Cena al Estilo Italiano
Ideas para Fiestas

Cena al Estilo Italiano

Por Kiwilimón - July 2012
A continuación podrás ver un mení totalmente inspirado en el ambiente y cocina italiana, mismo que podrás seguir paso a paso con dada receta para sorprender a tu pareja o amigos. Transpórtate a los restaurantes de Italia y disfruta de unas bruschettas, prosciutto con melón y de plato fuerte una espectacular pasta de mejillones. Toma nota de cada una de las recetas y síguelas al paso. Te aseguramos que tendrás todo un éxito. (te recomendamos hacer click en el título de las recetas para ver más detalles de las mismas) Bruschetta de tomates y albahaca Botana italiana de panecitos con unos tomates preparados con aceite de oliva. Tambien rico si combinado con un poco de jamon serrano encima. Prosciutto con melon Una buena entrada de jamon serrano o prosciutto con melon. Pasta con Mejillones Rica pasta con mejillones con vino blanco, hierbas, y un toque de picor. Clafouti de Peras El clafouti es un postre clásico francés, fácil de preparar. Consiste en hornear en un recipiente fruta (cerezas, peras, uvas, duraznos, o lo que desee) con una masa liquida. Queda como un pastelito húmedo delicioso. Pannacotta de Fresas Postre tipico italiano que es una especie de gelatina de crema con fresas. Un delicioso postre ligero para la primavera o verano, facil y lucidor.
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
La gastronomía mexicana es rica, variada y consta de sabores muy complejos, es tan maravillosa que fue nombrada como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO en 2010. Sin embargo, no debemos confundir la comida mexicana con la comida prehispánica, pues la primera se refiera a nuestra cocina actual, la cual es el resultado del mestizaje entre los nativos y los colonizadores españoles, así como la influencia de migrantes de todas partes del mundo. En el caso de la comida prehispánica, esta se refiere a recetas de comida creadas por los pueblos originarios, las cuales se consumen desde hace cientos o miles de años. Aunque parezca difícil de creer, hoy en día existen platillos prehispánicos que sobrevivieron a la colonización y al surgimiento de nuevas técnicas y recetas, aquí te contamos cuáles son.Platillos de comida prehispánica que aún disfrutamosComo seguramente ya sabes, la cocina prehispánica se basaba en tres principales ingredientes: maíz, el chile y el frijol. Estos alimentos no solo eran nutritivos y accesibles, también tienen una infinidad de beneficios y propiedades. Aunque no todos los platillos prehispánicos se preparaban con estos tres ingredientes, si eran los más populares. A continuación, te contamos sobre las recetas de comida prehispánica que aún disfrutamos hasta nuestros días, ¡te sorprenderás!También puedes leer: El pipián, un platillo prehispánico con mucha historiaChileatoleEl chileatole es un atole salado que se prepara con masa de maíz, elote, chiles verdes y epazote. Aunque este platillo data de la época prehispánica, hoy en día existen nuevas versiones, las cuales incluyen carne y verduras.PozoleEl pozole es otro de los platillos prehispánicos que sobrevivió a la colonización. La palabra proviene del náhuatl pozolli, que significa “espumoso”. Durante la época prehispánica, este caldo se preparaba con carne de itzcuintlis, un roedor que hoy conocemos como tepezcuintle. Los expertos también señalan que, en algunas ocasiones, los aztecas preparaban pozole con carne humano, aunque cabe señalar que esta no era una práctica común. Con la llegada de los colonizadores, también llegó la carne de cerdo a nuestro territorio, por lo que el pozole comenzó a prepararse con maíz cacahuacintle y este tipo de carne. Años más tarde, surgieron recetas de pozole rojo, verde y blanco, los cuales se acompañan con pollo, mariscos y carne de cerdo.TlacoyoEste delicioso antojito también data de la época prehispánica. La palabra tlacoyo proviene del náhuatl nacatlaoyo. De acuerdo con Fray Bernardino de Sahagún, “usaban también muchas maneras de tortillas para la gente común. Una manera della se llaman tianquiztlacualli; quiere decir 'tortilla o tamal que se vende en el tiánguez'. Otra manera del tiánguez, que se llama íztac tlaxcalli etica tlaoyo, quiere decir 'tortilla muy blanca que tiene de dentro harina de frijoles no cocidos'”. Hoy en día se preparan con masa de maíz azul o blanca, para luego rellenarse con requesón, frijoles, haba o chicharrón. Suele acompañarse con ensalada de nopales, queso fresco, requesón y salsa.También puedes leer: Bebidas prehispánicas: delicias de maíz y cacaoTamalesEl tamal, del náhuatl tamalli, que significa envuelto, es otro de los platillos de origen prehispánico. Según los expertos, los nativos comenzaron a preparar tamales alrededor del año 250 a. C. y solían disfrutarse durante fastuosos banquetes. En la época prehispánica, los tamales se preparaban con masa de maíz y chile, pero a veces también se rellenaban con frijoles o camarones, para luego envolverse en hojas de maíz y cocerse al vapor.Pipián¿Sabías que el pipián era uno de los platillos favoritos de Moctezuma? Esta receta de comida prehispánica se preparaba a base de pepitas de calabaza tostadas, chile y pescado o gallina. Con los años, comenzaron a añadirse especias y carne de cerdo al guiso, pero este es 100% de origen prehispánico.MemelaLa memela es otra receta de comida prehispánica que aún disfrutamos hoy en día. La palabra proviene de los términos tlaxcalmimilli y mimilli en náhuatl, lo que se traduce como tortilla larga. Según Fray Bernardino de Sahagún, las memelas prehispánicas se preparaban masa de maíz y chile. Hoy en día, las memelas se preparan con muchas maneras, aunque es común comerlas con un poco de manteca de cerdo, frijoles, salsa y queso.También puedes leer: 7 recetas fáciles de comida mestizaRecetas de comida prehispánica para preparar en casaSi quieres experimentar los sabores auténticos de nuestros ancestros, pon manos a la obra y prepara estas recetas de comida prehispánica que kiwilimón tiene para ti:Chileatole Fácil7 formas diferentes de preparar pozole3 Bebidas Prehispánicas3 Tlacoyos MexicanosTamales3 Recetas con Pipián
La Ciudad de México siempre nos sorprende con nuevos platillos y bebidas. En meses recientes, el carajillo se ha convertido en un must en restaurantes y bares, sin embargo, siempre surgen más opciones que nos dejan con la boca abierta. En esta ocasión te contamos sobre la licuachela, un trago que ha causado furor.¿Qué son las licuachelas?Las famosas licuachelas son unas micheladas que se preparan con chamoy, gomitas de todos sabores y colores, para luego servirse dentro de vasos gigantes en forma de licuadora, los cuales suelen ser de colores neón o muy brillantes. Aunque cada local tiene sus propias recetas, estas también pueden servirse con brochetas de tamarindo, chile en polvo, fruta fresca y dulces. La licuachela ganó fama en TikTok, en donde cientos de usuarios comenzaron a compartir sus coloridas bebidas, lo que las convirtió en una de las bebidas más deseadas de la ciudad.También puedes leer: Bomba de Michelada¿Dónde están las mejores licuachelas?Según diversos medios, las licuachelas se volvieron virales después de que un puesto ambulante ubicado en Tepito comenzara a darle un giro más vistoso a sus bebidas alcohólicas: vasos de colores, licuadoras neón, vasos con brillantina y foquitos. Después de un cambio de nombre y locación, las licuachelas más famosas de la ciudad ahora están disponibles en Dolls Drinks. Aunque este local no fue el primero en servir tragos en licuadoras de colores, sí crearon una tendencia que ahora podemos encontrar en diferentes lugares en la Ciudad de México y todo el país. En Dolls Drinks puedes encontrar las licuachelas más extravagantes, pues las adornan con foquitos, velas, mini botellas de licor y todo tipo de dulces. El precio de estas micheladas en licuadora va de los $190 a los $250.También puedes leer: Michelada CubanaFotos tomadas de Dolls Drinks en Instagram
En diciembre no sólo nos reunimos para compartir alimentos, también suele ser un mes en el que bebemos mucho. Así que para empezar el año de cero, con un poco más de dinero y energía, quizá quieras poner en práctica enero sin alcohol.Un mes sin consumir tiene varios beneficios, por ejemplo, te ayuda a resetear tu relación con este tipo de bebidas, además de que también puede ayudarte a bajar de peso o incluso con tus niveles de azúcar.Enero seco (Dry January en inglés) o enero sin alcohol comenzó en 2012 como una iniciativa de Alcohol Change UK, una organización benéfica británica, con el fin de "deshacerse de la resaca, reducir la cintura y ahorrar mucho dinero al dejar el alcohol durante 31 días".Ahora millones de personas participan en este reto y este desafío se ha expandido a Estados Unidos, donde más estadounidenses se dan cuenta cada año de los beneficios de probar la sobriedad por un mes.La creciente conciencia surge cuando estudios recientes no han encontrado evidencia de que el consumo ligero de alcohol pueda ayudar a mantener a las personas saludables. De hecho, más de cinco tragos a la semana en promedio pueden quitar años de vida a una persona, según descubrieron los investigadores.Dejar un hábito sólo toma tres semanas y probar con un mes sin alcohol podría darte los siguientes beneficios y marcar una gran diferencia:Por ejemplo, un estudio descubrió que los bebedores habituales que se abstuvieron de beber alcohol durante solo un mes tenían una “disminución rápida” de ciertos mensajeros químicos en la sangre que están asociados con la progresión del cáncer. Los participantes también vieron mejoras en su resistencia a la insulina, peso y presión arterial.Casi las tres cuartas partes (71 %) de las personas que participaron en Enero Seco dijeron que dormían mejor y 67 % tenía más energía, según un estudio de la Universidad de Sussex. Más de la mitad, 58 %, perdió peso y 54 % reportó una mejor piel.Así que si entre tus propósitos de año nuevo incluiste beber menos o bajar de peso, probar con este reto de un mes sería una gran forma de poner en práctica lo que quieres conseguir. También puedes seguir nuestro reto détox, el cual las nutriólogas de kiwilimón Te cuida diseñaron para que le des a tu cuerpo un respiro de los procesados, con alimentos nutritivos y ligeros.
Leer en españolIt’s time to say goodbye to the old year! Let’s toast in honor of the closing of the year and the chance to start over. Nothing better to do so than seasonal drinks like cider, a beverage everyone has enjoyed in different celebrations and that is closely related to beer and mead. These three drinks go under a similar fermentation process, although the main liquid with which cider is made is apple-based.This sweet and refreshing drink is an important tradition all over the world, especially in Great Britain, where almost 154 million gallons of cider are produced every year (about 45% of the apples produced in the UK are used for cider). The origin of cider goes back to the Norman colonization in 1066, when the production of this beverage began in monasteries. By 1300, cider had gone mainstream in all the counties of England. Nowadays, there are Irish, German, French, Spanish, Belgian, Czech, Finnish, Italian, Norwegian, Swedish, Dutch, Argentinian, Chilean, Mexican, Canadian, American, Pakistani, and South African ciders, and the list goes on. There are alcoholic ciders (known in some countries as hard cider and that contain between 2% and 8.5% of alcohol) and alcohol-free ciders. For the latter, the fermentation process is halted before sugar turns into alcohol, resulting in a sweet, foamy, and golden drink that is ideal for toasting if you do not drink alcohol and that is also kid-friendly. How Is Craft Cider Made?As happens with beer, the industrialization of the production of cider has led different associations to promote the consumption of craft cider. Real cider is prepared with 100% fermented apple juice with live yeast, either in a bottle or a cask. It must not be carbonated, pasteurized, or made from concentrates and it must be prepared with an artisanal process that consists of the following steps: Preparation: Apples are selected and washed, and the leaves and branches are trimmed.Crushing and pressing.Fermentation: Apple juice is placed in plastic barrels. No yeast is added and the juice is allowed to ferment during the winter at low temperature. Clarity, taste, and alcohol volume are checked at the beginning of the summer to know if the cider is ready.Mixing: Once the cider is on point, it is transferred to an oak barrel for aging, where it obtains woody notes and is mixed with aged cider from previous seasons.Mexican Craft CiderCervecería Itañeñe, in Mexico City, produces craft cider with a mix of hop and apples from Zacatlán, Puebla, and Chihuahua. Both in the aroma and taste of this cider, you will find predominant apple notes with a touch of hop and a slight honey note. It is the perfect cider for pairing with traditional turkey with apple salad or an apple strudel.MeadMead is a brew with honey instead of apples, like cider, or malt, like beer. Some meads feature different ingredients like fruits, spices, grains, or flowers, like hop. In Mexico, there are great examples of this drink, such as Ídolo de Ámbar, by Tiny Bastards in Guadalajara, Jalisco, which is a mead made with honey from avocado farms in Michoacán, a mix of yeasts, ale, and champagne for a dry and fruity taste. Moreover, it is fermented for over a year! It is excellent for pairing with paté, soft cheeses, dates, fish, smoked oysters, pasta, and even fruitcake.Beers That Won’t Make You Miss ChampagneIf you are into champagne, you must try craft beer. In 2020, Cervecería Patito from Mérida, Yucatán, launched Brut IPA Año Nuevo, a champagne beer with a citrusy, fruity, dry, and effervescent flavor. Produced with Mosaic hop, it has pine and citrus herb notes and tropical flavors. It is fragrant, pale, and with a light-to-medium body. Try it with soft cheeses like Brie or Camembert, seafood like oysters, and raw dishes like sashimi, as well as with pork loin or pork leg. No matter your choice, remember to support your local crafters during this season. Cheers and happy holidays!Translated by Miranda Perea
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD