Ahorra dinero en las compras de Navidad
Ideas para Fiestas

Ahorra dinero en las compras de Navidad

Por Kiwilimón - Diciembre 2011
Estamos en la época decembrina, ya muy cercanos a la Navidad y al Año Nuevo. En estas fechas muchos están preguntándose cómo ahorrar en las compras navideñas. Sabemos que los gastos en Diciembre son inminentes y el tema del ahorro preocupa a algunos. Ante esto les dejamos algunos consejos. Una parte importante del presupuesto navideño va destinada a las compras de alimentos, y hay varias maneras de recortar gastos en la compra de alimentos en Navidad. Lo primero es hacer una buena planificación de menús, reuniones familiares, listas de compra y fechas de elaboración de platos (ver menús de navidad). Uno de los retos de Navidad es lograr que esté todo listo el día de la fiesta para que todos puedan disfrutar de la Navidad. La respuesta está planificar con antelación y recurrir al congelador. Hacer hueco en el congelador y abastecerse de lo esencial: podemos comprar (o hacer) pan y panecillos en cantidad y almacenarlos perfectamente en el congelador. Cuánto mas platos se puedan hacer con antelación y congelar, mejor. No solo por adelantarnos al trabajo de preparación, sino porque cuánto antes compremos los ingredientes, mas baratos serán. El precio de los alimentos (sobre todo los que se consideran alimentos navideños) sube cuánto mas nos acercamos a la Navidad (sobre todo el pescado y los mariscos). Intentar hacer lo máximo en casa. Hacer turrón en vez de comprarlo resulta más barato, y es una receta divertida para hacer (ver recetas de turrón). También podemos hacer las típicas galletas o pasteles de navidad y otros dulces navideños (ver recetas de postres navideños). Otro gasto importante en muchos hogares en las navidades es la compra de bebidas - vinos, cavas, licores. Muchas veces resulta mas barato comprar vino por Internet. Una vez mas subrayamos la importancia de hacer una lista de compra de bebidas y vinos para Navidad de acuerdo con el presupuesto y la planificación de menús y comidas. También podemos aplicar la técnica de preparar bebidas en casa (ver recetas de bebidas y cócteles de navidad).
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Lograr un capeado perfecto es un arte y como en todas las cosas que valen la pena, hay que ponerle un poco de esfuerzo para lograrlo.¿Qué es el capeado?En la cocina mexicana, “capear” se refiere al proceso de cubrir un elemento con claras de huevo batidas, que posteriormente se fríe en aceite hasta que esté ligeramente dorado.Si aún no has probado prepara unos camarones o un chile relleno con esta técnica, o no has logrado esa textura que le dará un delicioso sabor a tus platillos, estos son los mejores tips para un capeado perfecto.BateSepara las claras de dos huevos en un recipiente y comienza a batirlos con un globo, batidora o a mano con un tenedor hasta dejarlas a punto de nieve, que es cuando se espesan hasta que parece espuma blanca y se forman picos consistentes. Una vez que llegue a esta consistencia agrégale unas gotas de limón para evitar que se corte. Las claras deben estar a temperatura ambiente.AgregaTras lograr el punto de nieve o punto de turrón, agrega las dos yemas del huevo y continúa batiendo por algunos minutos, para así complementar la mezcla. Posteriormente, añade una pizca de fécula de maíz para lograr una mezcla resistente. Es muy importante que no dejes de batir mientras añades estos ingredientes. EspolvoreaAntes de capear el alimento debes de revolcarlo sobre un poco de harina. Ya que esté bien cubierto, ahora sí puedes sumergirlo en la mezcla del huevo; déjalo remojando unos 15 segundos y échalo al sartén para freír.AceiteAntes de que introduzcas lo capeado al sartén, debes de asegurarte de que tienes la suficiente cantidad de aceite, pues debe cubrir por completo el alimento, para que se fría adecuadamente. Por otro lado, el aceite debe estar a alta temperatura para lograr una buena fritura y que el capeado no lo absorba tanto.Para terminar, en un plato coloca papel de estraza, servilletas o algún material que te ayude a absorber el aceite extra de tu alimento. Cuando esté completamente seco podrás servirlo y llevarlo a tu mesa para disfrutar de tu estupenda labor. Con estos tips, seguramente triunfarás la próxima vez que sirvas un alimento que necesite capearse. ¿Ya ves que no es tan complicado?
Es muy común que confundamos los tés, las tisanas y las infusiones, sobre todo porque la forma de preparación luce similar; sin embargo, cada bebida tiene sus características y aquí te vamos a enseñar a diferenciarlas para que seas todo un experto.TéEl té es una de las bebidas más antiguas y poderosas del mundo. Hay distintos tipos de té, con diferentes propiedades y beneficios, pero debes de saber que todos provienen de la misma planta de la familia de las camelias.El té puede ser verde, rojo, blanco y negro, y todas estas bebidas son diuréticas y estimulantes, y también muy benéficas gracias a sus propiedades antioxidantes. Té verde. El té verde se elabora con hojas no fermentadas u oxidadas, que una vez cosechadas, se dejan secar y se someten a tratamiento de calor. Entre las propiedades positivas que tienes se encuentra un nivel bajo de teína, aporta vitaminas A, C y D, es uno de los tés que más antioxidantes posee y se dice que disminuye el nivel de glucosa, fortalece la memoria, ayuda a bajar el colesterol y previene la artritis. Té rojo. También conocido como phu erh, se descubrió de manera casual al tratar de alargar la conservación del té verde, es un gran auxiliar en la pérdida de peso, ayuda a la digestión, tiene antioxidantes, potencia el sistema inmune y te ayuda a mejorar el estado de ánimo. Té blanco. Este té es tan bueno que por mucho tiempo se creyó que otorgaba la eterna juventud y hasta la inmortalidad. Es uno de los tés con más antioxidantes, ayuda a tener una piel y cabello más sanos, y retrasa el envejecimiento, por lo que lo de la eterna juventud no está tan lejos de la realidad. Té negro. El té negro es el más intenso de ellos, tiene una oxidación mayor, por lo que contiene también más cafeína. Esta bebida ayuda a tener un estado de alerta mental, ayuda a la concentración, fomenta el aprendizaje, potencia la memoria a corto y a largo plazo.Tisanas El principal error que cometemos es confundir los tés con las tisanas, sin embargo, la principal diferencia radica en que el té contiene teína y la tisana está compuesta de extractos de plantas.Otra diferencia es la manera de hacerlo, pues aunque parezca igual a la del té, no lo es. Mientras el té necesita que se dejen reposar las hojas entre 3 y 4 minutos en agua caliente, a una temperatura de entre 80 y 95 ºC, la tisana requiere que las plantas secas se pongan en agua hirviendo y se dejen reposar unos 15 minutos, con el fin de que los aromas y propiedades de las plantas se desprendan.Hay dos tipos de tisanas populares:Tisanas Frutales: por lo regular a base de jamaica y manzana, y se les agrega otras frutas como ingrediente principal. Una tisana muy popular es “Fresa kiwi”.Tisanas Herbales: pueden tener una mezcla de varias hierbas o flores. Manzanilla, menta y hierbabuena son de las más populares.InfusionesLas infusiones son bebidas que se obtienen a través de hojas, flores, hierbas, plantas, frutos o semillas que se dejan reposar en agua caliente sin que llegue al punto de ebullición y no necesariamente tienen teína.Para hacer una infusión se puede usar cualquier sustancia vegetal por su sabor y aroma. Esto hace que la infusiones sean de variedades inimaginables. Por ejemplo, pueden tener una parte de flores, de frutos, de frutos secos, de semillas, de hierbas aromáticas o medicinales, de cortezas, e incluso raíces. Las más populares son la manzanilla, la menta, la melisa, el mate y también el café, que aunque no se conoce como una infusión, lo es.Ahora ya sabes las principales diferencias entre té, tisana y las infusiones y la manera de preparar cada una. Te invitamos a probarlas, experimentar con sabores y así encontrar la bebida que más te guste y que más le aporte a tu bienestar.
Llevar un estilo de vida saludable a veces nos parece muy complicado, porque nuestras rutinas están llenas de mil actividades.Sin embargo, puedes mejorar tu rendimiento durante el día incluyendo alimentos que te ayuden a tener energía y a fortalecer tu organismo, lo único que necesitarás será mezclar fruta y bebidas vegetales o agua y ¡listo!Si te preguntas cómo hacerlo de manera sencilla, orgánica y sin tener que invertir mucho tiempo, puedes empezar por procurar desayunar algo ligero pero poderoso, como alguna de estas bebidas.Un smoothie de chocolate te ayudará a empezar el día con fibra, carbohidratos complejos, minerales y guaraná. Por ejemplo, el Organic Chocolate Smoothie Mix de Nature’s Heart te proveerá de guaraná, para mejorar tu memoria y la combinación con el cacao te da energía y antioxidantes.Otra opción puede ser un smoothie con moringa, wheatgrass, espirulina, lúcuma y mezquite, que te brindará proteínas, fibra, antioxidantes, vitamina B, hierro y magnesio, además de un efecto détox. Diez gramos de proteína, probióticos y enzimas digestivas, combinados con tu fruta favorita, es todo lo que se necesita para sacarle el máximo provecho a tu día. Todos estos beneficios y más los encuentras en este smoothie mix todo en uno, que combina sabor y funcionalidad. Si lo que buscas es vitalidad y bienestar, entonces la mezcla de omegas, antioxidantes, minerales y proteínas te mantendrá satisfecho y potenciará tu día, además de que este smoothie también incluye canela y vainilla, lo cual le da un sabor intenso.Por último, un smoothie con maca, mezquite y lúcuma aumentará tu energía, resistencia y mejorará tu estado de ánimo, pues es ideal para el equilibrio hormonal, reduce la ansiedad y ayuda con la falta de concentración.Atrévete a preparar estos smoothies que son muy prácticos y funcionales, todos son veganos y te ayudarán de una manera muy fácil a encontrar ese extra de energía, concentración y bienestar que estabas buscando.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD