Top 5 sorpresas de chocolate para mamá
Día de las Madres

Top 5 sorpresas de chocolate para mamá

Por Kiwilimón - May 2015
Este 10 de mayo mamá merece ser consentida y hoy te decimos cómo hacerlo en una sola palabra: chocolate. Ya sea que le guste el amargo, de leche e incluso blanco todas las recetas basadas en cacao que hoy te compartimos harán feliz a mamá en su día más especial del año. Festejemos a la mujer más importante como se debe, este es nuestro top 5: sorpresas de chocolate para mamá.

Petit pots de chocolate

Si mamá es de chocolates de sabor fuerte este postre le encantará. Se trata de un mousse delicioso hecho con chocolate semi amargo y que recomendamos poner en pequeñas macetitas para darle un toque especial. Puedes decorar la preparación con crema batida, chocolate rallado e incluso una fruta que resalte por su color como fresa o frambuesa. Ver receta completa aquí: http://www.kiwilimon.com/receta/postres/petit-pots-de-chocolate

Pastelitos con lava de chocolate

Para consentirla con todo lujo prepara este pastelito que a todos se nos antoja cada vez que vamos a un restaurante. Podría parecer un poco complicado de hacer, pero la verdad es que es bastante simple. Sólo sigue los pasos y obtendrás un pastel esponjoso relleno de chocolate líquido espeso en el centro, es delicioso y también impactante. Mamá lo merece. Ver receta completa aquí: http://www.kiwilimon.com/receta/postres/pastelitos-de-chocolate-con-lava-de-chocolate

Tarta de frambuesas y chocolate blanco

Ahora, si mamá prefiere un sabor mucho menos amargo y prefiere un gusto dulce entonces esta tarta es ideal. Se trata de una combinación perfecta entre lo sedoso del chocolate blanco con esa rica dulzura y acidez de las frambuesas. Puedes elegir entre hacer tartas individuales o simplemente hacerla en modalidad pastel ya que de esta forma rendirá hasta para ocho porciones. Ver receta completa aquí: http://www.kiwilimon.com/receta/postres/tarta-de-frambuesas-y-chocolate-blanco

Rollo de chocolate con queso mascarpone

Este postre toma un poquito más de tiempo, pero el resultado es espectacular. Estamos seguros de que a mamá le encantará esta receta que une el chocolate semi amargo, con un poco de chocolate de leche y ese queso tan terso y sedoso que es el mascarpone. La presentación es digna de celebración pues queda muy llamativo, se decora con frutos rojos como cerezas. Ver receta completa aquí: http://www.kiwilimon.com/receta/postres/pasteles/pasteles-de-rollo/rollo-de-chocolate-con-crema-de-mascarpone

Panqué vegano de chocolate

Si la reina de la casa o incluso uno de los familiares en el hogar es vegano o vegetariano puede que les interese preparar esta receta. Es igual de rica que las demás, simplemente se deshace de los ingredientes de origen animal y se prepara a base de cacao en polvo, puré de manzana y leche de coco. El panqué queda esponjosito y muy ligero. Ver receta completa aquí: http://www.kiwilimon.com/receta/postres/panques/panques-de-chocolate/panque-vegano-de-chocolate
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
El cuerpo es el carruaje que nos fue dado para transitar la vida. Una vez que se agota, no existe un nuevo modelo, ni la posibilidad de comprarse otro al 2x1. Se dice mucho sobre su cuidado. La tendencia son las vitaminas y los alimentos que las contienen. El tema es ubicarse en el enjambre de posibilidades que se ofrecen allá afuera para mejorar su salud; observar si nuestra elección nos lleva a obsesionarnos con él o, por el contrario, a restarle valor.Para mí, cuidar el cuerpo es escucharlo. Sentarse un momento a sentirlo; conectarse con sus sensaciones: el dolor, el ardor, el placer, la armonía, la quietud. Él no miente. Anteriormente nos habían dicho que prestarle demasiada atención era un acto frívolo, que nuestra forma de filtrar el mundo debía ser a través de la razón o, si acaso, de los sentimientos, nunca a través del cuerpo o de las vísceras. Para la medicina oriental, el cuerpo habla y su estado de salud es el reflejo de las creencias de la mente y el discurso de las emociones. El cuerpo es el gran conector de todo. Gabriel Bello, comunicador certificado por el HeartMath Institute de Estados Unidos, afirma que “el cuerpo habla su propio idioma y si no lo entendemos es porque claramente no le dedicamos tiempo”. Basta observar que, si la mente está enfrascada en un dilema, el cuerpo apoyará la causa con un dolor terrible en los omóplatos. Si experimentamos ira, el cuerpo participará en el diálogo regalándonos una buena gastritis o un colón irritado, cuanto menos. Hay mucha literatura al respecto. Louis Hay, la famosa precursora del Nuevo Pensamiento, afirmaba que las enfermedades son el resultado de una emoción negativa y que para sanarla hay que intercambiarla por una positiva. Para Gabriel Bello, “las enfermedades son desequilibrios energéticos causados por distintas emociones. Entonces, si generamos emociones negativas, destructivas y estrés, ese desequilibrio llega a nivel celular. El cuerpo dará avisos de que algo no bueno está sucediendo. Si no hacemos caso, surge la enfermedad”.Ello no significa que los buenos pensamientos justifican la alimentación desequilibrada o la falta de ejercicio. Pero todo comienza desde dentro. De ahí la importancia de la meditación como técnica para mantenernos conscientes. Una vez que se escucha e interpreta la guía del cuerpo, podemos poner atención al resto: a sus amigos los pensamientos y las emociones. Cuando lo de adentro es atendido de la forma correcta, lo de afuera –las decisiones de alimentación, por ejemplo– adquieren otra perspectiva. Y hasta entonces, y no al revés, veremos cada ingrediente, cada rutina de ejercicio, el menú que ofrecemos a la familia, como potenciales de sanación. Hasta los antojos se verán diferentes.Los antojos son una de las formas que tiene el cuerpo para expresarse. A algunas mujeres embarazadas les da por comer ladrillos, gises, paredes. La razón: el organismo requiere calcio y, en ese estado tan claridoso, se potencia el antojo. Y así pasa siempre. Cuando los antojos vienen desde el lugar correcto –no de las emociones no resueltas, o de las carencias de la mente– expresan lo que el cuerpo necesita para su mejor funcionamiento. Cuidar el cuerpo es tomarse el tiempo para sentirlo, vivirlo, agradecerlo. Este 2021 la invitación es volvernos íntimos con él, convertirnos en su mejor amigo, entablar conversaciones de ida y vuelta y aprender a leer su lenguaje. Gabriel Bello incluso habla de “darle estímulos positivos, constructivos y amorosos” para mantenerlo sano. Este bien podría ser el mejor propósito del año: el cuerpo como guía para alcanzar un mejor yo.Si necesitas ayuda extra te presentamos nuestra nueva sección: Kiwilimón Te ciuda. En ella te compartimos las herramientas para lograr un cuerpo gozoso y feliz. Encontrarás recetas para diferentes tipos de alimentación, consejos y el reto Keto, una dieta de quince días avalada por nuestro equipo de nutriólogas en la que removimos los carbohidratos simples, los procesados y los azúcares para darle un reboost al organismo. Antes de comenzarla, recuerda consultar a un médico y a la par, escuchar a ese sabio que vive en ti. ¿Nos acompañas?
Los beneficios del aguacate no sólo se limitan a consumirlo como alimento, pues estos se extienden a tu piel con esta mascarilla casera de aguacate, que te ayudará con cualquier problema de resequedad que tengas.El aguacate está lleno de nutrientes, por ejemplo, es una gran fuente de grasas monoinsaturadas y vitamina E, la cual es antioxidante. Por otra parte, las grasas saludables que contiene funcionan muy bien cuando se aplica sobre la piel, pues los aceites naturales la nutren e hidratan. También están llenos de antioxidantes y vitaminas que pueden ayudar con el enrojecimiento y la inflamación.Cómo hacer una mascarilla de aguacate para el rostroPara hacer esta mascarilla necesitarás una licuadora y lavar tu rostro antes. Los ingredientes que usarás son los siguientes:1 aguacate maduro1/3 taza de yogurt natural2 cucharadas de miel1 cucharada de jugo de limónSimplemente licúa todos los ingredientes a una licuadora y mezcla hasta obtener una consistencia suave. Aplícala de manera generosa en el rostro y el cuello, y déjala reposar durante unos 20 minutos antes de enjuagar con agua tibia.Aparte de los beneficios del ingrediente principal, la miel puede ayudar con una variedad de problemas de la piel, incluidos el acné, el eccema, la psoriasis y la inflamación.Por su parte, la textura cremosa del yogur puede ayudar a retener la humedad y potencialmente iluminar la piel. Algunas investigaciones sugieren que incluso puede ayudar a igualar el tono de la piel.Finalmente, el jugo de limón aporta vitamina C, un antioxidante y un agente abrillantador, y ayuda a darle a la piel un brillo impecable y a evitar que los aguacates se oxiden.Un truco extra es añadirle hojuelas de avena, pues sus propiedades antiinflamatorias pueden ayudar a calmar y tratar la piel, y así aumentar la efectividad de la mascarilla. También puedes meterla al refrigerador unos minutos antes de usarla, para que además te ayude a reducir los poros y aliviar las líneas finas y las arrugas.¿Sabías que los nutrientes del aguacate también se pueden aprovechar en té y agua? Con esta fruta nada se desperdicia y puedes hacer té de hueso de aguacate o agua de aguacate también.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD