Cómo Hacer Un Buffet En Casa
Comida para Niños y Bebés

Cómo Hacer Un Buffet En Casa

Por Kiwilimón - Marzo 2012
Ollas, sartenes, cucharas de madera, cuchillos; quizá suene a pesadilla tener que contar con todos los utensilios de la cocina para preparar una docena de platos, pero con un poco de paciencia la tarea es fácil y asequible. Lo positivo que tiene un buffet es que agradarás a todos, ya que vegetarianos, carnívoros y amantes de los canapés pueden disfrutar de una cena conjunta. Lo primero es saber qué tipo de invitados irán a la casa. Dependiendo de eso el menú se dirigirá hacía una tendencia u otra. La lista de la compra es imprescindible para que no te olvides nada, ya que la organización es, ante todo, la mejor base para la preparación de una gran velada. Para eso es imprescindible saber justamente los menús que se cocinarán. No hay que olvidar que se tiene que contar tanto con recetas calientes como frías. Ensaladas Las ensaladas son fáciles de preparar, llenan y además ofrecen la posibilidad de ser creativos. Debido a su colorido dan un toque especial a la mesa, por lo que de paso decoran. Nunca pueden faltar varias salseras para que los invitados aliñen a su gusto. Ensalada de Menta, Queso de Cabra y Jitomate Cherry Esta ensalada es super rica y muy fresca. Ideal para acompañar cualquier carne o pollo a la plancha. Ensalada de Queso de Cabra con Arándanos Dale variedad a tus ensaladas preparando esta rica ensalada de queso de cabra con arándanos, nueces garapiñadas y un aderezo de dijon. Ensalada de Jitomates y Cacahuates de Inle En Inle preparan esta ensalada de jitomates con un aderezo de vinagre de arroz, salsa de pescado, un poco de chile y cacahuates. Es deliciosa. Carne y pescado Carne y pescado, tiene que haber opción a todo. Lo mejor es prepararlos en taquitos, ya que en un bufé la gente acaba de pie en reunión y se tiende a picotear más que a sentarse tranquilo. Otra forma de presentar estos alimentos es por medio de empanadas, eso sí, como no se ve el interior en este caso habrá que distinguirlas. Un truco es usar palillos. Lomo con Hierbas en Salsa de Mostaza Prueba este delicioso Lomo con perejil, albahaca, tomillo, vino blanco y mostaza Dijon. Carne de Res con Vino y Echallots Un rico filete de res con una salsa de vino, echallots y caldo de res. Quesadillas de Atún Ricas quesadillas de atún y de fácil preparación para una rica botana.. Salmón en Crema de Perejil Fácil, rápido y delicioso salmón con crema de perejil. Tabla de quesos Algo que siempre queda bien en todas las cenas es una tabla de quesos. Sirve para abrir el apetito o para que los más comilones puedan pinchar y no se queden con hambre. De cabra, de vaca, tierno, curado. Tiene que haber de todo. Queso Provoletta Un rico queso provolone marinado con aceite de oliva y orégano hecho a la parilla. Tartaletas de Fresa y Queso Crema Estas ricas tartaletas son muy faciles y rápidas de hacer y solo es necesario refrigerarlas 3 horas antes de servir. El relleno esta hecho con queso crema y queso mascarpone. Terrine de Queso de Cabra con Calabacín Es una rica combinación de queso de cabra con pistaches y una presentación espectacular.. Verduras Por si tenemos a algún vegetariano es imprescindible contar con más de un plato a base de verduras. Algo muy socorrido es disponer de patatas y una parrillada. Pimiento verde y rojo, cebolla, tomates, berenjenas. Se pasan por el brasero, y listo. Verduras al Wok Deliciosa combinación de verduras cocinadas en un wok al estilo oriental. Verduras Ratatouille El ratatouille consiste en un platillo vegetariano típico francés que se prepara con diferentes verduras y hierbas. En este caso las verduras del platillo son berenjena, calabacitas y jitomates. Delicioso acompañamiento para carnes. Tartare de verduras crujientes Es una entrada ligera, facil de preparar y muy lucidora. Dip de Verduras Light Un rico y saludable dip a base de queso cottage y verduras. Postres En cuanto a los postres la mejor opción es preparar tarta, ya que los helados soportan menos el estar fuera del refrigerador y cada invitado lleva un ritmo distinto a la hora de comer, así que la sobremesa se puede alargar. Lo ideal es una de chocolate y otra de frutas, ya que sobre gustos no hay nada escrito. Vasitos de Chocolate, Crema y Frambuesa Vasitos con mousse de chocolate, crema batida, merengue y frambuesas. La receta es rápida y facil pero se tiene que hacer con un día de anticipación para que quede bien la mousse de chocolate. Tarta de Frambuesas y Blueberries Un delicioso postre hecho con una crema de vainilla y frambuesas y blueberries. Trufas de Chocolate Deliciosas trufas de chocolate, blanco u obscuro, espolvoreadas con frutas secas, coco o cocoa.. Pastel de Chocolate con Kiwi Un pastel de chocolate con un toque de kiwi. Bebidas Y como colofón, una bebida muy socorrida: el vino. Para los que no toman alcohol es importante disponer de refrescos de cola, naranja o limón y, claro está, una jarra de agua para los más sanos. Las copas sólo hay que sacarlas una vez que todos han acabado de comer. Bellini de Duraznos Este rico coctel de champaña lleva un puré de duraznos que le da un sabor exquisito. Sangria Blanca Tropical Deliciosa nueva forma para preparar una sangria. Esta receta de sangria lleva vino blanco y champaña fríos con mangos, carambola y ginger ale. Delicioso para servir en una comida al aire libre. Kir de Melón Esta bebida es una creación nueva del kir tradicional. La champaña en este caso se acompaña de licor de melón. Caipisake Un twist moderno a una bebida brasileña de limón y con sake. Vino Caliente con Canela Una bebida exquisita para navidad, vino caliente con especies.
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
El 2020 se ha visto afectado en su mayor parte por una pandemia que aunque nos ha traído dificultades a todos, definitivamente hay sectores más afectados por el COVID-19, como el de la alimentación, por ejemplo.Es por eso que hoy más que nunca necesitamos ser solidarios y apoyar con lo que podemos, como consumir local, pero también hay otras opciones para poder aportar un poco en este momento de crisis. Proyectos como Leentro buscan recaudar fondos para poder ayudar principalmente a tres sectores: el de la salud, el de la alimentación y el de la educación. De una manera muy única, esta campaña de procuración de fondos consigue su objetivo a través de deportistas, artistas, actores, empresarios, influencers y celebridades que donan experiencias únicas o realizan subastas de algún objeto personal para sus seguidores.Así que una cena en manos del chef Olvera es una de las experiencias que puedes vivir y disfrutar, al tiempo que donas dinero para sus diversos fines, como repartir kits para enfermeras, doctores y personal sanitario, capacitar personal, entregar despensas y otorgar becas, por ejemplo.Enrique Olvera & Mercedes-Benz from Le Entro on Vimeo.En este evento culinario único gracias a Mercedez-Benz, el chef Olvera y el chef Jesús Durón, podrás disfrutar de una cena maridaje al nivel de los restaurantes más altos del mundo para ti y 6 amigos, en la cocina de Casa Teo, un espacio creado por Enrique Olvera con la privacidad y exclusividad que sólo podrías lograr en casa.Consulta aquí todo lo que necesitas para participar en esta experiencia y sé parte de Leentro, donde todo lo recaudado será donado a instituciones como Comedor Santa María, Fundación TecSalud, Fundación Becar IAP y más.
Los tiempos difíciles siempre sacan lo mejor de nosotros y a pesar de que este año la industria gastronómica, como muchas otras, se ha visto afectada porque hemos tenido que guardarnos en casa lo más que podemos, muchas iniciativas están creando formas seguras e increíbles de reactivarla y apoyarla.Así, para cerrar el año de manera deliciosa, no te pierdas estos 3 festivales de comida y cerveza, con los cuales podrás descubrir nuevos sabores, restaurantes y lugares favoritos de manera segura, pero sobre todo, apoyar a las personas que se dedican a esta sabrosa industria.Festival A qué me sabes #CDMX 2020Del lunes 23 al domingo 29 de noviembre 2020 podrás disfrutar de experiencias y eventos exclusivos para probar la cocina y barra de estupendos restaurantes, cafés y bares a través de menús especialmente creados por las grandes figuras de la gastronomía mexicana.En total, 50 restaurantes como Azul Histórico, Azul Condesa, Sesame o Alba Cocina, en diferentes colonias de la Ciudad de México ofrecerán menús de tres tiempos, con el que cada restaurante o bar dará a descubrir un pedacito de su cocina a un precio atractivo, pero justo para los establecimientos.Consulta la página oficial del Festival A qué me sabes #CDMX para conocer su programación y todos los bares y restaurantes participantes.Coca-Cola Metate 2020Los amantes de los tacos no se quedarán sin la secuela del festival que combina sus favoritos: música y los mejores tacos de la ciudad. Coca-Cola Metate 2020 se adapta a la nueva normalidad por completo con un formato tipo “autocinema”, en el que podrás hacer el recorrido taquero desde la comodidad y seguridad del auto, para después disfrutar de los invitados musicales en el Palacio de los Deportes.Este año los barrios incluyen oferta Norteña, Costeña, Al pastor y Tiangüis, con más de 20 de las taquerías favoritas del país, junto a un cartel único de artistas, entretenimiento familiar y formato drive-thru donde los participantes conducirán por diferentes originales y divertidos escenarios. Debido a su éxito y a que para mantener la sana distancia hay un número limitado de autos por recorrido, Coca-Cola Metate 2020 se extendió un día y podrás acudir a este festival el 3, 4, 5 y 6 de diciembre, con 5 integrantes por coche. Puedes comprar los boletos en Ticketmaster desde 400 pesos.CDMX Ciudad Cervecera 2021Entre los eventos de reactivación que más expectativas han generado para los apasionados de la cerveza está la primera edición de CDMX Ciudad Cervecera. Del 12 al 21 de febrero de 2021, cervecerías de la ciudad, hoteles, restaurantes, boutiques especializadas, biergardens, pubs y tasting rooms reunirán el talento y producto de 40 cervecerías independientes de toda la ciudad de México. “Serán 10 días en los que el orgullo de lo hecho con lúpulo y malta, y el entusiasmo de miles de emprendedores, animarán la capital del país con multiexperiencias en recintos y espacios que son parte de nuestra identidad”, afirmó el comité organizador, integrado por cervecerías independientes y especialistas en comunicación.CDMX Ciudad Cervecera 2021 ofrecerá activaciones y experiencias tipo pop up que contribuirán a reactivar económicamente a la ciudad. Estos micro eventos operarán respetando las máximas medidas sanitarias y de sana distancia que exige la nueva normalidad. En la agenda están contemplados tours por cervecerías, take overs, catas guiadas presenciales y virtuales, clases magistrales, maridajes, activaciones, corredores, conciertos y actividades en hoteles. Consulta todos los detalles aquí o síguelos en Instagram y Facebook.Ya sea que extrañes los conciertos e ir por taquitos, las cervezas con amigos o simplemente la experiencia de ir a comer a un restaurante, estos tres festivales son la forma segura de volver a vivir estas experiencias, mientras contribuyes a reanimar una industria muy importante para el país.
La comida de la temporada decembrina nunca decepciona, ni la local, ni la extranjera, pues así como aquí se nos antoja el ponche, los atoles o el chocolatito caliente, de Europa podemos adoptar el delicioso vino caliente, conocido como vino especiado o mulled wine.Su origen su puede rastrear hasta Roma, durante el siglo II, cuando los romanos viajaban por el continente mientras conquistaban gran parte de él y comerciaban con el resto de Europa. Es así como las legiones trajeron vino y viticultura, junto con sus recetas.En la actualidad, el vino especiado se vende en los mercados europeos durante la temporada invernal, y puedes encontrarlo en Francia, Alemania o incluso en España, y ahora cada vez más se prepara en otras partes del mundo, como Estados Unidos, pues tiene una receta sencilla muy fácil de hacer.Sin importar en dónde estés, te aseguramos que hacer esta receta de vino caliente será un éxito y será perfecto para compartirlo con familia y amigos. Prueba esta receta y no dudes en hacer tus propias mezclas, para lograr el equilibrio perfecto de especias, dulzura y calidez.Mulled wine o vino caliente especiadoLa receta tradicional del vino caliente consiste en vino (generalmente tinto) que se calienta con una mezcla de especias, además de ingredientes opcionales como sidra de manzana y cítricos, y adiciones opcionales (y especiales) como brandy.El mejor vino para hacer mulled wine o vino caliente es uno seco y con cuerpo como un cabernet sauvignon o shiraz, pues estos tipos de vino resistirán los otros sabores y asegurarán que el vino especiado no sea demasiado dulce. Por otro lado, ya que añadiremos varios sabores, lo mejor será usar una botella económica.Para hacerlo necesitarás:Vino tintoSidra MielNaranjaEspecias como canela, anís estrella, clavos de olor y cardamomoBrandyPara hacerlo, primero vierte el vino en una olla grande y calienta a fuego lento. Añade las especias enteras y evita en lo posible usar especias molidas o en polvo, pues si lo haces así, flotarán en el vino. Agrega la sidra de manzana, la naranja en rodajas y mantén la cocción a fuego lento para permitir que las especias infusionen el vino y que los otros ingredientes se unan en una bebida única y deliciosa, hasta que hierva. El brandy, que es opcional, se integra hasta el final, si lo deseas.Al momento de servirlo, puedes decorarlo con una rajita de canela y rodajas de manzana o de naranja y listo.
En Perú me enamoré dos veces. La primera fue con las montañas, en el camino de seis meses que tracé de Cusco a Chiclayo. La segunda, más reciente, en una visita de diez días a Lima y Nazca. El motivo era casi contrario: en esta ocasión quería comerme la capital a mordidas. A la par extrañaba el acento, los huaynos, la cerveza Cusqueña, los chifles de la calle; en fin, extrañaba mi Perú. Pasadas las primeras veinticuatro horas de mi llegada no había duda: la cocina peruana me había reconquistado. En ese entonces su gastronomía ya había explotado como bomba ante la crítica mundial: por todos lados era reconocida como una de las más complejas y, claro, como una de las mejores. Después de recorrer prácticamente todo el país entre mi primera y segunda visita, lo que más añoro de la cocina peruana son los sabores del humo de la serranía. La pachamanca (manjar de carnes y verduras cocinadas bajo la tierra) me sabe a los Andes cuando sus picos inasequibles eran la cobija de mis noches. Lo relaciono con el recuerdo de las edificaciones monumentales incas, con su energía mística y abrumadora. Ahí, a más de 2400 m de altura, la cultura podía disfrutarse en un potaje denso donde no faltaba la papa, el ají, el huacatay. Jamás me he comido una palta (aguacate) más grande o una piña más dulce que las que probé allá en las alturas.Pero las regiones en Perú dividen los hallazgos. La accidentada geografía, los asentamientos y las migraciones terminaron por agrupar sus preparaciones: las hay marinas, las hay fusión –chifa y nikkei– andinas, criollas, africanas, amazónicas... Rico por donde se le vea. La más laureada quizá sea la cocina marina:es una ceremonia rendida al inmejorable producto de las corrientes frías de Humboldt en el Pacífico y adicionada casi siempre con toques orientales. Como en todos los países lo esencial se concentra en la capital. Hay que esquivar puestos y personas en las banquetas para llegar al ceviche o la leche de tigre más fresca en el Mercado no. 1 de Surquillo. Para un buen comilón de cocina china se toma camino al centro y se llega a San Joy Lao –imperdible el arroz chaufa de charqui y chanchito–. En barrios como Miraflores y San Isidro están las joyas intelectualizadas de los grandes chefs locales como Virgilio Martínez de Central, Pía León de Kjolle o mi gran favorito, Mitsuharu Tsumura de Maido, que lleva a la cumbre los sabores nikkei (mitad peruanos, mitad japoneses). Imposible dejar de mencionar a Astrid y Gastón de Gastón Acurio, el gran caudillo de la gastronomía peruana por el mundo; los sitios relativamente nuevos como Osso o los de siempre como Fiesta.Atrás nunca se quedan los guisos de las picanterías, los picarones que se consiguen en las tiendas cuando es temporada, y los anticuchos de las esquinas que lo encuentran a uno cuando lleva puesta la madrugada. Su olor a carne especiada hecha al carbón llama lo mismo que un anuncio gigante de neones. En las picanterías convergen los saberes de la cocina popular. Me da nostalgia pensar en sus chicharrones, sus chupes (caldos)– y sus patitas de chancho. En estos pequeños locales generalmente resguardados por una matriarca se recoge el génesis de la gran gastronomía peruana y las técnicas transmitidas por generaciones. Son de tanto valor las picanterías que varios distritos las han declarado Patrimonio Cultural de la Nación. La cocina peruana no se salva de lo exótico, lo intrincado. ¿Alguna vez han probado carne de llama, alpaca o cuy? En algunas zonas de Perú son un manjar. Y es que la textura de la alpaca es inigualable, se deshace a penas se le hinca el tenedor. Para mí era todo lo que pedía –y uno o dos pisco sours– tan pronto volvía al Cusco cada viernes, después de una semana internada en las montañas. A la cuenta faltan mil guisos, decenas de bebidas, postres que hacen suspirar y las preparaciones de regiones como Chiclayo o Arequipa. Trataré de hablar de todo en otras cartas editoriales. Tal vez con palabras pueda expresar todo el amor que siento por esta cultura y su comida. Mientras tanto, les comparto con todo cariño y respeto, una receta originaria de la ciudad de Huancayo y un imperdible de los restaurantes de Lima: la papa a la huancaína. La preparación original lleva obviamente ají amarillo, aunque aquí la hicimos con pimiento amarillo para que las cocineras de casa pudieran encontrarlo fácilmente. ¿Les digo algo? ¡Quedó buenaza!
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD