Ciudades de México que tienes que conocer por su comida
Recomendaciones de Cocina

Ciudades de México que tienes que conocer por su comida

Por Kiwilimón - July 2015

Como sabes, ¡me encanta comer! Así que me hice el propósito de viajar pero… sólo para comer jajaja. Sé que suena loco, pero la verdad es que México puede hacer maravillas con ingredientes tan sencillos, que logran que ¡hasta el más remilgoso quiera comer! Así que hice mi lista para viajar  y te la comparto; ¡te va encantar! Sólo agarra tus maletas y olvida tu cinturón jajaja:

Querétaro. Además de que está súper cerca del D.F. ¡tiene unas enchiladas buenísimas! Nada más de acordarme, se me hace agua la boca. En general, esta ciudad se distingue por su fusión de cocina española y mestiza, así que prepárate para probar escamoles con aceite de oliva, camote de azúcar con leche, pan de maíz y calabaza  y  su  flotante de  helado de mantecado con  vino tinto.

Oaxaca. ¡Uf! Este estado está cañón, pero te lo manejo así, puedes probar cosas muy  complicadas como sus moles de distintos colores, hasta sus deliciosas tlayudas –tostadas de maíz gigantes, embarradas de frijoles, queso y salsa-  que amarás ¡Sin olvidar el mezcal! Aprovecha sus playas y date una vuelta.

Puebla. Otro lugar con fusión española, para empezar su platillo estrella es el mole, que no querrás dejar de  comer y ni hablar de los chiles en nogada ¡Son de mis platillos favoritos!, estos mezclan carne, con sabores dulces sin perder su toque picoso. Si se te hace muy pesado, prueba sus cemitas o sus chalupas.

Yucatán. Ya he viajado aquí y la verdad es que siempre regreso como globo, pero lo vale jajaja. Tienen tanta variedad que se te va la vista de lo que puedes probar, de mis favoritos están los kibis, los codzitos, la sopa de lima y la cochinita pibil con su cebolla morada de-li-cio-sa.

Sinaloa. ¿Quién dijo que el norte sólo se come carne? Tengo una amiga de allá que prepara un aguachile que me mata, literal, está buenísimo, sin contar la variedad de platillos y caldos a base de mariscos frescos y un chilorio que te puede encantar.

Jalisco. De aquí es el famoso tequila, tanto, que en España mueren por él o eso me dijo una amiga, que debe acompañar una torta ahogada, una birria y¡ el pozole! De postrecito échate unos tamales de elote o nieve de elote que te quedarás traumada, yo siempre me atasco de eso jajaja.

¿Qué otros lugares visitarías por su comida?

Ver artículo original

Artículo cortesía de     
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Es posible que hayas escuchado acerca de la importancia de las vitaminas y minerales para tu salud, pero si no sabes dónde puedes encontrar esos nutrientes, podemos ayudarte. Los Aguacates de México son una fuente saludable y llena de nutrientes que puedes agregar a una dieta saludable. Una porción de 50 g de aguacate que equivale aproximadamente a un tercio de un aguacate mediano, tiene 80 calorías y casi 20 vitaminas y minerales, lo cual significa que son una buena opción. ¿Conoces cuáles son los principales nutrientes que necesita tu cuerpo para funcionar correctamente? Estos son algunos de ellos: VitaminasLas vitaminas son el primer grupo y son esenciales para la vida, porque cada una tiene propiedades exclusivas que ayudan al cuerpo a descomponer y metabolizar las proteínas, las grasas y los carbohidratos, lo que se traduce en muchos beneficios de salud. Las vitaminas K y E, que se encuentran todos en los aguacates, se almacenan y procesan en el cuerpo gracias a las grasas que consumes y tienes. Cada una ayuda en diferentes procesos del cuerpo. Los aguacates son una buena fuente de vitamina K, un nutriente que es importante para la correcta coagulación de la sangre. Una porción de aguacate también proporciona el 6% del valor diario de la vitamina E, un poderoso antioxidante que protege los tejidos del cuerpo contra los daños y ayuda a mantener fuerte el sistema inmunológico.Por su parte, las vitaminas hidrosolubles no se almacenan en el cuerpo y se deberían consumir a menudo. ¿Qué alimentos las contienen? Una deliciosa manera para aprovecharlas y obtenerlas es comer platillos saludables y balanceadas que incluyan Aguacates de México. Los aguacates contiene grasa no saturada que actúa como potenciador de nutrientes al ayudar a aumentar la absorción de las vitaminas solubles en grasa A, D, K y E.. Piensa en agregar aguacate a tu huevo en el desayuno o guacamole como guarnición para un filete de pescado como salmón.MineralesNo olvidemos que las vitaminas se complementan con los minerales, que también son esenciales para un estilo de vida saludable. Entre los más importantes se encuentran el cobre y el potasio, que se encuentran en los aguacates. El cobre es esencial para mantener saludables los vasos sanguíneos, nervios y huesos. El potasio es un electrolito que a menudo se pierde en el sudor, y es necesario reponerlo porque ayuda a los músculos a contraerse y a regular los fluidos. Los Aguacates de México pueden ayudarte a conseguir estos minerales clave, pues una porción de 50 gramos de esta fruta (un tercio de un aguacate mediano) te aporta 10% del consumo diario de cobre y 6% del consumo diario de potasio. Los Aguacates de México contribuyen valores diarios de Hierro en 2%, Zinc en 2% y magnesio, que también tienen beneficios adicionales para la salud. Si necesitas algunas ideas, prueba a agregar aguacate a tus ensaladas, tacos, sándwiches o licuados, o incluso prepara un avocado toast con los toppings que más te gusten y que sean ricos en nutrientes.Los Aguacates de México son la fruta fresca que pueden aumentar la calidad nutricional de tu dieta.
No es ningún secreto que una buena salsa puede transformar una preparación común en una extraordinaria creación culinaria. Y es que la elección correcta de ingredientes puede integrar texturas e intensificar al máximo las mezclas de sabores. Lo bueno es que solo basta con saber preparar ocho tipos diferentes de salsas para poder cocinar todo tipo de platillos. Estas son las salsas que debes aprender a preparar: Bechamel: esta cremosa salsa es una de las protagonistas de platillos tan famosos como los macarrones con queso o la lasaña. Para cocinarla solo tienes que mezclar “roux” (básicamente algún tipo de grasa con harina) con leche o algún otro lácteo. Su sabor es muy neutro, por lo que suele ir acompañada de ingredientes más fuertes.Tomate: un buen plato de pasta siempre debe estar bañado con una deliciosa salsa de tomate casera. El secreto de esta tradicional salsa no está precisamente en sus ingredientes (los cuales son bastante básicos: tomates, cebollas, ajo y aceite de oliva), sino en el tiempo de cocción. Tienes que dejarla a fuego medio por un largo periodo para que se reduzca lentamente hasta tener una consistencia más espesa. Holandesa: si nunca has probado esta exquisita salsa, hay una manera muy simple de describirla. La salsa holandesa es la versión gourmet de la mayonesa que usas para preparar tus sándwiches. Para prepararla solo tienes que mezclar yema de huevo con mantequilla y jugo de limón. Debido a que los huevos no entran precisamente en un proceso de cocción es muy importante que tengas cuidado al momento de conservarla.Velouté: la salsa que te ayudará a sacarle provecho hasta al caldo de tus preparaciones se llama velouté (o terciopelo, en español). Aunque su nombre suene muy sofisticado, su preparación es muy sencilla. Lo único que debes hacer es combinar mantequilla, aceite o la grasa que tú elijas con un poco de harina y el caldo de la carne, pescado o pollo que hayas cocinado. Española: otra salsa clásica es la “espagnole”. Esta salsa es de un tono café tostado y se hace mezclando zanahorias, apio y cebolla  con caldo de carne. Algunas personas añaden especias, como hojas de laurel, e incluso una copita de jerez. Barbecue: la reina de las salsas en las carnes asadas es, sin duda, la barbecue. Usualmente se usa para bañar alitas o costillas, pero en realidad puede usarse en una gran variedad de platillos. Si no tienes ni idea de cómo prepararla, aquí te decimos paso a paso cómo puedes hacer una salsa barbecue casera.Agridulce: este tipo de salsa es típica de la cocina oriental. Por lo general se prepara con un ingrediente dulce, que puede ser miel o jugo de naranja, y otros elementos salados, e incluso picantes. El jengibre, el chile rojo y la salsa de soya también son elementos comunes en estas salsas. Picante: por supuesto que no podíamos terminar esta lista sin hablar de las salsas picantes. Aunque esta variedad de salsas requiere un artículo completo para explicar todas las opciones que hay, podemos englobarlas en verdes, rojas, crudas y cocidas. Si sabes preparar una salsa verde con tomatillo o una roja, ya estás del otro lado.
Si te gusta curiosear por los pasillos del súper mercado lo más seguro es que ya te hayas topado con la sal rosada del Himalaya. Y si te preguntabas sobre su color: no, nadie la pintó; el rosa es su color natural. Entonces, ¿por qué tanta algarabía por esta sal? Sigue leyendo para saber por qué ahora todos están cocinando con la sal rosada del Himalaya.¿Cuál es la diferencia entre la sal normal y la sal rosada del Himalaya?La sal es sal. A final de cuentas es solamente cloruro de sodio, ¿no es así? Pues en el caso de la sal del Himalaya es un poco más que eso. A diferencia de la sal de mesa que solemos usar, compuesta por cloruro de sodio y a veces yodo, la sal rosada tiene una gran cantidad de otros minerales, entre ellos calcio, potasio, magnesio. La gran ventaja es que estos más de 80 minerales se encuentran en la sal rosada de manera natural, mientras que en la sal blanca de toda la vida el yodo es añadido mediante procesos industriales.¿Qué propiedades tiene la sal rosada del Himalaya?La presencia de los minerales en este tipo de sal puede ayudar a enriquecer la alimentación y complementar los nutrientes de otros alimentos. Sin embargo, hay que tener muy presente que, a pesar de contener más minerales que la opción tradicional, la del Himalaya sigue siendo sal. Así que su consumo debe moderarse.Aunque aún faltan más investigaciones para corroborar estas propiedades, se cree estos son algunos beneficios de comer sal del Himalaya:Disminuir el avance de la osteoporosis, gracias a que contiene calcio.Mejorar la digestión y equilibrar los ácidos en el estómago. Ayudar a prevenir enfermedades de la tiroides, por el yodo presente naturalmente.Reducir la presencia de calambres y contracturas musculares, debido a su aporte de potasio y magnesio.Tratar afecciones de la piel, cuando es usada de manera tópica.¿Qué tipo de sal es más recomendable?Definitivamente la sal rosada del Himalaya es mejor que la sal tradicional. Para empezar, la sal rosada no está procesada ni contiene aditivos. En cambio, la sal yodada pasa por tratamientos industriales de purificación, blanqueamiento y yodación. Finalmente, al consumir sal normal solo estás aportando a tu organismo cloruro de sodio y, en algunos casos, yodo. En cambio, con la sal rosada del Himalaya estás dando a tu organismo más de 80 minerales esenciales. No importa qué tipo de sal decidas usar, recuerdo que es muy importante que moderes su consumo para cuidar tu salud.
La fruta de la pasión está en boca de todos, literalmente. Tal vez no te suene mucho por ese nombre, pero seguro que sí la reconoces como maracuyá o granadilla. Esa pequeña frutilla tropical ha ganado popularidad por su exquisito y peculiar sabor, pero no solo por eso. El maracuyá es un alimento extremadamente nutritivo. Conoce todas las razones por las que debes comenzar a comer fruta de la pasión hoy mismo.La fruta de la pasión es rica en polifenoles, micronutrientes con efectos antioxidantes. De hecho, tiene niveles más altos de estos componentes que otras frutas, como el plátano, el mango, la papaya o la piña.Comer regularmente maracuyá ayuda a fortalecer el sistema inmunológico. Las grandes cantidades de vitamina C presente en la fruta de la pasión aumentan las defensas del cuerpo.Tal vez no parezca mucho, pero en una pieza de 18 gramos, dos de esos son fibra. La mayor parte de esta es fibra soluble, la cual ayuda a prevenir el estreñimiento y los picos de azúcar en la sangre.La fruta de la pasión contiene otra vitamina esencial para conservar la salud: la vitamina A. Este nutriente tiene la capacidad de mejorar el aspecto de la piel, fortalecer el sistema inmunológico y mantener en buen estado la visión.Uno de los macronutrientes que requiere el organismo para llevar a cabo sus funciones vitales es el potasio. El maracuyá (crudo) aporta 63 mg de este. (Recuerda que la ingesta diaria recomendada de potasio es de 100 mg).Otra gran ventaja de la fruta de la pasión es su efecto a nivel psicológico. De acuerdo con algunos estudios, el consumo de maracuyá atenúa los efectos del estrés y la ansiedad, gracias a su contenido de magnesio.Un componente presente en la fruta de la pasión, el piceatanol, ayuda a mejorar el metabolismo, la sensibilidad a la insulina, entre otras cosas.Otro de los grandes beneficios de comer fruta de la pasión es la prevención contra el cáncer. Algunos estudios han demostrado que los antioxidantes del maracuyá impiden que los radicales libres muten el ADN de las células saludables.Algunos de los síntomas típicos de la menopausia, como los bochornos, pueden tratarse con fruta de la pasión.Finalmente, el consumo regular de maracuyá ha sido asociado con una disminución en los niveles de ansiedad. Asimismo, se cree que puede mejorar la calidad del sueño.Disfruta todos los beneficios de esta fabulosa fruta preparando estas deliciosas recetas:Frappé energético de maracuyá con coco y chíaCupcake de Maracuyá
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD