Las verduras y tu bebé
KiwiBaby

Las verduras y tu bebé

Por Kiwilimón - July 2011
    Para introducir las diferentes verduras a un bebé hay que seguir la regla de un nuevo alimento cada 3 días. Al haber comenzado con chayote quise probar como segunda verdura una de color rojo o naranja y escogí la zanahoria. La zanahoria le gusta a muchos niños ya que es de sabor muy dulce y tiene una nueva textura, a mi hija no le gustó. Cuando se da una nueva comida y no gusta es importante no rechazarla por completo, puede tomar hasta 10 probadas antes que un bebe le encuentre el gusto a una comida. Otras verduras que luego probé antes de comenzar las frutas fueron: calabaza, chícharo, ejote y camote. Una vez que ya probó varias verduras creé un puré de verduras que le encantó. Puré Mixto de Verduras Ingredientes: 1 cucharadita de aceite de oliva 1 zanahoria pelada y picada 1 papa pelada y picada 1 cucharada de chícharos 2 cucharadas de granos de elote 4 cucharadas de agua Procedimiento: 1. En una olla calentar el aceite de oliva y cocinar las zanahorias y las papas por 5 minutos. 2. Agregar los chícharos, el elote y el agua, mezclar y tapar. Cocinar por 15 minutos mezclando ocasionalmente para que no se pegue. 3. Hacer una papilla de la verdura cocida con un procesador de comida o un molino y agregar un poco más de agua en caso de querer que la papilla sea más líquida. 4. Guardar en envases de vidrio y servir de poco en poco en plato del bebe ya que así si no se lo acaba se puede guardar y utilizar al siguiente día. Recetas recomendadas para tu bebé:Papilla de ManzanaPapilla de FrambuesaPapilla de Pollo
Califica este Artículo.
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
La fruta de la pasión está en boca de todos, literalmente. Tal vez no te suene mucho por ese nombre, pero seguro que sí la reconoces como maracuyá o granadilla. Esa pequeña frutilla tropical ha ganado popularidad por su exquisito y peculiar sabor, pero no solo por eso. El maracuyá es un alimento extremadamente nutritivo. Conoce todas las razones por las que debes comenzar a comer fruta de la pasión hoy mismo.La fruta de la pasión es rica en polifenoles, micronutrientes con efectos antioxidantes. De hecho, tiene niveles más altos de estos componentes que otras frutas, como el plátano, el mango, la papaya o la piña.Comer regularmente maracuyá ayuda a fortalecer el sistema inmunológico. Las grandes cantidades de vitamina C presente en la fruta de la pasión aumentan las defensas del cuerpo.Tal vez no parezca mucho, pero en una pieza de 18 gramos, dos de esos son fibra. La mayor parte de esta es fibra soluble, la cual ayuda a prevenir el estreñimiento y los picos de azúcar en la sangre.La fruta de la pasión contiene otra vitamina esencial para conservar la salud: la vitamina A. Este nutriente tiene la capacidad de mejorar el aspecto de la piel, fortalecer el sistema inmunológico y mantener en buen estado la visión.Uno de los macronutrientes que requiere el organismo para llevar a cabo sus funciones vitales es el potasio. El maracuyá (crudo) aporta 63 mg de este. (Recuerda que la ingesta diaria recomendada de potasio es de 100 mg).Otra gran ventaja de la fruta de la pasión es su efecto a nivel psicológico. De acuerdo con algunos estudios, el consumo de maracuyá atenúa los efectos del estrés y la ansiedad, gracias a su contenido de magnesio.Un componente presente en la fruta de la pasión, el piceatanol, ayuda a mejorar el metabolismo, la sensibilidad a la insulina, entre otras cosas.Otro de los grandes beneficios de comer fruta de la pasión es la prevención contra el cáncer. Algunos estudios han demostrado que los antioxidantes del maracuyá impiden que los radicales libres muten el ADN de las células saludables.Algunos de los síntomas típicos de la menopausia, como los bochornos, pueden tratarse con fruta de la pasión.Finalmente, el consumo regular de maracuyá ha sido asociado con una disminución en los niveles de ansiedad. Asimismo, se cree que puede mejorar la calidad del sueño.Disfruta todos los beneficios de esta fabulosa fruta preparando estas deliciosas recetas:Frappé energético de maracuyá con coco y chíaCupcake de Maracuyá
Congelar tu comida puede cambiarte la vida. Eso es cierto. Sin embargo, hay algunos alimentos que no debes guardar en el congelador porque podrías afectar su consistencia. Conoce cuál es la comida que debes mantener fuera del congelador.Verduras verdesLa lechuga, kale, apio, espinaca pierden su natural textura crujiente cuando se almacenan en el congelador. Por si fuera poco, su sabor también pierde mucha intensidad cuando las hojas verdes son sometidas a temperaturas bajo cero. Además, como algunas tienen grandes cantidades de agua, pasan por el temido efecto de qudar "quemados"; que quiere decir que su consistencia se volverá un poco arrugada y escurrirán demasiado. Algunos lácteosLa leche, el queso suave, el yogurt y la crema jamás deben congelarse. Y la razón es muy sencilla. La grasa presente en estos alimentos tiende a separarse cuando se congela, entonces al entrar en temperatura ambiente el resultado es una sustancia un tanto desagradable. Aunque puedes usar los lácteos descongelados para cocinar, te aseguramos que no se te antojará comerlos solos.  Alimentos fritosLas papas a la francesa o el pollo frito jamás deben meterse al congelador. Las bajas temperaturas hacen que la textura crujiente se convierta en una consistencia suave y aguada. Además, este proceso hace que el aceite se impregne aún más en los alimentos, por lo que será más difícil quitar el exceso de grasa con toallas de papel.HuevosUn gran error que se comete muy seguido es el congelar los huevos cuando están aún dentro del cascarón. Recuerda que los líquidos se expanden al congelarse, por lo que los huevos pueden explotar y estar expuestos a las bacterias. En caso de que necesites guardar huevos en el congelador, rómpelos y ponlos dentro de recipientes herméticos.PapasAl igual que las hojas verdes, las papas pierden mucha textura cuando se congelan. Si quieres preparar papas fritas, nunca las congelen antes de hacerlas. En caso de que vayas a hacer sopas o caldos, no importa mucho el cambio en la consistencia de las papas.Frutas y verduras crudasEl alto contenido de líquido que tienen las frutas y verduras sin cocer hace que sean alimentos prácticamente prohibidos en el congelador. Solamente te recomendamos que congeles las frutas cuando vayas a preparar un licuado o un smoothie.Arroz y pasta No arruines un delicioso plato de arroz o pasta al guardarlo en el congelador. A menos que quieras recalentar un platillo de consistencia aguada, mejor mantén alejados el arroz y la pasta de esta parte del refrigerador.Estas recetas te podrían interesar:Pasta cremosa al cilantroPescado con papas a la cremaPapa al horno con champiñones Deliciosos huevos divorciados
Seamos honestos: muchas veces usamos palabras sin saber exactamente qué significan. Por ejemplo, hablamos de setas y hongos por igual, sin tener la certeza exacta de qué estamos diciendo. Aunque los usemos como sinónimos, estos términos se refieren a cosas diferentes. En esta entrada te explicamos las principales diferencias entre una seta y un hongo. ¿Hongo o seta?Aunque podríamos estudiar más a fondo el reino fungi para entender las diferencias entre hongo y seta, no queremos meternos en camisa de once varas. Así que lo pondremos de la manera más sencilla posible: un hongo sería el equivalente a un árbol, mientras que una seta sería el fruto de dicho árbol. Así de fácil. Los hongos crecen debajo de la tierra y solamente salen a la superficie, en forma de seta, cuando se presenta una disminución en la temperatura ambiental. Digamos, entonces, que las setas son una respuesta natural del hongo a los estímulos del ambiente. La confusión entre estos dos términos surge precisamente aquí: cuando decimos que estamos comiendo hongos, en realidad lo que estamos consumiendo es una parte del hongo que se llama seta. Eso que conocemos comúnmente como champiñón (sombrero y tallo) es el fruto del hongo que se encuentra debajo de la superficie. ¿Es bueno comer setas?Una vez habiendo aclarado la confusión entre ambos términos, podemos entrar más a detalle en las características y propiedades benéficas de estos alimentos. Las setas son un tipo de alimento muy nutritivo, ya que aportan minerales, como calcio, potasio, zinc, hierro, además de algunas vitaminas, tales como A, C, D y algunas otras del complejo B. Otra característica importante es que las setas no contienen grasas, pero sí muchas proteínas y fibra. De acuerdo con la Fundación Española de Nutrición, en 100 gramos de setas hay tan solo 25 kilocalorías, 1.8 g de proteínas, 4 g de carbohidratos, 2.5 g de fibra y nada de colesterol. ¿Cómo es mejor preparar las setas?Se ha comprobado que, al freír o cocer diferentes tipos de setas, estas pierden proteínas y algunos antioxidantes. Para conservar la mayor parte de los nutrientes presentes en las setas lo mejor es prepararlas a la plancha con un poco de aceite. Otra opción saludable para cocinar setas es hacerlo en el microondas. Este método te permite reducir el tiempo de cocción y usar la menor cantidad posible de agua. De esta manera, conservas buena parte de los antioxidantes, ya que no se diluyen en el agua (o aceite) ni se pierden durante un largo proceso de cocción.¿Qué platillos puedo cocinar con setas?Setas al PibilDeliciosos tacos de setasPasta en Salsa Cremosa con SetasCrema de Setas con Alemdras
Los pistaches son más que una rica botana. Estos pequeños frutos secos tienen muchas propiedades benéficas para la salud. Conoce algunos de los beneficios de comer pistaches y descubre cómo puedes incorporarlos en tu dieta diaria. En comparación con otras nueces, los pistaches tienen mucho menos calorías. Por ejemplo, la nuez pecanera tiene 193 calorías, mientras que el pistache solo contiene 156. Esto en una porción de 28 gramos. Pero eso no es todo. El pistache es la segunda fruta seca (después de la almendra) con mayor aporte proteico. Alrededor del 20% de su peso son proteínas.Comer pistaches puede ayudarte a perder peso. Los altos niveles de proteína y fibra hacen que te sientas satisfecho por más tiempo, lo cual evita que comas en exceso. Pero eso sí, hay que medirse en la cantidad de pistaches que comes al día, o de lo contrario su efecto puede ser contraproducente.De acuerdo con la Asociación Americana de Optometría, dos antioxidantes presentes en los pistaches (luteína y zeaxantina) ayudan a conservar la salud de los ojos, previniendo enfermedades como las cataratas.El consumo regular de pistaches está asociado con una mejor flora intestinal. De acuerdo con un estudio realizado en 2012, los prebióticos presentes en los pistaches ayudan a aumentar los niveles de bacterias buenas en los intestinos.Los niveles de cobre en los pistaches son bastantes altos, por lo que incluirlos en la dieta diaria puede impactar en la absorción de hierro. De esta manera, los pistaches son grandes aliados en el tratamiento de enfermedades como la anemia.Los pistaches también ayudan a reducir los niveles de azúcar en la sangre. Su consumo se recomienda especialmente entre mujeres embarazadas que padecen diabetes gestacional, ya que el comer una ración de pistaches diariamente reduce los niveles de azúcar.¿De qué manera puedes comer pistaches?Como botanaPara hornear pasteles o panesPulverizando en smoothies o postresSimplemente tostado en ensaladas o pastasDentro de un mix de granola o cerealesEstas son algunas recetas para cocinar usando pistaches:Crema de PistachesPaleta de Mango y PistacheSanck de queso, plátano y pistacheYoghurt de Kiwi con quinoa y pistaches
PUBLICIDAD
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD