Consejos para preparar deliciosas y nutritivas ensaladas
Cocina Fácil

Consejos para preparar deliciosas y nutritivas ensaladas

Por Kiwilimón - Febrero 2012
Aquí te dejamos algunas sugerencias y recomendaciones a la hora de elaborar sanas y frescas ensaladas con diversos ingredientes.
  • - Tanto la espinaca cruda cortada en juliana como la remolacha cruda rallada son ideales para preparar ensaladas y aprovechar todas sus sustancias. Mezcladas con zanahoria rallada, hojas de lechuga y rodajas de huevo duro, resultarán deliciosas. El aderezo será de jugo de limón, sal y aceite.
  • - Es conveniente presentar las ensaladas frescas aderezadas pero no mezcladas, házlo en la mesa antes de servir.
  • El tomate es ideal para consumir crudo y fresco y es una fuente natural de vitamina C y E, potasio y bajo nivel de calorías.
  • - Es recomendable comer el berro crudo con sus importantes propiedades intactas, pero también puede integrar distintas y deliciosas ensaladas, siempre que se cueza apenas. Son muy buenas las sopas de berro y las salsas calientes para servir con aves, pescados y carnes, así como en salsa fría combinado con queso crema o mayonesa.
  • - El hinojo se caracteriza por su aroma anisado y se conoce como alimento desde hace más de dos mil años. Son muy apreciados en ensaladas y vinagretas.
  • - Para confeccionar una ensalada fresca será muy buena idea cortar en rodajas fijas un pepino y acompañarlo de una mandolina, y luego aliñarlas con una vinagreta o una crema agria. Otra forma puede ser cortar los pepinos en daditos, añadirle cebollinas, yogur y espolvorear con páprika.
Recetas de cocina recomendadas para preparar ensaladas:

Ensalada de Sardina

Ensalada a la Vinagreta de Champagne

Ensalada Toscana

Ensalada de Pollo, con durazno y queso de cabra en salsa de zarzamora al chipotle

Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
¿Cómo limpiar tu horno usando bicarbonato de sodio?
Sabemos que como eres una gran cocinera y repostera, tu horno podría necesitar una limpieza profunda para que quede rechinando de limpio. Lo mejor de todo es que seguramente tienes todos los ingredientes en casa para preparar este fácil y práctico remedio casero para tu horno. ¿Cuál es el mejor ingrediente para limpiar mi horno?Aunque parezca difícil de creer, no necesitas comprar productos llenos de químicos para limpiar tu horno, pues solo necesitas tres ingredientes: bicarbonato de sodio, agua y vinagre. También puedes leer: ¿Qué alimentos no deben guardarse en el refrigerador?Bicarbonato y aguaEn el caso de carbonato, este ingrediente es muy efectivo a la hora de remover la grasa, pues su composición química neutraliza las partículas de grasa, lo que lo hace el ingrediente perfecto para remover restos de comida que ya están secos o muy pegados. Lo mejor de todo es que tu horno lucirá como nuevo en tan solo 15 minutos. Para limpiarlo solo necesitarás los siguientes ingredientes: 3 cucharadas de agua½ taza de bicarbonato de sodioMezcla el agua y el carbonato en un recipiente hasta obtener una mezcla espesa, aplica la pasta en las zonas más sucias y deja reposar por 15 minutos. Una vez que haya pasado este tiempo, usa un trapo mojado para remover la mezcla de bicarbonato. Una vez que hayas removido esta pasta, usa una mezcla de agua y un poco de vinagre para que tu horno quede aún más limpio y sin olores. También puedes leer: ¿Cómo limpiar tu hogar con canela y vinagre blanco?Bicarbonato y vinagreEn caso de que tu horno esté muy sucio y la mezcla anterior no surta efecto, puedes aplicar esta mezcla con un poco de vinagre. Los expertos en limpieza recomiendan seguir los siguientes pasos para que tu horno quede libre de cochambre en un dos por tres: Espolvorea bicarbonato de sodio por todo el horno, especialmente en los lugares que estén más sucios.Mezcla tres cucharadas de agua con una cucharada de vinagre. Transfiere esta mezcla a un atomizador y aplica sobre el carbonato.Deja reposar por 15 minutos.Usa un trapo limpio y mojado para remover la mezcla.Una vez que este limpio, aplica la mezcla de agua y vinagre otra vez y limpia con un trapo.Después de estos sencillos pasos, tu horno rechinará de limpio. Ya lo sabes, los ingredientes naturales son excelentes opciones para limpiar tu cocina y cualquier rincón de tu casa. También puedes leer: Sencillos pasos para quitar cochambre de una estufa
¿Cuál es la diferencia entre la cocina mexicana y la cocina Tex-Mex?
Ah, la cocina mexicana. Preparaciones ancestrales, recetas memorables y un sinfín de platillos tradicionales son motivo de orgullo para todos los mexicanos. De ahí que cuando algún extranjero comete la osadía de equiparar al chilli con carne, a las chimichangas, a los nachos con queso y demás creaciones Tex-Mex con nuestra amada cocina mexicana nos sintamos gravemente ultrajados. Sin embargo, esa comparación es sumamente común, ya que la cocina Tex-Mex tiene su origen precisamente en la cocina mexicana. El término Tex-Mex no sólo se limita a un estilo de cocina muy peculiar, sino que es también una fusión geográfica y cultural profundamente significativa. Te podría interesar: La increíble historia de la comida Tex-Mex El término Tex-Mex ha estado en uso desde 1875 y proviene de la abreviatura del Texan Mexican Railway, un ferrocarril que fomentó la migración de miles de personas, ya que conectaba a México con Estados Unidos. No obstante, el término se comenzó a utilizar a discreción para describir el peculiar estilo de la cocina de la región fronteriza gracias a un artículo publicado en The New York Times Magazine en 1963, popularizándose sólo tras la publicación del libro Las cocinas de México de la autora y gastrónoma inglesa Diana Kennedy en 1972. Kennedy, conocedora de la cocina mexicana y ganadora de la Orden Mexicana del Águila Azteca, usó el término para hacer una distinción importante entre la auténtica cocina mexicana y su versión americanizada, sumamente popular en Texas. Cabe mencionar que los propietarios de restaurantes mexicanos se ofendieron por dicha distinción, pero con el tiempo abrazaron el término Tex-Mex. “El Tex-Mex fue rechazado en gran medida por la élite culinaria en la década de 1970 al ser señalado como cocina mexicana poco auténtica. Pero ese es el punto. Lo único auténtico del Tex-Mex es que no es auténtico: evoluciona y se adapta”, señala el chef Josef Centeno en el libro Ama: A Modern Tex-Mex Kitchen. De ahí que sea importante encontrar las similitudes y diferencias entre la cocina mexicana y la cocina Tex-Mex para poder entenderlas como dos estilos de cocina independientes con un patrimonio común. Guía rápida para diferenciar la comida Tex-Mex de la comida mexicanaLas diferencias entre la comida Tex-Mex y la comida mexicana se pueden resumir en el uso de algunos ingredientes—tortillas de harina, queso amarillo y comino principalmente—que son sumamente populares en los Estados Unidos, pero que son virtualmente inexistentes en la comida tradicional mexicana. Si bien, las tortillas de harina son bastante populares en la región norte del país, las tortillas de maíz son mucho más comunes en la comida mexicana. La suavidad de la tortilla es otro indicador importante, pues los emblemáticos hard shell tacos y los puffy tacos ostentan una característica tortilla crujiente, mientras que los tacos—a excepción de los tacos dorados y las flautas—se hacen con tortillas suaves en todo México. En lo que respecta al queso, en la comida Tex-Mex no puede faltar el queso amarillo ingrediente fundamental para el popular queso o para acompañar tacos, nachos y demás platillos, mientras que la comida mexicana prefiere el uso de quesos blancos y frescos—queso panela, queso Oaxaca, queso de rancho, requesón, por mencionar sólo algunos. El comino es otro ingrediente característico de la comida Tex-Mex, pues su intenso sabor terroso se hace evidente en muchos de sus platillos, a diferencia de la cocina mexicana que privilegia el uso de diferentes chiles, cocciones largas e incluso hierbas frescas como cilantro para realzar los sabores. A pesar de que la comida Tex-Mex ha cargado con el estigma de ser cocina mexicana poco auténtica, no podemos negar que es un tipo de cocina que ha traspasado fronteras y a conquistado a muchos por su sabor, así que celebremos el patrimonio común de esta cocina reconociendo las similitudes y abrazando las diferencias con la cocina tradicional mexicana.Anímate a probar esta vertiente de la comida mexicana en Estados Unidos con estas deliciosas recetas:Nachos con chiliLasaña Tex MexChimichanga de Arrachera
¿Por qué en kiwilimón celebramos con tostadas mexicanas?
Todo cabe en una tostada. O nada. Apenas un trozo sin nada basta para amainar la picazón ansiosa del hambre. La tostada solita ya es sinuosidad que le dice a los ojos ¡ven! A la boca habla del maíz y de la grasita inequívoca de su fritura. Pero quizás lo mejor sea su sonido al romperse, al morderse. Ese ¡crack!, que no se parece al crujir de una baguette, ni al de una galleta de mantequilla, suena a un México de mesas de aluminio y gente vitoreando, a guisos cremosos, a una palapa húmeda en la playa.Sobre el origen, la editora gastronómica de Larousse, Verónica Rico Mar, afirma que quizás hayan surgido –como casi todo lo que vale la pena en la cocina– a partir de una errata: “a alguien se le quedó la tortilla más tiempo en el comal y eso hizo que se secara y se hiciera crujiente”. Otra pudo ser que, para darles una segunda vida a los sobrantes de tortilla del día anterior, se pasaran por aceite caliente. También están las tostadas horneadas, o las raspadas –originarias de Colima y Jalisco–, que son tortillas que, antes de estar bien cocidas, les quitan la capa finita que se les hace encima. Posteriormente las vuelven a pasar por el metate y las fríen.El mexicano ama las tostadas. Eso sí, nos gustan poco menos que los tacos, porque las tortillas fritas se rompen, por que si no te las comes a tiempo, se aguadan, porque tacos before vatos. Pero nadie puede negar que untadas con una simple crema de rancho son festín. La editora gastronómica acota además que, a diferencia de los tacos, sobre las tostadas pueden ir elementos calientes, tibios o frescos como el salpicón, el ceviche o la ensalada de atún. “Puede haber tacos de picadillo y puede haber tostadas de picadillo, pero lo que jamás va a haber va a ser un taco de pata”.A diferencia del rey del antojito, en la tostada el guiso va picado, desmenuzado, en tiritas, desfragmentado. Como en el sope, puede llevar una base de frijoles refritos en manteca, una mayonesa o una base cremosa que mantenga el guiso picado adherido al centro. Porque, ¿ya dijimos que la tostada también es utensilio de cocina? Esta tortilla crujiente y cóncava se convierte en un plato biológico al que no hay que lavar sino devorar, o como dice Verónica Rico, “es tu cubierto porque la rompes en pedacitos y vas comiendo con ella”. En su anatomía también está la altura. La preparación debe estar dispuesta en cumbre, en Popocatépetl junto a su Iztaccíhuatl. Vestirán el paisaje la zanahoria finamente cortada en brunoise, la cebolla en trocitos, el cilantro, los granos de elote. La bandera sobre la cima es una flor de aguacate, una lechuga cortada en julianas, nieve de queso, deshielo de crema, ríos de salsa verde, roja o pico de gallo.En la tostada la democracia del guiso es bienvenido. Todo va y todo viene. Sólo basta cegar las preparaciones cremosas y aderezadas de las caldosas porque podría humedecerlas. Y aquí otra de sus extravagancias: atajarla correctamente requiere concentración, equilibrio, algo de suerte. A la primera mordida desenfadada, el montículo de *ponga su guiso favorito, aquí*, crema, lechuga y queso, corre el riesgo de colapsar como deshielo en el Polo Norte. Si eso pasara, todo estará perdido, o encontrado, pero en el bolsillo de la camisa, el pétalo del mantel floreado, el piso. ¡Y eso está de la tostada!, como se dice coloquialmente.Si se te antojó armar una tostadiza económica y divertida para dar el grito, estás leyendo el texto correcto. De las 119 recetas que contamos en kiwilimón seleccioné mis seis favoritas. Las puedes acompañar con aguas frescas cremosas, cantaritos locos, con bombas de michelada o bien, con los vinos que te propongo. Celebremos juntos la tradición de este platito de maíz comestible en el que cabe todo México.  Tostada de tinga de pollo con chipotleLa petit syrah de la bodega Henri Lurton acompaña armoniosamente el toque de chipotle de esta receta infaltable. Tostada de picadillo de tres carnesCombina este clásico carnívoro con la mezcla mexicana de cabernet sauvignon, petite syrah y merlot de Ala Rota.Tostada de rajas cremosas con champiñonesPara el toque ligeramente ahumado de las rajas con crema te recomendamos la acidez balanceada de Quinta Monasterio Tempranillo.Tostada de pata Que no falte la tostada fresca y vinagrosa, favorita de Verónica Rica, con un rosé de la bodega Norte 32.Tostada de mole con pollo El clásico de clásicos se marida bien con la mezcla de cabernet sauvignon y syrah de la bodega de Parras, Coahuila, Hacienda Florida.Tostada de cochinita pibilDale un complemento perfumado y floral a tu tostada yucateca con Balero Rosado.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD