Cómo limpiar el rayador
Cocina Fácil

Cómo limpiar el rayador

Por Kiwilimón - Agosto 2011
  El rallador de cocina es un utensilio básico en la cocina, el cual nos permite obtener rayados en distintos grados de grosor de cualquier alimento. Su uso es a veces intenso y esos diminutos agujeros que posee en ocasiones nos dificulta su limpieza. Para limpiar el rallador sin que queden restos de alimentos adheridos, hay varios trucos de cocina como, por ejemplo, el que se usa para limpiar el molinillo de café o chocolate, un truco similar al que utilizamos para limpiar el rallador. Nos referimos a rallar (con el rallador a limpiar) un trozo de pan duro, lo cual eliminará los restos del alimento o ingrediente que se ha rallado con anterioridad. Los restos de pan que queden en el rallador se eliminarán fácilmente enjuagándolo bajo el chorro de agua, eliminando también el sabor y el olor que haya podido transmitir, por ejemplo si hemos rallado ajo, jengibre, piel de limón, nuez moscada. Para rematar no olvidemos el uso del jabón o detergente apropiado para darle una limpieza completa al rallador Ahora, en caso de que no tengas pan duro al alcance, utiliza un cepillo, sus cerdas accederán a las perforaciones eliminando los restos de los alimentos. - Recomendación: Si buscas menús de comida para la familia, los puedes encontrar aquí en Kiwilimon.com
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
El microondas es un electrodoméstico que muchos conocemos porque está presente en casi todas las cocinas. Y aunque lo vemos como una herramienta eficiente para el día a día, sus funciones van más allá de recalentar comida, pues aunque no lo creas, también puede ser una opción práctica para hacer diferentes preparaciones, como ricos postres.Sí, los hornos de microondas además de ser prácticos, tienen muchas otras ventajas, por ejemplo, te permiten ahorrar energía al calentar alimentos porque, en comparación con los hornos o cocinas convencionales, utilizan menos. Esto se debe a que funcionan más rápido y una mayor parte de la energía se concentra directamente en los alimentos, en lugar de calentar los recipientes o el aire circundante. Así que para aprovechar al máximo tu horno de microondas, te proponemos 3 postres que quizá no sabías que puedes hacer en este electrodoméstico. Y si aún no tienes uno, te recomendamos visitar liverpool.com.mx, pues tiene los mejores de la marca Samsung.Flan En menos de 10 minutos podrás tener un clásico flan, pues solo tienes que licuar huevo, queso crema, leche condensada y leche entera. Después mete la mezcla al microondas durante 3 minutos y tendrás tu rico postre.PastelAl igual que el flan, si tienes antojo de un postre, prepara uno de manera rápida en tacita con solo mezclar harina, azúcar, polvo para hornear, leche, vainilla, aceite y un plátano machacado. Mételo en el microondas y en 2.30 minutos estará listo. GalletasEste es quizá el postre hecho en microondas menos conocido. Para esta receta solo tienes que sacar la masa congelada de galletas que tengas, meterla al horno de microondas por 30 segundos (o quizá un poco más, pues depende de lo grande de la bolita de masa).Para que pruebes estas recetas y el resultado sea rápido y delicioso, tanto el microondas Samsung de 1.1 pies cúbicos como el Samsung MS402MADXBB/AX espejo son ideales, pues no solo te ayudarán a cocinar postres deliciosos, sino que además tienen funciones que harán tu día a día más sencillo.Por ejemplo, con el Samsung de 1.1 pies podrás realizar diversas actividades mientras tu flan se está cocinando, ya que cuenta con un temporizador programable; además, con sus 10 niveles de calentamiento, podrás probar la consistencia preferida de tus galletas, pues te darán la temperatura perfecta en cada ocasión.Por su parte, el horno de microondas Samsung MS402MADXBB/AX espejo te brinda todo eso además de su función Eco Mode, que te permitirá ahorrar hasta 40% de energía. Complementado con sus funciones predeterminadas, los días de cocinar estarán bajo control. Encuéntralos ambos en Liverpool.com.mx y aprovecha las promociones vigentes. 
Las decisiones, o las cargamos o las arrastramos. En el caso de la comida, las decisiones que tomamos sobre qué, cómo y cuándo alimentarnos nos habitan bajo la piel. Le dan forma a nuestro cuerpo físico, aunque al cuerpo mental y al espiritual tampoco pasan desapercibidos. Una comida pesada aletarga las ideas lo mismo que una buena combinación de alimentos da agilidad, claridad y lucidez. Según la sabiduría oriental, el alimento incluso moldea las emociones y determina la forma de procesar lo de fuera y lo de dentro. Al final todo acaba en aquel callejón sin salida que anuncia que sí somos lo que comemos.Si ustedes son como yo y todo el tiempo piensan en comida, a cada instante estarán tomando una decisión. No será ingenua. Mucho menos arbitraria. Algunas veces –la mayor parte– surgirá de una programación añeja: de un juego pavloviano brevísimo entre el estímulo y la reacción. Otras veces, la decisión estará dictada por la necesidad, por la autonomía o la rebeldía hacia el vínculo familiar. La autora Melanie Mühl habla de que hemos aprendido a comer desde el útero materno. La elección será proporcional al tamaño de los lazos que guardamos con mamá, con los ancestros.De ahí que cada dieta sea una biografía con anexos, epílogos, iconografía y tiempo. Las dietas –en el sentido literal– atesoran los ingredientes cotidianos, las recetas y las preparaciones que se convierten en el acervo de las papilas gustativas. Esa biblioteca sápida que guardamos en el cerebro y el corazón es la voz que pide sin chistar “unas enchiladas rojas” –no unas verdes, no una carne en su jugo, no una hamburguesa vegana– en un restaurante. Determina cuál es nuestro pasillo favorito en el súper, el antojo que nos despierta por las noches, lo que ponemos al plato frente a nuestros hijos. Ante tales condicionamientos parecería imposible cambiar de hábitos alimenticios. Sin embargo, la solución es tan simple como anclarse al presente. Esa es la verdadera decisión. Con ella pasamos de ser esclavos de la comida a ser libertarios en conciencia. Sólo basta un diálogo, un aterrizaje sobre las plantas de los pies para saber lo que realmente quiere, necesita y anhela el cuerpo. “Este soy yo. Esto es lo que quiere comer mi cuerpo”. Comer en conciencia nos hace tomar mejores decisiones sobre lo que termina en el plato y la boca. Y como en cualquier otra relación de amor, lo vital es la comunicación: ¿Realmente necesito este pedazo extra de pastel? ¿Ya quedé satisfecho? ¿Se me antoja esa cerveza? Puede que la respuesta sea sí y está bien.A partir de habitar el organismo y escuchar sus necesidades auténticas, la dieta puede ser tan holgada y liviana como queramos, sobre todo si tenemos salud. Y aunque una enfermedad parezca menguar el recorrido, la conciencia sobre el cuerpo nos reconciliará con ese sabio interno que no pide más que apoyo en las buenas y en las malas. Sea cual sea tu caso, en Kiwilimón nos hemos tomado en serio el tema de la salud. Nuestra decisión es comprometernos contigo. Queremos darte las herramientas que te lleven a tomar decisiones de alimentación más conscientes. Queremos acompañarte en los momentos de antojo y en los de conexión con tu organismo; ser parte de tus cenas memorables y de tus mañanas de ayuno; celebrar la saciedad tanto como la dieta; brindar por los platos llenos y por los vacíos. Al final son la misma moneda.La nueva cara de la moneda se llama Kiwi Te cuida. Para esta, nuestra nueva sección en kiwilimon.com, creamos un montón de nuevas recetas y contratamos a un grupo de expertas en diferentes ramas de la nutrición –especialistas en familia, en deporte, en enfermedades crónicas, en dietas restrictivas– que curaron cada dieta, cada porción y cada ingrediente. Le metimos horas hombre y horas corazón al escribir tips y consejos, al confeccionar retos semanales, al programar recetas en las que ahora es posible ver cuántas calorías y valor nutrimental te proporcionan. Nuestro objetivo es que te sientas respaldado; ayudarte en la comunicación con ese ser perfecto que es tu cuerpo y cuidarlo junto a ti cuando así lo decidas. Queremos ayudar a cuidarte, ¿nos dejas?
El chile habanero, ese ingrediente imprescindible en la cocina mexicana, es toda una fiesta, ya que además de ser el chilito que sí pica y pica mucho, también tiene numerosas propiedades que le hacen muy bien a nuestra salud. ¡Descubre cuáles son todos los beneficios del chile habanero! Beneficios del chile habanero Conocido como el rey de los chiles debido a que quizás sí es el que más pica, el chile habanero es un abanico de colores, sabores y propiedades medicinales que se derivan de su principal componente, la capsaicina, un alcaloide que funciona como antioxidante, antiinflamatorio y antimicrobiano. De hecho, el chile habanero tiene entre 150 mil y 325 mil unidades en la escala de Scoville, la cual mide el nivel de este alcaloide en los chiles. ¡Es de los más altos! Esa es una de las razones por las que el chile habanero sea un gran aliado contra la gastritis, ya que estimulan la producción de jugos gástricos y alivian el malestar causado por problemas digestivos e intestinales. De igual manera, el chile habanero contiene una buena cantidad de vitamina C, que ayuda a estimular el sistema circulatorio y favorece la producción de glóbulos blancos. El chile habanero posee alto contenido en potasio, magnesio y hierro, los cuales refuerzan los procesos en el cuerpo y ayudan a la formación de los huesos y a nivelar el ritmo cardiaco. Gracias a sus propiedades desinflamatorias, comer chile habanero puede ayudar a disminuir dolores de cabeza como migraña y dolor en las inflamaciones, especialmente para aquellos que padecen fibromialgia. El chile habanero estimula el sistema inmunológico y ayuda a reducir las infecciones causadas por hongos, así como a disminuir los malestares causados por la gripa. El chile habanero también es un excelente aliado para combatir el mal aliento. Seguro que ya sólo pedirás de este chilito que sí pica una vez que conozcas todas los beneficios del chile habanero, ¿apoco no?
Al igual que en la cocina mexicana, las especias son parte importante de la esencia de la gastronomía india, ellas le dan su característico sabor a los platillos más tradicionales gracias a sus maravillosos sabores y aromas. Es por eso que debes conocer las principales especias de la cocina india. Cúrcuma Conocida como “el azafrán indio”, la cúrcuma es un polvo amarillo brillante que proviene de una raíz muy parecida al jengibre y tiene propiedades tan poderosas como ese mismo. La cúrcuma, también sirve para condimentar curry, arroz, guisados con pollo y carne y se lleva muy bien con otras especias como la pimienta, el chile y el comino.Comino El comino es una de las especias imprescindibles tanto en la gastronomía india como en la mexicana y hasta en la española. Tiene un sabor terroso, amargo y ligeramente picante. El comino sirve principalmente para darle sabor a las carnes y legumbres pero silo mezclas con chile, ¡no tiene comparación! Cardamomo Al cardamomo se le considera como “la reina de las especias” gracias a su sabor dulce, cítrico y ligeramente apimentado. El cardamomo se utiliza en la cocina india para preparar curry, arroz, guisados con carne y hasta postres. Semillas de mostaza Las semillas de mostaza son una especia de sabor fuerte, amargo y peculiarmente picante. Son ideales para cocinar sopas, arroz y condimentar pescado y verduras. Existen 3 tipos diferentes pero la más común es la semilla de mostaza negra. Curry ¿Qué sería de la gastronomía india sin el curry? El curry nace de la mezcla de cúrcuma, la canela, el clavo, el cilantro, el comino, el jengibre y la pimienta, aunque puede llegar a tener hasta 20 especias en total. Nuez moscada La nuez moscada se emplea en platillos dulzones, como galletas y pasteles especiados, aunque también es común utilizarla en preparaciones saladas como sopas y cremas, huevos, pollo, cordero y carne de cerdo. Azafrán El azafrán es una especia de color rojo intenso, consumido principalmente en arroz y paellas. Su sabor y aroma son muy fuertes, por lo que se recomienda utilizarlo siempre en pequeñas cantidades. ¿Cuántas de estas especias indias utilizas diariamente?
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD