Cocina fácil para personas solteras
Ideas para Fiestas

Cocina fácil para personas solteras

Por Kiwilimón - Agosto 2012
¿Has decidido irte a vivir sola(o) y no sabes mucho de cocina? Es muy probable que extrañes los guisos de mamá o de la abuela. Es probable que en ocasiones recurras a la casa de tu mamá para, con el pretexto de visitarla, te haga uno de esos deliciosos platillos que tanto te gusta. Es muy probable que recurras a la comida corrida, y llegará el momento en que te des cuenta que gastas mucho dinero en ello. Una vez que sumes todo y te des cuenta que tu responsabilidad al vivir sola(o) es que debes alimentarte correctamente, no solo con el sabor y textura adecuados, sino también en cuanto a nutrición y economía. Aquí te vamos dar algunos consejos para que desde ya, comiences con tu aprendizaje y la organizaciòn de tu cocina.
  • - Primero que nada con ayuda de tu mamá, suegra o amigas, elige los platillos que consideres no esten muy complicados de hacer.
  • - Compra un cuaderno o carpeta especial y anota todos los ingredientes y las instrucciones paso a paso.
  • - Planea el menú para toda una semana, que sea algo diferente pero sencillo cada día; además de que ayudará para hacer tu lista del mandado, ahorrarás al comprar sólo lo necesario.
  • - En tu lista no deben faltar los productos básicos como: pasta, harina, azúcar, sal, atún, etc.
  • - Ten en el congelador algunos alimentos pre cocinados que al combinarlos con otros ingredientes puedes obtener platillos deliciosos, te sacan de apuros y ahorras tiempo; algunos pueden ser: vegetales, empanadas, tacos, pollo, etc.
  • - De preferencia, organiza y elige un día o dos para cocinar lo de toda una semana. Puedes congelar los guisados y colocarles una etiqueta en cada uno y recuerda descongelarlos a tiempo.
  • - Lee cada receta con cuidado y síguela al pie de la letra.
  • - Compra, si es necesario un clip o una base especial donde colocar la receta para que la puedas estar viendo y así no descuides tu guiso o manches tus apuntes.
  • - Saca de la despensa los ingredientes y utensilios que necesitarás, para elaborar tu receta y ponlos a la mano.
  • - Aprende a hacer primero aquellos alimentos que puedas combinar con cualquier cosa como con pollo, carne o verduras: salsa de tomate, aderezos, etc.
  • - Si la receta que vas a elaborar pide picar, moler, machacar o batir algunos ingredientes, lo puedes hacer desde el principio y ponerlos en platitos o recipientes para tenerlos listos al momento en que tengas que utilizarlos.
  • - Asegúrate también de poner en la lista de la despensa uno o dos trapos para limpiarte cuando estes cocinando y un bote de basura pequeño.
  • - Cuando estés cocinando, deposita las vasijas y ollas que vayas utilizando en el fregadero y lávalas conforme las vayas ensuciando, así no tendrás todo amontonado.

Recetas de cocina

Te dejamos esta lista de recetas por categoría para preparar en tu casa de forma fácil y rápida, además de que son baratas y nutritivas. Si deseas conocer más recetas haz click aquí. (te recomendamos que hagas click en el título de la categoría para ver más detalles de las recetas que tenemos para ti) Recetas de ensaladas. Recetas de carnes y Aves. Recetas de Postres. Recetas de Guarniciones. Recetas de Pescados y Mariscos. Recetas de Pastas. Recetas de Sopas. Recetas Saludables. Recetas de Salsas. Recetas de Bebidas.
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Según la Biblioteca Nacional de Medicina de los EE. UU., la tos es un padecimiento que afecta la garganta y las vías respiratorias. En el caso de la tos seca, esta se caracteriza por no producir flemas y suele presentarse durante el resfriado común o la gripe, sin embargo, la tos seca también es uno de los síntomas del COVID-19, por lo que es importante que estés alerta ante la aparición de cualquier otro síntoma relacionado con esta enfermedad. De acuerdo con los expertos, existen varios remedios naturales para acabar con la molesta tos seca. En Kiwilimón te damos estas fáciles y rápidas recomendaciones, las cuales te ayudarán a sentirte mejor rápidamente. Remedios caseros contra la tos seca¡Estos son algunos de los mejores remedios naturales para la tos seca! Lo mejor de todo es que posiblemente tengas muchos de estos ingredientes en tu cocina. CúrcumaDe acuerdo con los expertos, la cúrcuma contiene curcumina, un compuesto químico que podría tener propiedades antiinflamatorias, antivirales y antibacterianas, las cuales podrían ser de gran ayuda para aliviar la tos seca. Actualmente, la cúrcuma se considera uno de los alimentos más nutritivos que existen, además ha ganado mucha popularidad en todo el mundo. Puedes prepararte una "golden milk", también conocida como leche dorada, la cual se prepara con cúrcuma, pimienta, jengibre, miel, canela y otros ingredientes. También puedes prepararte un té de cúrcuma, ¡te sentirás mejor de inmediato! MejoranaLa mejorana es una de las mejores hierbas para tratar la tos seca, ya que se dice que esta planta contiene propiedades antiinflamatorias que ayudan a aliviar la tos. Puedes prepararte un té de mejorana con un poco de miel, seguro te sentirás mucho mejor en un dos por tres. JengibreEl jengibre es otro de los alimentos que más se usan para tratar todo tipo de padecimientos gracias a sus múltiples beneficios. Un té de jengibre o un jugo con un toque de este increíble ingrediente te ayudarán a aliviar la tos seca, pues tiene propiedades antiinflamatorias y antibacterianas. Por si fuera poco, un estudio científico demostró que el jengibre ayuda a fortalecer el sistema inmune y a reducir el dolor. MielLa miel es uno de los alimentos que se ha utilizado para la tos desde hace cientos de años, pues sus beneficios para la salud son ampliamente conocidos. Es recomendable tomar una cucharadita de miel cuando presentes tos seca, aunque también puedes prepararte un delicioso té calientito. Recuerda que la deliciosa miel tiene propiedades antibacterianas, lo que la hace un alimento indispensable para tu dieta. TomilloEl tomillo es una hierba muy popular en la cocina, pues le da un toque extra de sabor a los platillos, sin embargo, también se puede utilizar para calmar la tos seca. Esta hierba contiene timol, una sustancia química que podría ayudar a relajar los músculos de la garganta, lo que alivia la tos. Toma un poco de tomillo y prepárate un té endulzado con miel, será la bebida perfecta para calmar la molesta tos y aliviar el dolor de garganta. EucaliptoEl eucalipto no solo tiene un aroma increíble, también tiene un gran número de beneficios para la salud. En el caso de la tos seca, se recomienda utilizar aceites esenciales para aromaterapia, ya que es un buen tratamiento para descongestionar la nariz y para respirar mejor. En caso de que la tos sea persistente, lo mejor es acudir con un profesional de la salud.
Ramen: la menos delicada y la más aguda de las sopas. Grasosa, salada, cremosita, profunda, explosiva, llena de umami y de calorías, el ramen es una sopa curativa, pero hardcore. Es ideal para esos deliciosos momentos en los que nada nos importa y simplemente nos damos el gusto. Comerlo es fácil: tomar los fideos con los palillos, acercarlos con la cuchara y aspirarlos; luego sorber el caldo hirviente, morderle al puerco, romper el huevito y dejar que la yema suavice todo. Detenerse unos segundos para apreciar las capas de sabor y texturas que forman ese gestalt precioso (como dicen en Tampopo). Hay sabor a océano, a pollo, a puerco, a vegetales, a tierra, a umami, quizá a algo fermentado y vivo. Sorber, aspirar, beber, masticar, todo rapidito antes de que se enfríe. Por último, tomar el tazón con ambas manos y no soltarlo hasta que la última gotita haya entrado al cuerpo. En pocos minutos la panza, la boca, la garganta y hasta el alma —si es que existe— quedan calientes y satisfechas. Los labios pegajosos por la grasa y el colágeno del caldo cárnico, la barbilla mojada por las gotas derramadas, la panza inflada y la mente relajada. Igual y hasta cabe un eructito aquí.Si se come, el ramen es cómodo, fácil, accesible y apapachador; pero si se cocina, el ramen es caótico, complejo, inasible y enajenante.Cocinarlo es más difícil de lo que parece: hay que lograr un caldo transparente y puro, unos fideos suaves pero con gran cuerpo, un tare poderoso y sápido. Aguanten, falta comprender primero la estructura básica del ramen: el tare, el caldo, los fideos y los toppings. El tare (o kaeshi) es una reducción salada que se sirve antes del caldo y que determina el sabor del ramen: de soya (shôyu), de sal (shio), de miso (miso) o de puerco (tonkotsu). El caldo es, por lo general, una mezcla de huesos de cerdo, pollo, pescado y vegetales, aunque cada quien tiene su propia receta. En los fideos hay que cuidar el tipo de agua (su mineralidad), las harinas, el amasado, el tiempo de reposo y la cocción al momento. Y con los toppings hay que fijarse en que el cerdo esté en lonchas finas (unos 3 mm), el huevo tierno, los brotes de bambú crujientes y, sobre todo, que cada elemento sume a la umamidad del ramen.La umamidad, o sea: la cualidad de umami, el sabor que está en las comidas más sabrosas del mundo, ha sido explorado y entendido en la cocina japonesa desde hace más de un siglo, pero las personas occidentales apenas podemos describirlo. El umami es esa intensidad profunda que invade desde la garganta y crea una sensación de cubrir la boca, de plenitud, de satisfacción, de saciedad. Es esa deliciosidad que quién sabe de dónde viene. El umami es casi un sabor emocional y es la mera esencia del ramen.El reto es encontrar umami en todas sus capas. El problema es que es un sabor sutil y resbaladizo. Lo fácil es usar glutamato monosódico en polvo, pero lo divertido está en buscar ingredientes que aporten ese sabor de manera natural. Está en los hongos, en los tomates, en la carne y en las algas, por ejemplo. Ivan Orkin, pionero de las ramen shops en Estados Unidos, se hizo famoso en Tokio y en Nueva York por lograr una copulación de sus raíces judías neoyorquinas con la receta tradicional japonesa. Invirtió 20 años en Japón para lograr ese ramen que es suyo. Tiene jitomate rostizado y todo Internet cuenta que es delicioso.Hacer un buen ramen como el de Orkin, con dimensión de sabor y una historia personal, requiere maestría y, por eso, necesita la entera dedicación de quien cocina. Kazuo Yamagishi, quien inventó el ramen en los 50, le dedicó más de la mitad de su vida. Entrenó a cientos de cocineros (sí, la gran mayoría fueron hombres), quienes heredaron sus técnicas, pero construyeron sus propias recetas. Así inició la vocación del ramen. Tampopo (1985) lo explica así: para conseguir el más esplendoroso plato de ramen, quien cocina debe, primero, dominarse y llenarse de vida y de agallas. No es por algún tipo de pensamiento mágico, sino para tener la fuerza emocional para nunca conformarse y enfocarse a una sola misión: perfeccionar su oficio y su platillo. Dedicarse, pues, como Picasso a su genialidad cubista o Mozart a su requiem.Lo hermoso es que el ramen no es categórico, así que hay mucho espacio para la creatividad. Contrario a la naturaleza de la cocina japonesa, el ramen es libre y se estira hasta donde el ingenio humano alcance.En México, donde todavía caben más opciones, tenemos el de curry y berenjena tatemada de Koku, el picante con kimchi y queso americano de Send Ramen, el birriamen de Caldos Ánimo y hasta el mexican ramen de camarón de Gori Gori. Habrá quien dude de que estos dos últimos sean ramen y no caldos mexicanos con fideos, pero ante eso digo que quizá el ramen es como el taco: ya no es un platillo, es una forma de comer. Además, el ramen no es japonés de sangre limpia, así que no podemos exigirle que se estacione en un solo país. Los fideos (la mein) son chinos. Japón construyó su propia narrativa con ellos, así que quienquiera puede hacer lo mismo con el ramen, pues su canon —como todos los cánones— es vulnerable al cambio.El título de este texto promete un secreto y aquí va: para conseguir el ramen perfecto es necesario comprender su estructura y dominar las técnicas, pero es imperativo volcar atención e intención en el proceso y sobre todo, narrarse en él, pues el ramen es personal.Pónganse chingonas y chingones, compren un montón de huesos de puerco (patitas, sobre todo), pollo, vegetales, dashi, mirin, sake, miso, jengibre, ajo, nori y lo que se les antoje del súper japonés y del mercado mexicano. Exploren sin miedo. Si les sirve de inspiración, esta es mi receta (que está lejísimos de ser la perfecta):Tare: shio, una reducción de caldo de hongos (de varios, los que haya, en época de lluvias se pone buena la selección) y un sofrito de cebolla, ajo y jengibre con bastante mantequilla y grasa de puerco. A la hora de servir le pongo tantito dashi.Caldo: de puerco (con huesos, codillo, cabeza y vegetales varios).Fideos: nunca los he hecho, pero compro los frescos de Mikasa.Toppings: muchos hongos sazonados, lonchas delgaditas de pancita de puerco, espinacas frescas, ajonjolí, cebollín y unas gotitas de aceite de ajo y chiles rojos.Maridaje: mezcal o sake mientras se cocina y un vino rosado seco para comer.Para cocinarlo hay que planear y bloquear al menos un día completo de su agenda, así que por ahora, por lo que más quieran, provoquen un momento para dejarlo todo y vayan por un ramen ya.
El pimiento morrón es delicioso, colorido y muy nutritivo, por lo que no puede faltar en tu cocina. En cuanto a la gastronomía mexicana, los pimientos morrones se usan para preparar diversos guisados, sopas, ensaladas y otras recetas. En Kiwilimón te contamos sobre los beneficios del pimiento morrón y por qué es importante incluirlo en tu dieta. Los aromáticos pimientos pueden ser de diferentes colores: verde, amarillo, naranja y rojo; esto dependerá del estado de maduración. ¿Cuál es tu favorito?Las vitaminas y minerales del pimiento morrónEs importante consumir este pimiento de manera regular, pues aporta muchos beneficios a nuestra salud. Cuenta con un alto valor nutritivo, contiene pocas grasas y mucha agua. Además, es rico en vitaminas, minerales, y fibra, aunque cabe mencionar que también es rico en carbohidratos. Según los expertos, el morrón es rico en vitaminas A, C y E. Por otro lado, aunque en menor medida, también contiene vitaminas B6, B3, B2 y B1. En el caso de las vitaminas C y E, estas convierten al chile morrón en una gran fuente de antioxidantes. La Vitamina B, también conocida como ácido fólico, se encuentra en los morrones. Esta sustancia es indispensable para el crecimiento de los tejidos y el trabajo celular, así como para la creación de glóbulos rojos y a prevenir la anemia. En cuento a los minerales, el morrón aporta potasio, magnesio, calcio y fósforo. Recuerda que el potasio es crucial para la función de los nervios, la contracción de los músculos y a que el ritmo cardiaco se mantenga constante. En cuanto al magnesio, este mineral tiene un sinfín de beneficios: mantiene el funcionamiento de músculos y nervios, ayuda a mantener constantes los latidos del corazón, es necesario para que los huesos estén fuertes y ajusta los niveles de glucosa en la sangre. Por otro lado, el calcio es importante para una serie de funciones: ayuda a fortalecer los dientes y huesos, aunque este mineral también es crucial para el buen funcionamiento de los músculos y vasos sanguíneos. Mientras que el fósforo, el segundo mineral más abundante en el cuerpo humano, es vital en la formación de huesos y dientes.¿Cuáles son los beneficios de comer pimiento morrón? *Diurético: Tiene un efecto diurético gracias a la cantidad de potasio que contiene. *Huesos fuertes: Ayuda a mantener los huesos fuertes debido a los numerosos minerales que contiene. *Corazón sano: El potasio también ayuda a mantener el corazón sano y fuerte. *Antioxidantes: Te verás y sentirás muy bien si comes chile morrón, pues este aporta una buena cantidad de antioxidantes.¿Cómo cocinar los pimientos? Estos coloridos chiles son muy versátiles, ya que puedes comerlos crudos y cocidos. Si tienes un par en el refrigerador, puedes cocinar ensaladas, pastas, guisos, sopas y muchos platillos más. Recuerda que en Kiwilimón tenemos un sinfín de fáciles y rápidas recetas para comer sanamente y cuidar tu salud.Te recomendamos:*Crema de Pimiento Morrón*Espagueti con Salsa de Pimiento Morrón*Ensalada del Huerto
Sabemos que la congestión nasal es muy molesta, pues en la mayoría de los casos sientes que no puedes respirar, lo que no te deja dormir bien. Actualmente, la nariz tapada es uno de los síntomas del COVID-19, por lo que ciertos remedios caseros podrían ayudar a aliviar este molesto síntoma. A continuación te diremos qué sirve para la congestión nasal.¿Qué es la congestión nasal?De acuerdo con la Clínica Mayo, la congestión nasal, un padecimiento mejor conocido como “nariz tapada”, se presenta cuando los tejidos de la nariz y los vasos sanguíneos se inflaman debido a un exceso de líquido, lo que causa la sensación de no poder respirar o congestión. Sin embargo, recuerda que también hay casos de congestión nasal con moco y sin moco. Actualmente, la nariz congestionada es uno de los síntomas de COVID-19, según información publicada por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), por lo tanto, será importante contar con diferentes formas de tratar la congestión nasal por COVID-19, pues puede llegar a ser uno de los síntomas más molestos. ¿Cómo destapar la nariz congestionada?Aunque existen varios medicamentos para la congestión nasal, puedes intentar estos remedios caseros si tu caso no es grave o si prefieres no salir de casa durante la pandemia. Aceite de eucaliptoLos expertos indican que el aceite de eucalipto ayuda a aliviar los síntomas de la congestión nasal. La forma más sencilla de usar este producto es aplicarlo directamente a un pedazo de papel y colocarlo al lado de tu cama, lo que te ayudará a descongestionar la nariz mientras duermes. Otra manera de utilizarlo es agregar unas gotas del aceite a un recipiente de agua caliente e inhalar el vapor. Usa un humidificadorHacer uso de un humidificador es una manera muy fácil y rápida de quitar la congestión nasal, ya que aumenta la humedad en la habitación, lo que tiene un efecto inmediato en la inflamación presente en los senos nasales y la nariz. Por si fuera poco, estos aparatos también se deshacen de los molestos mocos, lo que te ayudará a respirar mejor. Lo más recomendable es que coloques el humidificador en tu habitación, notarás la diferencia de inmediato. La hidratación es esencialAunque parezca demasiado sencillo, la realidad es que mantenerte hidratado te ayudará a combatir la congestión nasal, pues de acuerdo con los expertos, esto ayudará a disolver los mocos, lo que proporcionará alivio instantáneo. Cuando estás enfermo, la mejor opción es ingerir muchos líquidos, tales como agua, suero, té, sopa y caldo. ¡Te sentirás mejor en un dos por tres! Date un baño calienteDarte un baño calientito es una buena forma de aliviar la congestión nasal, pues el vapor que se genera en la regadera te ayudará a disolver los mocos, mejorando la respiración al instante. También puedes inhalar el vapor fuera de la regadera, solo tienes que calentar agua, acércate al recipiente y cubre tu cabeza con una toalla, solo debes tener cuidado para no quemarte. Drena los senos nasalesSi te preguntas cómo se quita la congestión nasal, esta sencilla recomendación es la solución a la nariz tapada. Para este remedio necesitarás un recipiente llamado “neti pot” y agua destilada. Una vez que tengas todo lo necesario, debes introducir agua en una fosa nasal, la cual expulsarás a través de la otra fosa, destapando la nariz congestionada. En internet puedes encontrar muchos videos para realizar este procedimiento desde casa. Recuerda de que en caso de que la congestión nasal que presentes sea muy persistente, lo mejor será acudir con un médico.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD