Consejos de seguridad en la cocina
Cocina Fácil

Consejos de seguridad en la cocina

Por Kiwilimón - Agosto 2011
  Para aquellas personas que suelen pasar mucho tiempo en la cocina, sabemos que es muy importante el tema de la seguridad. Los accidentes están a la orden del día y muchos de ellos suelen ser graves, no sólo para las personas adultas sino a veces para los niños, quienes constantemente rondan la cocina y no conocen plenamente los riesgos. Es totalmente bien conocido que en la cocina es donde más se producen los accidentes de la casa, por lo que todas las precauciones que tomemos son pocas. Aquí les damos algunos consejos básicos e importantes a tomar en cuenta: - Siempre que estemos hirviendo alimentos o friendo, es muy importante colocar las asas de la caceroa o sartén hacia la pared. Por ningún motivo pueden quedar cerca de esas fuentes de calor toallas o materiales combustibles. - Al manipular los utensilios calientes o al abrir y cerrar el horno, hay que usar guantes de protección. Al finalizar la tarea y antes de retirarnos de la cocina, es muy importante verificar que se ha apagado el horno completamente. - Todos los elementos cortantes y los potencialmente tóxicos, como son los detergentes de toda clase, deben quedar completamente fuera del alcance de los niños, cerrados adecuadamente y seguros en el sitio donde se almacenan. - Los niños muy pequeños no deben estar en la cocina cuando se está trabajando, y en los demás momentos, no deben hacerlo sin supervisión de un adulto. Recetas de cocina recomendadas: - Hotcakes con chistas de chocolate - Pollo a la nuez de la India con Chipotle - Crepas con cajeta
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Si en estos días de quedarte en casa uno de tus planes fue plantar algún vegetal o fruta, no fuiste el único, pues también en la estación espacial internacional se dieron a la tarea de hacer crecer su propia comida y en específico, este mes obtuvieron sus primeros rábanos.Pero los rábanos no son lo único que se ha cosechado en el espacio, pues de acuerdo con una hoja de datos de la NASA, ya se han completado 11 experimentos de cultivo de verduras para el consumo humano como parte de un programa. La primera cosecha se hizo 2015 y fue una lechuga romana roja y antes de los rábanos, en 2019, se cosechó mostaza Mizuna.La NASA eligió los rábanos este año porque maduran en menos de un mes y tienen una “formación de bulbo sensible” que permite el análisis de los efectos del CO2, y la adquisición y distribución de minerales. Nicole Dufour, responsable del programa, contó que cosechar una variedad de cultivos les “ayuda a determinar qué plantas prosperan en microgravedad y ofrecen la mejor variedad y el mejor equilibrio nutricional para los astronautas en misiones de larga duración”.Fue la astronauta Kate Rubins quien cortó los rábanos este lunes 7 de diciembre y en el canal de YouTube de la NASA se puede ver en 10 segundos los 27 días de crecimiento en el Advanced Plant Habitat (APH), dentro de la Estación Espacial Internacional.Además, estos rábanos espaciales no serán los únicos, pues la NASA dice que se plantará y cosechará una segunda ronda de este vegetal antes de que mandar ambas tandas a la Tierra, para compararlos con un tercer conjunto de "rábanos de control", pero cultivados en tierra firme.Lo que se espera de estos cultivos en el espacio es que ayuden a la NASA a lograr su “exploración sostenible” de la Luna para el final de la década, y así poder alcanzar mayores extensiones del espacio desde allí. A continuación puedes ver cómo crecen los rábanos en el espacio y si después de leer esto se te antojaron, también te dejamos unas recetas para comerlos.Snack con rábano y pepinosBotana de rábanos
Para los paladares dulces, las cremas de licor son una delicia. Así, tenemos la increíble crema de café, por ejemplo, o la crema de ron, el ingrediente popular este diciembre con el cual no sólo puedes hacer bebidas.La crema de ron, conocida como RumChata, es un licor de crema fabricado en Wisconsin desde 2009 y sus ingredientes incluyen ron, crema láctea, canela, vainilla, azúcar y otros condimentos. Su nombre es una combinación de ron y horchata, y esta bebida está diseñada para saber como una mezcla de los dos. Posee un contenido de 13.75% a 15% de alcohol por volumen, dependiendo de dónde se comercialice.Este delicioso ingrediente puede ser perfecto para hacer bebidas navideñas como chocolate caliente, ponche de huevo o eggnog, pero también para añadirle sabor a ciertos postres. Por ejemplo, cupcakes o un cheesecake.Cómo usar la crema de ron este diciembrePara hacer el eggnog con crema de ron, necesitas:5 yemas de huevo1/3 de taza de azúcar2 tazas de leche1/2 cucharadita de canela en polvo1/4 cucharadita de nuez moscada1 cucharadita de vainilla3/4 de taza de crema para batir1 taza de crema de ronPara prepararlo, Primero tienes que batir las yemas de huevo con el azúcar en una cacerola grande. Agrega la leche, la nuez moscada, la canela y la vainilla, y enciende el fuego medio-bajo. Cocina por 10 minutos o hasta que la mezcla esté lo suficientemente espesa como para cubrir el dorso de una cuchara, pero no dejes que hierva. Retira del fuego, añade la crema para batir, la crema de ron y refrigera hasta que esté frío.Puedes hacer esto mismo con tu receta de chocolate caliente y añadir al final la crema de ron para convertirlo en un coctel de Navidad.Esta temporada decembrina, aprovecha la rumchata para hacer cupcakes, cheesecake o un delicioso chocolate caliente y sorprende a todos con su sabor dulce y cremoso.
Un libro de cocina debería tener salpicaduras de fritanga, cucharazos de caldo de tomate, tiznes de harina. El que edita Zahara Gómez Lucini no invita a hacerlo. Al revés, dan ganas de poner el ejemplar en una vitrina, en un relicario.Antes de hojear ‘Recetario para la memoria’ no sabía que las recetas, así como las mantas y los pliegos petitorios, tienen la capacidad de llevar a cuestas una protesta. Apenas llegué a la primera receta comprendí de qué iba todo: “El bistec ranchero para Ernesto, 5 de enero de 2011”. La receta era sencilla, no tenía cantidades. En cambio, había un sinfín de silencios suspendidos entre los pasos de la preparación. Este es un libro de cocina tanto como lo es una caja negra con recuerdos acomodados minuciosamente. ¿Y qué conexión con el pasado más directa que la comida favorita de quien ya no está? Lo que está es la mesa puesta y están los platillos que ya no se comerán los desparecidos de El Fuerte, al norte de Sinaloa. Sus coautoras, las Rastreadoras del Fuerte, son las madres, las esposas, las abuelas, las hermanas que los recuerdan en cada receta y que con palas aún continúan buscándolos. En el libro hay poco más de 25 platillos. Hay fotos –magníficas– de los guisos con claroscuros y luces que enmarcan el humo en los platos. Hay preparaciones que se antojan. En realidad lo que conmueve hasta los huesos es lo que falta. No hay nostalgia más grande que las de unas gorditas sin frijoles, unos tacos sin salsa, un platillo caliente que aguarda ser comido por alguien que ya no está. Para la autora, en los gestos cotidianos se puede ser subversivo. “Desde tu fogón puedes rendir un homenaje”, cuenta Zahara. “Puedes crear una red que apoye. El espacio es la comida, el espacio en que la compartes permite hablarlo en familia. ¿Por qué hay desaparecidos? ¿Por qué pasa esto? Hacer memoria y de ahí accionar, hacer que cale y se muevan las cosas”.Hay algo muy íntimo en el ‘Recetario para la Memoria’. Las coautoras comparten con ingredientes una pequeña biografía sápida de su familiar desaparecido. El plato queda como rictus, como símbolo de aquellos –sus tesoros, como las Rastreadoras del Fuerte llaman a quien esperan descubrir en fosas clandestinas– que algún día estuvieron vivos y que anhelaron, como todos, un sabor hecho en casa. No hace falta gritar para que el dolor y el reclamo tengan voz en los asados que se tateman en el comal, en el borboteo de un guiso de larga cocción, en el crujir del aceite en un sartén. Pero el recuerdo aquí también es lucha. El derrotismo es muerte. “Ellas son mucho más que víctimas, son combatientes tremendas”, apunta Zahara.Por eso este libro es más de vida que muerte. Es homenaje, es un altar con aromas y moronas que quedan sobre el mantel. Es memoria que invita a la acción a través de un sofrito, de una fritura profunda. Hay que comprarlo porque, además de ser una obra fabulosa, el cincuenta porciento de las ganancias se va para las mujeres de los familiares desaparecidos. Hay que cocinar con él; ensuciarlo a cucharazos y descuidos de caldo de tomate: cocinar algo de sus recetas será como reunir a los desaparecidos en la cotidianidad, conectarlos a la energía esperanzadora de una mesa puesta.
Tres rincones mexicanos con el encanto democrático de comer algo único, rico y a buen precio. Estas son las paradas obligadas para cualquier viajero que disfrute la comida urbana. Tortas del Wash Mobile, TijuanaTijuana es la tierra de los tacos de asada. Desde la Avenida Revolución hasta la carretera que va a Rosarito, encontrarás grandes taquerías. Sin embargo, lo que es taco también puede ser torta y el gran hallazgo de esta combinación ganadora lo tiene Juan Manuel Hernández, quien en 1964 instaló su taquería en el autolavado más concurrido de Tijuana. Un día preparó su porción de asada en una telera con mayonesa, jitomate, cebolla y aguacate, y al probarla descubrió que ese sería el giro de su negocio. Las míticas tortas Wash Mobile siguen en manos de sus hijos, quienes han expandido el negocio con nuevas sucursales, conservando el mismo sabor delicioso de la receta de su padre. Es un reto abordar la emblemática torta de Tijuana tanto por su tamaño como por el jugo que desborda.Dirección: Av. Jalisco 2424, Centro, 22040 Tijuana, B.CMariscos El Güero, Ensenada Sobre el Boulevard Costero de Ensenada encontrarás El Güero, una carreta de mariscos con un producto que desborda frescura. Tienen ceviches, cocteles, aguachiles, tostadas y conchas. Las tostadas son mis favoritas, hay de aguachile, camarón, ceviche de calamar e incluso unas especiales en las que la combinación de mariscos es a tu gusto. Su salsa de la casa le dará un toque picosito perfecto a tus mariscos. Encuéntralo en Mariscos El Guero Ensenada Dirección: Alvarado y Lázaro Cárdenas, Ensenada, Baja California 22870 Los burritos de Villa Ahumada, Chihuahua Los mejores burritos montados con queso asadero y guisado son los de Villa Ahumada. Se encuentran sobre la carretera Panamericana, muy cerca de Ciudad Juárez y a una hora y media de Chihuahua, con un servicio de 24 horas. Entre los guisados que puedes elegir para tus burritos están su res con papas y chile rojo o la versión en verde, de frijol, chicharrón de pella con chile verde, de chile chilaca relleno o de chile pasado. Si te gustan los burritos no probarás otros iguales a estos. Dirección: Carretera Panamericana (federal 45). Villa Ahumada, Chihuahua.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD