Los 7 ingredientes que tienes que evitar a toda costa en enero
Dietas y Nutrición

Los 7 ingredientes que tienes que evitar a toda costa en enero

Por Kiwilimón - Enero 2016
Enero puede ser un mes difícil si planeas bajar esos kilos de mas que llegaron con las fiestas navideñas, y no es que sea imposible, sino que hay muchas tentaciones. Incluso en esta cuesta de principio de año se vale tener un desliz o dos, pero hay ingredientes que debes evitar a toda costa si quieres ver algún progreso en cuando a tu peso y figura. Ten cuidado con los siguientes 7 productos que pueden deshacer todos los planes que tienes de perder peso este principio del 2016. Helado No es sólo que sea dulce y tenga mucha azúcar sino que básicamente es leche concentrada lo que cuenta con mucha grasa acumulada. Además, si lleva colorantes artificiales y conservadores es aún peor si lo que buscas es bajar de peso. Un raspado natural o smoothie de frutas puede ser una alternativa. Ver receta: Smoothie de hierbabuena y limón Hamburguesas En específico las que tienen tocino, queso y aderezos son una bomba calórica. La carne que se usa usualmente para hacer hamburguesas tiene bastante grasa y si le sumas todos los acompañamientos, una sola puede contener todas las calorías que deberías comer en un día. Una hamburguesa de pescado o pollo con pan integral es un buen intercambio. Ver receta: Hamburguesa de atún sellado Chocolate Sí, el cacao tiene muchos antioxidantes y puede ser benéfico para el cuerpo, pero el que se compra en las tiendas no es cacao puro, es cacao mezclado con crema, leche y azúcar y esto hace que sea un producto bastante calórico. Si no hay forma de evitarlo entonces consume chocolate amargo, mientras más porcentaje de cacao, mejor. Ver receta: Yogurt con fruta Tocino El tocino es básicamente grasa, eso lo sabemos todos y la prueba está en que ni siquiera necesitas aceite para freírlo. Es mejor alejarse de este corte de cerdo durante el mes de enero si no quieres recuperar esos kilos que estás perdiendo con tu dieta y ejercicio. Ver receta: Rollitos de jamón y nuez Papas fritas No sólo hablamos de las de los restaurantes de comida rápida, sino también de las caseras. La papa lleva mucho almidón, y si le agregas el aceite en el que se fríen y la sal que se les agrega tendrás un producto muy calórico que además retiene líquidos y puede hacer que te hinches. Ver receta: Camote al horno con miel Churros Hay pocos postres tan engordantes como los churros. Se trata de pura masa frita espolvoreada con azúcar refinada. Son una delicia, claro, pero tal vez hay que esperar unos meses para disfrutar esta especialidad de feria. Ver receta: Postre de tapioca light Pizza Si te pones a pensar la pizza se trata de masa de harina y mucho queso que es básicamente grasa. Si a esto le aumentas los ingredientes que van encima como carnes y embutidos entonces la cuenta calórica aumenta mucho. Es mejor dejar esta especialidad italiana para otra época del año. Ver receta: Ensalada estilo griego    
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Tlaxcala se ubica en un lugar estratégico, justo al centro de la megalópolis mexicana. Su geolocalización, cercana a la capital y a otros estados, históricamente le ha valido bendiciones y una serie de vuelcos a su destino que se tradujeron en el enriquecimiento de la cultura y un sinfín de delicias culinarias que no pasan desapercibidas.El origen de la cocina tlaxcalteca data de más de setecientos años, con el asentamiento de los primeros grupos que conformaron esta gran civilización. “Al estar cerca del eje neo volcánico Tlaxcala recibe muchas aguas de los deshielos que luego se van al subsuelo y que hacen rica y bondadosa a la tierra”, comenta Irad Santacruz, catedrático de la cocina de su entidad por la Culinary Art School. De ahí que la gastronomía emerge entre insumos inmejorables donde la tortilla es reina. No por nada, Tlaxcala significa lugar de tortillas. Para Francisco Molina, uno de los cocineros más emblemáticos del estado y cuyo restaurante Evoka es una parada imperdible en la visita, los ingredientes primordiales de la región son el maíz y el maguey. Este último es el ingrediente que más orgullo le genera: “De él se ocupa todo. Trato de utilizar la filosofía del maguey en mi restaurante”. Del agave se extrae el agua miel y la miel de agave con sus sabores herbáceos; al fermentarlo se produce el pulque; sus pencas se utilizan para cocciones como la barbacoa; hasta con la plaga del maguey, que es el gusano, se elaboran platillos de buena complejidad. Las milpas crecen por las planicies y ofrecen un puñado de ingredientes que terminarán en una buena sopa. Adicionalmente existe el llamado metepantle, un concepto proveniente de la agricultura prehispánica en el que el ecosistema se crea en torno al maguey. “Cada árbol le otorga ciertas características y ciertos nutrientes al piso, dándole una especie de equilibrio a la tierra. Para mí este es básicamente el origen de la cocina tlaxcalteca”, comenta el chef Francisco. No es un secreto que antes de la llegada de los españoles los tlaxcaltecas estaban sometidos a los aztecas. A forma de castigo por querer deslindarse de pagar impuestos a los habitantes de la región se les prohibió la compra de sal y otros insumos. De ahí que los guisos regionales ocupen pocos ingredientes, pero que aunados a la creatividad y las técnicas han hecho posible una buena variedad.“Aproximadamente se obtienen treinta y cinco ingredientes que forman parte de la culinaria tlaxcalteca, de la cocina tradicional” afirma Irad, en los que los más emblemáticos son el mole de ladrillo, el mole prieto y el atole agrio. “El mole prieto es un mole más ceremonial, un mole más líquido que espeso y que se hace con puerco. El mole de ladrillo es un mole también ceremonial de origen otomí”. Por su parte el atole agrio se elabora a partir de especies de maíz rojo y se sirve con un frijol o ayocote en el fondo.El mole que puede encontrarlo a uno en casi todo el estado es el mole de fiesta, pero claro, con ciertas sazones que van mutando en cada comunidad. Junto al estado de México e Hidalgo, comparte la tradición de la mejor barbacoa del país y la técnica del mixiote. De sopas están las tlatlapas, una sopa espesa que se preparara con frijol amarillo, el chileatole verde y la sopa de milpa común en temporada. El insumo predilecto de la época de lluvias es el hongo comestible que es proteína vegetal en guisos y moles típicos. Pero nada de eso terminaría de amalgamar sin el rey de las bebidas milenarias: el pulque. El pulque es cultura, es ingrediente en copiosos platillos, es la predilección de Quetzalcóatl y por lo que tuvo que redimirse en el exilio. En el lado dulce, Tlaxcala es un paraíso por descubrir. “Están los muéganos tradicionales de Humantla, de Santa Ana, de Santa Cruz y de la capital”; pero también están los tlaxcales –tortitas elaboradas con masa de maíz y azúcar–, los dulces de pepita, las conservas de guayaba, de camote, o de cualquier fruta de temporada. No hay que perderse tampoco los burritos –y olvida el gran envoltorio hecho con tortilla de harina–. En Tlaxcala están hechos de maíz a punto de reventar y van cubiertos por aguamiel, piloncillo o azúcar. Otros postres tradicionales son el chacualole, un postre elaborado a partir de calabaza u otras frutas y aromatizado con canela, piel de naranja y clavo, o los buñelos de rodilla y de viento. Por supuesto, en las fiestas patronales, hay que dejarse conducir hasta el aroma de unos panes de feria. Si de gastronomía callejera hay que hablar, el chef Francisco recomienda las tortas de la 2 de abril. “Son unas tortas que vienen con milanesa de cerdo, chalupa, quesadilla de huitlacoche o de queso, todo va frito. Viene con su ensalada, su jitomate y su pan”. Si se prefiere la tortilla por sobre el bolillo, hay que detenerse en una esquina por tacos de canasta, supuestamente originarios de la entidad. Irad recomienda asistir los viernes el mercado alternativo de productores agroecológicos que se instala en el parque de San Nicolás, el tianguis sabatino de Tlaxcala y el de los miércoles de la Loma: “Ahí no solamente encuentras el producto y a las personas, sino que también seguramente vas a comer delicioso en alguno de sus múltiples puestos”. Y es que sí, dar un paseo por este pequeño estado es probar tradiciones bien conservadas en un contexto de haciendas, de leyendas vivas y cruces de camino.
Sin lugar a dudas, uno de los encantos de Latinoamérica es su inmensa riqueza gastronómica, pues la región se destaca por tener una gran variedad de preparaciones ancestrales, múltiples recetas memorables y un sinfín de platillos tradicionales que son motivo de orgullo para todos los latinoamericanos. Hoy en día, existen más de una docena de platillos latinoamericanos que se encuentran firmemente arraigados en la culinaria internacional, pero hoy nos limitaremos a explorar aquellos platillos que han conquistado los Estados Unidos.TacosLos tacos son uno de los platillos más famosos de México y actualmente es uno de los platillos latinoamericanos más consumidos en los Estados Unidos, ya sean como hardshell tacos, su versión Tex-Mex, o los soft tacos, que son los tacos por excelencia. Respecto a variedades de tacos, los tacos al pastor se llevan la corona, seguidos de los tacos de birria, los tacos de camarón y los tacos de pescado.ArepasLas arepas son para los colombianos lo que las tortillas son para los mexicanos y también es una especialidad latinoamericana muy popular en el país norteamericano. La arepa de huevo es la reina de las arepas, seguida de la arepa de queso y la arepa paisa de acuerdo con las preferencias de nuestros vecinos del norte.CevicheNo es de sorprender que el ceviche sea una preparación clásica de mariscos a lo largo y ancho de América Latina, pero en Perú, la cuna del ceviche, es orgullosamente considerado el platillo nacional. El ceviche mixto, el ceviche de pulpo y el ceviche de conchas negras son las variantes más populares de este delicioso platillo en los Estados Unidos.PupusasLas pupusas son un favorito de la cocina salvadoreña que ha conquistado Estados Unidos. Las variedades más populares en el país norteamericano son las pupusas revuletas, seguidas de las pupusas de frijoles y las pupusas de queso.Flan Ligero, cremoso y muy delicioso, el flan es uno de los postres más populares en los Estados Unidos, siendo el flan napolitano, el flan de queso y el flan de dulce de leche las variedades de flan más ovacionadas entre los estadounidenses. Pastel de tres lechesHúmedo, esponjoso y muy delicioso, el pastel de tres leches es uno de los pasteles más populares en México y su inigualable textura y rico sabor no tardó en traspasar fronteras para convertirse en un favorito en los Estados Unidos. Sin duda alguna el pastel de tres leches se lleva la corona, pero el pastel cuatro leches y el pastel cinco leches también son variantes sumamente aplaudidas.
Si quieres lucir una piel sana, radiante y libre de arrugas y líneas de expresión, no tienes que gastar una fortuna en procedimientos estéticos y productos de belleza. Puedes mejorar la apariencia de tu piel al consumir varios alimentos ricos en ácido hialurónico, notarás la diferencia en poco tiempo.¿Qué es el ácido hialurónico?Según el Instituto Nacional del Cáncer de EE. UU., el ácido hialurónico es una sustancia que se encuentra en todo el cuerpo: en la piel, el líquido de los ojos y en las articulaciones. Gracias a que hace que los líquidos se vuelvan gelatinosos, esto ayuda a proteger nuestras articulaciones y tejidos. Por otro lado, de acuerdo con diferentes estudios científicos, este ácido ayuda a tratar heridas, la osteoartritis, el reflujo y los ojos secos.Aunque esta sustancia es muy importante para nuestras articulaciones y otros padecimientos, el ácido hialurónico también es un poderoso aliado cuando se trata de cuidar nuestra piel, ya que reduce la apariencia de las arrugas y líneas de expresión. Por si fuera poco, mejora la hidratación de la piel, la textura y la elasticidad.Ahora que ya sabes todos sus beneficios, seguramente quieres incrementar la producción de ácido hialurónico en tu cuerpo. Por un lado, el mercado ofrece una serie de suplementos alimenticios, tratamientos estéticos y productos de belleza que contienen ácido hialurónico, sin embargo, también puedes incrementar la producción de esta sustancia rejuvenecedora a través de diferentes alimentos, los cuales además son muy nutritivos y deliciosos. ¡Aquí te decimos cuáles son!También puedes leer: ¿Qué alimentos previenen las líneas de expresión?¿Para qué sirve el ácido hialurónico?Como ya mencionamos anteriormente, el ácido hialurónico sirve para tener una piel hidratada y libre de arrugas, así como para fortalecer nuestras articulaciones, reducir el dolor provocado por la osteoartritis y hasta para mantener nuestros ojos hidratados. Es por esto que es muy importante que incorpores ciertos alimentos en tu dieta, pues te ayudarán a incrementar la producción de esta sustancia en el cuerpo de manera natural. Adicionalmente, esta sustancia tienes muchos otros beneficios, aquí te decimos cuáles, seguro te sorprenderás.Dile adiós a las arrugas: Un estudio publicado en 2017 señala que el consumo diario de esta sustancia inhibe la aparición de arrugas.Piel hidratada: De acuerdo con diferentes estudios, el consumo de ácido hialurónico es ideal para elevar los niveles de hidratación en la piel, así que te puedes olvidar de la piel seca para siempre.Acelera la cicatrización: Esta sustancia es esencial en para la cicatrización de heridas, ya que ayuda a bajar la inflamación y a la cicatrización de heridas.Olvídate del dolor: Una investigación de 2018 señala que el ácido hialurónico inyectado o tomada es una gran opción para aliviar el dolor causado por la osteoartritis.Alimentos ricos en ácido hialurónicoSi quieres disfrutar de todos los beneficios que el ácido hialurónico tiene para ti, no tienes que gastar una fortuna en productos de belleza o suplementos alimenticios, ya que puedes incrementar la producción de esta sustancia al consumir alimentos ricos en ácido hialurónico, aquí te decimos cuáles son.NaranjasAunque las naranjas no contienen ácido hialurónico, este cítrico sí contiene una sustancia llamada naringenina, un potente antioxidante y la encargada de inhibir los efectos de la hialuronidasa, una encima que descompone el ácido hialurónico. Por lo tanto, consumir más naranjas es una gran idea, ya que te ayudará a mantener niveles saludables de ácido hialurónico.AlmendrasLas almendras son una excelente opción para incluir en tu dieta, ya que son muy versátiles y contienen fibra y proteína. Puedes utilizarlas para preparar deliciosos desayunos, granola, ensaladas y postres saludables. Así mismo, las almendras son ricas en magnesio, una sustancia que aumenta la producción de ácido hialurónico en el cuerpo.También puedes leer: Los increíbles beneficios del aloe vera para la pielCamoteAnímate a incluir el camote en tu dieta, pues te hará lucir una piel sana y radiante. Este tubérculo, además de ser rico en vitaminas A y C, también es rico en magnesio, lo que hace que tu cuerpo produzca ácido hialurónico de manera mucho más eficaz.BrócoliAhora tienes otra razón más para incluir más brócoli en tu alimentación. Gracias a que este vegetal es rico en magnesio, esto ayudo a elevar la producción de ácido hialurónico. Por otro lado, el brócoli también contiene una cantidad importante de vitamina C, lo que ayuda en la producción de colágeno.KaleEl kale, también conocida como col rizada, es uno de los alimentos más nutritivos que puedes incluir en tus comidas, ya que es un vegetal rico en fibra, calcio y vitaminas A y K. Así mismo, gracias a que contiene altos niveles de magnesio, un mineral, es la opción perfecta para incrementar la producción de ácido hialurónico.Caldo de huesosAunque para algunos suena poco apetitoso, este caldo es una excelente opción para lucir una piel sana, radiante y libre de arrugas. Para prepararlo, debes cocinar los huesos entre 12 y 48 horas. Una vez que esté listo, prepárate para consumir ácido hialurónico puro y colágeno, tu piel te lo agradecerá.También puedes leer: Alimentos para combatir el envejecimientoTofuSi te gusta el tofu o eres vegetariano, tenemos muy buenas noticias para ti, pues el tofu es un gran aliado para olvidarte de las arrugas. Aunque este alimento no contiene ácido hialurónico, sí es rico en fitoestrógeno, una sustancia que aumenta los niveles de ácido hialurónico en el cuerpo.EdamamesLos edamames son las vainas de soya inmaduras, las cuales suelen servirse en restaurantes japoneses y chinos. Al igual que el tofu, el edamame contiene fitoestrógeno, una sustancia que nos ayuda a incrementar los niveles de ácido hialurónico en el cuerpo de manera natural.Así que ya lo sabes, el ácido hialurónico es la mejor opción para la cara, la piel, las articulaciones, los ojos y la salud en general. No lo pienses más e incrementa el consumo de estos alimentos en tu dieta.
Tlaxcala se ubica en un lugar estratégico, justo al centro de la megalópolis mexicana. Su geolocalización, cercana a la capital y a otros estados, históricamente le ha valido bendiciones y una serie de vuelcos a su destino que se tradujeron en el enriquecimiento de la cultura y un sinfín de delicias culinarias que no pasan desapercibidas.El origen de la cocina tlaxcalteca data de más de setecientos años, con el asentamiento de los primeros grupos que conformaron esta gran civilización. “Al estar cerca del eje neo volcánico Tlaxcala recibe muchas aguas de los deshielos que luego se van al subsuelo y que hacen rica y bondadosa a la tierra”, comenta Irad Santacruz, catedrático de la cocina de su entidad por la Culinary Art School. De ahí que la gastronomía emerge entre insumos inmejorables donde la tortilla es reina. No por nada, Tlaxcala significa lugar de tortillas. Para Francisco Molina, uno de los cocineros más emblemáticos del estado y cuyo restaurante Evoka es una parada imperdible en la visita, los ingredientes primordiales de la región son el maíz y el maguey. Este último es el ingrediente que más orgullo le genera: “De él se ocupa todo. Trato de utilizar la filosofía del maguey en mi restaurante”. Del agave se extrae el agua miel y la miel de agave con sus sabores herbáceos; al fermentarlo se produce el pulque; sus pencas se utilizan para cocciones como la barbacoa; hasta con la plaga del maguey, que es el gusano, se elaboran platillos de buena complejidad. Las milpas crecen por las planicies y ofrecen un puñado de ingredientes que terminarán en una buena sopa. Adicionalmente existe el llamado metepantle, un concepto proveniente de la agricultura prehispánica en el que el ecosistema se crea en torno al maguey. “Cada árbol le otorga ciertas características y ciertos nutrientes al piso, dándole una especie de equilibrio a la tierra. Para mí este es básicamente el origen de la cocina tlaxcalteca”, comenta el chef Francisco. No es un secreto que antes de la llegada de los españoles los tlaxcaltecas estaban sometidos a los aztecas. A forma de castigo por querer deslindarse de pagar impuestos a los habitantes de la región se les prohibió la compra de sal y otros insumos. De ahí que los guisos regionales ocupen pocos ingredientes, pero que aunados a la creatividad y las técnicas han hecho posible una buena variedad.“Aproximadamente se obtienen treinta y cinco ingredientes que forman parte de la culinaria tlaxcalteca, de la cocina tradicional” afirma Irad, en los que los más emblemáticos son el mole de ladrillo, el mole prieto y el atole agrio. “El mole prieto es un mole más ceremonial, un mole más líquido que espeso y que se hace con puerco. El mole de ladrillo es un mole también ceremonial de origen otomí”. Por su parte el atole agrio se elabora a partir de especies de maíz rojo y se sirve con un frijol o ayocote en el fondo.El mole que puede encontrarlo a uno en casi todo el estado es el mole de fiesta, pero claro, con ciertas sazones que van mutando en cada comunidad. Junto al estado de México e Hidalgo, comparte la tradición de la mejor barbacoa del país y la técnica del mixiote. De sopas están las tlatlapas, una sopa espesa que se preparara con frijol amarillo, el chileatole verde y la sopa de milpa común en temporada. El insumo predilecto de la época de lluvias es el hongo comestible que es proteína vegetal en guisos y moles típicos. Pero nada de eso terminaría de amalgamar sin el rey de las bebidas milenarias: el pulque. El pulque es cultura, es ingrediente en copiosos platillos, es la predilección de Quetzalcóatl y por lo que tuvo que redimirse en el exilio. En el lado dulce, Tlaxcala es un paraíso por descubrir. “Están los muéganos tradicionales de Humantla, de Santa Ana, de Santa Cruz y de la capital”; pero también están los tlaxcales –tortitas elaboradas con masa de maíz y azúcar–, los dulces de pepita, las conservas de guayaba, de camote, o de cualquier fruta de temporada. No hay que perderse tampoco los burritos –y olvida el gran envoltorio hecho con tortilla de harina–. En Tlaxcala están hechos de maíz a punto de reventar y van cubiertos por aguamiel, piloncillo o azúcar. Otros postres tradicionales son el chacualole, un postre elaborado a partir de calabaza u otras frutas y aromatizado con canela, piel de naranja y clavo, o los buñelos de rodilla y de viento. Por supuesto, en las fiestas patronales, hay que dejarse conducir hasta el aroma de unos panes de feria. Si de gastronomía callejera hay que hablar, el chef Francisco recomienda las tortas de la 2 de abril. “Son unas tortas que vienen con milanesa de cerdo, chalupa, quesadilla de huitlacoche o de queso, todo va frito. Viene con su ensalada, su jitomate y su pan”. Si se prefiere la tortilla por sobre el bolillo, hay que detenerse en una esquina por tacos de canasta, supuestamente originarios de la entidad. Irad recomienda asistir los viernes el mercado alternativo de productores agroecológicos que se instala en el parque de San Nicolás, el tianguis sabatino de Tlaxcala y el de los miércoles de la Loma: “Ahí no solamente encuentras el producto y a las personas, sino que también seguramente vas a comer delicioso en alguno de sus múltiples puestos”. Y es que sí, dar un paseo por este pequeño estado es probar tradiciones bien conservadas en un contexto de haciendas, de leyendas vivas y cruces de camino.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD