Tema de la Semana: Dieta para Diabéticos
Dietas y Nutrición

Tema de la Semana: Dieta para Diabéticos

Por Kiwilimón - Abril 2012
La dieta es un elemento básico en el tratamiento del diabético tanto tipo I como tipo II. Pero sobre todo los tipo II, deben ser conscientes que tanto su alimentación como la práctica de actividad física específica para su condición, son su principal medicina. En la dieta del diabético, más que nunca, se debe respetar los horarios de las comidas. Se deben hacer 5-6 comidas a lo largo del día. La pauta general es dejar pasar un mínimo de 3 horas entre ingesta y un máximo de 4. Debe ser una dieta normocalórica, adaptada al gasto calórico de cada individuo, aunque en caso de sobrepeso u obesidad sí que tenemos que pautar una dieta más baja en calorías hasta corregir el exceso. En este tipo de dietas el consumo de fibra, especialmente la soluble, tiene un papel muy importante en la alimentación del diabético puesto que por un lado va a ralentizar la velocidad de absorción de los azúcares mejorando la glucemia después de comer. Esto también lo conseguiremos combinando los alimentos en función de su contenido en hidratos de carbono, proteínas y lípidos. Por otro lado, la fibra disminuye la absorción de las grasas. En concreto la fibra soluble tiene un efecto de atracción del colesterol favoreciendo su eliminación. Debemos evitar aquellos alimentos ricos en azúcares simples como el azúcar de mesa, la miel, mermeladas, compotas, caramelos y chicles con azúcar, leche condensada, bebidas azucaradas, frutas en almíbar, pasteles y dulces, chocolate, turrones, helados, etc. Sin embargo, en el mercado encontramos una gran cantidad de productos que en su etiquetado pone “aptos para diabéticos” y los cuales podemos tomar con moderación. Se debe limitar el consumo de alimentos ricos en grasas saturadas como las partes grasas de la carne (chuleta, entrecot, etc), charcutería grasa (chorizo, salchichón, mortadela…), mantequilla, margarina o alimentos precocinados. Bebidas El consumo de líquidos también es importante, puesto que dos de los síntomas de la enfermedad mal controlada son la poliuria (hacer más pis de lo normal) y la polidipsia (necesidad de beber con frecuencia). Ahora bien, se deben evitar las bebidas alcohólicas de alta graduación. Se puede consumir vino, cerveza o cava, pero limitando su consumo a una copa al día. El agua, mineral con o sin gas, debe ser la bebida base del diabético, consumiendo un mínimo de 2 litros al día. También se puede tomar café o infusiones y refrescos sin azúcar. En la cocina Preferiblemente seleccionaremos aquellas formas de cocinado que sean más ligeras como la plancha, el horno, cocción, vapor, etc., en detrimento de los alimentos freídos o los rebozados. Para dar más sabor a los platos podemos utilizar todo tipo de condimentos como aceite de oliva virgen extra, vinagre, mostaza, sal (no más de 6g/día), pimienta, ajo, perejil, pimienta, limón y en general todas las hierbas aromáticas. Recetas de cocina Toma nota de estas recetas de cocina. Son muy buenas para los diabéticos y que pueden formar parte de tu alimentación diaria. (te recomendamos hacer click en el título de la receta para más detalles) Pasta con Camarones Una rica pasta con camarones y un toque cítrico. Pollo con Brócoli Rico pollo con salsa de soya verduritas y arroz. Bistec a la Naranja Una deliciosa carne con un rico sabor a naranja. Sopa de Camote con Manzana Esta es una sopa sencilla y fácil de preparar que tiene un rico sabor. Las manzanas, el jugo de limón y los camotes le dan un toque diferente. Queso Panela con Orégano Este queso panela con orégano es una gran botana fácil de preparar que puedes hacer con un día de anticipación. Pastel de Chocolate sin Leche y Huevo Esta receta de pastel no lleva ni leche ni huevos. Es ideal para alguien vegano o con alergias a los lácteos y/o el huevo. Ensalada con Chicharron de Queso Una rica ensalada de lechuga tipo arúgula y jitomates cherry con un chicharrón de queso parmesano. Sandwich con Verduras al Grill y Queso de Cabra Delicioso sandwich con pan chapata relleno de verduras a la parilla y queso de cabra.  
Para conocer más recetas saludables para diabéticos, haz click aquí.
 
Califica este artículo
Calificaciones (8)
Silvana Ibarra
28/06/2019 20:25:07
Excelente
Fabiola Sali
28/06/2019 13:47:17
Las recetas estan muy ricas comosco una de ellas
Martha Gonzalez
28/06/2019 10:08:32
😋
Ana C Garrido
28/06/2019 08:59:25
Son buenas recetas cuando somos diabéticos
Mirta Vekkio
28/06/2019 08:19:35
😃
Ver más
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Dicen que si quieres conocer a una ciudad y su sociedad, no hay nada mejor que recorrer sus mercados, ya que ellos son puntos de encuentro para las personas donde se reúnen a comprar y vender los productos que son base en sus hogares. En la CDMX, en cada colonia nos podemos encontrar al menos uno, del cual su colorido y diversidad te van a enamorar. Pero hay varios mercados que por su trascendencia y prestigio es necesario que los conozcas.Mercado de JamaicaEste mercado, famoso por su variedad de flores y hermoso colorido, está ubicado en la calle Guillermo Prieto 45, Venustiano Carranza, Jamaica, a unos pasos del metro Jamaica, llamado así en su honor. Llegar al Mercado de Jamaica, es toda una experiencia sensorial, visual y olfativa, es transportarte a un paraíso lleno de las variadas y maravillosas flores que son lo más característico del mercado, ya que ofrecen una variedad cercana a los cinco mil tipos de flores y plantas, sin embargo no es lo único que hay, pues también puedes encontrar frutas y verduras, piñatas, dulces, abarrotes, jarciería, además de ropa y calzado, sin duda ¡Tienes que conocerlo!La MercedEste mercado es el más antiguo de la CDMX, y es un gran centro de abasto de alimentos. Diablitos, carpas de colores, antojitos, artículos de cocina, dulces típicos y todo para tu negocio de comida es lo que puedes encontrar en los pasillos de este tradicional lugar. El Mercado de la Merced es el mayor mercado de la Ciudad de México. Cuenta en su interior con una estación del metro (Metro Merced) y genera casi 500 toneladas de basura en un día. ¡Imagínate! Con su gran diversidad de productos de todo, satisface todas las necesidades del cliente nacional y extranjeros que diariamente lo visitan. Mercado de SonoraEste lugar tiene un sin fin de productos esotéricos y de brujería para todo tipo de cultos: santería, chamanismo, para fieles de la Santa Muerte, de San Judas, San Charbel y otras veneraciones. Miles de personas acuden diariamente a hacerse limpias o consultas de cartas, tarot y otras adivinaciones. Animales exóticos, plantas medicinales y hierbas, veladoras para conseguir trabajo, para “atraer” al ser amado y para cortar la mala vibra.Mercado de San JuanEste mercado es un recorrido imprescindible en la Ciudad de México, ya sea para turistear, comer delicioso o tomar fotos, es ya un sitio especial para gente local y extranjeros por su increíble diversidad de comestibles finos, exóticos y productos gourmet.Carne de león, salas de chapulín, lechón, cabrito, conejo, codorniz, arrachera, armadillo, venado, búfalo, alacrán, escamoles, chapulines, jumiles, acosiles y comida que parece sacada de una película es algo de lo que puedes encontrar en este impresionante mercado. Te recomendamos comer en alguna charcutería y probar los quesos finos.Si hay un lugar mágico en todas las ciudades sin duda son los mercados, y si no conoces estos lugares especiales ¡Tienes que conocerlos para que te enamores de lo que ahí puedes encontrar!
Comer no es sinónimo de nutrirnos. Sí, quizá pienses que estás bien alimentado porque comes varias veces al día, pero cabe la posibilidad de que estés malnutrido y no lo sepas.Cuando escuchas la palabra malnutrición, seguramente se te vienen a la mente imágenes de niños en estado de emaciación, donde los huesos son visibles en la piel, es por esto que frecuentemente se nos olvida lo que malnutrición significa.¿Qué es la malnutrición?De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, la malnutrición es tanto las carencias como “los excesos o los desequilibrios de la ingesta de nutrientes de una persona”, y abarca dos tipos de afecciones.La desnutrición, la cual abarca el retraso del crecimiento en cuanto a estatura; la emaciación que es el peso menor al que corresponde a la estatura o la edad, y falta de vitaminas y minerales importantes.El segundo es el sobrepeso y la obesidad. Esto se enfoca en todas las enfermedades no transmisibles relacionadas con la alimentación, como cardiopatías, accidentes cerebrovasculares, diabetes y cáncer. A grandes rasgos, el término malnutrición se refiere a comer muy poco, comer mucho, combinar incorrectamente los alimentos, ingerir alimentos con poco valor nutricional o alimentos contaminados.Otro de los pensamientos errados sobre la malnutrición es que se cree que el hambre es un problema que afecta a países tercermundistas, mientras que la obesidad, a países de primer mundo; sin embargo, debes saber que esto es un problema global, que nos afecta a todos.Y no sólo eso, según datos de la OMS, una de cada tres personas sufre algún tipo de malnutrición. Es más común de lo que crees ver a personas con diferentes formas de malnutrición convivir en el mismo país, en la misma comunidad y, a veces, hasta en la misma familia. El problema es tan grave que los gobiernos, así como la Organización Mundial de la Salud y Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, están realizando acciones en conjunto para erradicar la malnutrición. En casa, podemos prevenir esta afección organizando nuestras comidas y haciendo mejor selección de los alimentos que vamos a consumir. Y a nivel comunidad, puedes aportar al trabajo de fundaciones y asociaciones dedicadas a ayudar a niños de escasos recursos a tener una alimentación balanceada, como Dibujando un mañana o Comer y Crecer, y contribuir a que se desarrollen sanos y tengan un mejor futuro.
Que si tomas agua con limón en ayunas corta la grasa, que si enojarte adelgaza, que si comer chocolate te ayudará bajar de peso... ese tipo de afirmaciones que escuchamos y leemos a diario sin ningún sustento científico ni médico están en todos lados.Sin embargo, hay que tener en cuenta que uno de los deseos que mueve al mundo es el de adelgazar, por lo que hay muchas personas que lucran con ese interés, soltando información confusa o falsa.Aquí te vamos a platicar de las principales afirmaciones sobre bajar de peso que no deberías creer, para que no caigas en fraudes y mentiras.Todo lo que comes en la noche se convierte en grasaNo hay nada distinto en comer algo en diferentes horas del día. Es decir, si comes alimentos sanos en la noche, no hay ningún argumento para decir que que se convertirá en grasa, por lo que es un mito que no debes creer; sin embargo, sí debes cuidar lo que ingieres con relación a las actividades físicas que realizas. Si haces ejercicio vas a adelgazar Hacer ejercicio es muy importante para la salud, pero la alimentación es lo más importante a la hora de bajar de peso. De nada sirve hacer ejercicio si comes comida con calorías vacías que no te nutren. Hacer detox o largos periodos de ayuno son lo ideal para bajar de peso rápidamente De un tiempo para acá, los detox sin comida por varios días se popularizaron con la promesa de bajar de peso rápidamente, no obstante, esto no es aconsejable ya que al volver a ingerir alimentos sólidos, se recupera el peso perdido. Tomar agua con limón disuelve la grasa en el cuerpo Aunque al agua con limón se le atribuyen muchos “milagros”, la realidad es que no hay ningún sustento médico que lo pruebe. Lo sentimos. Enojarse hace que adelgaces Esto no sólo es un mito, sino que es lo contrario. Al enojarte liberas cortisol, que está relacionado directamente con subir de peso, además de que provoca envejecimiento prematuro y acelera tu ritmo cardiaco. Comer chocolate ayuda a la pérdida de peso Hace un tiempo empezó a circular la información que comer chocolate en el desayuno fomentaba la pérdida de peso; sin embargo, esto no es verdad. El chocolate, como otros dulces, contiene azúcar, algunos también contienen leche, por lo que es importante controlar su consumo.Si lo que quieres es bajar de peso, lo que tienes que hacer es consultar a un especialista que analice tu caso, tu estilo de vida, tus necesidades y así pueda hacerte un plan a tu medida. No caigas en la falsa información y mentiras.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD