Alimentos que podrían prevenir agruras si estás embarazada
Nutrición

Alimentos que podrían prevenir agruras si estás embarazada

Por Kiwilimón - Mayo 2019

Aunque el embarazo es una etapa muy especial para muchas mujeres, esto no significa que sea siempre sencilla. La montaña rusa hormonal por la que atraviesa el cuerpo de una mujer provoca malestares y todo tipo de síntomas que pueden complicar actividades tan cotidianas como comer. Precisamente, uno de los malestares más comunes es tener agruras en el embarazo. Si tú también sufres de
dolor o ardor en el pecho después de comer, échale un ojo a estas recomendaciones.

¿Por qué son tan comunes las agruras en el embarazo?

Las agruras en el embarazo se deben básicamente al efecto de la progesterona en el esfínter esofágico. Esta hormona hace que la válvula que separa el estómago del esófago se relaje, por lo que los ácidos estomacales pueden pasar hacia el esófago, provocando esa sensación de ardor y dolor. Otra de las razones por las cuales puedes sufrir de agruras durante el embarazo tiene que ver con el tamaño de tu bebé. Conforme el bebé se va desarrollando, el útero comienza a ocupar más espacio. Esto genera presión en el estómago, lo que hace que los ácidos estomacales suban por el esófago.

¿Qué es lo que debes evitar para tener agruras en el embarazo?

  • Consumir alimentos irritantes o grasosos.
  • Ingerir comidas demasiado abundantes o muy pesadas.
  • Dejar que pase mucho tiempo entre una comida y otra.
  • Comer justo antes de irte a dormir o cuando tomarás siesta.
  • Beber café o refrescos.

¿Qué alimentos pueden ayudarte a prevenir las agruras durante el embarazo?

Almendras: estos frutos secos contienen nutrientes que ayudan a fortalecer la válvula que separa el estómago del esófago. Procura incluir un puñado de almendras en cada comida para evitar la aparición de agruras.

Plátanos: los alimentos que contienen altos niveles de potasio, como los plátanos, ayudan a reducir la acidez. De igual manera, los plátanos tienen un nutriente que fortalece el revestimiento del estómago, lo que lo protege contra los efectos del ácido gastrointestinal.

Jengibre: a diferencia de lo que se pensaría porque tiene un sabor fuerte, el jengibre no solo te ayuda a calmar las náuseas durante el embarazo, también puede usarse para tratar las agruras. Prepara un té con esta raíz y bébelo cada vez que sientas malestar estomacal.

Aguacate: el aguacate tiene propiedades analgésicas y desinflamantes. Además, se ha visto que el consumir frecuentemente esta deliciosa fruta puede ayudar a reparar los daños en las paredes estomacales provocados por la acidez.

Avena: este cereal es un gran alimento durante el embarazo. Además de que la avena no provoca reflujo, aporta mucha fibra. Esto hace que te mantengas satisfecha por más tiempo y te ayuda a prevenir el estreñimiento.

¿Cuáles han sido tus mejores opciones para cuando tienes agruras en el embarazo? Cuéntanos tu experiencia.

Califica este artículo
Calificaciones (4)
Ps Alma Reyes
01/08/2020 15:30:10
Excelente recetas y muy ricas
Luz Elena Almada
21/04/2020 16:57:25
Excelente
Betty Z. A
28/03/2020 18:32:11
Muy ricos platillos y grandes ideas
Mar Lopez
28/01/2020 19:39:55
Excelente
PUBLICIDAD
Lo mas leído
La gastronomía de Colombia es un agasajo de sabores y combinaciones que nadie puede resistir y así como lo demuestran sus populares platillos como el sancocho o la bandeja paisa, los postres típicos de Colombia también tienen mucho que ofrecer. Es por eso que te presentamos los mejores platillos colombianos dulces que tienes que conocer. Arequipe Sin duda, el arequipe es el postre colombiano por excelencia: se trata de una crema muy similar al dulce de leche, la cual la utilizan para completar otros postres o la sirven con obleas y galletas saladas. ¿Lo has probado? Plátanos calados Otro postre típico de Colombia que conquista a todo aquel que lo prueba es el plátano calado, parecido a los plátanos machos fritos en México. En Colombia se preparan con mantequilla, azúcar morena, natilla y se acompañan con helado de vainilla. Son un postre casero con la sazón de las abuelas. MielmesabeEl mielmesabe, también conocido como cortada o miguelucho, es un postre colombiano originario de la región cundiboyacense. Está hecho a base de leche cortada, piloncillo y especias. ¿Lo acompañarías con algún otro postre?Arroz con leche Arroz con lecheEl arroz con leche es un postre popular en todo América Latina, pero en Colombia es muy común consumirlo después del ajiaco o sancocho. El arroz con leche colombiano tiene un toque muy casero que se prepara con canela, leche y arroz. Cocadas Un postre típico de Colombia que no te puedes perder son las cocadas, típicas de la zona costera. Las cocadas de Colombia se preparan con leche condensada, coco rallado y aceite en aerosol y son muy fáciles de hacer. ¡Su sabor es delicioso! Merengón El merengón es uno de los postres típicos de Colombia más aclamados por el público. Este dulce es muy parecido al típico merengue en México y se elabora con crema blanca, crema de fruta y tu fruta favorita. Mazamorra El maíz es un ingrediente indispensable en la gastronomía colombiana ya que no sólo se usa en los guisados, sino también en los postres como la mazamorra, una sopita dulce de maíz con queso panela, leche y canela en polvo. Su consistencia es muy similar al arroz con leche. Probar los postres típicos de Colombia es aventurarte a un viaje de sabor por todo el país, ¿por qué postre te gustaría empezar?
El té negro es una de las bebidas más populares en todo el mundo, pues entre sus propiedades cuenta con cafeína, antioxidantes y flavonoides, por ejemplo, además de que sirve para mejorar la atención.Está hecho de las hojas de un arbusto llamado Camellia sinensis y a través de un proceso llamado oxidación (donde las hojas son expuestas a aire húmedo y rico en oxígeno) consigue su color negro parduzco. ¿Para qué sirve el té negro?El uso más común del té negro es para estar alerta y tener energía, por lo que muchas personas lo toman en lugar del café. Además, existe suficiente evidencia científica que demuestra que sí funciona de esta forma, pues el té negro contiene cafeína y también un poco de una sustancia estimulante llamada teofilina. Ambos pueden acelerar tu ritmo cardíaco y hacerte sentir más alerta.Otra de las propiedades del té negro es que está lleno de polifenoles, antioxidantes que pueden ayudar a proteger tus células del daño del ADN y que sirven para ayudar a prevenir diversas enfermedades, sobre todo relacionadas con el corazón. De acuerdo con la evidencia científica, los antioxidantes en el té negro pueden reducir la aterosclerosis (arterias obstruidas), especialmente en las mujeres y también pueden ayudar a reducir el riesgo de ataque cardíaco o enfermedad cardiovascular.Como sucede con muchos otros elementos naturales, el té negro aún requiere de mucha más investigación para sacar conclusiones concretas sobre sus beneficios, pero hasta ahora, hay indicios de que beber té negro regularmente puede ayudar también a reducir el riesgo de diabetes, colesterol alto, cálculos renales, enfermedad de Parkinson y osteoporosis.Cómo se toma el té negroCuando se habla de beber una cantidad moderada de té negro, esto por lo general se refiere a tomar de una a cuatro tazas al día. Por lo general, se encuentra fácilmente en los supermercados y puedes beberlo caliente o frío para obtener sus beneficios.Para evitar efectos secundarios indeseados relacionados con la cafeína, se recomienda no tomar más de cuatro o cinco tazas al día, pues podría provocar ansiedad y dificultad para dormir, respiración agitada o dolor de cabeza, entre otros.Aparte de eso, el té negro es un gran aliado para cuando buscas una bebida energética sin endulzar y con menos cafeína que el café.Su sabor es fuerte y único, así que no tomarlo será igual de fácil que aprovechar sus beneficios. Prueba el té de canela para aprovechar beneficios antioxidantes, al igual que con el té verde o el té negro.
El mundo moderno está en constante descubrimiento de ingredientes que aporten más a nuestra salud, por ejemplo, usar ghee para cocinar, pero ¿qué es ghee y cómo se usa esta ‘mantequilla’?Antes del ghee, vino el aceite de coco, con beneficios como que es una ‘grasa buena’, que no contiene colesterol, pero el ghee además contiene ácidos grasos Omega-3 y ácido butírico, un ácido graso de cadena corta que se considera bueno para el tracto gastrointestinal.Por otra parte, lo que hace destacar al ghee de entre todas las grasas que están disponibles es su sabor ligeramente dulce y a nuez.¿Qué es ghee?El ghee es mantequilla clarificada, es decir, es el resultado de cocinar y reducir a fuego lento mantequilla para eliminar toda el agua, hasta que los sólidos lácteos comienzan a dorarse ligeramente, lo cual le da un toque acaramelado y ligeramente a nuez. Ya que los sólidos lácteos son colados y sólo resta un aceite de cocina dorado y claro, el ghee es ideal para personas intolerantes a la lactosa.Así, esta mantequilla clarificada queda como un concentrado de grasas saturadas, cuyas propiedades incluyen ácidos grasos Omega-3m, ácido linoléico conjugado (que puede tener un efecto anticancerígeno) y ácido butírico.Además, aporta vitaminas liposolubles, en específico vitamina A, E, K2 y B12, pero esta última en una cantidad pequeña; minerales como fósforo, calcio, cinc, cobre y selenio, y ya que es un alimento graso, tiene un aporte calórico alto.El ghee ha sido utilizado desde hace mucho tiempo en países como India y tiene un papel clave en el Ayurveda, la medicina tradicional de la India en la cual es apreciado por sus propiedades antiinflamatorias, digestivas y terapéuticas.Por ejemplo, en Ayurveda se usa para aliviar el estreñimiento o incluso como remedio tópico en quemaduras o afecciones de la piel.Entre los usos más frecuentes de esta mantequilla clarificada se encuentra el de hacer panes, pero el ghee funciona tanto en recetas saladas como en recetas dulces. Por ejemplo, puedes usar ghee para un pollo estofado con cítricos, para dorar unas papas cambray, para hacer curry o para hacer la famosa receta ayurvédica de leche de luna. Puedes conseguir ghee en tiendas de productos orgánicos o incluso hacerlo tú mismo a partir de mantequilla de buena calidad, pero lo importante es que te animes a probar este tipo de grasa que puede guardarse en la alacena, sin necesidad de refrigerarse, y que aguanta temperaturas altas sin quemarse.
El mundo moderno está en constante descubrimiento de ingredientes que aporten más a nuestra salud, por ejemplo, usar ghee para cocinar, pero ¿qué es ghee y cómo se usa esta ‘mantequilla’?Antes del ghee, vino el aceite de coco, con beneficios como que es una ‘grasa buena’, que no contiene colesterol, pero el ghee además contiene ácidos grasos Omega-3 y ácido butírico, un ácido graso de cadena corta que se considera bueno para el tracto gastrointestinal.Por otra parte, lo que hace destacar al ghee de entre todas las grasas que están disponibles es su sabor ligeramente dulce y a nuez.¿Qué es ghee?El ghee es mantequilla clarificada, es decir, es el resultado de cocinar y reducir a fuego lento mantequilla para eliminar toda el agua, hasta que los sólidos lácteos comienzan a dorarse ligeramente, lo cual le da un toque acaramelado y ligeramente a nuez. Ya que los sólidos lácteos son colados y sólo resta un aceite de cocina dorado y claro, el ghee es ideal para personas intolerantes a la lactosa.Así, esta mantequilla clarificada queda como un concentrado de grasas saturadas, cuyas propiedades incluyen ácidos grasos Omega-3m, ácido linoléico conjugado (que puede tener un efecto anticancerígeno) y ácido butírico.Además, aporta vitaminas liposolubles, en específico vitamina A, E, K2 y B12, pero esta última en una cantidad pequeña; minerales como fósforo, calcio, cinc, cobre y selenio, y ya que es un alimento graso, tiene un aporte calórico alto.El ghee ha sido utilizado desde hace mucho tiempo en países como India y tiene un papel clave en el Ayurveda, la medicina tradicional de la India en la cual es apreciado por sus propiedades antiinflamatorias, digestivas y terapéuticas.Por ejemplo, en Ayurveda se usa para aliviar el estreñimiento o incluso como remedio tópico en quemaduras o afecciones de la piel.Entre los usos más frecuentes de esta mantequilla clarificada se encuentra el de hacer panes, pero el ghee funciona tanto en recetas saladas como en recetas dulces. Por ejemplo, puedes usar ghee para un pollo estofado con cítricos, para dorar unas papas cambray, para hacer curry o para hacer la famosa receta ayurvédica de leche de luna. Puedes conseguir ghee en tiendas de productos orgánicos o incluso hacerlo tú mismo a partir de mantequilla de buena calidad, pero lo importante es que te animes a probar este tipo de grasa que puede guardarse en la alacena, sin necesidad de refrigerarse, y que aguanta temperaturas altas sin quemarse.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD