Receta de Año Nuevo: Canapés de Camarones en Apio
Babyshower

Receta de Año Nuevo: Canapés de Camarones en Apio

Por Kiwilimón - December 2011
Una rica receta para bienvenir a tus invitados a tu cena o coctel de año nuevo. Para ver más detalles e imágenes de la receta, haz click aquí.

Ingredientes

  • 30 Tallos de Apio
  • 300 Gramos de Camaron grande, pelado y sin intestinos
  • 1 Barra de Queso crema
  • 1/4 Taza de Cebollín finamente picado
  • 1 Cucharadita de Tabasco
  • 4 Cucharadas de Cilantro picado
  • Sal y pimienta al gusto
  • Palillos para decorar
  • 6 Cucharadas de Aceite de oliva
Para ver el método de preparación, haz click aquí.
Califica esta receta
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Conoce todos los beneficios que el té de jamaica tiene para ti
La flor de jamaica es la protagonista de una de las aguas frescas más populares en nuestro país, pues su sabor ácido y refrescante combina muy bien con todo tipo de platillos y antojitos. Esta pequeña y versátil flor pertenece a familia de los tulipanes y es originaria de África y aunque es muy bonita, se utiliza más en la cocina que para decorar. El nombre científico de esta flor es “Hibiscus sabdariffa”, la cual se puede tomar en té o agua, aunque también se usa para preparar guisos vegetarianos, salsas, mermeladas y otros productos. Por si fuera poco, también se le atribuyen propiedades medicinales. En Kiwilimón te contamos más sobre esta increíble flor y por qué debes tomar un té de jamaica todos los días.¿La jamaica tienes vitaminas y minerales?Las propiedades de la jamaica son muchas, pues es una flor rica en las siguientes vitaminas y minerales: Vitamina AVitamina CVitamina B1Vitamina EHierroCalcioFosfato¿Cuáles son los beneficios del té de jamaica?Los expertos indican que la jamaica es rica en antioxidantes y tiene propiedades antisépticas, laxantes, diuréticas, purgativas, astringentes, emolientes y sedantes. Por esto se recomienda su consumo como té o agua.También puedes leer: Conoce los beneficios de la flor de jamaicaLos beneficios del té de jamaicaAquí te explicamos para qué sirve el té de jamaica, no podrás creer todos los beneficios que esta pequeña tiene para tu salud. La jamaica es rica en antioxidantesSeguramente has escuchado hablar de los antioxidantes, una molécula que se encarga de pelear contras los radicales libres, una molécula que daña nuestras células y, por ende, nuestra salud. Sin embargo, existen muchos alimentos ricos en antioxidantes que nos permiten contrarrestar los efectos de los radicales libres. Uno de estos alimentos es la flor de jamaica, ya que, según un estudio publicado en 2011, el extracto de jamaica incrementa el número de enzimas antioxidantes y reduce los efectos de los radicales libres hasta en un 92%. Aunque aún falta mucho por estudiar y descubrir, su gran contenido de antioxidantes hace al té de jamaica una gran bebida para comenzar tu día.Jamaica para un hígado sanoEl hígado es un órgano esencial en el cuerpo humano, pues se encarga de limpiar la sangre y ayuda a la digestión al secretar bilis, para nuestra suerte, algunos estudios recientes sugieren que el té de jamaica podría ayudar a mantener a nuestro hígado sano. Un estudio realizado en 2014 encontró que un grupo de personas con sobrepeso que consumieron extracto de jamaica por 12 semanas tuvieron mejorías en el funcionamiento de su hígado. Aunque aún faltan estudios por realizar, esta es otra buena excusa para disfrutar de un té de jamaica mientras descansas o antes de dormir. ¿El té de jamaica ayuda a bajar de peso?Todo parece indicar que el té de jamaica podría ser de mucha ayuda si quieres perder algunos kilos, ya que diversos estudios científicos indican que este poderoso té está ligado a la pérdida de peso. Un estudio publicado en 2014 indica que un grupo de participantes consumió extracto de jamaica, mientras que otros tomaron un placebo. Después de 12 semanas, las personas que tomaron jamaica registraron una pérdida de peso, así como una reducción en su índice de masa corporal y la proporción entre cadera y cintura. Sabemos que los científicos aún deben realizar muchos estudios más, sin embargo, este es un buen pretexto para disfrutar de un refrescante té de jamaica.También puedes leer: ¿Qué son los antioxidantes?La jamaica contra la hipertensiónAdemás de ser rica en vitaminas y minerales, la jamaica también podría ser de ayuda para disminuir la presión arterial, un problema de salud de afecta a millones de personas en todo el mundo. De acuerdo con varios estudios clínicos, el té de jamaica ayuda a bajar los niveles de presión sistólica y diastólica. Un ensayo clínico que contó con la participación de 65 personas encontró que aquellos participantes que consumieron té de jamaica durante seis semanas registraron una disminución en la presión sistólica. Sin embargo, antes de comenzar a consumir té de jamaica para tratar tu presión arterial, te sugerimos consultar a tu médico o especialista. ¿El té de jamaica es bueno para el colesterol?Además de ser muy útil por sus propiedades antibacterianas y diuréticas, todo indica que el té de jamaica es muy bueno para aquellas personas que desean aumentar sus niveles de colesterol bueno. Por otro lado, un estudio realizado en 2014 señala que consumir extracto o té de jamaica ayuda a disminuir los niveles altos de colesterol malo y los triglicéridos. Dato curioso sobre la jamaica¿Sabías que la jamaica llegó a México durante la colonización? Según la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, la flor de jamaica llegó a nuestro país a través de la nave Nao, la cual provenía de China, así como de barcos españoles que llegaban desde Filipinas. Alrededor de 1565, estas embarcaciones comenzaron a llegar a Acapulco. Años más tarde, esta flor se convertiría en parte de la gastronomía mexicana.
¿Cómo lavar distintos vegetales?
En kiwilimón sabemos que llevar una dieta balanceada es muy importante, por lo que es esencial que consumas una cantidad adecuada de proteína, granos, cereales, frutas y verduras. No hay mejor manera de mejorar tu dieta que cocinando platillos balanceados, sin embargo, antes de comenzar a cocinar, es muy importante que laves y desinfectes las verduras correctamente. Aunque puede sonar un poco tedioso, en realidad es muy fácil. ¡Aquí te decimos cómo desinfectar las verduras de la forma correcta! ¿Por qué es importante lavar y desinfectar las verduras?Es de suma importancia que todos los vegetales que uses estén 100% limpios, pues de acuerdo con los expertos, estos podrían estar contaminados con listeria, cólera y salmonela, bacterias que provocan enfermedades severas. Por otro lado, también podrías encontrarte con huevecillos e insectos, por lo que lo más recomendable es mantener un régimen estricto de limpieza cuando se trata de tu cocina y los alimentos que consumes. También puedes leer: ¿Cómo lavar el brócoli para eliminar bacterias y gérmenes?Antes de comprar tus verdurasAntes de acudir al mercado o a tiendas de autoservicio, debes recordar que las frutas y verduras pasan por muchas personas antes de llegar a ti, por lo que es vital que las laves y desinfectes una vez que llegues a casa. De acuerdo con la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA), los vegetales pueden contaminarse con bacterias a través del contacto con animales o sustancias nocivas en la tierra o el agua. Por otro lado, este tipo de alimentos también pueden contaminarse al guardarlos de manera incorrecta o a la hora de prepararlos. A la hora de comprar verduras, los expertos recomiendan escoger aquellas que no estén maltratadas, mientras que en el caso de los productos que ya están cortados, como en el caso de las ensaladas, debemos asegurarnos de que estén en refrigeración. ¿Las verduras se lavan con jabón?Aunque en países como Estados Unidos se recomienda enjuagar las frutas y verduras con agua y no usar jabón, en México sí se recomienda el uso de jabón y desinfectantes. Por su parte, el gobierno federal indica que “los alimentos de origen vegetal se lavan en forma individual o en manojos pequeños con agua potable, estropajo o cepillo (si es necesario), jabón o detergente, se enjuagan con agua potable y desinfectan”. En caso de que utilices desinfectantes para alimentos, es importante que sigas las instrucciones del producto al pie de la letra. También es esencial que este producto esté autorizado por la Secretaría de Salud. También puedes leer: ¿Qué alimentos no deben guardarse en el refrigerador?¿Cómo se deben lavar las verduras?En general, los expertos recomiendan una serie de consejos básicos de higiene para que tus verduras estén perfectamente limpias y las puedas cocinar:Lávate las manos con agua y jabón, por lo menos durante 20 segundos, antes de tocar las verduras. Si las verduras tienen alguna magulladura, corta esta parte antes de consumirla o usarla para preparar algún platillo. En el caso de las verduras que se pelan, debes lavarlas muy bien antes de quitar la cáscara, pues las bacterias podrían adherirse a la verdura. Si la verdura tiene una superficie porosa, como en el caso del apio, lo más recomendable es utilizar un pequeño cepillo para lavar este tipo de alimentos. Una vez que los alimentos estén limpios, debemos secarlos con un trapo limpio o una toalla de papel, para eliminar cualquier residuo. En el caso de los vegetales con abundantes hojas, como la lechuga y la col, deberás remover las hojas que estén dañadas, lavarlas y luego desinfectarlas. Recuerda que es muy importante que enjuagues todas las verduras con abundante agua para eliminar cualquier resto de jabón, pues su consumo es dañino. ¿Cómo lavar distintos vegetales?Aunque las autoridades recomiendan el uso de jabón y abundante agua, hay algunas consideraciones que debes tomar en cuenta en el caso de cada alimento. AjoEl ajo es sumamente importante en la cocina mexicana, pues le da un toque extra de sabor a todo tipo de guisados, salsas y sopas. Para limpiarlo, lo único que debes hacer es remover la cáscara de la cabeza de ajo y también debes pelar los ajos de vayas a utilizar para tu receta. ApioDebido a que el apio tiene una textura llena de surcos, lo más recomendable es utilizar un pequeño cepillo para eliminar la tierra, polvo o cualquier otra sustancia. Recuerda enjuagar muy bien, así como quitar las hojas y cortar las puntas, ya que están suelen estar maltratadas. BetabelEl betabel, también conocido como remolacha, es un excelente ingrediente para preparar ensaladas frescas y botanas picositas. Sin embargo, debes lavarlo muy bien, pues suele tener mucha tierra. Una vez que esté lavado y seco, puedes pelarlo y remover el tallo. BrócoliNo hay nada más reconfortante que una crema de brócoli con queso, pues este vegetal tiene muchos beneficios para la salud. Debido a que está formado por pequeños árboles, es aconsejable cortar el brócoli en piezas y luego lavarlas con abundante agua y jabón. Coloca los árboles de brócoli en una coladera y deja escurrir y secar. No olvides remover las partes que estén dañadas. CalabazaLa calabaza es una excelente opción para preparar platillos económicos, rendidores y saludables. Antes de poner manos a la obra, deberás lavar muy bien calabazas, pero con mucho cuidado, pues pueden aplastarse fácilmente. CebollaLa cebolla es otro ingrediente vital dentro de la gastronomía mexicana, pues les da un gran sabor a los frijoles de la olla, los bisteces encebollados, las ensaladas de nopales, salsas y caldillos. Para limpiarlas, se aconseja remover la capa exterior, pues está suele estar maltratada y contiene polvo o tierra. ChampiñonesLos beneficios de comer champiñones son muchos, por eso se recomienda incluirlos en tu dieta diaria. Además, son un alimento muy versátil, pues puedes preparar pastas, sopas, ensaladas y otros deliciosos guisados con champiñones. Para lavarlos, lo primero que debes hacer es retirar la tierra que se adhirió a este vegetal y el tallo, pues ahí es donde se almacena la mayor cantidad de tierra. Después deberás lavarlos con suficiente agua y jabón, puedes utilizar un cepillo pequeño o tus manos. Es importante que los seques muy bien. Recuerda que no debes dejar los champiñones remojándose en agua o guardarlos cuando aún estén húmedos.También puedes leer: ¿Cómo limpiar tu horno usando bicarbonato de sodio?Col, espinaca y lechugaSi quieres mejorar tu alimentación, lo mejor que puedes hacer es incluir deliciosas y frescas ensaladas en tu menú semanal, no te arrepentirás, pero antes de prepararlas, deberás lavar y desinfectar los ingredientes muy bien. En el caso de los vegetales de hojas como la col, la espinaca, el kale y la arúgula, es muy importante que los laves con cuidado, pues pueden tener insectos, tierra y polvo. Debes comenzar por quitar un par de hojas, pues estás suelen contener la mayor cantidad de tierra. Después, separa las hojas y lávalas con jabón y agua. Recuerda enjuagar muy bien para remover todo el jabón. Posteriormente, desinfecta las hojas siguiendo las instrucciones del producto. Una vez que los vegetales estén limpios y desinfectados, deja que se sequen y estarán listos para preparar nutritivas ensaladas. ColiflorAl igual que en el caso del brócoli, lo mejor es cortar la coliflor en pequeños árboles, para después lavarlos con agua y jabón. Una vez secos, puedes preparar unos crujientes boneless de coliflor o el platillo que más se te antoje. Flores comestibles, hierbas de olor y quelitesEn el caso de alimentos como la flor de calabaza, el cilantro, el perejil y todos los quelites, es importante que los laves y desinfectes muy bien antes de su consumo. Antes de lavar las hojas, remueve las que ya estén marchitas y recuerda que se deben escurrir y secar muy bien antes de usarlas. JitomateEl jitomate es vital dentro de las cocinas, pues es un ingrediente esencial para salsas, guisados, moles y todo tipo de platillos. Para lavarlos, solo debes usar un poco de jabón y agua, pero debes tener cuidado, pues podrías aplastarlos fácilmente. PapasSi quieres preparar un cremoso puré de papas o unas crujientes papas a la francesa, primero debes lavar muy bien estos tubérculos. Después, usa un cepillo pequeño para remover toda la tierra y polvo. Deja secar antes de usar. Pimiento morrónEl pimiento morrón es una excelente opción para preparar deliciosos platillos, pues se pueden rellenar con arroz, quinoa y carne. Antes de preparar cualquier platillo, deberás lavar muy bien los pimientos, pues polvo y tierra suele acumularse en el tallo. Recuerda que debes lavarlos con mucho cuidado, pues pueden dañarse fácilmente. ZanahoriaLa zanahoria no puede faltar para preparar un caldo de camarón o de pollo, sin embargo, debido a que crecen bajo tierra, es muy importante que las laves con abundante agua y jabón. Puedes usar un cepillo para remover toda la tierra de los surcos. Antes de lavar tus verdurasEs muy importante que recuerdes que no debes lavar y desinfectar las frutas y verduras hasta que las vayas a comer o preparar, pues si las lavas mucho tiempo antes y las guardas en el refrigerador, es más probable que crezcan bacterias y se echen a perder.
Tamales y su historia en América Latina
En México se envuelven en hojas de maíz conocidas como totomoxtle o de plátano, y pueden estar rellenos de mole, de cerdo, de pollo… pero los tamales no son endémicos de este país, sino de América Latina y también se comen en Honduras, Belice, Perú, Colombia, Brasil, Puerto Rico y otros países.Tamal, humita, nacatamales, chamos, pamoña o pache son algunas de las formas en las que la preparación de masa y relleno envuelta en hoja de maíz, plátano, canak, aluminio o incluso plástico cocida por lo general al vapor puede llamarse, según el lugar en el que se prepare.En muchos casos, el punto de partida de los tamales es el maíz, cuyo consumo desde la época prehispánica es primordial en América Latina y, de acuerdo con el historiador Humberto Rodríguez Pastor, el ejemplo prehispánico más cercano a los procesos de preparación de los tamales actuales son las humitas peruanas.Estas primeras preparaciones relacionadas a las humitas peruanas incluían maíz pero no relleno y es aquí donde la llegada de los españoles, como en muchos otras áreas, contribuye con su granito de arena, que en este caso tiene forma de manteca y carne de cerdo.En México la historia es otra, pues arqueológicamente, los tamales se han encontrado relacionados a la vida cotidiana de algunas culturas y estaban presentes en rituales religiosos, ofrendas y tumbas, además de que ya llevaban un relleno como pavo, rana, ajolote, conejo, frutas o frijoles, y no usaban grasa para elaborarlos. Eran tan comunes, que incluso se mencionan en el Códice Dresde, un libro de los mayas del siglo XI o XII.¿Cómo se llaman los tamales en América Latina?El nombre tamal está bastante extendido y aparte de México, se usa en Argentina, Colombia, El Salvador, Estados Unidos, Guatemala, Honduras, México, Nicaragua y Panamá. En Venezuela existen las hallacas (también hayaca), las cuales se preparan en específico para Navidad y se hacen con harina de maíz, caldo de pollo, y pueden ir rellenas de carnes diferentes, como de cerdo, de res o de gallina.El bollo es de Belice, se envuelven en hoja de plátano y sus ingredientes incluyen pollo, cebolla, cilantro y achiote, mientras que en Puerto Rico se conocen como guanime a un tipo de tamal dulce con leche de coco, azúcar y harina de maíz, también envuelto en hoja de plátano.Bolivia y Perú comparten nombre, pero diferencian entre maíz tierno llamándolos humitas y maíz, con el nombre de tamales. Los nacatamales de Nicaragua también se diferencian de los llamados tamales allá porque llevan carne.México tiene una gran variedad de tamales con nombres diferentes: canarios, uchepos, chanchamitos, pibipollos, corundas, vaporcitos, xocos… las variedades por región abundan y pueden ser tanto dulces como saladas.Conocer de tamales es conocer de América Latina y su pasado, así que si tienes la oportunidad, no dudes de probar todos los que lleguen a ti. 
3 maneras de hacer exfoliantes caseros y sencillos
Exfoliar la piel no es algo que tengamos que hacer diario, pero de vez en cuando, el órgano que recubre nuestro cuerpo puede beneficiarse mucho de esto y qué mejor si podemos hacerlo con ingredientes naturales y de forma casera.La exfoliación puede ayudar a mejorar la salud y la apariencia de la piel de varias maneras, por ejemplo, puede darle a la piel un aspecto más brillante porque elimina la capa superior de células muertas y también puede estimular la producción de colágeno, para que la piel se mantenga firme y radiante.Otro beneficio de la exfoliación casera es que puede mejorar la eficacia de cualquier crema que uses posterior a hacerlo, así que si exfolias tu piel antes de aplicar una crema, esta penetrará profundamente en lugar de asentarse en la superficie.Por último, estas opciones para hacer exfoliantes caseros y sencillos te permitirán tener un momento de relajación, para poder masajear tu piel, cualquier día que estés cansada o estresada. La forma más fácil aplicar un exfoliante corporal es durante el baño y sólo implica masajear suavemente el exfoliante sobre la piel con movimientos circulares y enjuagar bien con agua tibia.Exfoliante casero con azúcar morena o mascabadoEl azúcar moreno o mascabado es un ingrediente económico y accesible que es más suave para la piel que la sal marina o la sal de Epsom, lo cual lo hace un ingrediente ideal para pieles sensibles. Asegúrate de enjuagarte bien después de exfoliarte, para que tu piel no se sienta pegajosa.1/2 taza de azúcar morena o mascabado1/2 taza de aceite de coco (también puedes usar aceite de oliva o de almendra)Mezcla bien el azúcar moreno con el aceite en un tazón. Si es necesario, agrega más azúcar o aceite para obtener la consistencia correcta; también puedes añadir una o dos gotas de un aceite esencial en la mezcla. Cuando estés satisfecha con la consistencia y fragancia del exfoliante, pásalo a un recipiente con tapa, para conservarlo más tiempo.Exfoliante casero de té verdeRico en propiedades antioxidantes y antiinflamatorias, el té verde tiene varios beneficios para la piel, además de que se puede agregar fácilmente a un exfoliante corporal casero junto con otros ingredientes nutritivos.2 bolsas de té verde1/2 taza de agua caliente1 taza de azúcar moreno o mascabado1/4 taza de aceite de coco derretidoColoca las bolsitas de té en el agua caliente y deja reposar hasta que se enfríe. Mientras el té se enfría, coloca el azúcar moreno en un tazón y mezcla con el aceite de coco derretido. Agrega el té frío a la mezcla (es importante que el té esté frío para que el azúcar no se disuelva).Si la mezcla se desmorona demasiado, añade más aceite de coco; si está demasiado líquida, agrega más azúcar morena. Cuando hayas alcanzado la consistencia deseada, coloca el exfoliante en un frasco.Exfoliante casero de caféEl café es uno de los ingredientes más comunes entre los exfoliantes corporales caseros, pues los gránulos son suaves para la piel, pero siguen siendo eficaces para eliminar las células muertas de la superficie de la piel. 1/2 taza de posos de café2 cucharadas de agua caliente1 cucharada de aceite de coco, tibioMezcla los posos de café con el agua caliente y luego agrega el aceite de coco. Si es necesario, agrega más café molido o más aceite para obtener la consistencia correcta y finalmente, pasa la mezcla en un recipiente.Es importante mencionar que estos exfoliantes caseros sólo deben usarse en el cuerpo, no en la cara, pues esta es más sensible que la piel del resto del cuerpo. Además, evita exfoliar la piel si está quemada por el sol, agrietada o rota, enrojecida, hinchada, o recuperándose de una exfoliación química.Si decides agregar algún aceite esencial a tu exfoliante corporal casero, primero haz una prueba de parche con el aceite diluido en la piel para asegurarte de que no te hará reacción en la piel y si tienes la piel sensible o muy seca, habla con tu médico o dermatólogo para averiguar si la exfoliación con un exfoliante corporal es adecuada para ti.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD