Cómo hacer un Dispensador de Bebidas con una Sandía
Ideas para Fiestas

Cómo hacer un Dispensador de Bebidas con una Sandía

Por Kiwilimón - Julio 2012
  Este "barril" de sandía o dispensador de bebidas es muy fácil de hacer -la parte más complicada es encontrar un grifo, pero se encontró una solución para ello. Es importante sacar el interior de la Sandía, lo cual se uede usar para hacer paletas o para la misma agua que se servirá después desde dentro de la sandía, misma que la hace 100% natural. Iniciando con el trabajo Para comenzar a trabajar en la elaboración del dispensador de bebidas con una sandía, antes que nada requeriremos de una sandía, principalmente que tenga una forma ovalada, y si es de aquellas que no contienen semillas nos harán el trabajo más fácil. Por otra parte, requeriremos de un grifo de agua, el cual es a veces difícil de encontrar. Aunque si tienes ya un dispensador de agua, el cual probablemente no uses o al que le puedas sustraer el grifo, podrás tener lista esta herramienta, sino en algún supermercado se podrá encontrar. El grifo es muy sencillo de usar y desenroscar. He aquí cada una de sus partes. Para iniciar con la preparación del dispensador de agua requeriremos hacer un corte pequeño en la parte superior de la sandía. Trata de dejar la parte blanca lo más que puedas. Después corta en el otro extreno un buen pedazo, el cual no requiere que sea demasiado grande pero sí con un diámetro que nos permita sacar el interior de la sandía. Ahora saca el contenido. Después podrás hacer uso del contenido. Por ejemplo, nosotros lo pusimos directamente en la licuadora y lo batimos. Después se cuela para sustraer las semillas que queden. Una vez colado, el contenido de la sandía es puesta en moldes para preparar paletas. Regresando a nuestro dispensador de aguas con una Sandía, deberemos hacer uso de un descorazonador de manzanas para crear el agujero en donde se colocará el grifo. Una vez hecho el agujero se introduce el grifo de manera cuidadosa para que quede bien sellado. Ahora, para hacer el agua fresca de sandía, les recomendamos preparar la mitad del agua de sandía con la mitad de un limón (o más, dependiendo de los gustos de cada quien). Pruébalo, y si requiere de más endulzante se recomienda agregar una cucharada de azúcar poco a poco hasta llegar al sabor deseado. Después, deberás colocar el agua dentro del dispensador de aguas hecho con la sandía. También podrás agregarle vodka en caso de que así lo requieras para alguna fiesta o reunión con tus amigos. Y listo. Fuente: Prudentbaby.com Recetas de cocina Más ideas de cocina te las dejamos a continuación con algunas recetas deliciosas en donde podrás también aprovechar la sandía. Toma nota. (te recomendamos hacer click en el título de la receta para ver más detalles) Carreola de Sandía Esta sandía en forma de carrito de bebe siempre es un éxito en los baby showers! Se ve mas complicada de lo que es, sigue los pasos y observa las fotos. Ensalada de Sandía y Queso Feta Una rica y fresca ensalada de sandia y queso feta. Sopa Fria de Sandía y Jitomate Esta rica sopa fría de jitomate y sandía te encantará y está llena de antioxidantes que harán que tu piel luzca muy bien. Granita de Sandía Una muy rica y refrescante receta para la primavera. Martini de sandía y melón Bebida hidratante.
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
“Dale, dale, no pierdas el tino, porque si lo pierdes, pierdes el camino”. ¿Quién no ha cantado estas notas con la alegría de ser el siguiente en la fila para romper la piñata. Y es que las piñatas son inherentes a las fiestas decembrinas, como lo es el ponche o los villancicos. En México, las fiestas navideñas son el resultado del sincretismo entre las fiestas prehispánicas, cristianas y populares. Y las posadas, que se celebran del 16 al 24 de diciembre, son una culminación de procesiones, cánticos y, por supuesto, piñatas. Como señala el Museo de Arte Popular: “En México, antes de la conquista española se celebraba el advenimiento de Huitzilopochtli en el mes Panquetzaliztli, el cual coincidía con la época en que los europeos festejaban la Navidad. Esto hizo que las posadas o jornadas, fueran una de tantas ceremonias de carácter profano-religioso que utilizaron para sustituir los antiguos ritos de los indígenas, por la fe católica. Durante los primeros años de la Colonia la costumbre era concurrir a los atrios; pero los indígenas ya evangelizados y encariñados con las tradicionales ceremonias, las trasladaron a sus casas. Ya en 1808, las posadas se desarrollaban con entusiasmo desbordante, principalmente en la Ciudad de México, en casi todas las familias y con más o menos lujo, según sus posibilidades.” Las posadas son parte de los festejos decembrinos en México. Durante ocho días las iglesias y los patios de las casas se visten con piñatas de cartón o barro muy coloridas, de siete picos o de los personajes en tendencia. Las piñatas aguardan a aquel que va a romperla con un palo que representa la virtud y nosotros nos emocionamos cuando llega nuestro turno para romperla o bien para lanzarnos a la rebatinga para elegir las mejores frutas o dulces con lo que haya estado rellena. ¿Qué significa hacer una piñata?Julio Pérez es la tercera generación de piñateros mexicanos. Su abuelo y su padre le enseñaron el oficio, mismo que él ha conservado durante toda su vida y ha transmitido a sus hijos y nietos. Para él, el secreto de una piñata es que esté hecha con el corazón: “No tengo palabras para describir lo que representa para mí el hacer piñatas, porque cada que haces una, pones un pedacito de tu corazón. Todo lo que aprendiste con el paso de los años lo vas poniendo en cada hojita que vas poniendo o en la combinación que decides utilizar en cada creación”. Julio vende cada año sus piñatas en el Mercado de Jamaica, sobre Avenida Morelos. En su casa, cortan el papel cada vez que se acerca la temporada y las arma junto con su familia ya en el mercado. Cuando no es temporada decembrina, vende flores y fruta, pero su mayor ilusión es cuando llega la temporada de piñatas porque así puede compartir con todos los que los visitan el oficio que le aprendió a su padre y este, a su vez, a su abuelo. En su puesto, uno de los más coloridos de Avenida Morelos, podrás encontrar piñatas de hasta tres metros. Hay de papel y periódico, de olla y de papel picado, de siete, ocho y hasta nueve picos, así como de burritos y tus personajes favoritos. Todas son una delicia a la vista porque son reflejo del corazón de la familia Pérez, que lleva tres años al servicio de la alegría y las piñatas mexicanas. Una probadita de las mejores piñatas Si te gustan las piñatas, visita hasta el 12 de diciembre el patio del Museo de Arte Popular, en Revillagigedo 11, en el Centro Histórico. Aquí podrás ver las piñatas ganadoras de la 15a edición del Concurso de Piñatas Mexicanas del MAP, en el que participaron 230 piñatas de artesanos, colectivos y público en general de todo el país. O bien, atrévete a prepararlas en platillos festivos que serán la alegría de todos en la mesa, como en una rica gelatina de piñata o un pastel de piñata. ¡Disfruta tus posadas con un ponche calientito y no pierdas el tino!
Es difícil imaginar una cena de Acción de Gracias sin el clásico puré de papa, el popular puré de camote, la deliciosa salsa de arándanos, el tradicional mac & cheese, el icónico pay de calabaza y, por supuesto, el característico pavo al centro de la mesa. Esta escena se repite múltiples veces en series de televisión, películas y anualmente en millones de hogares a lo largo y ancho de los Estados Unidos el cuarto jueves de noviembre. El Thanksgiving Day es tan importante en los Estados Unidos que está catalogado como la fiesta familiar más grande del país, pues moviliza a un número importante de personas que ansían reunirse con familiares o amigos para disfrutar de la tradicional cena de Acción de Gracias. Si bien, expresar el agradecimiento por las buenas cosechas es una actividad muy común en los distintos festivales que se celebran alrededor del mundo, el concepto de la cena del Día de Acción de Gracias se remonta a un festín entre peregrinos ingleses que fundaron la colonia de Plymouth—actualmente Massachusetts—y los indígenas de la tribu de los Wampanoag. Aunque no se sabe la fecha exacta de ese mítico festín, se considera que la primera cena de Día de Acción de Gracias de la historia tuvo lugar en 1621, pues el cronista peregrino Edward Winslow hizo mención de los preparativos previos en una carta: “Ya que aseguramos nuestra cosecha, nuestro gobernador envió a cuatro hombres a cazar aves para que podamos alegrarnos juntos una vez que hemos reunido los frutos de nuestro trabajo. Los cuatro mataron tantas aves en un día que, con un poco de ayuda, duraron para la compañía casi una semana.” Por si fuera poco, Edward Winslow describe más adelante lo que parece ser la primer cena de Acción de Gracias de la que se tiene registro: “En ese momento, entre otras actividades, usamos nuestras armas, muchos de los nativos vinieron con nosotros, y entre ellos estuvo su gran rey Massasoit, con unas noventa personas, a quienes entretuvimos y celebramos durante tres días, y ellos salieron y cazaron cinco venados, que trajeron a la plantación y los concedieron a nuestro gobernador, al capitán y a algunos otros. Y a pesar de que no siempre será tan abundante, por la gracia de Dios, estamos tan lejos de la necesidad que deseamos compartir con ustedes nuestra abundancia”. De acuerdo con distintos historiadores, es poco probable que el pavo fuera el única ave al centro de la mesa en los festines de fin de la cosecha, pues diferentes productos de la cosecha, venados, cisnes, gansos, patos, y otras aves pequeñas también pudieron haber sido parte del menú como lo indica el recuento de Edward Winslow. Con el paso de los años, la tradición de expresar el agradecimiento por las buenas cosechas con un banquete se convirtió en una actividad habitual en Nueva Inglaterra y su popularidad fue tal que en 1863 que el presidente Abraham Lincoln proclamo el Día de Acción de Gracias como feriado nacional anual que se celebra hasta nuestros días.
Hoy en día, es de vital importancia mantener una buena salud, pues esto nos ayuda a combatir todo tipo de enfermedades a través del sistema inmune. Sin embargo, también debemos preocuparnos por otras partes del cuerpo, como el cerebro. En esta ocasión, te contamos sobre los alimentos que protegen y fortalecen nuestro cerebro, te sorprenderás.Los 10 mejores alimentos para el cerebroSi quieres mejorar tu memoria y proteger el cerebro, lo único que tienes que hacer es incluir estos alimentos nutritivos y saludables en tu dieta, notarás la diferencia en poco tiempo. ¡No te pierdas estos alimentos que ayudan al cerebro!1. NuecesLas nueces son ricas en proteína y grasas saludables, por lo que son tu mejor opción para preparar copas de yogur con granola, ensaladas y sopas. Cabe mencionar que las nueces son una excelente fuente de omega-3, vitamina E y antioxidantes, por lo que su consumo es benéfico para tu cerebro y corazón.2. PescadoEste tipo de pescado es rico en omega-3, un tipo de grasa que no es dañina y que tiene efectos benéficos sobre el cerebro, ya que este nutriente ayuda a construir células en el cerebro y, además, estos ácidos grasos también mejoran la memoria. Por otro lado, diferentes estudios científicos indican que el omega-3 podría proteger al cerebro del Alzheimer y los problemas cognitivos que vienen con la edad. Para aprovechar todos los beneficios de este alimento, lo más recomendable es consumirlo al menos dos veces por semana. Recuerda que debes elegir pescados como el salmón, atún, trucha, sardinas o bacalao.3. ChocolateSI te gusta el chocolate, entonces esto te hará muy feliz, pues ahora tienes otra gran razón para prepararte una taza de chocolate caliente. La cocoa y el chocolate oscuro son ricos en cafeína, antioxidantes y flavonoides. Todos estos nutrientes ayudan a mejorar la memoria, el proceso de aprendizaje y el estado de ánimo. Sin embargo, recuerda que debes elegir chocolate con al menos 70% de cacao y no agregar demasiada azúcar.4. Moras azulesEste tipo de bayas es tu mejor opción para proteger y fortalecer tu cerebro, pues los flavonoides no solo le dan su característico sabor, también son ideales para mejorar la memoria.5. Vegetales de hoja verdeGracias a que los vegetales de hoja verde, tales como las espinacas, el kale y las acelgas son ricos en vitamina K, ácido fólico y luteína, son la mejor opción para preparar deliciosas ensaladas, sopas y guisados, los cuales tendrán muchos beneficios para tu cerebro.También puedes leer: Colaciones para mejorar la memoria de tus pequeños6. Café y téLos rumores eran ciertos, la cafeína te ayudará a estar más despierto, pero también a pensar mejor, a mejorar tu memoria. Por si fuera poco, la el café también contiene antioxidantes, los cuales tiene beneficios para tu cerebro, pero también para tu salud en general. En el caso del té verde, esta también es una excelente opción para comenzar tu día, pues mejora el funcionamiento de tu cerebro, la memoria y la concentración, además te hará sentir más alerta.7. BrócoliEste vegetal es rico en vitamina K y antioxidantes, dos nutrientes esenciales para una vida saludable. Recuerda que la vitamina K se relaciona con una mejora en la memoria, mientras que los antioxidantes protegen contra los radicales libres.8. Pepitas de calabazaOtra increíble opción para cuidar tu cerebro son las pepitas de calabaza, pues además de ser deliciosas, también son muy nutritivas. Los expertos señalan que estas semillas protegen al cerebro de los daños causados por los radicales libres, pero también son una maravillosa fuente de minerales como zinc, magnesio y hierro. Todos estos nutrientes son esenciales para mantener un cerebro fuerte y sano.9. Naranjas¡Esta es la excusa perfecta para preparar un fresco jugo de naranja por las mañanas! Recuerda que al contener vitamina C, esta fruta es tu mejor opción para prevenir el deterioro mental, sin embargo, esta vitamina también te ayudará a mejorar la concentración, la memoria y la atención.10. HuevoEn kiwilimón te damos más razones para preparar huevos cada mañana. Debido a que son ricos en vitamina B6 y B12, son un alimento ideal para fortalecer tu cerebro. Ya lo sabes, en kiwilimón te decimos cómo proteger al cerebro a través de tu alimentación.También puedes leer: Alimentos con beneficios para el cerebro de los niños
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD