Galletas de jengibre ¿de dónde viene esta tradición?
Historia

Galletas de jengibre ¿de dónde viene esta tradición?

Por Kiwilimón - December 2018

Las galletas de jengibre están tan relacionadas con estas fechas que saborear uno de estos bizcochos es como darle una mordida a la Navidad.  Su sabor inconfundible, especial textura y decoración característica hacen que las galletas de jengibre sean un elemento imprescindible en todas las casas durante la época navideña. Pero no siempre ha sido así. Conoce el origen de las galletas de jengibre.

Para empezar, hay que saber de dónde viene el jengibre. Esta raíz es originaria de China y llegó a Europa a través de la ruta de la seda hace ya varios siglos. Durante la Edad Media se usaba como especie por su habilidad de ocultar el sabor de las carnes preservadas.

Se cree que las primeras galletas de jengibre en Europa se elaboraron a finales de la Edad Media. En aquella época las galletas se decoraban con hojas de oro y tenían varias formas. Debido a que el jengibre todavía era un ingrediente difícil de conseguir en esos tiempos, las galletas de jengibre eran consideradas un lujo que solo los reyes y los más adinerados podían darse.

Después de ser un producto típico de las ferias medievales, las galletas de jengibre adquirieron todo un nuevo sentido gracias a la reina Isabel I de Inglaterra. En el siglo XVI la reina pidió que sus galletas tuvieran la forma de algunos personajes, especialmente de los miembros de su corte y pretendientes. Las galletas eran decoradas con atuendos comestibles y se ofrecían a sus invitados.

Unos años después los hermanos Grimm crearon un cuento tomando como inspiración las galletas de jengibre. Hansel y Gretel cuenta la historia de dos hermanos que se encuentran en medio del bosque una casa hecha enteramente de galleta de jengibre. Muchas personas atribuyen la popularidad de las casas y los muñecos de jengibre a este cuento.

La costumbre de construir las casas de galleta pronto se relacionó con las fiestas navideñas, tal vez por ser una actividad divertida en la que pueden participar chicos y grandes. La tradición, que comenzó en Alemania, comenzó a esparcirse por Europa hasta llegar a América.

Y así es como el día de hoy relacionamos las galletas de jengibre con la Navidad.

Recetas de galletas de jengibre:

Galletas de jengibre con nutella

Galletas de jengibre con chocolate blanco

Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
La pasta es uno de los platillos más comunes y fáciles de cocinar que existe, un ingrediente que siempre tenemos en nuestra despensa y que puede transformar una comida o cena perfecta. Son tantas las posibilidades que nos ofrece la pasta en sus más de 300 variedades, que merece la pena que exploremos con las diferentes salsas que podemos preparar.Aunque no hay reglas escritas respecto a las salsas y la pasta, hay algunas combinaciones que funcionan mejor, por ejemplo:-El espagueti por lo regular es acompañados de salsas ligeras con tomate, aceite y ajo.-Las pastas largas y gruesas o macarrones son bañadas con salsas espesas y condimentadas. -A los tallarines y cintas se les vierten salsas verdes o blancas y pueden estar acompañadas de vegetales como brócoli o champiñones.Luego de estos tips, te enseñaremos los básicos para las salsas más comunes y exquisitas, para que acompañes tus pastas y dejes boquiabiertos a tus invitados.Salsa AlfredoEl creador de esta salsa es el chef Alfredo di Leilo, quien picó finamente un diente de ajo y lo frió en mantequilla. Antes de dorarse agregó nata líquida, la cual dejó cocinar a fuego lento por tres minutos. Al cumplirse el tiempo agregó queso parmesano rallado para darle un último hervor.Recetas con salsa AlfredoCarbonaraEsta salsa es la más utilizada a la hora de preparar el espagueti, ya que es muy fácil y sencilla. Su preparación incluye bañar la pasta cocida con seis yemas de huevo y queso parmesano y a la hora de servir en el plato, se incorpora el tocino (previamente cocinado), pimienta negra molida y más queso.Pesto Esta salsa la podemos preparar en el molcajete. Para lograr el sabor característico del pesto necesitarás dientes de ajo junto, un puñado de piñones y un manojo de albahaca para crear una pasta. Luego se le añade queso de cabra seco rallado y aceite de oliva poco a poco hasta conseguir una crema espesa, además de un chorro de agua con la que herviste la pasta para que quede un poco más liquida y añadirla a la pasta una vez que esté en el plato. Este Pesto también puede ser rojo, únicamente cambia la albahaca por jitomates secos.En caso de que tus salsas queden muy aguadas, puedes aplicar los siguientes consejos para espesarlas.- Cuando estés hirviéndola, déjala a fuego lento sin taparla, esto estimulará la evaporación del agua adicional. Este método no cambiará el sabor.- En caso de que no quieras evaporar el agua, podrías agregarle una cucharadita de maicena para espaguetis y cambiará la consistencia.- Otra forma de espesar es terminar de cocinar la pasta con la salsa. El almidón de la pasta hará que la salsa espese y de paso, tu espagueti esté bien cubierto.Seguramente en más de una ocasión has recurrido a las pastas, así que esperamos que estos tips te hayan servido para prepararlas como toda una experta.
A la hora de comer, todos tenemos hábitos que definen mucho, tanto en nuestro estilo de vida como en la salud. Los alimentos que consumimos y la manera en que lo hacemos pueden afectar directamente tu bienestar y por el contrario, también influye en el riesgo de contraer ciertas enfermedades. Sabemos que cambiar la alimentación es un tema complicado, pues no sólo implica fuerza de voluntad, sino que además están sujetos a factores con muchas variables, por lo que te recomendamos que el cambio sea gradual. Una manera de cambiar tu rutina y tener hábitos más saludables es a través de alimentos que nos den más beneficios y nos aporten más nutrientes. Y para comenzar con esos pequeños cambios que harán una gran diferencia en tu día a día, aquí te dejamos una lista de verduras que puedes comenzar a comer para cambiar tus hábitos según Food Day, una organización encaminada a cambiar la dieta de las personas y hacerlas más saludables.EspinacaLa espinaca es un gran alimento pues tiene la gran mayoría de nutrientes que necesita nuestro organismo. Este alimento nos ayuda a prevenir el riesgo de enfermedades del corazón, artritis y cáncer. Tiene vitaminas A, C, E, K, B2 y B6, así como magnesio, ácido fólico, hierro, potasio, cobre, zinc, entre muchos más; haciéndolo un superalimento. Lo puedes consumir en ensaladas, jugos y smoothies, o como guarnición.Crepas de espinaca rellenas de champiñonesBrócoliEs uno de los mejores alimentos para prevenir el cáncer por su gran cantidad de antioxidantes. También está lleno de vitaminas como A, D, B12, C y B6. Además aporta betacarotenos y ácido fólico, lo cual fortalece nuestro sistema inmune. Es delicioso como acompañante del plato principal, en sopas y hasta como snack. Lechuga romanaLa lechuga romana es un gran alimento por la cantidad de nutrientes y vitaminas, como A, C y K, además de la fibra que contiene, por otra parte, es una hortaliza muy accesible y de bajo costo, es la reina de las ensaladas y tu mejor aliada cuando estás a dieta. ZanahoriaFuente de antioxidantes por excelencia. Además de mejorar la vista, disminuye el riesgo de enfermedades cardiovasculares por su alto contenido en vitamina A y C. Ensalda de Betabel y ZanahoriaCebollaAdemás de ser uno de los alimentos base de la comida mexicana, es un gran aliado para nuestro cuerpo, pues nos ayuda a mantener el calcio en nuestro organismo y por su alto contenido de vitamina C y ácido fólico, ayuda a controlar enfermedades como la diabetes y osteoporosis.No cabe duda que todas las verduras son sanas y aportan algún beneficio a la salud. Es un ingrediente primordial para la alimentación que sin dudas debes incluir en tu dieta y con ello contribuir a tener mejores hábitos en la comida.
Seguramente uno de tus propósitos de Año Nuevo es viajar. Viajar es una gran motivación, además de una fuente de alegría, reflexión y autodescubrimiento. Viajar nos permite explorar nuevos climas y culturas, sumergirnos en ellos y estimular nuestra mente y qué mejor que hacerlo por nuestro país que tiene una gran variedad de culturas, climas y sobre todo gastronomías. Dentro de un viaje el comer es una parte importante de la experiencia. Probar sabores nuevos y maravillarse con productos desconocidos constituyen una de las maravillas de recorrer.Aquí te dejamos 7 destinos turísticos culinarios que querrás visitar:OaxacaUna de las gastronomías más importantes de la cocina mexicana es la oxaqueña, pues en sus calles podrás dejarte envolver por una explosión de sabores, olores y colores que te llenarán el alma. Mole, tlayudas, tamales, chocolate, quesillo, chapulines, insectos, café y mucho mezcal, son algunas de las delicias que aquí podrás disfrutar y que hacen de este estado uno de los principales destinos de turismo culinario. PueblaGracias a la sinergia de sus platillos en los que convergen lo prehispánico y lo español, la gastronomía poblana es conocida en el mundo entero por platillos como los chiles en nogada, el mole poblano con arroz, las cemitas y toda la variedad de dulces creados por monjas como los camotes, tortitas de Santa Clara y demás. JaliscoEn su menú se encuentran delicias como las tortas ahogadas, la birria, el pozole, y por supuesto, el tequila. De todos sus deliciosos platillos, las tortas ahogadas, en pan birote, rellenas de carne de cerdo, y bañadas en salsa de jitomate y chile de árbol, tienen fama en todo el país. Además tiene otras opciones que vale la pena probar, como los tamales tapatíos, de ejote y de ceniza, los frijoles charros, las dulces jericallas y el tejuino.YucatánEl sabor de los mayas y las tradiciones españolas hacen una sinergia para crear la gastronomía yucateca una de las más famosas gastronomías de México con guisados como la cochinita pibil y la sopa de lima, papadzules, panuchos, salbutes, poc chuc, queso relleno, y asados de faisán, jabalí y venado. Si lo tuyo son lo dulce y los postres, las marquesitas rellenas de queso de bola, dulce de papaya verde, el caballero pobre y el licor de miel Xtabentún seguro te encantarán.ChiapasAquí cada población tiene sus propias costumbres y platillos típicos como las tostadas de camarón seco de Tonalá, los embutidos de San Cristóbal de las Casas, la sopa de chipilín con bolitas de Chiapa de Corzo, las delicias de maíz de Tuxtla Gutierrez, el caldo de caracol de río de Comitán y los quesos doble crema de Pijijiapan. Para beber, el café y chocolate tienen fama internacional, pozol y tascalate, pox y licores regionales, y una amplia variedad de aguas de frutas.VeracruzEn Veracruz, de lo más típico que podemos encontrar es el pescado a la veracruzana y las picadas. Por otro, están sus sabores de tierra, como son las carnitas de puerco, el mole de Xico, las hormigas chicatanas tostadas, los chiles jalapeños rellenos, los volovanes, o los tamales: zacahuiles, de cazón, de pepita de capita o chamitles, entre otros. MichoacánMichoacán es uno de los destinos turísticos con mejor gastronomía del país. Entre sus platillos más comunes son las corundas y los uchepos; las sopas, como la tarasca con frijol, tortilla, aguacate, chile pasilla, queso y crema; las carnitas estilo Michoacán de cerdo y cocidas en olla de cobre, y los pescados, especialmente el blanco y los charales. Los dulces de esta región también son muy típicos, los básicos son las morelianas, el ate de guayaba, el helado de pasta y los chongos zamoranos. También hay que probar la “charanda”, que es aguardiente de caña.No cabe duda que tanto la cocina mexicana son tesoros que vale la pena conocer, ojalá que tengas oportunidad de conocer o regresar a estos lugares a disfrutar de sus maravillas culinarias ¿A qué lugares vas a ir este año?
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD