bajar antes de que llegue la temporada navideña a tu casa

Por Kiwilimón - Octubre 2017
Por ahí dicen que “no culpes a diciembre de los kilos que subiste desde septiembre”. Si en tu caso los antojitos empezaron desde mitad del año, seguramente a estas alturas ya estás viendo con temor cómo se aproximan las posadas y sus respectivos platillos típicos. Para que puedas disfrutar con tranquilidad todas las delicias gastronómicas de las celebraciones (empezando, obviamente, por un rico pan de muerto), te compartimos algunos tips súper efectivos.

Alcanza tu peso ideal antes de la temporada navideña con estos sencillos consejos:

  • Usa sustitutos más saludables en tus recetas. Llevar una dieta más saludable no significa necesariamente que sacrifiques tu paladar. Puedes seguir comiendo cosas ricas si cambias algunos ingredientes por opciones menos calóricas. Consulta aquí cuáles son los 10 ingredientes que puedes usar para que tus postres sean más saludables sin afectar el sabor.
  • Bebe por lo menos 2 litros de agua natural. ¿Sabías que la sed puede confundirse con el hambre? Procura tomar suficiente agua durante el día para evitar los antojos calóricos. No olvides beber un vaso grande de agua 15 minutos antes de comer para que te sientas satisfecha más rápido. Descubre aquí cómo puedes darle más sabor al agua natural sin agregarle azúcar.
  • No dejes pasar mucho tiempo entre las comidas. Malpasarse es uno de los peores vicios de la actualidad. Entre el tráfico, las juntas interminables y los miles de pendientes, la hora de la comida siempre pasa al último lugar en nuestra lista de prioridades. Pero hacer esto frecuentemente puede ralentizar el metabolismo y provocar enfermedades digestivas.
  • Aprende a comer en tiempos. Si tienes la costumbre de comer solamente un guisado con acompañamiento, te sugerimos agregar un tiempo más a tu comida: ensalada o sopa. Los alimentos ricos en fibra (como las verduras) te harán sentir más satisfecha por lo que terminarás comiendo menos.
  • Jamás te brinques el desayuno. Sabemos que los minutos de la mañana son los más valiosos, pero te sugerimos que sacrifiques unos momentos entre las sábanas para comer algo antes de salir de la casa. Esto te hará sentir con más energía y tu metabolismo trabajará más eficientemente. ¿Te da flojera ponerte a cocinar en la mañana? Estas recetas de desayunos saludables es todo lo que necesitas para arrancar el día sin complicaciones.
Como puedes ver, estas son medidas muy sencillas que fácilmente puedes incluir en tu rutina. Al momento de cuidar tu peso, no te claves en contar calorías; el orden y los buenos hábitos también son importantes. En lugar de privarte de comida o seguir dietas súper restrictivas, mejor lleva un régimen equilibrado que te aporte todos los nutrientes necesarios y te permita comer ese delicioso pan de muerto que llevas meses esperando.  
Califica este Artículo.
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Semana Santa siempre es un pretexto para darle una vuelta de tuerca al menú cotidiano. Más mariscos, platillos y dulces típicos, y recetas sin carne hacen de esta temporada una delicia para chicos y grandes.Para que vayas ampliando tu recetario de comida de Cuaresma, te presentamos las mejores recetas para preparar en Semana Santa:Pescado empapelado a la mexicanaUna receta económica y fácil de preparar. Pocos ingredientes, sin mucha preparación ni tiempo de cocción, además de ser bajo en calorías. Ideal para quienes no quieren pasarse las vacaciones cocinando.Camarones a la hawaianaUna receta que nos recuerda el clima tropical con trocitos de piña y una deliciosa salsa chipotle. Un platillo exótico para paladares aventureros. Recuerda que debes cocinar los camarones solo durante unos 10 minutos. Si te pasas, pueden quedar secos o duros. Sandwich de atún cremosoAntes de que descartes esta receta déjanos decirte que este no es el típico sándwich de atún. El toque especial que le dan el yogurt griego y el pan de arándano hace que tenga un sabor diferente. Una alternativa ligera para comer antes de pasear o durante un día de campo.Ensalada cremosa de salmónEsta ensalada se convertirá en la favorita de la temporada gracias su combinación de sabores, sin contar que es rica en Omega 3 y Vitamina B12. Fácil, rica y saludable. ¿Te asustan las calorías? ¡Despreocúpate! La textura cremosa de esta ensalada se debe al delicioso yogurt griego, un alimento naturalmente bajo en grasas. Ensalada caliente de lentejasNo importa que sean de los alimentos típicos de Semana Santa, las lentejas siempre pueden sorprenderte. Dales un giro y prepáralas con un poco de pimiento morrón y jitomate cherry. Ahórrate unos minutos usando lentejas enlatadas. Sopa de rajas con eloteLas recetas sin carne no tienen que ser aburridas. Esta sopa te dejará sin palabras por lo fácil de su preparación y su delicioso sabor. Atrévete a probar una nueva versión de las clásicas rajas con elote.CapirotadaPor supuesto que no puedes pasar la Semana Santa sin un buen plato de capirotada. Aunque hay miles de maneras de prepararla, te compartimos la tradicional receta que satisface hasta al más quisquilloso. El cierre perfecto después de una típica comida familiar. La capirotada remonta sus orígenes a la época del imperio romano, en el siglo IV y principios del siglo V,  pero es en la cocina española donde adoptó el nombre de  "Almondrote". En aquel entonces, este tradicional platillo de Semana Santa se asimilaba solo en la base principal a la que conocemos actualmente, donde el pan era remojado en capas acompañada de caldo y carne de perdiz asada.Guayaba en almíbarUna excelente fuente de vitamina C hecha en un delicioso dulce. La mejor opción de un postre ligero después de los grandes menús que suelen prepararse en estas fechas. En lugar de usar azúcar sustitúyela con algún edulcorante para preparar una versión baja en calorías. ¿Se te antojó alguna de estas recetas? Cuéntanos qué recetas sueles preparar en la temporada de Semana Santa.
Más que una tendencia, el veganismo es una forma de vida que busca respetar los derechos animales, mejorando la salud y el planeta. Este estilo de vida ha ganado fuerza en los últimos años y ahora personas que buscan ser más saludables, independientemente de sus convicciones por los animales, se han unido a la causa. Si tienes en mente cambiar de hábitos e inclinarte más hacia el veganismo, pero aún no estás del todo convencido de cambiar tu estilo de vida, aquí te mencionamos algunas razones para volverte vegano.Tu salud te lo agradecerá.Tu cuerpo te agradecerá el cambio. Se ha descubierto que los veganos tienden a ser más delgados y cuentan con un mejor índice de masa corporal que aquellos que no lo son. De igual manera, ser vegano tiene otras ventajas: mejora las funciones renales, reduce los dolores de artritis, mejora la función cardíaca y baja los niveles de azúcar de la sangre.Un estudio demostró que los veganos tienen hasta un 78% menos de posibilidades de desarrollar diabetes tipo 2, además de que el hecho de no comer carnes procesadas puede ayudar a evitar el cáncer.Hazlo por los animales y el planeta.Algunas personas deciden dejar de consumir alimentos de origen animal ya que buscan excluir todas las formas de explotación y crueldad de los animales con fines alimenticios o cualquier otro propósito. Sin embargo, el ser vegano no solo beneficia a los animales, también al planeta. Esto se debe a que la producción de alimentos de origen animal provoca emisiones de gases de efecto invernadero significativamente mayores que la producción de alimentos veganos. Esto significa que si todo el mundo fuera vegano, el cambio climático sería mucho más lento.¿Piensas convertirte al veganismo?Contrario a lo que muchos piensan, ser vegano no significa comer lechuga todos los días, ya que cada vez hay más productos y recetas, desde postres, y hasta platos fuertes, para que la alimentación de los veganos no se vuelva aburrida.Si estás pensando en volverte vegano, debes hacerlo con paciencia y además con guía de expertos en el tema, a veces no es suficiente con buscar alguna referencia en la web o escuchar la recomendación de un amigo cercano. Lo que sí podemos decirte es que se recomienda dejar de comer productos animales gradualmente, pero como cualquier cambio, debes hacerlo con la guía de un especialista, ya que tu cuerpo necesita tener las cantidades suficientes de ácidos grasos, vitamina B12, hierro, zinc, entre otros.¿Te parece muy complicado dejar de comer carne para siempre? No tienes que hacer un ajuste radical en tu alimentación para notar un cambio positivo en tu salud o para contribuir al cuidado del medio ambiente. Prepara estos platillos libres de productos de origen animal y disfruta de una comida saludable y amable con la naturaleza.Estas son algunas RECETAS VEGANAS que seguramente te gustarán:Ensalada caliente de lentejasHamburguesitas de quinoa y lentejas Tacos veganos de zanahoria Aguachile vegano
Uno de los errores más grandes que cometemos es no saber ponerle precio a nuestro trabajo. Muchas veces, puedes darte por bien servido si recuperas el costo de los ingredientes que utilizaste para ese pastel de chocolate que te encargó tu vecina, pero esa actitud no te servirá si planeas convertir tus postres en una fuente de ingresos. Hoy te compartimos una lista de los aspectos que debes considerar a la hora de calcular el precio de tus deliciosas creaciones.Ingredientes.Haz una lista de todos los ingredientes que el postre necesite, todos significa todos: la pizca de sal, los 100 ml de agua, las tres gotas de vainilla o la cereza del pastel. Es importante que tomes en cuenta cada uno de estos mínimos detalles porque ignorarlos, a la larga, puede significar pérdidas en tu bolsillo.Para calcular los costos exactos de los ingredientes que utilizas en cada postre, puedes ayudarte de una tabla de cálculo con cinco celdas: En la primera, colocarás los ingredientes.En la segunda, la cantidad que tu postre necesita de cada uno de estos.En la siguiente, las unidades (que no es otra cosa que el contenido de los ingredientes en su presentación comercial).En la cuarta, el precio que pagaste por cada ingrediente en su empaque comercial.Por último, la quinta celda será el cálculo del costo, que es el precio que inviertes en el postre. Así, para sacar el costo bastará que realices una simple regla de tres: multiplicando el precio por la cantidad y dividir ese número entre la unidad, el resultado será el costo. Ten en cuenta de contar con la misma medida entre cantidad y unidad: piezas con piezas, gramos con gramos, mililitros con mililitros; y realizar las conversiones que sean necesarias.Por supuesto habrá variables considerables entre el precio que pagaste y lo que realmente usaste, pero este costo total no representa el precio final de tu postre.IngredientesCantidadUnidadPrecioCostoHuevos8 pza30 pza65$17.33Leche Entera1 litro1 litro21$21Leche Condensada50 g384 g23$2.99Vainilla5 ml250 ml30$.6Agua100 ml 20 000 ml (se comprobó con una presentación de 20L y se hizo conversión) 40$.2$42.12Merma.La merma no es otra cosa que la pérdida o reducción de materia prima que se tiene en el proceso. Para calcular el costo de merma considera el 10% del costo de los ingredientes que utilizaste en el postre. Siguiendo con el ejemplo anterior, en el cual es costo es de 42.12, la merma sería de 4.212.Tiempo.Este aspecto es muy importante. Hasta la actividad más sencilla es cobrada en el mundo empresarial, ¿por qué no hacerlo tú? Obviamente, ese “sueldo” corresponderá a tu experiencia, al tiempo de vida de tu negocio -va arrancando o lleva algunos años a flote-, así como el producto que venderás -no es lo mismo un pastel para una boda a una gelatina mosaico o si es un pedido urgente-. Es recomendable que tengas como base el salario mínimo vigente, y en relación con este, cobrar el tiempo exacto que inviertes para realizar el postre, algunas personas incluyen hasta el tiempo de compra de productos.Considerar estos aspectos te servirá para comenzar un cálculo más realista. Algunas personas suman el costo total de ingredientes, la merma y el tiempo y lo multiplican por tres para saber obtener el costo total del postre; algunas otras, solo suman los ingredientes y la merma y multiplican por tres y eso lo consideran un buen precio por su trabajo. Al final, tendrás que definir cuáles aspectos son importantes para ti, solo recuerda que no debes cobrar menos ni exageradamente.Ahora que ya sabes cómo cobrar tus postres, ¿por qué no te animas a vender estas delicias?Pay de BombonesRosca de Carlota de Limón con MerengueRosca de Frutos Secos sin GlutenPastel de Crepas de Oreo
Tu mamá y tu abuela no estaban equivocadas cuando querían aliviar todos tus males con un caldito. Detrás de esta tradición hay un sinfín de razones que beneficiarán tanto tu salud, como tu bolsillo. Descubre por qué es bueno el caldo de hueso.NutritivoSi no conoces todas las propiedades del caldo de hueso, este puede parecerte más algo como agua hervida con sobras de comida que como un platillo nutritivo. Pero esto no podría estar más alejado de la realidad. A pesar de la simpleza de esta preparación, el caldo hecho a base de huesos contiene muchos minerales y nutrientes. Lo mejor de todo es que el cuerpo digiere mejor estos componentes gracias a su proceso de elaboración.Económico El caldo de hueso es una alternativa muy económica para la hora de la comida. Debido a que se elabora a partir de agua y huesos de carne de res, pollo o cerdo, el costo de preparación es mínimo. La otra gran ventaja de esta receta es que te permite aprovechar todos los ingredientes de tus platillos, incluyendo aquellas partes que casi siempre terminas tirando a la basura. ¡Adiós al desperdicio con el caldo de hueso!SencilloEl aporte nutricional de un platillo no está definido por el nivel de complejidad en su preparación o por el precio de sus ingredientes. Aunque este caldo está repleto de nutrientes, vitaminas y minerales, el proceso de elaboración no requiere grandes habilidades o instrumentos de cocina muy sofisticados. Solo es necesario añadir algunas verduras y condimentar con tus especias preferidas.VersátilOtra de las grandes bondades del caldo de hueso es la gran variedad de usos que podemos darle. Si te gusta la comida más minimalista, puedes optar por comer el caldo así tal cual, o también puedes aprovecharlo como base para preparar sopas, salsas, cremas  o guisados más elaborados. Cocinar con este caldo hará que hasta una sopa de fideos sepa súper especial.¿Cuándo es bueno comer caldo de hueso?Aunque el caldo de hueso es un platillo muy nutritivo, ideal para toda la familia, existen ciertas situaciones en las que su consumo es especialmente beneficioso:Problemas de digestión: a pesar de ser un alimento con muchos nutrientes, es ligero y suave, por lo que es perfecto para esos días en los que tu estómago no tolera cualquier cosa.Enfermedades en los cartílagos: el caldo de hueso es una fuente rica en colágeno y gelatina. Estos dos componentes ayudan a restaurar las coyunturas, así como el cabello, las uñas y, por supuesto, la piel.Desnutrición: en los casos en que por alguna razón el organismo tiene deficiencias de nutrientes, el caldo de hueso puede hacer maravillas. Este platillo contiene más de 19 aminoácidos fáciles de absorber, así como nutrientes que cuidan el sistema digestivo e inmunológico.
PUBLICIDAD
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD