5 alimentos para cuidar un corazón roto que NO son chocolate
Recomendaciones de Cocina

5 alimentos para cuidar un corazón roto que NO son chocolate

Por Kiwilimón - Febrero 2018
  Lo sé, lo sé ¿Quién quiere comer cuando le han roto el corazón? Cuando uno vive un duelo es difícil mantener el apetito, como si las emociones se alojaran en el estómago. Sé que la "comida reconfortante" como el helado y las papitas son los que mas se antojan en momentos como este pero la verdadera sensación reconfortante proviene de un lugar más saludable. Se ha comprobado que la gente que come nueces, frutas, vegetales y pescado tiene una menor incidencia de depresión que las personas que comen dulces o alimentos procesados. La razón, creen los estudiosos, radica en que los nutrientes de los alimentos enteros protegen nuestros cerebros de un estado depresivo estacional o recurrente. A continuación, una lista de ingredientes para curarte el desamor o el duelo.

Yogurt griego

Al tener más cantidades de calcio que el yogurt normal, tendrá mayor capacidad para afectar tu estado de ánimo. El calcio permite que tu cerebro libere neurotransmisores que te hacen sentir bien. No tener niveles suficientes de calcio puede resultar en estados de ansiedad, depresión, irritabilidad y mala memoria.

Espárragos

Este vegetal es uno de las mejores fuentes vegetales de triptófano, el cual sirve como base para la creación de serotonina (la hormona de la felicidad). Los espárragos también contienen folato, un nutriente que puede batallar la depresión.

Jitomates cherry

Los jitomates son una extraordinaria fuente de licopeno, un antioxidante que protege tu cerebro y combate la inflamación. Y, como el licopeno vive en la piel de los jitomates, al emplear jitomates cherrys en tus ensaladas obtendrás más licopeno que si usas otras variedades de jitomate.

Coco

El coco está compuesto de triglicéridos de cadena media, grasas que mantienen tu cerebro saludable y con mejor estado de ánimo. Y, aunque lo sueles encontrar en helado o en postres como el flan, también lo puedes consumir fresco para mejores resultados.

Pimiento rojo

Con respecto a los pimientos, es el rojo es el que más vitamina A y C tiene. Su alto concentrado de vitaminas ayuda a que no solo mejore tu estado de ánimo, aumenta tu sistema inmune y te protege de padecer gripa.

Aquí te dejamos una serie de recetas con

¡Ponte  a cocinar y levántate del sofá!
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
En Matías Romero 98, en el corazón de la colonia Del Valle en la Ciudad de México, se encuentra Alay Alay Taquera de Medio Oriente, una taquería que rompe estereotipos y convenciones. Alay Alay no es la típica taquería chilanga y sus tacos no son como los clásicos tacos árabes de Puebla. En Alay Alay, la chef Andrea Sayeg es quien rebana el shawarma para preparar deliciosos tacos que fusionan sabores mexicanos con la tradición culinaria de Medio Oriente.El concepto de Alay Alay se puede definir como un viaje a través de los sabores de Medio Oriente, pues el menú retoma técnicas y sabores tradicionales de países tan diversos como Líbano, Yemen, Israel, Egipto y Siria dándoles un toque mexicano. “Decidimos no cerrarnos a que el concepto de Alay Alay fuera comida auténtica de Medio Oriente”, explica la chef. “Intentamos adaptar esos sabores al paladar mexicano a través del uso de chiles y salsas o de la presencia de platillos mexicanos como costras o quesadillas con toques y sabores de Medio Oriente”.En Alay Alay encontrarás entradas muy tradicionales como eftoyers, jocoque y hummus, al menos ocho opciones diferentes de tacos—shawarma de cerdo con especias yemenitas, shawarma estilo libanés, kebab kafta, yala yala, hayito, falafel, bistec de res y pechuga de pollo—con sus respectivas variantes chilangas en quesadilla y costra de pan árabe, postres típicos como cigarros marroquíes, dulce de pasta árabe y knafe, y cinco bebidas con sabores típicos de Medio Oriente—lemon khiar, haram haram, Beirut, alloz de chabacano y la taquera.Cada miércoles, Alay Alay organiza las Industry Nights, una noche dedicada a crear comunidad dentro de la industria gastronómica en la que puedes disfrutar del menú de Alay Alay a un precio más accesible y degustar novedosos cócteles de bartenders reconocidos—próximamente participarán Izzy Ortega y Mica Rosseau—, mientras que los fines de semana puedes apreciar el icónico trompo de shawarma en todo su esplendor. Además del menú fijo, Alay Alay ocasionalmente ofrece un menú temporal en colaboración con chefs distinguidos—la última colaboración fue con la chef Somsri Raksamran de los restaurantes Galanga Thai House, Kiin Thai-Eatery y Pin-Tó Thai to Go.Aventúrate a probar el refrescante alloz de chabacano, una bebida tradicional libanesa hecha a base de almendra, chabacano y pistache, el inigualable taco yala yala, un delicioso taco de pollo frito bañado en muhammara—una espectacular salsa siria hecha a base de frutos secos, granada y pimientos—y coronado con ensalada de lechuga y granada, y el irresistible knafe, un pequeño pastelillo de pasta kataifi relleno de queso mascarpone, frutos secos y jarabe de chabacano acompañado de helado de pistache.La taquera, rompiendo estereotipos y convenciones un taco a la vez“Siempre me ha gustado estar en la cocina. Es mi lugar favorito” confiesa la chef Andrea Sayeg y agrega que su abuela materna la inspiró a dedicarse profesionalmente a la cocina: “Siempre veía cocinar a mi abuela y a mí me gustaba estar en la cocina. Entonces, la gastronomía siempre ha estado muy marcada en mi vida”.Por si fuera poco, los sabores de Medio Oriente han estado presentes en la vida de la chef desde que era pequeña, pues sus bisabuelos maternos y paternos llegaron a Valladolid, Yucatán, provenientes de diferentes ciudades de Líbano—Maryayún, Trípoli y Beirut—durante las grandes migraciones de principios del siglo XX. “El pan árabe, el jocoque, son elementos de la dieta diaria. Si hay una ocasión especial, hacemos comida árabe”, menciona Andrea.“Siempre quise tener una taquería; desde niña fue mi sueño, uno que comparto con mi papá”, señala la joven chef y taquera quien, tras seis años de trabajo dentro del grupo Bull & Tank del chef Daniel Ovadía y perfeccionar su conocimiento de la culinaria de Medio Oriente en las cocinas de Nudo Negro y Merkavá, decide emprender un proyecto independiente junto con Andrés Muro y honrar su herencia libanesa: Alay Alay, Taquera de Medio Oriente.Con Alay Alay la chef Andrea se une a las filas de mujeres taqueras, un gremio que, asegura la chef, continuará creciendo durante los siguientes años. Coincidentemente, el nombre de Alay Alay, Taquera de Medio Oriente, antes Yala Yala Taquera de Medio Oriente, viene de un juego de palabras en árabe que se traduce como “¡Vamos, vamos!” en español, mientras que el logo de la taquería es Andrea, la taquera de Medio Oriente, dos guiños hacia ese gremio de mujeres taqueras que rompe estereotipos y convenciones un taco a la vez.
Esa noche, en Francia, Celia Florián puso a México en boca de todos. La prestigiosa La list, en su edición The World’s Best Restaurant Selection que selecciona y califica experiencias culinarias alrededor del mundo, otorgó a su restaurante Las quince letras el premio 2021 Artisan & Authenticity Award Winner. El de La list no ha sido el único premio que Celia recibió en los últimos quince días. Junto a la cocinera Rosario Cruz, en Asturias, España, la oaxaqueña obtuvo el premio Guardianas de la Tradición por resguardar los saberes de su entidad dentro de las actividades de FéminAs 2021, I Congreso Internacional de Gastronomía, Mujeres y Medio Rural.De esta cocinera se dice mucho en los círculos gastronómicos, pero fuera de Oaxaca sólo un puñado de comensales la conocen. Es momento de traer a la conversación a esta mujer que además de ser empresaria, cocinera y madre, preside desde 2015 la Asociación de Cocineras tradicionales de Oaxaca. Hace algunos días pude entrevistarla en exclusiva para kiwilimón y esto fue lo que me contó. ¿Qué significa ser una cocinera tradicional reconocida en Europa?Este es un reconocimiento que refleja el trabajo del gran equipo que hacemos en conjunto. Refleja el compromiso que tenemos por dar a conocer los sabores auténticos de Oaxaca a través de los platos. Con ello no sólo estamos promocionando nuestro destino sino también México. ¿Cómo comenzó este sueño que ha trascendido fronteras de todo tipo?Hace 29 años que abrimos Las Quince Letras recuerdo que eran días completos de trabajo. No había descanso. Antes cerrábamos a las 8 pero abríamos a las 7 A.M. Sin embargo, era un sueño cuando los clientes nos decían que estaba delicioso. Tuvimos mucha clientela local desde el principio, pero también turistas porque estamos en el centro. Por tratar de hacer las cosas mejores empecé a hacer investigación. Así podía servir platillos que no sólo eran de la región que a mí me corresponde –yo soy de la región de los Valles Centrales–. Empecé a ir a comunidades a sacar otros platos y desde entonces ha sido un compromiso grande para poder dar a conocer la grandeza de Oaxaca y sus cocineras.¿Qué te llevó a presidir la Asociación de Cocineras tradicionales de Oaxaca?Yo me decía que era importante que más mujeres salieran adelante por medio de la cocina. La cocina da para eso y mucho más. Me di cuenta de que hay muchas mujeres que no estaban siendo visibilizadas y comencé a llevarlas a eventos que a mí me invitaban fuera de Oaxaca. Ellas también se convirtieron en promotoras. Muchas de ellas siguen encantadas con el proyecto, otras han puesto sus restaurantes tradicionales, otras trabajan dando servicio de catering llevando su cocina tradicional a eventos privados. Se han empoderado, se han dado a conocer. Ahora son ponentes de cocina tradicional en universidades, en eventos. ¿En qué consiste tu labor con ellas?Ha sido muy bonito apoyarlas cuando viajamos, apoyarlas en los eventos que tenemos en Oaxaca, asesorarlas de cómo viajar, de cómo tienen que presentarse por primera vez a los encuentros. Siempre les digo que es importante que utilicen sus utensilios de barro, que sus platillos sean autóctonos, que no manejen tanta grasa, que enseñen la autenticidad de nuestra cocina y nuestra gran cultura, que lleven su ropa tradicional. He procurado con las instancias gubernamentales que las apoyen con recursos, el manejo higiénico de alimentos, el tema cultural. Les pido que hablen de nuestra cocina y por eso las invito a que conozcan más: para que cuando la gente les pregunte estén bien informadas. Trato de apoyarlas en cuanto a la no violencia de género. Que ellas identifiquen si están siendo violentadas y traten de evitar ese tipo de violencia dentro de sus familias.Para ti que eres portavoz, ¿qué es lo que hace única a la gastronomía oaxaqueña? Los sabores que tiene. Por ejemplo, cuando ya conoces otras cocinas del mundo, te das cuenta de que nuestros sabores son especiales, autóctonos. Podría decir que es debido a la cultura, a la biodiversidad de Oaxaca. Somos el estado que cuenta con la mayor cantidad de agaves silvestres, el maíz cuyo origen según las últimas investigaciones se dio en la cueva de Guila Naquitz. También la cantidad de quelites; tenemos el mayor número de chiles endémicos. Tenemos una excelente cocina, pero también tenemos una excelente bebida que es el mezcal. Están los moles de cada región, de cada comunidad, de cada pueblo. Yo los gozo todos porque cada casa tiene su sazón, cada familia y cada comunidad. Hay que saber disfrutar y valorar el trabajo de las personas pues no es nada fácil hacerlo, tiene complejidades y muchas técnicas. Hablar de moles en Oaxaca es una variedad infinita.¿Nos podrías compartir una de las recetas tradicionales que sirves en Las Quince Letras?Para un chileatole verde de cinco porciones necesitas 3 elotes, 2 hojas de hierba santa, 1 rollo de cilantro, 1 rollito de epazote, 1 chile jalapeño o serrano, 1 gajo de cebolla, ½ diente de ajo y la punta de una cuchara con mantequilla, aunque si lo queremos, lo podemos hacer sin ella. Comienza partiendo 1 elote en trozos; los otros 2 los desgranamos. Divídelos a la mitad y reserva. En una olla fríe la mantequilla y agrega solo la mitad de 1 elote desgranado. Sofríe. Agrega agua y los trozos de elote. Aparte muele todo junto: las hierbas, el chile (si al momento de cortarlo está muy picante, retírale las semillas; si no pica tanto déjale solo un poquito ellas), la cebolla, el ajo y la otra mitad de granos que reservaste, para espesar. Cuando rompa el hervor en tu olla incorpora todo lo verde que moliste. Sazona con sal y lleva de nuevo a hervir. Saca del fuego y acompáñalo con cuadritos de queso seco o fresco. Decora con epazote. 
Los niveles de colesterol alto se han convertido en un problema de salud común entre la población, pues esto se debe al consumo de alimentos poco saludables. Si presentas este padecimiento, además de acudir con un especialista, también deberás modificar tu dieta en incorporar más frutas, verduras, pescado y granos integrales, así como jugos y licuados. Además de modificar tu alimentación, también puedes empezar a consumir tés para bajar el colesterol, pues diversos estudios científicos recientes han confirmado que efectivamente hay tés que te ayudarán a disminuir los niveles de colesterol de manera natural. Aquí te contamos cuáles son.¿Qué es el colesterol?De acuerdo con la Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU., el colesterol es una sustancia con consistencia de cera, la cual se encuentra en todas las células de nuestro cuerpo, ya que es necesario para producir hormonas, vitamina D y otras sustancias que ayudan a la digestión. Sin embargo, si tenemos demasiado colesterol, esto se combina con otras sustancias y se forma una especie de placa, la cual se adhiere a los vasos sanguíneos. Una vez que esto sucede, nuestra salud está en riesgo, pues tenemos más probabilidades de padecer un infarto o un ataque al corazón. También puedes leer: 5 alimentos para combatir el colesterol malo¿Cuántos tipos de colesterol hay?Según los expertos, existen 3 tipos de colesterol: Colesterol bueno (HDL): Este tipo de colesterol es el encargado de transportar el colesterol que se encuentra en otras partes del cuerpo al hígado, en donde se eliminará.Colesterol malo (LDL): Este es conocido como el colesterol malo, pues cuando los niveles son altos, la placa comienza a acumularse en las arterías del corazón.Lipoproteína de muy baja densidad (VLDL): Esta sustancia es la encargada de trasportar los triglicéridos y el colesterol LDL. Cabe mencionar que algunos expertos también lo clasifican como colesterol malo.¿Qué causa el colesterol alto?En la mayoría de los casos, un estilo de vida poco sano es la principal causa del colesterol elevado, incluyendo:Dieta poco sana: El consumo excesivo de grasas, lácteos, carne, comida chatarra, chocolate y comida frita aumentará tus niveles de colesterol malo.No hacer ejercicio: Los expertos señalan que el sedentarismo y la falta de ejercicio reducen los niveles de colesterol bueno.Fumar: Es hábito no solo incrementa los niveles de colesterol malo, también reduce los niveles de colesterol bueno.También puedes leer: Conoce todos los beneficios que el té de jamaica tiene para tiTés para bajar el colesterolEs importante mencionar que no existen remedios mágicos para disminuir los niveles de colesterol, pues esto solo se puede lograr si cambias tu dieta, eliminas la comida chatarra de tu dieta y comienzas a hacer ejercicio, sin embargo, hay ciertos tés que te serán de mucha ayuda, pues tienen grandes beneficios para combatir el colesterol malo y, por ende, para cuidar de tu corazón. A continuación de decimos cuáles son los mejores. Té verdeGracias a que el té verde contiene antioxidantes y una sustancia llamada catequina, esta bebida se convierte en el arma perfecta para combatir el colesterol alto, pero en especial el LDL. Por otro lado, el estudio publicado en 2020 también señala que el consumo de este té disminuye los niveles de colesterol malo, pero no los niveles de colesterol bueno o triglicéridos. Té de jamaicaAdemás de ser el ingrediente perfecto para preparar aguas frescas, la jamaica también tienes muchos beneficios para la salud. Estudios científicos recientes han encontrado que los antioxidantes son poderosos aliados contra el colesterol. Hasta el momento, las investigaciones señalan que el té de jamaica es el que más contiene antioxidantes.Té de jengibreComo seguramente ya sabes, el té de jengibre tienes muchos beneficios para tu salud, por lo que no es de sorprender que también ayude a disminuir los niveles de colesterol. Según una investigación publicada en 2008, el polvo de jengibre tuvo un efecto muy importante en los niveles de colesterol de los participantes. Es por esto que un refrescante té de jengibre es la opción perfecta para empezar el día. Té de diente de leónEste té es otro gran remedio natural para el colesterol, pues ha sido parte de la medicina tradicional por muchos años. En 2010, un estudio realizado en animales confirmó que el diente de león es benéfico en la lucha contra el colesterol. Finalmente, recuerda que estos tés son remedios naturales para bajar el colesterol, pero también deben ir acompañador de una buena alimentación, ejercicio y la guía de un especialista. También puedes leer: Los increíbles beneficios del té de jengibreBebidas que debes evitar si tienes colesterol altoAhora que ya sabes cuáles son los tés que te ayudarán a bajar el colesterol de manera natural, también es importante que evites consumir el consumo de ciertas bebidas, pues debes recordar que los niveles de colesterol altos pueden afectar tu corazón.¿Cuáles son las bebidas que debes evitar?Bebidas con crema batidaRefrescoBebidas preparadas con leche con alto porcentaje de grasaBebidas preparadas con heladoBebidas de cocoBebidas que contengan aceite de coco o de palmaBebidas que debes consumir con moderación:Bebidas energéticasJugo de frutasChocolate caliente
El caldero no solo fue uno de los primeros instrumentos que se usaron para cocinar, también se convirtió en un símbolo de magia y transformación en la cultura popular desde la época medieval. Aunque el caldero se relaciona con el mundo de la cocina, también está ligado con la brujería y la hechicería. En la antigüedad, hace miles de años, se utilizaba para cocinar al aire libre, en una época en la que los métodos de cocción estaban muy limitados, por lo que fue un instrumento que revolucionó la cocina en aquel momento. Sin embargo, el caldero también es un instrumento que asociamos con las brujas. En la cultura popular y en las películas de Hollywood estamos acostumbrados a ver escenas en las que se mezclan todo tipo de ingredientes para crear pócimas y venenos, todo dentro de un caldero. Aunque el origen del caldero es más bien utilitario, este se ha convertido en un símbolo de la magia dentro de la cocina, pues mezclar ingredientes siempre resulta en un proceso mágico para crear deliciosos platillos para saciar el hambre.El origen del calderoSegún los expertos, los calderos comenzaron a producirse alrededor del siglo XII, convirtiéndose en un valioso instrumento para cocinar, pero también una que se relacionaba con la hechicería y las brujas. Este instrumento mágico continuó siendo un básico dentro de las cocinas de Europa del norte hasta el siglo XVIII. Cabe mencionar que, en la época medieval, los calderos se encontraban en todas las casas, fueran ricas o pobres, pero con ciertas diferencias. Por un lado, las casas de los ricos, los calderos se encontraban únicamente en la cocina, mientras que, en las casas más pobres, esta olla solía encontrarse en medio de la casa, pues también servía como fuente de calor. Por otro lado, cabe mencionar que, aunque los calderos eran muy comunes y de poco valor económico, estos tenían un importante valor sentimental para las familias, ya que se heredaban de generación en generación.Los calderos y la brujeríaSegún información publicada por la Universidad de Cornell, los calderos se convirtieron en un símbolo de la brujería a finales de la Edad Media, cuando se registraron juicios y ejecuciones contra presuntas brujas. La idea de que las brujas usaban calderos para cocinar letales pócimas se extendió gracias a panfletos, dibujos y libros sobre el tema, mientras que los testimonios en juicios también sirvieron para cimentar la simbología del caldero como instrumento mágico. En aquellos años comenzaron a surgir imágenes de grupos de brujas congregadas alrededor de calderos, las cuales se relacionaban con conjuros malignos para invocar la muerte y controlar los elementos. En el mundo de la literatura, el caldero también comenzó a relacionarse con la magia. El ejemplo más famoso es "Macbeth", una de las obras más famosas de Shakespeare, en donde las brujas se reúnen alrededor de un caldero.Los calderos en la mitologíaDe acuerdo con el Museo Británico, los calderos no solo eran objetos utilitarios, también tenían un importante valor simbólico. Tan era así que arqueólogos han encontrado estos objetos en ríos y pequeñas cuencas lacustres, lugares que se consideraban como sagrados y como portales entre el mundo de los vivos y los muertos. En Irlanda e Inglaterra, expertos también han encontrado calderos en lugares en donde se realizaban importantes rituales. El caldero, ese instrumento mágico que une la gastronomía con la brujería, estuvo presente diferentes culturas y fue parte importante de leyendas y de la mitología de Irlanda, Gales, Grecia y Noruega, entre otros países. Por ejemplo, en la mitología irlandesa, el dios Dagda era dueño de un poderoso caldero que siempre producía abundante comida para los guerreros, curaba a los heridos y revivía a los muertos. Por su parte, en la mitología griega, la hechicera Medea usaba su caldero para revivir a los muertos y rejuvenecer a las personas. Mientras que, en la mitología nórdica, el dios Odín bebió sangre mágica de un caldero para obtener sabiduría y conocimiento. En todas estas culturas, el caldero se convirtió en un medio para obtener sabiduría y vencer la muerte.De olla, sartenes y calderosPara las brujas modernas, el caldero es un símbolo de transformación y abundancia. Mientras que, para los cocineros, preparar alimentos es magia pura. Colocamos todos los ingredientes en ollas y sartenes, versiones modernas de los calderos, y al final obtenemos platillos deliciosos. Las ollas y sartenes se convierten en vehículos para transformar simples ingredientes en mágicos platillos que cautivan nuestros sentidos, así como alguna vez lo hicieron los calderos.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD