Mi bebé no come
KiwiBaby

Mi bebé no come

Por Kiwilimón - Agosto 2011
    Así como presumí el apetito de mi hija en un inicio debo de confesar, ahora no quiere comer. Le dedico esta entrada a todas las mamás que en algún momento se encuentran frustradas o preocupadas que a sus hijos no les guste la comida (aún más cuando la preparamos en casa y con los mejores ingredientes). En base a esta preocupación por medio de prueba y error he juntado un par de consejos para que sus bebes empiecen a comer y disfruten la comida: 1. Diluir con leche- Este consejo es aplicable para la avena, el arroz y el plátano. Cuando mi hija no se encuentra convencida con la textura prueba agregar 1 Oz más de leche materna o formula, esto hace que la comida tenga una consistencia más líquida y le gusta más. 2. Cocinar- Este consejo aplica para las frutas. Si las frutas le saben muy ácidas a sus bebes cocinarlas por 15 minutos con un poco de agua o jugo de manzana les quita la acidez. 3. Paciencia- Comer por medio de una cuchara no es lo mismo que utilizar una botella y por lo mismo el darles nuestra atención y tiempo completo a los niños cuando comen hace toda la diferencia. A veces le dedico hasta 45 minutos a la hora de la comida de mi hija y se los recomiendo mucho. 4. Creatividad- Hoy existen varios utensilios para hacer la comida más divertida como chupones para poner la fruta adentro o cucharas divertidas. También el dejar que los bebes exploren la comida, la toquen, jueguen con ella, etc. ayuda a que se familiaricen con ella. Recetas de cocina recomendadas:Papilla de FrambuesaPapilla de ManzanaPapilla de Pollo
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Las palomitas pueden tener cabida dentro de una dieta balanceada si sabes cómo prepararlas, pues contienen nutrientes importantes y ofrecen una variedad de beneficios para la salud.Las palomitas de maíz son un tipo especial de maíz que explota cuando se expone al calor; esto sucede porque en el centro de cada grano hay una pequeña cantidad de agua, que se expande cuando se calienta y eventualmente hace que el grano explote.Aunque no lo parezca porque son una botana muy popular, las palomitas de maíz son un alimento integral, lo que las hace naturalmente altas en varios nutrientes importantes y de acuerdo con varios estudios, existe una relación entre el consumo de granos integrales y beneficios para la salud como la reducción de la inflamación y la disminución del riesgo de enfermedad cardíaca, por ejemplo.Por su parte, una porción de 100 gramos de palomitas te aporta los siguientes nutrientes:Vitamina B1 (tiamina): 7% de la IDR.Vitamina B3 (Niacina): 12% de la IDR.Vitamina B6 (Piridoxina): 8% de la IDR.Hierro: 18% de la IDR.Magnesio: 36% de la IDR.Fósforo: 36% de la IDR.Potasio: 9% de la IDR.Zinc: 21% de la IDR.Cobre: 13% de la IDR.Manganeso: 56% de la IDR.Esto viene con un total de 387 calorías, 13 gramos de proteína, 78 gramos de carbohidratos, 5 gramos de grasa y 15 gramos de fibra, una cantidad extremadamente alta que convierte a esta porción de palomitas una de las mejores fuentes de fibra del mundo.Imagen tomada por Eduardo Casajús Gorostiaga, Unsplash.Hay muchas formas de preparar palomitas, quizá la más popular son aquellas preenvasada que se pueden hacer en microondas, sin embargo, la mayoría de las bolsas para microondas están revestidas con un químico llamado ácido perfluorooctanoico (PFOA), que se ha asociado con una variedad de problemas de salud.Para hacer palomitas saludables, lo mejor es hacerlas en la estufa y con sólo 3 cucharadas de aceite, que puede ser de oliva o de coco; esta cantidad de aceite bastará para hacer media taza de palomitas en grano y sólo necesitarás de media cucharadita de sal para sazonarlas.Si quieres tener un beneficio adicional, puedes espolvorearlas con levadura nutricional. La levadura nutricional tiene un sabor a nuez y queso y contiene varios nutrientes importantes, que incluyen proteínas, fibra, vitaminas B y varios minerales.
Está más que comprobado que cuando buscas bajar de peso o trabajar la masa muscular, no hay nada como la alimentación balanceada, pero para este segundo propósito, sí hay algunos alimentos y guías que puedes seguir para lograrlo.Desarrollar músculo requiere un balance energético positivo, esto significa que debes ingerir más calorías de las que quemas. Por ejemplo, para desarrollar 500 gramos de músculo necesitas aproximadamente 2 mil 800 calorías, en gran parte para apoyar la renovación de proteínas, que puede elevarse con el entrenamiento.Recuerda que para cualquier cambio en tu alimentación, debes consultar a un experto y si estos consejos son buenos para ti, seguro podrás desarrollar masa muscular de manera más eficiente y rápida.Omelettes y queso cottage para el desayunoNo saltarte el desayuno te dará una explosión inmediata de energía, además de que te ayuda a sentirte lleno o satisfecho hasta tu próxima comida. Hacerlo también promoverá a llevar una alimentación de manera más saludable si comienzas el día con un desayuno fuerte y saludable. Para ganar masa muscular, las mejores opciones de desayuno son los omelettess, los smoothies y el queso cottage o el requesón.Proteínas en cada comida para aumentar tu masa muscularLas proteínas son primordiales para desarrollar y mantener los músculos. La mejor forma de obtener la cantidad necesaria es consumir una fuente de proteína completa con cada comida. Estas son algunas opciones:Carne roja: ternera, cerdo, cordero.Aves: pollo, pavo, pato.Pescados: atún, salmón, sardinas, caballa.Huevo.Lácteos: leche, queso, requesón, yogur.Opciones veganas, como lentejas, tofu, semillas y nueces.Incluir frutas y vegetales en cada comidaLa mayoría de frutas y verduras son bajas en calorías, por lo que puedes comerlas y lograr sentirte satisfecho sin ganar grasa ni peso. Además, también están llenas de vitaminas, minerales, antioxidantes y fibra que ayudan a la digestión, como recomendación, elige aquellas que tengan bajo contenido de azúcares, por ejemplo.FresasToronjasAguacatesMorasMelónApioBerenjenaBrócoliAcelgasToma aguaEl entrenamiento de fuerza provoca la pérdida de agua a través de la sudoración y esto puede afectar la recuperación muscular, por lo tanto, no te ayudará a aumentar tu masa muscular. Tomar agua evitará que te deshidrates, pero también que te dé hambre.Elije alimentos no procesados ni refinadosLos alimentos integrales son aquellos sin procesar y sin refinar (o poco refinados) que se acercan lo más posible a su estado natural. Ejemplos de ellos son la carne fresca, el pescado, las aves, el huevo, las verduras, las legumbres, las frutas, el arroz integral o la avena en hojuela.Para obtener realmente los resultados que deseas y aumentar significativamente la masa muscular, procura que 90% de tu ingesta de alimentos sean alimentos integrales.
Entrar a la tienda. Enfrentarse a un tótem de anaqueles. Las botellas apiladas, una sobre otra, producen vértigo. Las hay rosas, blancas, negras, verdes… ¿en serio, verdes? Las hay paradas, las hay acostadas. Las etiquetas que las nombran son aburridas, la mayoría. No importa. Con castillos o con diseños hípster: ninguna parece develar el sabor que resguardan. “¿Por qué, nadie me viene a ayudar?”, te preguntas. “No, mejor que nadie venga”, te respondes.Sí, todos hemos estado ahí, en ese momento incómodo en el que debemos escoger un vino que nos va a costar y que, o puede ser un chasco o la proeza más grande de la cena. La moneda gira en el aire. Tenemos miedo o nos sentimos avergonzados como si saber de vinos fuera nuestra obligación.No diré que escoger una botella, aun para alguien letrado en el tema, sea algo sencillo. A veces simplemente uno no puede escaparse de San Google antes de tomar a un vino por los cuernos. Pero no todo está perdido. Hay algunos indicadores que te pueden guiar razonablemente en esa rara decisión de compra. 1. El precio. Cierto, no siempre es un indicador de calidad. Apuntaría, sin embargo, que aquí hay una cuestión numérica. Considera los impuestos, los gastos del viaje, los kilómetros: si viene de lejos y cuesta barato, no me fiaría. En vinos mexicanos la cosa cambia porque mayormente las bodegas que ofrecen vinos baratos son empresas de buen volumen que se toman la hechura con respeto. Por aquí puede haber buenas opciones: Monte Xanic, Santo Tomás, L.A. Cetto.2. La región. Aprender las minucias de las regiones vitivinícolas te tomaría varios años de estudio, sin embargo, existen denominaciones de origen que son bastante estrictas en sus regulaciones de calidad. Tal es el caso de Ribera del Duero, el Friuli, Montepulciano d’Abruzzo, Rueda, Albariño, los vinhos verdes de Portugal, Sonoma, por mencionar algunas. A mí personalmente me encanta lo que se hace en Parras, Coahuila. Pocas veces he fallado. 3. La uva. Un sabio dijo: “hay de todo en la viña del Señor”. En las viñas del mundo sucede lo mismo. La opción de bajo riesgo es que, cuando pruebes un vino que te guste, anotes el nombre de la uva (y de la etiqueta, claro). Así en la tienda tendrás un punto de partida. Si te inclinas por explorar opciones de tu cepa favorita, recuerda que cada varietal se desarrolla mejor en una región que en otra. ¿Ejemplos? La pinot noir en Burdeos o Sonoma. La tempranillo, en Ribera del Duero; la syrah, en Australia (mejor si es del valle de Barossa); la malbec, de Mendoza en Argentina; la riesling, en Austria y Alemania; la pinot gris, en el Friuli; la nebbiolo, en el Valle de Guadalupe, y la semillón, en Aguascalientes. Todo con sus excepciones y reservas.4. Los premios.Odio decir que los premios importan porque, cuántas veces nos hemos decepcionado en los Óscar. En los vinos sucede igual, sin embargo, puede ser un punto de partida interesante. Allá fuera existe una serie de listas hechas por conocedores que catan a ciegas. Diría que a las que hay que prestar atención son el Concours Mondial de Bruxelles, Decanter World Wine Awards, la Guía Peñín, las puntuaciones Parker y Wine Spectator. En el caso de México, a mí me gusta la selección que hace Rodolfo Gerschman en su guía Catadores del vino mexicano. Que cómo te vas a enterar que un vino tiene premios, generalmente las botellas cuentan con un distintivo o calcomanía de la medalla que ganaron. 5. Sigue nuestras recomendaciones mensuales. En Kiwilimón te damos a conocer sobre nuestras cepas favoritas, sobre los vinos que ya hemos probado y que nos encantan. Un rosado sutil y de buena acidez es el Izadi Larrosa de la Rioja; si te quieres inclinar por algo nuevo de Parras, Coahuila, vete por el cabernet-shiraz de Hacienda Florida con sus notas a frutos negros. El malbec mendocino y especiado de Trumpeter nunca falla y, si lo que buscas es un Ribera del Duero de perfil fresco, Flores de Callejo y sus notas a confitería te gustarán.6. Experimenta.Nada como el hermoso aprendizaje Montessori vinícola de probar y fallar, de probar y acertar. ¿La viste y te vibró? Inténtalo. De un mal sorbo nadie pasará y al final, si la comida fue buena, tu experiencia también lo será. 
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD