Propiedades de las fresas
Dietas y Nutrición

Propiedades de las fresas

Por Kiwilimón - Enero 2013
Se considera que las fresas poseen más cantidad de vitamina C que muchos cítricos. Poseen grandes cantidades de elementos muy necesarios para nuestra salud. Sus ácidos orgánicos poseen efectos desinfectantes y anti-inflamatorios. Las fresas son ricas en agua, incorporan propiedades diuréticas, lo cual es muy bueno para personas que quieran perder peso y que tengan tendencia a retener líquidos. Este efecto diurético también beneficia a aquellos que padecen cálculos renales, hipertensión y ácido úrico. Aportan importantes cantidades de salicilatos, sales muy positivas para prevenir enfermedades cardiovasculares, degenerativas y cáncer. No podemos obviar la importante cantidad de ácido fólico que tienen: una sexta parte de la cantidad diaria recomendada por cada 200 gramos de esta fruta. Este compuesto es fundamental para las embarazadas, ya que favorece la multiplicación celular. Recordemos que las fresas constituyen una importante ayuda en las dietas de adelgazamiento. Tienen un excelente sabor y son ligeras, ya que el 85% de su composición es agua. De hecho, su aporte calórico es muy escaso: sólo 37 calorías por 100 gramos. En 100 gramos de fresas encontramos 0.7 gramos de proteínas, 7 gramos de hidratos de carbono y sólo 0.3 gramos de grasa. Su principal valor es el alto contenido en vitamina C: 100 gramos cubren la cantidad diaria recomendada.

Recetas de cocina

Una vez que hemos conocido algunas de las propiedades de las fresas podemos ir considerando su consumo en deliciosas recetas como las que a continuación les presentamos. Son fáciles de preparar en casa y deliciosas ara toda la familia. (es importante hacer click en el título de la receta para conocer los detalles de preparación de la misma) Cheesecake sin Hornear. Esta rica receta de cheesecake no requiere de un horno ya que va congelado. Queda buenísimo decorado con frambuesas y acompañado de mermelada de fresas. Tulipas de Helado con Frutos Rojos. Delicioso barquillo de masa tulip con helado de queso y frutos rojos. Fresada de Vino Blanco. Un trago fresco como aperitivo, para acompañar una comida o como postre. Elegante y deliciosa receta de fresada de vino blanco. Postre De Frutas. Esta es una receta de postre de frutas con la que podrás dar a cualquier persona porque, ¿a quién no le gustan las frutas? Crepas con Pudin y Frutas. Este postre de crepas es delicioso y realmente muy sencillo de preparar. Puedes preparar todos los ingredientes con un día de anticipación y solo hacer los rollitos de crepas antes de servirlos. Tarta de Chocolate Blanco. Deliciosa tarta de chocolate blanco con fresas. También puedes utilizar frambuesas, moras o moras azules. Gelatina de Yogurt con Coulis de Fresas. Gelatina de yogurt natural light servida con una salsa de fresas y decorada con frambuesas entera. Rico y ligero.  

Para conocer más recetas con fresas, haz click aquí.

   
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
¿Se acerca la fiesta de cumpleaños de tu pequeño o simplemente quieres consentir a tus hijos con unas deliciosas galletas caseras? Sigue leyendo para descubrir cómo puedes decorar galletas para niños para que queden espectaculares. Usa moldes divertidos Si de plano no tienes mucho tiempo o no se te da eso de las manualidades, usa moldes en forma de estrella, corazón, animales o lo que sea que más le gusta a tu pequeño. Con eso y un poco de chocolate derretido es más que suficiente. Como estas Galletas de Mantequilla en forma de CorazónInspírate en sus personajes favoritosNo tienes que hacer exactamente la carita de su caricatura favorita. Por ejemplo, si a tu hija le gustan las princesas, puedes hacer galletas en forma de corona. Si tu hijo admira a un jugador de futbol, haz balones de galleta. Un gran ejemplo son estas Galletas de El GrinchAhorra tiempo con masa de coloresOtra manera original de hacer galletas bonitas es agregar colores directamente a la masa. El resultado es una galleta muy vistosa que no requiere mayor decoración. Cuando estés mezclando los colorantes, fíjate que la tonalidad de la masa sea homogénea para que no queden partes más oscuras.Piensa más allá de la decoraciónPor supuesto que la presentación de un postre es importante, sobre todo si lo estás preparando para niños. Sin embargo, recuerda que, si el sabor no es del todo agradable, los niños terminarán por tirar las galletas. Así que vigila que el sabor, la textura y el dulzor estén equilibrados para que las galletas sean del gusto de los pequeños. Mira estas Galletas de Mantequilla con Caramelo de MentaUsa todas las técnicas que puedas o conozcasAunque el royal icing está de moda en el mundo de la repostería, recuerda que hay otras maneras de decorar. Si decides usar este tipo de glaseado, no olvides que primero debes hacer la orilla con una duya muy fina y después rellenar la galleta para que quede lisa.Back to BasicsCuando no tienes muchas herramientas o el tiempo se te viene encima, los mismos ingredientes y utensilios que te encuentres en la cocina pueden servirte para decorar las galletas. Usa el cacao en polvo o azúcar glas para espolvorear las galletas, utiliza un sello o el fondo de un vaso para darle textura a las galletas. Aprovecha lo que tengas a la mano para darles un toque original.Conoce más recetas para preparar GALLETAS PARA NIÑOS visitando kiwilimon.com
Los mariscos son deliciosos, pero también pueden ser peligrosos si no se refrigeran apropiadamente. Evita problemas de salud conociendo cómo debes almacenar los mariscos y los días que pueden durar refrigerados.Primero que nada, ¿en qué debes fijarte para elegir mariscos en buen estado?Si un marisco se encuentra ya en estado de descomposición, no importa si lo guardas en el refrigerador o en el congelador, simplemente ya no sirve y no debes usarlo para cocinar. Estos son los principales aspectos que debes revisar al momento de comprar mariscos:Los caparazones de los mariscos, como las ostras o las almejas, deben estar enteros, es decir, sin grietas. Si te encuentras con un caparazón quebrado, no compres ese marisco.Para comprobar la frescura de los mejillones, ostras y almejas hay un truco muy sencillo. Golpea suavemente el caparazón. Si este se cierra, esto significa que el marisco aún está vivo, en caso contrario, mejor no lo compres.Los cangrejos y las langostas deben comprarse vivos, ya que se echan a perder muy rápidamente. Así que cuando los vayas a comprar asegúrate de que las patas se mueven, el caparazón está firme y la cola se encuentra recogida (no extendida).¿Cuántos días duran los mariscos refrigerados?Es muy importante que prestes atención a la manera en que guardas los mariscos. A diferencia de la carne de res que puede estar en el refrigerador sin problemas por varios días, los mariscos tienen una caducidad mucho menor. Recuerda que el consumir mariscos pasados o en mal estado puede provocar alguna infección o problema de salud, así que mejor ahórrate esos inconvenientes almacenando los mariscos de acuerdo con estas indicaciones.Los camarones, ostiones, langosta y calamares frescos solo pueden refrigerarse dos días (no más). En el congelador tienen un mayor tiempo de caducidad, ya que aguantan entre tres y seis meses.En el caso de los mariscos cocidos, si se cocina el mismo día que se consume, pueden refrigerarse hasta tres días. Si no preparaste tú la comida, checa directamente con el fabricante las indicaciones de consumo para saber cuánto tiempo más puede almacenarse el platillo en el refrigerador.De cualquier manera, es muy importante que antes de consumir mariscos (cocidos o frescos) que han estado refrigerados o congelados, revises su estado general. El olor de estos nunca debe ser agrio o parecido al amoniaco.Aunque no son mariscos, los pescados también deben almacenarse con cuidado para evitar que se descompongan. La recomendación es que los pescados (magros y grasos) pueden estar en el refrigerador como máximo dos días, y en el congelador desde seis hasta ocho meses.Recuerda revisar periódicamente la temperatura de tu refrigerador, la cual debe estar en 4° C, y la del congelador en -18° C.¿Te encantan los mariscos? Entonces no puedes perderte estas recetas fáciles: Tostadas de pulpo adobadoAros de Calamar en caldo de mostaza picositaEsquites de camarón y chile guajillo
Tener hierbas y verduras frescas todo el tiempo es más sencillo de lo que crees. Solo hace falta que cultives unas cuantas cosas en tu hogar. Aquí te explicamos qué verduras y hierbas necesitas para comenzar un huerto en casa.AlbahacaEsta planta requiere de temperaturas cálidas para germinar, por lo que es recomendable sembrarla durante la primavera. Coloca la tierra dentro de la maceta y después pon las semillas en la superficie. Cubre con una capa de tierra muy ligera y finalmente humedécela con un atomizador. La albahaca  necesita luz para crecer, así que lo mejor es ponerla en un lugar de tu casa que esté iluminada por el sol. RomeroEl romero puede sembrarse a partir de otra planta. Lo único que debes hacer es elegir una ramita joven con brotes. Corta más o menos 10 cm de rama usando unas tijeras bien afiladas. Retira las hojitas de los últimos 4-5 cm para que quede la rama sola. Colócala dentro de un vaso con agua en un lugar cálido sin que reciba luz directa del sol. Cambia el agua cada tercer día. Espera unas 6 semanas para que la rama crezca las raíces y después traspasa la plantita a una maceta. MentaLa menta es otra planta que también puede cultivarse con las ramas de otra planta. El proceso es muy similar al del romero. Debes cortar una ramita de unos 8 cm, justo debajo del punto donde surgen las hojas. Coloca las ramas dentro de un vaso con agua en un espacio bien iluminado y con suficiente ventilación. Cuando veas que las raíces han crecido lo suficiente (esto normalmente ocurre en un par de semanas) traspasa la planta a una maceta. LechugaAl igual que las hiernas, la lechuga es un alimento que puede reproducirse infinitamente (con los cuidados necesarios). Corta la lechuga a unos centímetros del corazón y después colócala en un bowl con muy poca agua. Déjala en un lugar soleado y cambia el agua todos los días. Después de unos días comenzarán a salir retoños; ese es el momento justo para plantarla. Espera a que crezca unos 15 cm para cortarla nuevamente.ApioLimpia con agua la base de un apio y ponla dentro de un envase con agua en un lugar soleado. Cambia el agua cada tercer día y usa un atomizador para humedecer la planta. Después de una semana, más o menos, debes pasar la planta a una maceta. Ten cuidado de no cubrir con tierra las hojitas nuevas y de mantener la planta bien regada.Así de fácil ya puedes comenzar tu propio huerto en casa. Como puedes ver no necesitas herramientas especiales o un lugar súper acondicionado para hacerlo. Basta con que consigas algunas semillas, ramitas o restos de verdura para cultivar tus primeras plantitas. Comienza tu huerto y cuéntanos cómo te va.
Los mariscos son deliciosos, pero también pueden ser peligrosos si no se refrigeran apropiadamente. Evita problemas de salud conociendo cómo debes almacenar los mariscos y los días que pueden durar refrigerados.Primero que nada, ¿en qué debes fijarte para elegir mariscos en buen estado?Si un marisco se encuentra ya en estado de descomposición, no importa si lo guardas en el refrigerador o en el congelador, simplemente ya no sirve y no debes usarlo para cocinar. Estos son los principales aspectos que debes revisar al momento de comprar mariscos:Los caparazones de los mariscos, como las ostras o las almejas, deben estar enteros, es decir, sin grietas. Si te encuentras con un caparazón quebrado, no compres ese marisco.Para comprobar la frescura de los mejillones, ostras y almejas hay un truco muy sencillo. Golpea suavemente el caparazón. Si este se cierra, esto significa que el marisco aún está vivo, en caso contrario, mejor no lo compres.Los cangrejos y las langostas deben comprarse vivos, ya que se echan a perder muy rápidamente. Así que cuando los vayas a comprar asegúrate de que las patas se mueven, el caparazón está firme y la cola se encuentra recogida (no extendida).¿Cuántos días duran los mariscos refrigerados?Es muy importante que prestes atención a la manera en que guardas los mariscos. A diferencia de la carne de res que puede estar en el refrigerador sin problemas por varios días, los mariscos tienen una caducidad mucho menor. Recuerda que el consumir mariscos pasados o en mal estado puede provocar alguna infección o problema de salud, así que mejor ahórrate esos inconvenientes almacenando los mariscos de acuerdo con estas indicaciones.Los camarones, ostiones, langosta y calamares frescos solo pueden refrigerarse dos días (no más). En el congelador tienen un mayor tiempo de caducidad, ya que aguantan entre tres y seis meses.En el caso de los mariscos cocidos, si se cocina el mismo día que se consume, pueden refrigerarse hasta tres días. Si no preparaste tú la comida, checa directamente con el fabricante las indicaciones de consumo para saber cuánto tiempo más puede almacenarse el platillo en el refrigerador.De cualquier manera, es muy importante que antes de consumir mariscos (cocidos o frescos) que han estado refrigerados o congelados, revises su estado general. El olor de estos nunca debe ser agrio o parecido al amoniaco.Aunque no son mariscos, los pescados también deben almacenarse con cuidado para evitar que se descompongan. La recomendación es que los pescados (magros y grasos) pueden estar en el refrigerador como máximo dos días, y en el congelador desde seis hasta ocho meses.Recuerda revisar periódicamente la temperatura de tu refrigerador, la cual debe estar en 4° C, y la del congelador en -18° C.¿Te encantan los mariscos? Entonces no puedes perderte estas recetas fáciles: Tostadas de pulpo adobadoAros de Calamar en caldo de mostaza picositaEsquites de camarón y chile guajillo
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD