Estar sentada hace más daño que comer donas
Dietas y Nutrición

Estar sentada hace más daño que comer donas

Por Kiwilimón - Junio 2015
  Nos pasamos la vida entera haciendo dieta y contando calorías, pero llegamos a la oficina y permanecemos sentadas por horas y horas sin darnos cuenta de que es eso lo que nos está matando. “Estar sentado es más peligroso que fumar, mata a más gente que el VIH y es más traicionero que el paracaidismo. Nos estamos sentando hasta la muerte” – Dr. James Levine de la Clínica Mayo. De acuerdo con datos publicados por Mashable actualmente pasamos un promedio de 9.3 horas al día sentados. Esto es más que nunca antes en la historia de la humanidad. Pero como nuestros cuerpos no están hechos para eso el sedentarismo desencadena muchos problemas. Estos son algunos de ellos:

1. Engorda

Las personas obesas pasan en promedio 2.5 horas más al día sentadas que las que tienen un peso saludable. Esto es porque estar sentados disminuye la producción de una enzima que necesitamos para descomponer la grasa.

2. Es malo para el corazón

Las personas que tienen un trabajo en el que deben estar sentadas tienen el doble de riesgo de padecer una enfermedad cardiovascular que las que  tienen un trabajo que las obliga a estar paradas.

3. Causa diabetes

Pasar entre 8 y 12 horas al día sentada incrementa el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2 en 90%. ¡90%! La humanidad no está diseñada para estar sentados, es una consecuencia de la era moderna en la que nos sentamos para llegar al trabajo a seguir sentados y cuando salimos nos vamos a casa a sentarnos a ver televisión.

4. Reduce la densidad ósea

Pasar tanto tiempo en la misma posición provoca que más adelante cualquier caída resulte en huesos rotos.

5. Quema menos calorías

Estar sentada quema 50 calorías menos que estar parada, esto contribuye al sobrepeso (especialmente si todo lo que haces en el día es sentarte). ¿Cómo lo puedes solucionar? Levantándote cada media hora, caminando durante los comerciales, saliendo a dar una vuelta después de comer. El chiste es pasar el menor tiempo sentada posible. Si está dentro de tus posibilidades puedes incluso conseguir un escritorio alto que te permita trabajar parada. ¿Ya terminaste de leer esto? ¡Ahora párate! Ver artículo original.  
Califica este Artículo.
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Dicen  que el vino y el queso saben mejor con el tiempo, pero ¿qué creen? hay otra  delicia culinaria que también mejora con los días: el recalentado. Descubre las mejores recetas para aprovechar lo que quedó de la cena navideña y disfrutar un riquísimo recalentado.Pechuga de pavo rellena en salsa de tamarindos¿Te sobró algo de pechuga de pavo? ¡No se diga más! Esta receta es la ideal para ti. En lugar de servir las rebanadas de pavo con un poco de gravy, ¿qué te parece rellenarlo con frutos secos, queso de cabra y una deliciosa salsa de tamarindo? Esta receta será sin duda un completo make over para tu cena navideña.Chile relleno de bacalao gratinadoEsta receta es una excelente opción para sacar provecho a uno de los platillos más tradicionales de estas fechas: el bacalao.Para el recalentado, rellena los chiles poblanos con el bacalao que tengas y espolvoréalos con queso  manchego. En solo unos minutos tendrás un platillo espectacular y lleno de sabor.Pastel azteca de pastorSi en tu casa son más originales y les gusta probar comida diferente en las fiestas decembrinas, tal vez hayan cenado algún platillo con pastor. Si ese es el caso y te sobró algo de carne, entonces tienes que preparar este exquisito pastel azteca. Lo bueno es que ya no tendrás que esperar a marinar la carne, pues ya estará lista.Pastelitos de puré de papaLa papa es uno de los ingredientes más versátiles que hay en la cocina, incluso cuando ya está hecha puré. Aprovecha lo que te haya quedado de puré para hacer estos riquísimos pastelitos. Solo necesitarás unos cuantos ingredientes más para preparar una guarnición muy original y deliciosa.Tacos dorados de pavo con moleOtra opción para el pavo son estos deliciosos taquitos. Esta receta tiene dos grandes ventajas: no importa qué parte del pavo te haya sobrado, ya que toda la carne estará deshebrada, y además es súper rendidora. Desmenuza tres tazas de pavo y con eso es suficiente para cocinar este rico platillo. Ahora  que ya sabes lo que puedes hacer con el recalentado, ¡saca esos tupers del refri! Disfruta y aprovecha al máximo todos tus alimentos con las recetas de Kiwilimón. TE RECOMENDAMOS: VIDEO-EMPANADAS PARA EL RECALENTADOVIDEO- TACOS DORADOS DE PAVO CON MOLEVIDEO-PASTEL AZTECA DE ROMERITOS
No dejes que la etiqueta de un vino te intimide. Ahora te explicaremos cómo elegir un vino, para que al entrar a una licorería o al caminar por el pasillo de vinos en el súper mercado no te sientas con estrés con tantas opciones. Entre los nombres de los vinos, los tipos de uva y, por supuesto, los precios puede ser difícil tomar una decisión. Pero, no te preocupes, no necesitas ser un sommelier experimentado para escoger una botella. Aquí te decimos cómo puedes elegir un buen vino:Identifica los principales tipos de vino. Lo primero que debes saber es que hay cuatro tipos de vinos: tinto, blanco, rosado y espumoso. Dentro de estas categorías hay más clasificaciones, dependiendo del grado de azúcar, taninos o edad del vino. Si no estás muy familiarizado con las variedades del vino, tal vez el factor que más te interese saber es el nivel de azúcar que contiene. Para saber qué tan dulce es un vino fíjate en la etiqueta: seco, semiseco, abocado, semidulce y dulce.Considera el objetivo de la botella. Obviamente no es lo mismo comprar un vino para preparar un platillo que para brindar. Los vinos de cocina suelen ser mucho más económicos y no requieren mucha complejidad en cuerpo o sabor. Para mezclar o preparar bebidas como el clericot, tampoco se necesita una botella muy sofisticada. Un Cabernet es más que suficiente. Pero si estás pensando en comprar una botella para un evento especial, vale la pena que inviertas en un vino gran reserva (añejado) o un espumoso. Toma en cuenta la comida de la reunión. La manera más sencilla de maridar los alimentos con el vino es mediante las similitudes de sabor. Por ejemplo, los platillos ácidos van mejor con vinos con toques ácidos, mientras que los platillos o las preparaciones dulces (por ejemplo, un pastel de chocolate relleno de crema pastelera se acompañan con vinos dulces. En cuanto a los ingredientes principales de la comida puedes guiarte por la ley de toda la vida: las carnes rojas se sirven con vino tinto, y las carneas blancas, con vino blanco.Recuerda que el precio es solo orientativo. Un vino barato no es necesariamente malo, y un vino caro tampoco es garantía de que sea la mejor elección para tu comida. Por lo general, las botellas de origen chileno o argentino suelen ser de las más económicas, mientras que las que vienen de Europa (Francia o Italia, sobre todo) tienen mayores precios. No te dejes llevar por el precio de la botella y anímate a probar nuevas opciones. Recuerda que hay vinos mexicanos del Valle de Guadalupe (Baja California) y del Valle de Parras (Coahuila) de muy buena calidad que seguramente se encuentran dentro de tu presupuesto.Déjate llevar por tus gustos. No te preocupes si no logras distinguir el retrogusto al probar un vino. Lo importante es que disfrutes cada copa. Para orientarte al momento de elegir el vino que más se ajuste a tus gustos, puedes tomar en cuenta esto:Vinos blancosChardonnay: afrutado, pero seco.Riesling: muy dulce, con intenso sabor a frutas. Más ligero que el Chardonnay.Sauvignon blanc: seco y ácido con sabores tanto herbales como afrutados.Vinos tintosCabernet Sauvignon: vino con mucho cuerpo con notas herbales.Merlot: afrutado, muy suave, con menos taninos que el Cabernet.Pinot noir: delicado y fresco, con aromas afrutados.Sigue estos pasos para elegir la botella y disfruta tu vino. ¡Salud!
¿Eres súper fan del pan de muerto? ¿Cuentas las semanas para poder comer el primer pan de la temporada? ¿Has probado todas sus versiones: con azúcar, ajonjolí, sencillo, relleno de crema? Pues, por más raro que parezca, el origen del pan de muerto es muy diferente del que te imaginas. Antes de que des el próximo bocado a tu pan de muerto, te invitamos a conocer el verdadero significado de este ya tradicional bollo mexicano. Un pan detrás de un ritual Se cuenta que, cuando los españoles llegaron al territorio que hoy es México, quedaron escandalizados por los rituales que realizaban los indígenas con sacrificios humanos. En su afán de modificar las costumbres de las culturas mesoamericanas, comenzaron a preparar un pan en forma de corazón. La idea es que este bollo bañado en azúcar roja sustituyera el corazón de las doncellas que solían sacrificar. De esta manera, fueron eliminando poco a poco los sacrificios, mientras aumentaban el consumo del pan. Alimento tradicional con ingredientes europeos Llama la atención que los ingredientes que suelen usarse en la preparación de pan de muerto fueron traídos por los españoles durante la Conquista. Las culturas prehispánicas desconocían el uso de los productos lácteos, del trigo, la levadura, la naranja o el azahar, sin embargo, la mezcla de estos ingredientes logró convertirse en uno de los alimentos representativos de una de las fiestas más importantes para nuestro país. Un pan con significado La forma del pan de muerto no es una coincidencia. De acuerdo con algunos historiadores, la forma circular representa el ciclo de la vida y la muerte. Para los otros elementos del pan hay varias explicaciones. Unas personas consideran que las canillas son los huesos del muerto y la bolita que se encuentra en la parte superior es el cráneo. Otras creen que estos 4 pedacitos hacen referencia a los puntos cardinales, los cuales a su vez están dedicados a dioses prehispánicos, y la parte de arriba es el corazón. Ahora que ya sabes qué significa el pan de muerto te aseguramos que lo disfrutarás más no solo por su delicioso sabor sino por su interesante historia. Recetas de pan de muerto: Pan de muerto típico mexicano Pan de muerto de yema Pan de muerto oaxaqueño Pan de muero tradicional Fuentes: Info.aserca.gob.mx Sdpnoticias.com Vanguardia.com.mx
¿A tu quincena le sobran muchos días? ¡No te preocupes! Con estas recetas podrás consentir a tu familia sin tener que invertir mucho dinero. Échale un vistazo a estos postres que puedes hacer con bajo presupuesto. Galletas de jengibre con especiasEstas galletas están hechas básicamente con harina, huevo, mantequilla y azúcar, ingredientes muy económicos que seguramente ya tienes en tu cocina. Para darles el sabor característico solo necesitas unos gramos de unas cuantas especias, así que tampoco tienes que invertir mucho en eso tampoco. Turrón de chocolateEl postre perfecto para regalar es este delicioso turrón de chocolate. Puedes hacer las combinaciones que quieras con diferentes tipos de chocolates y sustituir el pistache, la nuez y la almendra por cacahuates o semillas de girasol para preparar una versión más económica. PolvoronesSolo necesitas cinco ingredientes para hacer estos exquisitos polvorones. Y para decorarlos puedes usar la misma azúcar. Solo revuélcalos y espolvoréalos cuando aún estén calientes para que se fije mejor el azúcar. Helado fácil de cocoTu bolsillo y tu paladar amarán esta receta. Combina leche condensada, crema para batir y leche de coco para preparar un delicioso helado de coco. Ojo: NO necesitas máquina para preparar helados. Con tu refrigerador y plástico antiadherente es más que suficiente. Pastel de zanahoria sin hornoPara esos días en los que no quieres ni prender el horno para no gastar gas esta receta es perfecta. Sin necesidad de hornear nada puedes preparar un pastel con el sabor característico de la zanahoria y la nuez moscada. Decóralo haciendo un betún con queso crema, jugo de limón y azúcar glas. Ahora sí: la falta de presupuesto nunca volverá a ser una razón para quedarte sin postre. Conoce más recetas para preparar postres económicos AQUÍ
PUBLICIDAD
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD