Hacer barras de cereal caseras
Dietas y Nutrición

Hacer barras de cereal caseras

Por Kiwilimón - Septiembre 2011
  Las barras de cereal son una buena solución para el hambre entre las comidas. No sólo nos energetizan y logran saciar nuestra hambre, sino que además son nutritivas y favorecen nuestro tránsito intestinal. Si bien podemos encontrar una amplia variedad de barras de cereal en muchos lugares, en donde se incluyen barras de diversos sabores y en sus versiones normal y baja en calorías, podernos realizar nuestras propias barras de cereal caseras, elaboradas con nuestros propios gustos. Para la elaboración de las barras de cereal, necesitamos contar con algunos pocos ingredientes básicos, y luego con aquellos que sean de nuestra preferencia. 1. Comenzamos por colocar azúcar en una sartén o cacerola, preferentemente de teflón para que no se pegue, y logramos un buen y brillante caramelo. Cuando esté listo, le incorporaremos una pequeña porción de manteca y una buena cucharada de miel, al tiempo que retiramos la cacerola o sartén del fuego, y mezclamos enérgicamente para incorporar. 2. Luego comenzamos a incorporar los cereales que sean de nuestra preferencia. El arroz inflado es una gran solución, ya que es liviano y saludable, aunque también podrías utilizar los cereales que utilizás en el desayuno, como la granola, inclusive un puñadito de avena, aunque bien podrías utilizar una mezcla de todos ellos. 3. Luego, necesitas papel manteca (o papel enmantecado) y algo que sirva como marco, que bien podría ser el contorno de un molde de pasteles, o un molde o fuente recubierto con el papel. Allí colocas la preparación, distribuyéndola y haciendo presión, para crear una capa compacta. En este momento puedes incorporar pepitas de chocolate, pasas de uva, semillas de girasol peladas, o lo que más te guste, incluyendo, por qué no, hasta gomitas de caramelo. También puedes añadir por encima una capa de chocolate derretido. 4. Con la ayuda de un cuchillo a temperatura ambiente o caliente, corta las barritas del tamaño deseado, o bien cubitos para servir en un plato. Luego, cuando estén ya bien frías y listas, puedes envolverlas en papel , y ya tenés barritas de cereal caseras, listas para llevar a la escuela, al trabajo, o en cualquier momento. Recetas de cocina recomendadas:Barras de Cereal y MalvaviscoEnjambre de Cereal con ChocolateNidos de Special K para Pascua
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
¿Acaso existe alguien que no esté hablando de las freidoras de aire? Las también llamadas air fryers son la tendencia de la temporada y aunque no son baratas, están provocando rupturas de cochinito al por mayor. El ritual de sumergirlo todo en una alberca olímpica de aceite –hay que decirlo: la grasa es igual a sabor–, puede ser peligroso para el corazón. La fritura profunda es magia para lo que se zambulle en ella, sin embargo, ya hay opciones para quienes desean reducir el consumo de calorías y observar amorosamente aquello que entra a su organismo.Piensa en la gama de cosas ricas que se fríen: los taquitos dorados, las donas rellenas, los churros cubiertos por azúcar y canela, las quesadillas con y sin queso, las tortitas de papa, el falafel, las papas a la francesa, las alitas de pollo. El listado sólo se pone mejor. El tema es que siempre hay que tomar una decisión existencial: o comes rico o mantienes el balance de tu cuerpo; o te amarras a tu voluntad de mártir o renuncias a la culpa de sobrealimentarte.Aquí es donde las freidoras de aire son de gran ayuda. Las air fryers cocinan a través de un sistema que hace circular el aire caliente alrededor de tu comida –tu garnacha sanita– pero sin secarla y conservando la consistencia crujiente que caracteriza la fritanga. Lo que sucede es que están hechas para garantizar el nivel mínimo de vapor y humedad. Por si fuera poco, te lo venden como si sólo hubiera que poner un trozo inhóspito de ave con piel en el compartimento y en unos instantes, emergerá un suculento coq au vin. Un boom similar sucedió con los microondas cuando se exhibieron en las vitrinas de las tiendas a finales de los cuarenta. “Oprime un botón y olvídate de cocinar”, sugería más o menos la comunicación que los anunciaba. El punto es que la air fryer sí hace la vida más práctica y promete algunas bondades adicionales. Por la poca cantidad de aceite que se requiere en su funcionamiento, la ingesta calórica será menor y con ello habrá un menor riesgo de contraer enfermedades cardiovasculares. Otra es que la freidora de aire podría reducir la formación de acrilamida, un compuesto orgánico potencialmente peligroso que está relacionado con el cáncer renal y otro tipo de enfermedades. Una de las chefs de casa, Alexandra Romero, dice que le encanta cocinar en ella porque no hay que estar calculando las temperaturas del aceite ni los tiempos de cocción. “Yo amo preparar alitas ahí. Les pongo sólo un poco de aceite en aerosol y quedan muy ricas”. También dice que es fácil utilizarla porque sólo escoges un modo de cocción y te olvidas de revisar tu comida hasta que suene la alarma. Ella aconseja usar aceite de oliva en aerosol y revisar con cautela las funciones de uso según la receta que estés planeando hacer. Y aquí una de las desventajas que he visto en las freidoras de aire: si pones una función al asar, podrías quemar tus alimentos.Yamilette González, coordinadora de chefs de Kiwilimón y experta en antojitos mexicanos, recomienda usar la freidora de aire para las recetas callejeras. “Es una forma alternativa de comer lo que nos gusta, sin culpa. Por ejemplo, puedes cocinar chorizo y toda la grasa se va a asentar”. Otra ventaja que apunta es sobre la practicidad y facilidad de usarlas versus otros electrodomésticos más caros en el mercado, como una sous vide, que además requiere cierto conocimiento técnico para sacarle mayor provecho. Eso sí, existen algunas áreas de oportunidad en el tamaño del compartimento. Al tener poca capacidad, o tienes que hacer dos rondas de comida o complementar con guarniciones, si los tuyos en casa son de apetito insaciable. La otra es que no todas las preparaciones quedan al dente. Por ejemplo, para las recetas empanizadas en las que el sabor característico está dado por la fritura, Yamilette aconseja hacer una mezcla de empanizado más condimentada para subirle el volumen al gusto.Una receta que absolutamente te recomendamos en la freidora de aire son las alitas picantes. Por la grasa de la piel quedan crujientes, son fáciles y no te dejan con sensación de que les falta un extra de aceite. Te la compartimos a continuación.Alitas picantes con freidora de aire1 cucharadita de sal 1 cucharadita de pimienta 1 cucharada de paprika ½ cucharada de comino en polvo ½ taza de harina de arroz ¼ taza de hojuela de papa 500 gramos de alitas de pollo  aceite en aerosol salsa picante Primero parte las alitas por las articulaciones con un cuchillo. Coloca las alitas en un recipiente y agrega la sal, la pimienta, la paprika, el comino en polvo, la harina de arroz y la hojuela de papa. Baña las alitas hasta impregnar los ingredientes. Coloca las alitas en la freidora de aire caliente. Rocía con un poco de aceite en aerosol y fríe por al menos 20 minutos. Sirve con salsa picante al gusto.
En milli no sólo encontrarás una gran variedad de mazapanes de los sabores más increíbles que puedas imaginar y podrás probar café extraído por método de goteo Chemex, sino que además tendrás la oportunidad de ver y conocer más sobre el comercio justo con sus proveedores y vendedores.Milli es un proyecto creado con el fin de compartir un espacio pequeño pero activo en la colonia Roma, pues ahí productores, vendedores y consumidores tienen la oportunidad de conversar y conocer más en torno a productos como el café, el pan artesanal, sus postres, la comida y sus ingredientes. En este rinconcito de la Roma, tu café se convierte en una plática con un productor de miel que cultiva cactáceas en San Luis Potosí, o una panadera artesanal de Ojo de Agua que hace pan balanceado y especial para dietas veganas. En el tema de café ni hablar, en esta temporada del año tienen café de selección tanto de Oaxaca, Veracruz y Chiapas, y si nunca has probado un café extraído por goteo, es el lugar perfecto para hacerlo.El Café oaxaqueño que ofrecen es de la sierra mixe, con un proceso de lavado que lo hace muy distinto a otros, pero lo más interesante es la historia detrás, pues este café es distribuido por el hijo del productor, que estudia para trompetista en la CDMX, y de esta forma solventa sis estudios.En cuanto a los mazapanes, en milli tienen quizá la más grande variedad en la ciudad, todos elaborados con ingredientes de Pluma de Hidalgo, también en Oaxaca, de sabores que no te imaginas, como mazapanes de chapulín, de amaranto, relleno con crema de avellana y un delicioso mazapán 100% cacao (amargo) que combina de manera perfecta con el café.Y si tienes ganas de probar productos artesanales, también puedes encontrar ropa bordada por diversas comunidades de pueblos originarios y productos de cosmética natural elaborados por una emprendedora que está en contra de la crueldad animal y que próximamente estará organizando talleres sobre cómo hacer tus propios ungüentos.
Los postres árabes son un manjar lleno de especias, colores, olores y sabores exóticos a los que pocos se pueden resistir. Estas delicias son tan exquisitas, que te preparamos un breve listado con las más populares para que te animes a probarlas. ¡Deléitate con los postres más deliciosos de la gastronomía árabe! Baklava Quizás el postre más emblemático del Medio Oriente, el baklava es un dulce hecho con pasta de hojaldre o filo, nueces, frutos secos y miel. Normalmente se prepara una pieza grande que se corta y vende en pequeñas porciones individuales. Basbousa Este postre árabe es muy típico de en zonas como Turquía o Siria y también se conoce como hereessa o namoura. El basbousa se prepara con semolina y también va bañado con jarabe o miel, pero va decorado con almendras encima. Kunafe El kunafe es un postre utilizado para celebrar ocasiones importantes. Se trata de un pastel sumamente cremoso, elaborado con queso, miel, pistachos y pasta Katafi, un tipo de fideo seco largo y delgado de sabor neutro. Dedos de Zainab Esta golosina árabe está hecha de masa frita y va bañada con miel o azúcar. Los dedos de Zainab representan las partes de una hermosa joven con el mismo nombre. Tamr Este delicioso postre de la gastronomía árabe se trata de nada menos que de los irresistibles dátiles dulces, rellenos con queso de cabra y nueces. El tamr se come como una alabanza al profeta Mahoma. Briouats Los briouats son un clásico entre las delicias marroquíes, están hechos con pasta de hojaldre frita y se rellenan con almendras y crema de cacahuate. Al igual que otros postres, van bañados en miel templada y agua de flor de naranja. ¿Qué postres árabes se te antojan más?
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD