Los beneficios de comer yoghurt
Nutrición

Los beneficios de comer yoghurt

Por Kiwilimón - Agosto 2020
Ante el cambio de hábitos alimentarios que viven día a día las personas, mucho se ha dicho sobre eliminar o no los productos lácteos de la dieta. Sin embargo, es clave conocer algunas razones por las que te conviene comer yoghurt y poder incluirlo como parte de la alimentación de toda la familia.

Uno de los principales beneficios de comer yoghurt es que contribuye a cubrir los requisitos de proteínas, ya que una porción puede aportar hasta 4 g, el truco está en buscar el adecuado y revisar en las etiquetas la cantidad que contiene.

Las proteínas son indispensables para la formación y mantenimiento de tejidos y órganos, así como para el fortalecimiento de los músculos, por lo que consumir alimentos con proteínas después de hacer ejercicio por las mañanas ayuda a la recuperación muscular. Una opción práctica son los licuados de yoghurt, ya que además de las proteínas que aportan contienen cereales que ayudan a recuperar la energía.

Por estar elaborado a partir de la leche, el yoghurt contiene potasio, un mineral indispensable para la contracción muscular y el funcionamiento del sistema nervioso, además de contribuir a mantener una presión arterial adecuada.

De acuerdo con un artículo de Healthy Eating, muchos de los beneficios del yoghurt provienen de los lactobacilos que contiene; estos pueden tener una influencia positiva en la salud del tracto digestivo.

Comer yoghurt no sólo brinda proteínas, también magnesio y vitaminas como la D y la B12, que tienen un rol importante en el sistema de defensas de nuestro cuerpo.



¿CÓMER YOGHURT SI ERES INTOLERANTE A LA LACTOSA?

Aunque parezca extraño, las personas intolerantes a la lactosa sí pueden consumir yoghurt, pues la Escuela de Salud Pública Harvard T.H. CHAN reveló que este producto lácteo tiene menor concentración de lactosa que una porción igual de leche, por lo que generalmente es mejor tolerado por cualquier persona.

Otra investigación publicada en Healthy Eating resalta que los lactobacilos en el yoghurt y los productos lácteos fermentados, como el kéfir, pueden ayudar a minimizar los efectos de la intolerancia a la lactosa. Eso significa que muchas personas que son intolerantes pueden disfrutar de éste y otros productos lácteos fermentados.

Sin embargo, lo mejor es que busques aquellos yoghurts elaborados con ingredientes naturales, con cantidades exactas de fruta y que te aporten proteínas, pues de esta forma te aseguras de que estás comiendo un producto que contribuye a que tu alimentación sea más equilibrada.

Estos no tienen que ser sólo yoghurts naturales, que son muy versátiles cuando los combinas con frutas o cereales, también puedes probar presentaciones prácticas, como los formatos bebibles, Estos los puedes encontrar con variedades de sabores que van desde fresa, durazno, fresa moras, hasta aquellos que incluyen cereales. Sólo recuerda elegir aquellos que contengan proteínas, frutas e ingredientes naturales, por ejemplo, el Yoghurt Bebible con Fresa, Yoghurt Batido con Durazno o los Licuados de Yoghurt de LALA.


Califica este artículo
Calificaciones (3)
Lorraine Saavedra
10/09/2020 07:24:41
Super
Loli Garrido Martínez
10/09/2020 05:42:14
Gracias, por vuestra ayuda
Mariana Iz
20/08/2020 20:18:35
Me encanto la receta!!!! y muy interesante el artículo!!! Gracias
PUBLICIDAD
Lo mas leído
¿Estás listo para pasar tiempo en casa sin aburrirte? Si ya hiciste cada curso digital posible, quizá es momento de que pruebes con algo un poco más intuitivo, pero con una guía excepcional.Cocinar puede ser tu próxima habilidad a desarrollar, para tener un momento recreativo y productivo al mismo tiempo, además de que seguro no te vendrá mal consumir más comida casera hecha por tus propias manos.Ya que cocinar se trata sobre todo de seguir pasos, necesitas practicar lo más que puedas en estos procesos y ninguna herramienta será mejor que una app de cocina para ser tu guía en cualquier platillo que quieras preparar: desde un panqué de plátano, hasta una lasaña boloñesa.Para esta tarea de acompañarte en cada paso de volverte una cocinera o cocinero normal a uno pro, la app de Kiwilimón se pinta sola, pues con ella no sólo puedes seguir con el video tu receta, sino que además puedes planear tus menús, hacer la lista del súper, o guardar esa receta para prepararla el fin de semana.Lo mejor de la versión premium de KiwiPro es que puedes navegar entre recetas y pasos sin tener que tocar la pantalla, así que adiós al miedo de arruinar tu teléfono con comida al estar cocinando.Otro beneficio de descargar KiwiPro es que si eres dueño de un equipo Huawei, automáticamente tienes oportunidad de ganar premios gracias a su dinámica Lucky Draw, disponible sólo en su tienda de apps App Gallery.Por ejemplo, podrías ganarte 3 meses gratis de KiwiPro para cocinar como un chef profesional, además descuentos en otras apps, accesorios o dispositivos de la marca y esto sólo con descargar la versión premium de nuestra app.Para participar sólo entra a tu App Gallery, descarga nuestra app y en automático estás dentro de la dinámica Lucky Draw para ganar con Huawei.
Beber vino es delicioso, pero por una extraña razón, muchas veces el vino sigue siendo una bebida poco familiar para nosotros: ¿qué uva, de qué país, de qué año? Por fortuna, el vino mexicano no sólo se ha ido abriendo paso para ser más accesible y prestigioso, sino que además, se preocupa por ser inclusivo.En el marco de la Semana de la Inclusión de personas con discapacidad, celebrada del 1 al 8 de diciembre, el Consejo Mexicano Vitivinícola presenta etiquetas en braile para cada tipo de vino, para así volverse más inclusivos con los consumidores.Esta semana de la inclusión de personas con discapacidad es una iniciativa en conjunto con esta empresa de etiquetas, el consejo, Libre Acceso AC e intérpretes de lengua de señas mexicana, que buscan hacer conciencia sobre la inclusión de minorías, tanto en la industria vitivinícola, como en otros sectores y no sólo para su consumo, sino que también en el área laboral.Las etiquetas se incluyen en las botellas de diversos socios y se elaboran con la colaboración de MCC Labels. Su finalidad es “que las personas con discapacidad visual puedan sumarse a la cultura vitivinícola en México, por lo que esta alianza con el CMV nos permitirá llevar este mensaje a todas las personas que disfrutan y aman el vino mexicano”, de acuerdo con Juan Moreno, director comercial de MCC Labels.Además de las etiquetas, en la semana de la inclusión habrán diversas actividades en bodegas de vino mexicanas, como Tres Raíces, Freixenet, Monte Xanic y Las Nubes. También se realizarán transmisiones en vivo con diversas asociaciones civiles y una cata maridaje, en la cual las personas que la adquieran podrán disfrutar de un menú único a 4 tiempos y maridaje con dos vinos especiales para 2 personas.Esta cena tiene un costo de 2840 pesos y puedes reservar al correo jimena.cuevas@uvayvino.org.mx.
¡Llegó el momento de despedir el año viejo! De brindar por la clausura y la oportunidad de empezar de nuevo. Nada mejor para hacerlo que con bebidas de temporada como la sidra, esta bebida que todos hemos disfrutado en estos festejos y que guarda una relación muy cercana con la cerveza y el hidromiel, ya que las tres son bebidas que pasan por un proceso de fermentación similar, sólo que el líquido principal de la sidra es con manzanas. Esta bebida dulce y refrescante tiene una gran tradición en todo el mundo, especialmente en Gran Bretaña donde se producen alrededor de 700 millones de litros al año (alrededor del 45% de las manzanas producidas en UK se utilizan para hacer sidra). Su origen se remonta a la conquista de los normandos en el año 1066, quienes empezaron con la producción en monasterios de esta bebida y ya para 1300 su consumo se generalizó en otros condados de Inglaterra. Actualmente podemos encontrar sidras irlandesas, alemanas, francesas, españolas, belgas, checas, finlandesas, italianas, noruegas, suecas, holandesas, argentinas, chilenas, mexicanas, canadienses, estadounidenses, paquistaníes, sudafricanas y de muchos otros países.Existen sidras con alcohol (conocida en algunos países como “Hard Cider”, contienen entre 2% y el 8.5% ) y sin alcohol (“Cider”). Para estas últimas se detiene el proceso de fermentación antes de que los azúcares se transformen en alcohol y da como resultado una bebida dulce, espumosa y de color dorado, ideal para brindar si no consumes alcohol o para los más pequeños del hogar. ¿Cómo se elabora la sidra artesanal? Tal como sucede con la cerveza, la masificación de producción de sidra ha hecho que diferentes asociaciones promuevan el consumo de sidra artesanal que reconocen a una sidra real porque se tiene que elaborar con 100% de jugo de manzana fermentado, con levadura viva, tanto en botella como en barril; no puede estar carbonatada, pasteurizada o hecha a partir de concentrados y debe estar elaborada a partir de un proceso artesanal que consiste en los siguientes pasos: Preparación: Selección de manzanas, lavado y retirado de hojas y ramas.Prensado y triturado.Fermentación: Se colocan los jugos en barriles de plástico. No se agrega levadura y se deja fermentar durante el invierno a bajas temperaturas. A principios del verano se revisa su claridad, sabor y volumen de alcohol para saber si ya está lista.Mezcla: Cuando la sidra se encuentra en el punto correcto, se transfiere a un barril de roble para su maduración, donde no sólo obtiene las notas amaderadas, sino que usualmente contiene sidra añeja de temporadas anteriores.Sidra artesanal mexicana Cervecería Itañeñe, de Ciudad de México, elabora una sidra artesanal con una mezcla de manzanas de Zacatlán, Puebla, y Chihuahua con lúpulo. Tanto en el aroma como en el sabor de esta sidra encontrarás una predominante nota a manzana con un toque de lúpulo y una ligera nota de miel. Es la sidra perfecta para acompañar un strudel de manzana o al tradicional pavo con ensalada de manzanas. HidromielEl hidromiel es también un fermentado con miel de abeja, en lugar de manzanas (sidra) o malta (cerveza). En algunos estilos le agregan otros ingredientes como frutas, especias, granos o flores como el lúpulo. En México se producen grandes ejemplos de esta bebida como Ídolo de Ámbar, de Tiny Bastards, de Guadalajara, Jalisco, que es una hidromiel hecha con miel de aguacatales de la zona de Michoacán, elaborada con una mezcla de levaduras Ale y champagne para un sabor seco y afrutado, ¡con una fermentación de más de un año! Es excelente para acompañar patés, quesos suaves, dátiles, pescados, ostiones ahumados, pastas o un delicioso fruit cake. Cervezas para no extrañar el champagneY si lo tuyo es el champagne, cervezas artesanales haz de probar. Este año Cervecería Patito de Mérida, Yucatán, lanzó Brut IPA Año Nuevo, una cerveza champagne de sabor cítrico, frutal, seco y efervescente. Elaborada con lúpulo Mosaic, tiene notas de pino, de cítricos herbales y aromas tropicales. Es perfumada, de color pálido y de cuerpo ligero a medio. Te recomendamos probarla con quesos suaves como el brie o camembert, con mariscos principalmente ostras, además de platillos crudos como el sashimi, también de lomos y piernas. Sea cual sea tu elección, recuerda apoyar al gremio artesanal y consumir local en esta temporada. ¡Salud y felices fiestas!
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD