Mi primera verdura: El chayote
KiwiBaby

Mi primera verdura: El chayote

Por Kiwilimón - Julio 2011
  Como primera verdura para los recièn nacidos, en México se recomienda mucho el chayote. El chayote contiene mucha agua, potasio, y contiene 7 de los 9 amino ácidos esenciales. La receta para dar chayote como primera verdura es muy fácil: Ingredientes: 1 Chayote (fresco) Procedimiento: 1. Lavar y pelar el chayote con un cuchillo filoso. Cortar en rebanadas. 2. Cocinar al vapor el chayote con agua previamente filtrada o hervida por 15 minutos. 3. Hacer una papilla del chayote cocido agregando 1 cucharada del agua con el cual se cocinó el chayote. 4. Guardar en envases de vidrio y servir de poco en poco en plato del bebe ya que así si no se lo acaba se puede guardar y utilizar al siguiente día.
La experiencia con mi hija comiendo chayote fue excelente. Se comió medio chayote a la hora de la comida y medio chayote en la noche antes de su baño. Le gustó mucho el sabor y la textura.
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Cuántas veces has llegado a tu taquería de confianza y piensas ¿cómo se armará un buen trompo al pastor?, ¿cuál es la clave para que la tortilla no se rompa? o ¿cuál será el secreto del “güero” para preparar la salsa que te hace sudar más que un día caluroso?Si te has hecho estas preguntas más de una vez, nosotros nos dimos a la tarea de buscar las respuestas en #Metate, el Festival de Tacos al que todo mexicano debió asistir un domingo en familia. Y claro, comprometidos con nuestra labor, encontramos los mejores talleres para ayudarte a ser el mejor taquero de tu familia. Esto es lo que aprendimos en Taller Mundet, una serie de 4 talleres que nos dejaron valiosos aprendizajes: Cómo hacer un buen trompo al pastor (Artesano del Pastor) La clave es, sin dudarlo, crear cuadros perfectos, que queden acomodados y muy compactos. Debes colocarlos en forma de torre y cuando termines, darle forma al trompo con un cuchillo bien afilado. Un gran tip es cortar dos cebollas de los extremos, para que queden parejas y sean un buen soporte. ¿Sabías que necesitas aproximadamente 5 kg de carne para preparar 100 tacos? Además, para que esté bien servido debes calcular entre 40 o 60 gramos por porción. El arte de la mejor tortilla (La Tortillería) Este taller no sólo fue sencillo, sino muy preciso, ya que, aunque no lo crean, cualquier movimiento errado puede arruinar una tortilla. Los cálculos básicos indican que para hacer 18 tortillas caseras necesitarías 2 tazas de harina, 300 mililitros de agua, dos pizcas de sal y amasar hasta lograr una masita homogénea. Claro, no olvides que la maquinita clásica para hacer tortillas con su respectiva bolsita de plástico es fundamental. El secreto de las salsas (Salsa con esfuerzo) Una buena salsa martajada necesita orden, ¿la razón? Porque agregar en desorden los ingredientes, le dejaría acidez innecesaria y consistencia equivocada. Así que procura revisar los siguientes pasos: asar todos los ingredientes, comenzando por el ajo y terminando por el cilantro. Martajar todo en un molcajete previamente curado con arroz y claro, añadir suficiente sal. Un gran tip para esto es, sin duda, que ases los tomates a la perfección, ya que esto elimina acidez. ¿Sabías que para medio litro de salsa necesitas 2 jitomates, 2 tomates, 1 chile serrano, 1 chile cuaresmeño, una mitad de cebolla y una rama de cilantro?Todo sobre la cocción de la carne (Asado Perfecto) Si cada que escuchas “se va a armar la carnita asada” piensas en que se te puede quemar, en este taller aprendimos que, sin lugar a duda, con fuego no se juega. Y es que lo más importante es seguir las instrucciones que te daremos a continuación y así nada podrá salir mal: asegúrate de mantener el fuego en buen nivel en un asador con tapa. Coloca los vegetales en las orillas de la parrilla para que su cocción sea lenta. Usa carne de res o cerdo, que deberás poner en el punto más caliente de tu parrilla. Si cocinarás carne adobada, mantén vigilado el fuego, ya que es más fácil que se queme por el adobo con el que está marinada. ¿Dónde aprendimos todos estos secretos? En METATE, el primer Festival de tacos de la CDMX, organizado por Coca-Cola y Mundet y en el que reunieron a 50 de las mejores taquerías del país. Este Festival no sólo fue original y para toda la familia, sino que las secciones de tacos estuvieron divididas en minibarrios con nombres especiales: La avenida principal, El barrio Costeño, Tianguis, El barrio Norteño, El barrio Nocturno, Callejón del Pastor y Mercado.Con suerte, el próximo año se repite y si te lo perdiste, tendrás la oportunidad de vivir todo lo que más te apasiona de una de las comidas favoritas de los mexicanos: los tacos.
La comida es uno de los negocios más redituables en el mundo, pues no sólo todos los seres humanos necesitamos alimentarnos para mantenernos con vida, sino que probablemente sea una de las cosas en las que más gastamos.Así que poner un negocio de comida no es una idea loca y si lo estabas considerando, pero no sabes ni por dónde empezar, estas son algunas de las cosas básicas que debes saber antes de empezar y tomar en cuenta, como inversión, lugar, tipo de comida.ConceptoEn nuestro país existe una enorme variedad de negocios de comida enfocados a diferentes sectores socioeconómicos, por lo que debes saber a qué tipo de público enfocarás tu negocio.Si te gusta la comida mexicana, no tienes que limitarte a un solo platillo, para que de esa forma los clientes tengan una gran variedad para escoger su alimento, al igual que en las bebidas.La importancia de definir un concepto es con el fin determinar tu inversión, aunque esta no es exacta, ya que los insumos varían en sus costos, por ejemplo, en negocios con comidas extranjeras la materia prima suelen ser de exportación.CostosUna vez que tengas establecido el tipo de negocio que tendrás, debes establecer los costos, los cuales se dividen en fijos y variados.Los costos fijos serán los gastos que realizarás y los cuales no cambiarán, por un tiempo, tales como la renta del local o sueldo de los empleados. Así sabrás cuánto dinero corresponde a esos gastos y cuánto te corresponde a ti.Los gastos variables son aquellos que dependen de las ganancias o pérdidas de tu negocio. Por ejemplo, si vendes tacos, el costo del kilo de bistec es de 160 pesos aproximadamente, mientras que el de tortilla es de 13 pesos y contiene alrededor de 35 pieza, por lo que más o menos saldrían 20 tacos en los que utilizarías entre 50 y 80 gramos de carne y dos tortillas, dependiendo del gusto del comensal.A estos gastos debes agregar platos, servilletas, además de los ingredientes para salsas, guacamole u otros ingredientes como papas, frijoles o nopales para complementar el plato fuerte, por lo que busca comprar los insumos al por mayor.PublicidadLo primero que debes hacer es darte a conocer, por lo que podrías reducir los costos o realizar promociones, todo aquello que te ayude a publicitar tu negocio. Una vez que seas sólido, podrás aumentar los costos.Recuerda que la comida es un negocio redituable pero muy competitivo, así que tienes que tener una buena planeación y, sobre todo, un gran sabor acompañado de calidad y buenos precios.
A la hora de comer, todos tenemos hábitos que definen mucho, tanto en nuestro estilo de vida como en la salud. Los alimentos que consumimos y la manera en que lo hacemos pueden afectar directamente tu bienestar y por el contrario, también influye en el riesgo de contraer ciertas enfermedades. Sabemos que cambiar la alimentación es un tema complicado, pues no sólo implica fuerza de voluntad, sino que además están sujetos a factores con muchas variables, por lo que te recomendamos que el cambio sea gradual. Una manera de cambiar tu rutina y tener hábitos más saludables es a través de alimentos que nos den más beneficios y nos aporten más nutrientes. Y para comenzar con esos pequeños cambios que harán una gran diferencia en tu día a día, aquí te dejamos una lista de verduras que puedes comenzar a comer para cambiar tus hábitos según Food Day, una organización encaminada a cambiar la dieta de las personas y hacerlas más saludables.EspinacaLa espinaca es un gran alimento pues tiene la gran mayoría de nutrientes que necesita nuestro organismo. Este alimento nos ayuda a prevenir el riesgo de enfermedades del corazón, artritis y cáncer. Tiene vitaminas A, C, E, K, B2 y B6, así como magnesio, ácido fólico, hierro, potasio, cobre, zinc, entre muchos más; haciéndolo un superalimento. Lo puedes consumir en ensaladas, jugos y smoothies, o como guarnición.Crepas de espinaca rellenas de champiñonesBrócoliEs uno de los mejores alimentos para prevenir el cáncer por su gran cantidad de antioxidantes. También está lleno de vitaminas como A, D, B12, C y B6. Además aporta betacarotenos y ácido fólico, lo cual fortalece nuestro sistema inmune. Es delicioso como acompañante del plato principal, en sopas y hasta como snack. Lechuga romanaLa lechuga romana es un gran alimento por la cantidad de nutrientes y vitaminas, como A, C y K, además de la fibra que contiene, por otra parte, es una hortaliza muy accesible y de bajo costo, es la reina de las ensaladas y tu mejor aliada cuando estás a dieta. ZanahoriaFuente de antioxidantes por excelencia. Además de mejorar la vista, disminuye el riesgo de enfermedades cardiovasculares por su alto contenido en vitamina A y C. Ensalda de Betabel y ZanahoriaCebollaAdemás de ser uno de los alimentos base de la comida mexicana, es un gran aliado para nuestro cuerpo, pues nos ayuda a mantener el calcio en nuestro organismo y por su alto contenido de vitamina C y ácido fólico, ayuda a controlar enfermedades como la diabetes y osteoporosis.No cabe duda que todas las verduras son sanas y aportan algún beneficio a la salud. Es un ingrediente primordial para la alimentación que sin dudas debes incluir en tu dieta y con ello contribuir a tener mejores hábitos en la comida.
La pasta es uno de los platillos más comunes y fáciles de cocinar que existe, un ingrediente que siempre tenemos en nuestra despensa y que puede transformar una comida o cena perfecta. Son tantas las posibilidades que nos ofrece la pasta en sus más de 300 variedades, que merece la pena que exploremos con las diferentes salsas que podemos preparar.Aunque no hay reglas escritas respecto a las salsas y la pasta, hay algunas combinaciones que funcionan mejor, por ejemplo:-El espagueti por lo regular es acompañados de salsas ligeras con tomate, aceite y ajo.-Las pastas largas y gruesas o macarrones son bañadas con salsas espesas y condimentadas. -A los tallarines y cintas se les vierten salsas verdes o blancas y pueden estar acompañadas de vegetales como brócoli o champiñones.Luego de estos tips, te enseñaremos los básicos para las salsas más comunes y exquisitas, para que acompañes tus pastas y dejes boquiabiertos a tus invitados.Salsa AlfredoEl creador de esta salsa es el chef Alfredo di Leilo, quien picó finamente un diente de ajo y lo frió en mantequilla. Antes de dorarse agregó nata líquida, la cual dejó cocinar a fuego lento por tres minutos. Al cumplirse el tiempo agregó queso parmesano rallado para darle un último hervor.Recetas con salsa AlfredoCarbonaraEsta salsa es la más utilizada a la hora de preparar el espagueti, ya que es muy fácil y sencilla. Su preparación incluye bañar la pasta cocida con seis yemas de huevo y queso parmesano y a la hora de servir en el plato, se incorpora el tocino (previamente cocinado), pimienta negra molida y más queso.Pesto Esta salsa la podemos preparar en el molcajete. Para lograr el sabor característico del pesto necesitarás dientes de ajo junto, un puñado de piñones y un manojo de albahaca para crear una pasta. Luego se le añade queso de cabra seco rallado y aceite de oliva poco a poco hasta conseguir una crema espesa, además de un chorro de agua con la que herviste la pasta para que quede un poco más liquida y añadirla a la pasta una vez que esté en el plato. Este Pesto también puede ser rojo, únicamente cambia la albahaca por jitomates secos.En caso de que tus salsas queden muy aguadas, puedes aplicar los siguientes consejos para espesarlas.- Cuando estés hirviéndola, déjala a fuego lento sin taparla, esto estimulará la evaporación del agua adicional. Este método no cambiará el sabor.- En caso de que no quieras evaporar el agua, podrías agregarle una cucharadita de maicena para espaguetis y cambiará la consistencia.- Otra forma de espesar es terminar de cocinar la pasta con la salsa. El almidón de la pasta hará que la salsa espese y de paso, tu espagueti esté bien cubierto.Seguramente en más de una ocasión has recurrido a las pastas, así que esperamos que estos tips te hayan servido para prepararlas como toda una experta.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD