10 consejos para que los niños puedan comer bien en la escuela
Comida para Niños y Bebés

10 consejos para que los niños puedan comer bien en la escuela

Por Kiwilimón - March 2013
  Una de las situaciones cotidianas a las que nos enfrentamos como padres es la alimentación de nuestros hijos, sobretodo cuando se trata de comer bien en la escuela. Muchos de nosotros nos preocupamos de qué come y cuánto come. La verdad es que es totalmente normal, pero también debemos saber que el niño a lo largo de la semana va a consumir los alimentos suficientes para un buen desarrollo. Tenemos 10 consejos para que el comer bien en la escuela no sea una más de tus preocupaciones:
  1. Respeta el apetito de tu hijo. aunque parezca algo complicado es importante que si tu hijo no tiene hambre no lo obligues a comer, esto pasa sobretodo cuando regresan el lunch que con tanto cariño preparaste. Dale oportunidad de que te pida la comida que quiere llevar y la cantidad.
  2. Que se haga rutina. para asegurar una mejor alimentación deberás mantener una rutina constante en cuanto a su alimentación, incluso los días que no son de escuela.
  3. Sé paciente al introducir nuevas opciones. si al tratar de que su lunch sea variado y coma cosas diferentes en la escuela, es probable que al principio no todas las opciones le guste, pero sé paciente, esto irá haciendo que se acostumbre a probar cosas nuevas y tú te darás cuenta qué le gusta comer y qué no.
  4. Que el lunch sea divertido. los niños son muy visuales, intenta poner de lunch alimentos llenos de color y con formas divertidas para que se animen a comer. Por ejemplo un sandwich en forma de dinosaurio, fruta en forma de flores, etc.
  5. Que te ayuden a prepararlo. involucra más a tus hijos y deja que ellos también sean participes de su lunch, te pueden sugerir qué es lo que les gustaría llevar, o untar mermelada en un pan, etc. muchas formas sencillas que no impliquen ningún peligro para ellos.
  6. Predica con el ejemplo. algo de suma importancia para los hijos es que si quieres que tengan hábitos saludables en la escuela, son los mismos hábitos saludables que deben tener en la casa, si no te ven consumir frutas, verduras y alimentos saludables, difícilmente ellos se animarán a hacerlo.
  7. Sé creativo. A la hora de cocinar, integra estos alimentos, como una pasta con vegetales, o cereal con fruta, así se acostumbran a estos sabores y si los mandas de lunch, aunque sea la fruta sola o verdura con limón, no tendrán problemas en comerlos.
  8. No le ofrezcas postres en recompensa. si animas a los niños a comer postre como recompensa, estarás enviando el mensaje de que esa es la mejor comida antes que las frutas y verduras, es mejor que evites darle muchos dulces para que no malinterprete las situaciones.
  9. Disminuye las distracciones. como ya hemos mencionado, debemos acostumbrarlos a que en la hora de la comida, lunch, desayuno o cena, se debe de comer como prioridad, sigue la rutina, que no vea que te distraes con otras cosas como el celular, llamadas telefónicas, etc.
  10. No compres comida rápida. la comida rápida suele tener mucha cantidad de grasa, para que tus hijos tengan hábitos alimenticios saludables en la escuela, deberán estar acostumbrados a consumir suficientes frutas y verduras en otros momentos del día. Prueba diferentes alimentos, si no le gustan o no quiere comer, haz que permanezca en la mesa hasta que todos hayan acabado, tal vez llegue el apetito durante este tiempo.
En resumen, todo lo que nuestros hijos hacen en la escuela, es un reflejo de lo que los dejamos hacer en la casa. Para comer bien en la escuela, deberán comer bien dentro del hogar.   Algunas ideas para el lunch de tu hijo: Galletas de fibra. Esta receta de galletas es alta en fibras para la gente que le gustan los postres pero no les gusta engordar. Rollitos de nutella. Deliciosos para el lunch de tus hijos! Plátanos deshidratados. Una deliciosa y nutritiva botana de plátanos deshidratados para tus hijos. Manzanas deshidratadas. Las manzanas deshidratadas son un lunch para tus hijos muy nutritivo. Kiwi deshidratado. Prepara estos kiwis deshidratados para un lunch nutritivo que tus hijos se pueden llevar a la escuela. Fresas con crema. Es una receta fácil y deliciosa en ocaciones donde no sabes que dar de postre después de la merienda, que delicioso. Coctel de frutas de colores. Delicioso coctel de frutas de colores tan llamativo, que a todos los niños les gustará. Prepara esta receta para el lunch, de postre o como una cena ligera. Brochetas de fruta y verdura para el lunch. Lo mejor de esta receta de brochetas de fruta para el lunch es que puedes prepararlas con la fruta o verdura que más le guste a tus niños y decorarla como tu prefieras. Flores de melón y sandía. Para que puedas enviarles un desayuno muy saludable a tus niños de lunch a la escuela, te recomiendo estas ricas flores de melón y sandía. Bocaditos de manzana deshidratada. Para que tus hijos puedan disfrutar de unos snacks nutritivos, prueba en hacerles unos bocaditos de manzana deshidratada súper ricos.

Si quieres conocer todas nuestras opciones de recetas, haz click aquí

Califica este Artículo.
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Es conveniente, es accesible y, en muchas ocasiones, suele ser una opción más económica. Sin embargo, la comida rápida no es precisamente el tipo de alimentación más recomendable. Aparte de la gran cantidad de calorías que aporta, la producción de este tipo de alimentos involucra una serie de químicos que pueden ser nocivos para la salud. Conoce lo que hay detrás de la comida rápida. Verduras con químicos Existen ciertos alimentos que no se conservan en buen estado por mucho tiempo, como por ejemplo la lechuga. Para evitar pérdidas los restaurantes suelen añadir a las hojas de lechuga glicol de propileno, un químico que también se usa en la fabricación de anticongelantes para automóviles. Huevo falso Para reducir los costos de producción muchos restaurantes de comida rápida sustituyen los huevos por una mezcla que, si bien incluye huevo, tiene otras cosas que no se encuentran naturalmente en esta comida. Algunos de los componentes de esta mezcla son glicerina, dimetilpolisiloxano y silicato de calcio. Pan elástico Aunque en muchos países ya está prohibido su uso, aún algunas cadenas de fast food emplean azodicarbonamida para la producción de sus alimentos. Este compuesto químico es utilizado para mejorar la harina, pero también puedes encontrarlo en plásticos espumados. Carne que no es carne Los nuggets son uniformes por una sola razón. Resulta que la carne que usan para elaborarlos es realmente una mezcla de huesos y restos de pollo procesados. Para preparar los nuggets moldean esta masa, la empanizan y después la fríen. En cuanto a la carne de res el caso no es muy diferente. La apariencia de los trozos de carne no tiene mucho que ver con lo que estamos acostumbrados a ver en nuestra cocina. Fruta no tan fresca Aunque no es tan común, algunas cadenas de comida rápida han comenzado a incluir en sus menús fruta. Curiosamente, estas rebanadas de manzana parecen no oxidarse porque siempre lucen frescas, como recién cortadas. Para lograr este efecto la manzana es tratada con ascorbato de calcio o ácido cítrico. Si bien estas dos sustancias son seguras, debes recordar que el aspecto de la comida no es natural. Cuida tu salud y la de los tuyos preparando la comida en casa. Con estas recetas podrás disfrutar de platillos típicos de la comida rápida con ingredientes frescos y naturales: Pan para hamburguesa Ensalada César con queso Malteada de fresa Costillas BBQ en exquisita salsa casera   Fuentes: Huffingtonpost.com.mx Lifehack.org Medicocontesta.com Fruitsandveggiesmorematters.org
La Navidad es una de las fechas más importantes para los niños, y no solo por los regalos. Los colores, la decoración, los postres y el ambiente general que se vive en esta época hacen que la Navidad sea una fiesta muy especial para los pequeños. Sin embargo, al momento de organizar las celebraciones navideñas, muchas de estas reuniones parecen estar hechas pensando solo en los adultos. ¡Gran error! Asegúrate de que todos tus comensales, incluyendo tus hijos y los de tus invitados, disfruten por igual la cena de Navidad siguiendo estas recomendaciones:Haz un ambiente agradable para ellos.Las fiestas en las que la decoración está tan perfecta que los invitados no deben moverse de su lugar para no arruinar nada son una verdadera pesadilla para los chiquitos. Si sabes que vas a recibir niños en tu cena de Navidad, prepara un espacio especial para ellos. Una mesa en la que no importa si tiran el refresco o donde los centros de mesa no pueden romperse. Con este pequeño detalle tú estarás más a gusto y ellos más tranquilos.Déjalos que participen.A los niños no les gusta llegar a un lugar, sentarse y solo ser observadores. Dales la oportunidad de participar y disfrutar del espíritu navideño. Antes de que lleguen, hornea unas galletas con formas variadas y haz betún de diferentes colores. Cuando los niños estén en tu casa, pídeles que te ayuden a decorar las galletas. Probablemente no queden tan bien como las tuyas, pero ellos estarán encantados de colaborar.Ofrece comida especial para los pequeños.Otro gran error de las fiestas navideñas es la comida. Sí, por supuesto el foie gras, el caviar, los ostiones o el queso azul son alimentos delicatesen, pero sus sabores son demasiado fuertes para el paladar de un niño. Cuando vayas a tener invitados infantiles prepara un menú más ad hoc con sus gustos. No tiene que ser una comida súper elaborada, solo algo con lo que están familiarizados.Organiza actividades que les gusten.Es ingenuo pretender que un niño puede llegar a una reunión, sentarse, platicar y convivir con el resto de los invitados como lo haría un adulto. A los niños les gusta estar haciendo algo. Y si no quieres que se entretengan con las esferas de tu árbol de Navidad, mejor organiza alguna actividad. Tal vez alguna manualidad o un juego.Recetas especiales para niños:Pasta de coditos con jamón fríaQuiche de jamón y queso Galletas de azúcar navideñas Galletitas de mantequilla
Sabemos que cualquier pretexto para viajar es bueno, pero en realidad no tienes que mudarte a Italia o a Grecia para disfrutar los grandes beneficios de la dieta mediterránea. Consiente tu paladar con platillos deliciosos y mejora considerablemente tu salud siguiendo los principios de la dieta mediterránea. ¿Qué es la dieta mediterránea? Este tipo de alimentación toma como base los hábitos de los países mediterráneos (Francia, Grecia, Italia y España). Aunque existen variantes de un lugar a otro, a grandes rasgos la dieta mediterránea se caracteriza por el alto consumo de vegetales, frutas, pescados y grasas no saturadas. Y, por supuesto, el vino tinto está presente (con un consumo moderado). ¿Cómo puedo seguir la dieta mediterránea? Es cierto que la comida italiana o la francesa no se parecen mucho a la mexicana. No obstante, los ingredientes de la dieta mediterránea son fáciles de conseguir (y cocinar). Lo que tienes que hacer para seguir esta dieta es: Usa más aceite de oliva y menos aceite de girasol o mantequilla Procura incluir verduras y legumbres en todos tus alimentos Sustituye el consumo de carne por pescados, de preferencia azules Come un puñado de frutos secos al día Acompaña tus alimentos con una copa de vino de vez en cuando Cambia los postres calóricos por frutas frescas   ¿Cuáles son los beneficios de la dieta mediterránea? Además de los increíbles sabores y aromas, esta dieta ofrece muchos beneficios a la salud. El más conocido es posiblemente el que tiene que ver con la disminución del colesterol malo. El consumo de alimentos típicos de la dieta mediterránea está relacionado con un menor riesgo de enfermedades cardiovasculares. Pero no solo eso. Se ha demostrado que las personas que siguen este tipo de alimentación tienen menos posibilidades de desarrollar Parkinson, Alzheimer y algunos tipos de cáncer, entre ellos el cáncer de mama. Anímate a probar nuevos platillos y disfruta desde hoy los grandes beneficios de la dieta mediterránea: Láminas de berenjena con especias Ensalada de pollo mediterránea Pasta con salsa de espinacas Medallón de atún con salsa mediterránea Ensalada de garbanzo   Fuentes: NHS.uk Eatingwell.com
Si crees que necesitas cientos de aditamentos y herramientas en la cocina para preparar postres increíbles, estás en un gran error. Con estas recetas te demostramos que lo único que necesitas para cocinar platillos dulces es una licuadora. Pastel de chocolate y nuez Con esta receta no necesitas cernir ingredientes o batir claras de huevo a mano. Basta con que tengas una licuadora para disfrutar de este delicioso pastel de chocolate y nuez.   Fresas con crema fácil Cuando tengas antojo de algo dulce recuerda que con solo 3 ingredientes y tu licuadora puedes preparar un exquisito postre de fresas con crema en menos de media hora.   Cupcakes de 3 leches Consiente a tu familia con unos esponjosos cupcakes. Agrega la mezcla de 3 leches cuando los cupcakes aún estén tibios. Así absorberán más el sabor.   Flan de queso crema Nunca había sido tan sencillo preparar el clásico flan de queso. Saca tu licuadora, flanera y olla express para hacer un flan de queso sin horno.   Smoothie de frambuesa y yogurt No todos los postres tienen forma de pastel o pay. Este smoothie puede ser el cierre dulce que le hace falta a tu comida. Recuerda triturar un poco los hielos antes de licuarlos.   Pay helado de limón y galleta La sencillez no está peleada con el sabor. Prepara este delicioso pay helado con pocos ingredientes y tan solo usando tu licuadora.   Gelatina de queso con duraznos La fruta que se usa en esta receta está en almíbar, así que puedes elegir la de tu preferencia: duraznos, mangos, piña, etc. Sirve cada rebanada con un chorrito de rompope.   Crepas con cajeta No te compliques con recetas súper elaboradas. Para preparar estas ricas crepas con cajeta solo hace falta una licuadora y algunos ingredientes que seguramente ya tienes en tu cocina.   Mermelada de piña casera Si lo tuyo es más de acompañar un trocito de panqué con un poco de tu mermelada favorita, te recomendamos esta receta. Elige tu fruta preferida y disfruta una rica mermelada casera.   ¿Cuál de todos estos postres es tu favorito? Déjanos tus comentarios.
PUBLICIDAD
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD