Preparando un desayuno saludable
Dietas y Nutrición

Preparando un desayuno saludable

Por Kiwilimón - September 2011
Se ha demostrado que todas las personas que desayunan, ya sean niños o adultos, poseen pesos mucho más saludables que aquellos que no lo hacen. De hecho, los niños que tienen sobrepeso u obesidad suelen comer menos durante el desayuno y abundante en la cena que los niños mas delgados. Al armar un desayuno saludable debemos incluir en el mismo lácteos, frutas y la infusión deseada. Pero principalmente habrá que incluir los cereales. Este alimento posee grandes beneficios a la hora de ingerir pocas grasas. Un buen desayuno debe incluir granos integrales, ya que son muy bajos en grasas y contienen gran cantidad de carbohidratos y fibras, que ayudan a sentirse saciados. Los cereales integrales reducen el riesgo de aparición de futuras cardiopatías, controlan el peso y contribuyen a mejorar el rendimiento mental, por lo que su ingestión por la mañana es indispensable para un buen desempeño, tanto en la escuela como en el trabajo. Para crear un desayuno saludable debemos incluir cereales con leche descremada, frutas (o sólo el jugo), yogurth descremado, tostadas de pan integral, panqueques o crepes de harina integral, etc. Recetas recomendadas para desayunos saludables:Omelet CapreseSandwich con Verduras al Grill y Queso de CabraOmelet de Claras con Espinaca y JitomateLicuado de Mora Azul y Naranja
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Ambas se usan para hacer postres y tienen presentaciones muy similares, por lo que no es raro encontrarnos frente al estante del súper sin saber bien cuál necesitamos para nuestra receta. ¿Será que si llevo leche condensada funcione igual que la leche evaporada? Diferenciar estos tipos de leche no es complicado, pero sí puede ser confuso.La leche evaporada y la leche condensada son diferentes en varios aspectos, aunque en algunos casos, sí podrían ser intercambiables. Lo que tienen en común es que a ambas se les reduce en casi 60 por ciento su contenido de agua.Por su parte, la principal diferencia entre la leche evaporada y la leche condensada es el contenido de azúcar; a la leche condensada se le agrega mucha azúcar, mientras que a la leche evaporada no.¿Cuál es la leche condensada? La leche condensada es una forma de leche concentrada, pues se le ha eliminado aproximadamente 60 por ciento del contenido de agua y después, se le agrega alrededor de 40 a 45 por ciento de azúcar antes de enlatar. Tiene una consistencia espesa, un color caramelo y un sabor muy dulce.La leche condensada se usa comúnmente en repostería y postres, como los vasitos de gelatina con crema que dan en las fiestas para niños, pasteles, pudines, helados, y como edulcorante en café y té.¿Cuál es la leche evaporada?Como lo indica su nombre, la leche evaporada se produce calentando la leche hasta que se haya evaporado aproximadamente 60 por ciento del agua que contiene. Luego se homogeniza, empaqueta y esteriliza. Esta es una leche densa, cremosa y muy concentrada que se puede enlatar y almacenar durante varios meses. Tiene un sabor ligeramente caramelizado y un color más oscuro que la leche normal.Puede haber leche evaporada descremada, baja en grasa y entera, y este tipo de leche se usa en platos que buscan una textura cremosa, pero no necesariamente añadir un toque dulce, por lo que se usa tanto en recetas dulces como saladas, por ejemplo, la horchata lleva eche evaporada para hacerla más cremosita o las salsa blancas en la comida la suelen llevar también.En resumen, la leche condensada es básicamente leche evaporada, pero endulzada con azúcar, mientras que la leche evaporada no contiene azúcar añadida y es una leche muy concentrada.Por último, si te preguntas si puedes usar leche evaporada en lugar de leche condensada, la respuesta es no, porque la leche condensada contiene azúcar, así que no puede sustituir directamente a la leche evaporada, especialmente en recetas saladas.La próxima vez que te encuentres confundido en el súper, piensa en si tu receta es dulce o salada y fíjate en las presentaciones, seguro que reconocerás algunas de las características que te contamos aquí.Recetas clásicas con leche evaporada y leche condensada:Arroz con lechePastel de tres lechesTrufas de leche condensadaCrema de camarón
Quedarse en casa en tu cumpleaños es una lástima, pero si se trata de un niño, es mucho peor. El distanciamiento social ha hecho que todo sea más complicado, pero con las ideas correctas, aún puedes celebrar el gran día de tu pequeño en casa y hacerlo sentir como si el mundo no estuviera de cabeza. Todo lo que necesitas es un poco de imaginación (y un poco de azúcar no hará daño).Los niños en especial están pasando un momento difícil porque sus rutinas están fuera de control, extrañan a sus amigos y pueden ser demasiado jóvenes para comprender realmente por qué se deben tomar estas medidas. Si además tienen un cumpleaños cerca, pueden sentirse bastante deprimidos por toda la situación.Y aunque uno puede prometer una gran celebración cuando todo esto termine, eso no reemplazará su cumpleaños real. Una fiesta en casa sin invitados reales no será el festejo ideal, pero tenemos que pensar en cómo hacer sentir celebrado a un pequeño. Así que aquí hay 10 ideas para saber cómo celebrar el cumpleaños de los niños en cuarentena.1. Un campamento interiorCrea una experiencia de campamento dentro de casa con una tienda de campaña (o haz una con almohadas y sábanas), desenrolla algunos spleeping bags o acomoda colchonetas en el piso para dormir. Puedes colgar algunas luces de Navidad para que parezcan estrellas en el cielo nocturno, hacer palomitas, asar bombones (aunque sea en la estufa o incluso en el microondas), y pasar la noche despierto más allá de la hora de dormir con los niños. No olvides organizar actividades divertidas con temas de campamento, como un juego de sombras con la linterna o contar cuentos hasta tarde, y disfruta también tú del cambio de ritmo.2. Invitados virtualesSi tu hijo es un poco mayor y extraña mucho a sus amigos, puedes organizar una cita para jugar a través de Zoom o Google Hangouts o Caribu. Ponte de acuerdo con los padres de los niños para coordinar una actividad que todos hagan juntos (colorear, pintar uñas, jugar con sus muñecos de Toy Story) y hacer que le canten feliz cumpleaños a tu pequeño mientras comen un pastel o un cupcake.3. Comienza a cocinarSi a tu hijo le encanta ayudar en la cocina, busca recetas de sus postres o platillos favoritos y haz que participen al prepararlos. Cocina su desayuno pero mejorado, como unos hot cakes de unicornio, almuerzo, cena, snaks favoritos y un pastelito en casa. Sentirán que tienen que tomar todas las decisiones y estarán orgullosos del producto final. En cuanto al tiempo entre todas las comidas, permíteles elegir lo que quieran hacer.¿No tienes idea de cómo se hace un pastel de cumpleaños?, mira la receta aquí.4. Decoración por muchos díasSi alguna vez hubo un momento para decorar la casa como si fuera una fiesta de cumpleaños salida de Pinterest, ahora es cuando. Saca todo tipo de decoración que tengas, todos los globos, serpentinas, servilletas y platos con temática de fiesta, cualquier cosa que puedas imaginar para que tu hogar se vea como una tienda de fiestas gigante. Te aseguramos que la actividad más básica se hará increíble para tu hijo si está rodeado de globos. ¿Bajo en suministros para fiestas? No te preocupes, créalos tú misma con estos tutoriales de fiesta de sirenas, de Toy Story o de lo que puedas imaginar.5. Vuélvete fanática de lo que tus hijos aman¿Tienes un pequeño fanático de Frozen, un entusiasta de Spider Man o una futura bombera en tu casa? Deja que esa pasión se apodere de la casa y la familia por el día, haz cupcakes de Mulán, galletas de Forky o cascos de Paw Patrol. Saca una cuerda para disparar telarañas, vístete como si estuvieras listo para apagar algunas llamas o canta "Libre soy " con ellos. 6. Realiza una obra maestraOrdena algunos suministros de artes plásticas y pasa el día creando bellas artesanías con el o la cumpleañera. Puedes guiarte con algunos tutoriales de YouTube, crear obras de arte originales o incluso construir algo totalmente único a partir de algunas cajas desechadas de cartón.7. Rompe las reglasEn circunstancias normales, probablemente no sea ideal chapotear demasiado a la hora del baño o jugar basketball o patinar en cualquier lugar de la casa... afortunadamente, estas son cualquier cosa menos circunstancias normales. Piensa en algunas de las actividades favoritas de tus hijos que no pueden hacer en este momento y descubre una manera de hacerlas en la casa. ¿Qué podría ser más divertido que romper todas las reglas en tu cumpleaños?8. ConsiéntelosPiense en cómo sería “mimarlos” y organiza su propio día de SPA. Tal vez sean mascarillas faciales y manicuras o podría ser el desayuno en la cama mientras miran su película favorita. Haz lo que creas que los hará sentir como celebridades y recargar baterías.9. Una noche de cineNo puedes ir ni al cine en este momento, pero tu hijo aún puede ver su película favorita con un grupo de amigos gracias a Netflix Party, una extensión gratuita de Google Chrome con la cual puedes ver Netflix sincronizado con otros usuarios en sus computadoras, sin importar dónde se encuentren. Además, incluye un chat donde tu hijo y sus amigos pueden pasar el rato y hablar sobre la película.10. Elige lo clásicoUna decoración clásica con globos, un pastel casero, pizza a domicilio (¡apoya a un negocio local!) y una noche de cine… Puedes tener una fiesta maravillosa para tu hijo con solo lo básico. ¡Invita a amigos y familiares a "unirse" virtualmente y aprovecharlo al máximo! El punto es simplemente hacer que tu hijo se sienta amado y celebrado.Aunque no parece mucho, mantener la distancia social nos mantiene a todos a salvo y dentro de poco tiempo, tanto tus hijos como tú podrán disfrutar de nuevo de reunirse con sus seres queridos y celebrar un cumpleaños fuera de la cuarentena.
La comida tiene un hechizo único: es imán para las emociones. Un minúsculo bocado puede ser un tobogán veloz al pasado, a un martes de la infancia, a un cumpleaños con toda la familia, a cualquier momento donde sólo bastaba con existir para sentirse pleno. Si observamos esos recuerdos, en ellos siempre aparece nuestra mamá (o quien la representa) al lado, al fondo, en primer o segundo plano. Pero ¿por qué nos gusta tanto su comida?Un sabor puede obsesionarnos si nos recuerda al que hacían en casa o decepcionarnos si, por el contrario, “a mamá le quedaría mejor”. Y no necesariamente depende de una destreza gastronómica. La razón de que nos guste tanto la comida de mamá proviene del instinto. Ella es el origen de nuestro primer alimento en la vida. Ella es sinónimo de creación tanto como de preservación de vida. Ella es nuestro camino seguro a la supervivencia. Por ello, cuando deja de alimentarnos de su propio cuerpo, la comida que nos pone sobre la mesa nos resulta tan especial. Es una especie de continuación de la leche materna.Como adultos, evocar esos sabores y olores puede llegar a ponernos sumamente emocionales. Sobre todo si además de reencontrarnos con ese bocado pensamos en todo aquello que no vimos –y que ahora nuestros hijos no ven, porque no hace falta–: las veces que se quemaron un dedo por lograr la cocción perfecta, cuando dejaron de comprarse algo para consentirnos con nuestro postre favorito, cuando inventaron juegos, formas y hasta canciones cada vez que no queríamos comer. Por todo eso, por lo que vimos y no, gracias por hacer alquimia en la cocina, mamás. Gracias por crear recuerdos en cada olla, gracias por poner a la mesa, más que un platillo, un decálogo de amor.Y a forma de homenaje para todas –a las mamás de ayer, a las de hoy, a las que están por serlo– queremos compartirles los platillos que al equipo de Kiwilimón nos recuerdan por qué nos gusta tanto su comida. Tal vez a través de cada uno rasquen en su propia memoria; tal vez con ellos se inspiren o recobren las ganas de cocinar aun cuando el panorama parezca gris. Retomar el mandil aun con días de prueba, como los de ahora, para poner en el plato un poquito de esperanza.“Nada como una crema de tomate y una tinga de pollo para conectarme con mi mamá”, Shadia Asencio, Directora editorial.“Una sopa de cebolla siempre será el recuerdo de mi mamá para mí”, Phil Brun, CEO de Kiwilimón.“A mí me recuerda a mi mamá la crema de nuez y chipotle y el pastel de zanahoria”, Jessica Alcántara, Gerente de marketing y editorial.“El bowl tropical de frutas para el desayuno y los huevos al albañil”, Yamilette González, Coordinadora de Chefs.“Me acuerdo de mi mamá con tortitas de huevo con ejote y galletas de azúcar”, Mónica Mateos, marketing.“¡Los sopes son la receta favorita de mi mamá!”, Diana Lino, community manager.“¡Los tacos de pollo ahogados en salsa roja!”, Eloísa Carmona, editora web.“Para mí, los postres de yogurt con fresa en todas sus versiones”, Marielle Henaine, chef.“Suena a cliché pero el caldo de pollo sí me recuerda a mi mamá”, Adriana Sánchez, redactora web.“Me recuerda a ella la sopa de fideos con albóndigas y el flan de naranja. De hecho, ésta su receta”, Brenda Villagómez, chef. “A mí me recuerdan a ella las tostadas de carne a la yucateca”, Inés Miselem, directora de arte.“Los molotes de plátano rellenos y definitivamente el pan de elote”, Mayte Rueda, chef.¿Cuéntenos qué platillos te recuerdan a mamá?
No, aún no regresaremos a la vida normal. Los cines no nos verán pronto llorando ante una escena romántica o sudando frío frente a alguna persecución. Los domingos de barbacoa tampoco nos verán sentados en una mesa larga junto a otros desvelados. Al menos no por las siguientes semanas en la Ciudad de México. El regreso a lo esencial que anunció Claudia Sheinbaum tiene como punto de partida la reactivación de los trabajos de construcción, la minería, la fabricación de equipo de transporte y la producción de cerveza: sí, para tranquilidad de todos, volverá a haber cerveza en CDMX.En las tiendas de conveniencia la escena era un tanto apocalíptica. Al fondo, los refrigeradores a los que siempre recurríamos por un six ahora desplegaban apenas una o dos tristes cervezas cuando se estaba de suerte. Y es que a principios de abril, López-Gatell anunció la suspensión de la producción cervecera, un líquido amigo de la dieta nacional. No, no somos la República Checa con un consumo per cápita de 138 litros por persona, pero el consumo de cerveza nacional llega a los 75 litros por persona anualmente. La decisión de suspensión tomó por sorpresa a la mayoría puesto que, además, somos el primer exportador de cerveza a nivel mundial y porque, con excepción de un puñado de países, el resto del mundo se negó a tomar una decisión de esa magnitud.Que regrese el abastecimiento de cerveza a la CDMX no sólo da tranquilidad a los domingos de barbacoa, cuyo mejor maridaje es una bien fría y clara, sino también a la industria cervecera y a las familias que dependen de ella, porque como asegura Fernando Rincón, consejero de Comunicación de la Acermex, en el caso de cervecería artesanal, resulta en la generación de más de cinco mil empleos.No cabe duda de que si alguien padeció esta suspensión ha sido la cervecería artesanal, donde el flujo de efectivo es bastante limitado. “Tan sólo un fin de semana donde hay ley seca ya es muy pesado para los productores”. Además, asegura “que en esta época se recortó personal, se recortaron sueldos y las cervecerías pequeñas fueron las más afectadas”, aunado a que el consumo de estas se da más en restaurantes y bares cuyas labores también han estado mermadas.Para festejar una gran noticia citadina, ¿qué tal algunos platillos fáciles que se preparan con cerveza? Prepararlos en familia, con buena energía, es la celebración completa.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD