¿Por qué comer vegetales o verduras?
Comida para Niños y Bebés

¿Por qué comer vegetales o verduras?

Por Kiwilimón - Octubre 2012
Muchas sabemos perfectamente que hoy en día gracias a la comida rápida y algunos malos hábitos la mayoría de las personas no comen suficientes vegetales. Esto se considera una de las causas del sobrepeso y obesidad. Y así también muchas nos preguntamos por qué comer vegetales o verduras. La respuesta la tenemos a continuación:
  1. Los vegetales con ricos en vitaminas y minerales que el cuerpo absorbe mas fácilmente que las vitaminas que se toman en pastilla.
  2. Los vegetales tienen mucha agua especialmente si se consumen crudos. Esta agua ayuda a hidratar y junto con la fibra que contienen dan sensación de llenura y ayudan a mantenernos en forma o a adelgazar
  3. Los vegetales tienen fibra, la cual ayuda a tener una mejor digestión ayudando a evitar la constipación.
  4. Son bajos en calorías, grasa y sodio.
  5. Los alimentos ricos en azúcar y harina blanca nos roban energía los vegetales nos dan energía.
  6. Los vegetales ayudan a mantenernos saludables. Debido a su alto nivel nutritivo y contenido de importantes fito-químicos nos ayudan a mantenernos saludables y fuertes. Los antioxidantes y otros nutrientes que contienen previenen muchas enfermedades. Las persona que comen muchos vegetales sufren menos de algunos tipos de cáncer como cáncer en el colon y otras enfermedades.
Es importante, por lo que hemos leído, comer vegetales o verduras. Incluirlos en nuestra dieta diaria y enseñarle a nuestros hijos para que así crezcan sanamente.

Recetas de cocina

Toma en cuenta estas siguientes recetas sanas y llenas de vegetales que son deliciosas y muy fáciles de hacer. (es importante que hagas click en el título de la receta para ver más detalles de preparación) Ensalada de Pepinos, Jícama y Mango. Este platillo mezcla pepino, jicama y mango con un aderezo de vinagre de arroz con un toque dulce. Es una forma exquisita y diferente de comer estas verduras y fruta. Lo recomiendo como un snack saludable a media mañana. Tabouleh. Un rica y muy sencilla ensalada árabe. Ensalada con Chicharron de Queso. Una rica ensalada de lechuga tipo arúgula y jitomates cherry con un chicharrón de queso parmesano. Ensalada del Bosque. Refrescante ensalada con varios frutos, queso de cabra y crocante. Ensalada de Chícharos con Jamon y Menta. Esta receta de ensalada de chicharos lleva jamon serrano y menta. Se le puede agregar queso parmesano en tiras también,. Ensalada de Tofu con Zanahoria. Una ensalada de tofu ligeramente cocido en una cama de lechuga con verduras. Ensalada de Espinaca con Arándanos. Una rica ensalada de espinaca con arándanos y piñones y con un aderezo de limón y mostaza. Ensalada de Zanahoria y Col. Esta rica variación de la original ensalada de col lleva un aderezo de wasabe.  

Para conocer más recetas saludables, haz click aquí.

   
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
La tortilla es el pilar de la gastronomía mexicana, así como una pieza clave de nuestra identidad culinaria y de nuestra historia. Por si fuera poco, es un alimento versátil, nutritivo y económico, es por eso que es indispensable en todos los hogares mexicanos, ya que es una buena fuente de calcio.Si quieres conocer más sobre la historia de la tortilla, su origen y su evolución, en kiwilimón te decimos todo lo que tienes que saber sobre el alimento más mexicano de todos. Pues, aunque en México existen alrededor de 700 platillos que se pueden preparar con maíz, la tortilla es, y siempre será, la joya de la corona. ¿Qué es la tortilla? La tortilla de maíz es un pequeño disco hecho de maíz nixtamalizado o harina de maíz, el cual se puede preparar a mano o en máquinas industriales. Años más tarde surgieron las tortillas de harina, las cuales se preparan con harina de trigo y manteca o mantequilla, son más populares en el norte del país, mientras que las tortillas de maíz son imprescindibles en el centro y sur de México. El origen de la tortilla La tortilla, el pilar de la alimentación en nuestro país, es de origen prehispánico y se calcula que se creó alrededor del año 500 a.c., según el estudio titulado “Elaboración y consumo de tortillas como patrimonio cultural de San Pedro del Rosal, México”. Sin embargo, diferentes estudios han señalado que los antiguos habitantes de nuestro país habrían domesticado el maíz e inventado el proceso de nixtamalización entre el año 400 a. C. y el año 100 d. C. En la "Historia general de las cosas de Nueva España", escrito por Bernardino de Sahagún entre 1540 y 1585, el religioso español explica la gran variedad de tortillas que existían en el país: Las tortillas que cada día comían los señores se llamaban totonqui tlaxcalli tlacuelpacholli, que quiere decir “tortillas blancas y calientes dobladas” (...) comían también cada día tortillas que se llamaban ueitlaxcalli; quiere decir “tortillas grandes”, estas son muy blancas y muy delgadas y anchas, y muy blandas (.…) otras tortillas que se llaman cuahuhtlacualli; son muy blancas y grandes, y gruesas y ásperas. Otra manera de tortillas se llamaban tlaxcalpacholli; eran blancas, y algo pardillas, de muy buen comer. (…) unos panecillos, no redondos sino largos, que llaman tlaxcalmimilli; son rollizos y blancos, y del largor de un palmo. (…) Otra manera de tortillas llamaban tlacepoalli tlaxcalli, que eran ahojaldrados; Usaban también muchas maneras de tortillas para la gente común. Una manera de ellas se llaman tianquiztlacualli; quiere decir “tortilla o tamal que se vende en el tiánquez”. Otra que se llama íztac tlaxcalli ética tlaoyo, quiere decir “tortilla muy blanca que tiene dentro harina de frijoles no cocidos” (…) Comían unas ciertas tortillas hechas de las mazorcas frescas del maíz, que se llaman elotlaxcalli o xantlaxcalli; otra manera de tortillas hechas de mazorquillas nuevas de maíz, que se dice xilotlaxcalli.Cabe mencionar que el maíz, y las tortillas, eran tan importantes para los pueblos indígenas que Tlaxcala era conocido como “el lugar de tortillas o pan de maíz”. Según información publicada por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, en Tenochtitlán existían varios mercados en los que se vendían tortillas solas o con chile carne, miel, huevo, mole y otros acompañamientos.También puedes leer: ¿Cómo hacer tortillas de colores? La evolución de la tortilla Además de ser la única cuchara comestible en el mundo, la tortilla se ha convertido a un elemento imprescindible en la gastronomía mexicana porque se utiliza para preparar todo tipo de platillos: enchiladas, tacos, chilaquiles, totopos, tostadas, quesadillas, flautas, entre muchos otros. Dependiendo del maíz que se utilice para su producción, podemos encontrar tortillas blancas, amarillas, azules y moradas. La revolución de la tortilla Durante la época antigua se utilizaba el metate para moler maíz nixtamalizado, para después formar las tortillas y cocerlas en comales. Sin embargo, todo cambio durante la colonización, pues llegó el molino y años después la máquina de tortillas, un instrumento que cambió la historia de la tortilla y de la producción de alimentos en nuestro país. En nuestro país, comenzaron a inventarse y patentarse máquinas para hacer tortillas desde mediados del siglo XIX, sin embargo, la máquina tortilladora que de verdad cambió la industria alimenticia no salió a la luz hasta 1963, cuando Fausto Celorio creó y patentó una máquina con un sistema de rodillos para troquelar y transportar la tortilla, además, esta funcionaba con gas y no petróleo. Según información publicada por el Archivo General de la Nación, antes de Fausto Celorio, Julián González, presentó una patente para pulverizar todo tipo de granos en 1859. Años más tarde, Genaro Vergara presentó una máquina más moderna para la producción de tortillas.También puedes leer: Maizajo, kiwifav de la semana
El pan de muerto no puede faltar en nuestras ofrendas el 1 y 2 de noviembre, ya que tiene un significado muy importante, un origen antiguo y un sabor exquisito. Hoy en día existen muchas versiones de este esponjoso pan: con cenizas, con azúcar de colores, relleno y hasta glaseado. No importa cuál sea tu favorito, recuerda colocar un pan de muerto en tu altar de Día de Muertos y de disfrutar otro en compañía de tu familia. En kiwilimón te contamos todo lo que tienes que saber sobre este tradicional pan mexicano y además recuerda que tenemos las mejores recetas para preparar pan de muerto para la familia o para comenzar tu negocio.  El verdadero origen del pan de muerto De acuerdo con el Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas, uno de los principales antecedentes de lo que hoy conocemos como pan de muerto es un pan llamado papalotlaxcalli, un pan en forma de mariposa que únicamente se consumía durante la ceremonia del mismo nombre. En aquellos años, este pan era parecido a una tortilla y se utilizaba un sello en forma de mariposa. Sin embargo, lo más cercano al actual pan era el huitlatamalli, un tipo de tamal. Otro posible antecedente del pan de muerto proviene de las ofrendas de muertos que organizaban las culturas prehispánicas, en donde se colocaban ofrendas para la diosa Cihuapipiltin. Las dádivas que se colocan en este altar consistían principalmente en panes en forma de mariposa o rayo, los cuales se preparaban a base de amaranto. Bernardino de Sahagún también describió un pan llamado yotlaxcalli, el cual se preparaba con maíz seco y sin cal.  Por otro lado, los expertos señalan que fray Diego de Durán también describió panes y otros dulces que nos recuerdan al actual pan de muerto. Según el misionero, cuando los pueblos prehispánicos hacían ofrendas para el dios Huitzilopochtli, la gente preparaba huesos a base de amaranto y miel para la ocasión. Por otro lado, también preparaban tortillas pequeñas para la celebración.  También puedes leer: 5 recetas de pan de muerto relleno¿Qué significa el pan de muerto? Según los expertos, el tradicional pan de muerto tiene la forma de un montículo de tierra, con el cual se cubre el féretro. En el caso de la bolita que pan que se coloca en el centro, este simboliza el cráneo del difunto, mientras que las tiritas de pan que se colocan a los lados representan los huesos de los brazos y piernas.  Adicionalmente, otras versiones apuntan a que la forma del pan simboliza el ciclo de la vida y la muerte, mientras que las cuatro tiras de pan representan los cuatro puntos cardinales o las lágrimas de las familias de los difuntos. Por otro lado, otras versiones sobre el origen de este icónico pan señalan que los huesos en realidad son adornos o pétalos de flores. Sin embargo, existen muchas otras versiones que adornan los tradicionales altares de Día de Muertos.  Cabe mencionar que el clásico pan de muerto suele espolvorearse con azúcar blanca, pero en el caso de los que se espolvorean con azúcar roja, esta recuerda a los antiguos entierros prehispánicos, pues los muertos se cubrían con un polvo rojo. También puedes leer: Michipan de MuertoTipos de pan de muerto Además del pan de muerto que se consume en la mayor parte del país, hay una gran variedad de pan para esta celebración. Aquí te contamos más sobre estos ricos panes.  Mixquic, Ciudad de México San Andrés Míxquic es uno de siete pueblos originarios ubicados en la alcaldía Tláhuac, el cual ha ganado fama mundial gracias a su celebración de Día de Muertos. En esta localidad, al pan de muerto se le llama "despeinadas". Estas son unas pequeñas roscas espolvoreadas con azúcar rosa, aunque también es común encontrar pan en forma de mariposa, ya que se creía que, al morir, las niñas se convertían en pequeñas mariposas.  Estado de México El Estado de México ofrece una amplia selección de pan de muerto. Aquí te contamos más sobre ellas.  En algunas partes del estado se hornean las llamadas “muertes”, un pan preparado con yema de huevo y con forma de conejo y borrego. Por otro lado, también están el pan sobado, el "triconio", las gorditas de maíz quebrados y los "tlaxcales".  En Texcoco se prepara el pan conejo, el cual se prepara con nuez, guayaba, canela y manteca. Mientras que también se venden calaveras de masa de galleta con decoraciones hechas con azúcar tosa.  Oaxaca Oaxaca, una de las capitales culinarias más importantes del país, ofrece las "regañadas", pan hecho con hojaldre, el cual se coloca en las ofrendas y simboliza las almas de los difuntos. Otra opción es el famoso pan de yema, el cual representa las caras de los difuntos. Guerrero Este estado también nos ofrece una gran variedad de pan de muerto. Según los expertos, en las ofrendas se colocan panes llamados camarones, amargosas y tortas, aunque también es común encontrar pan en forma de muñeco o figuras, el cual se espolvorea con azúcar rosa.  En otras poblaciones se ofrecen las almas, burros, conejos, patas de mula y el pan bordado, así como pan en forma de triángulo y otros en forma de pez, perro, mariposa, alacrán y conejo, entre otros.  También puedes leer: Galletas de Pan de MuertoMichoacán El estadio de Michoacán también es conocido mundialmente por su celebración de Día de Muertos, por lo que su pan de muerto no se queda atrás. Aquí puedes encontrar el pan de ofrenda y otros panes en forma de vírgenes, conejos, burros, campesinos, sombreros y campesinas, así como pan en forma de flor y calaveras, las cuales se adornan con el nombre del difunto.  Por otro lado, el pan “rosqueta” se prepara con hojas de plátano, anís y piloncillo, mientras también es común disfrutar de las clásicas corundas durante estas fechas. También es común el pan llamado “la rodilla de cristo”, un pan redondo decorado con azúcar rosa, el cual representa las heridas de Jesús.  Puebla En este estado podrás encontrar los “golletes”, unas rosquillas decoradas con azúcar de colores y los “sequillos”, un mamón de color amarillo.
El tamarindo, conocido como Tamarindus indica L., es un fruto con un sabor ácido que nos encanta a todos. Es tan popular en México que lo utilizamos para preparar aguas frescas, dulces picosos y otros platillos y botanas. Además de ser el ingrediente perfecto para bebidas, botanas y dulces, el tamarindo tiene múltiples beneficios para nuestra salud. Si tienes antojo de un agua de tamarindo, aquí te decimos por qué es una buena idea consumirla y para qué sirve el tamarindo, ¡te sorprenderás!¿Qué es el tamarindo?De acuerdo con los expertos, el tamarindo es una leguminosa originaria de África, aunque también se produce en países como México, India, Pakistán, Tailandia, Costa Rica, entre otros. Se caracteriza por un sabor ácido y dulce que les fascina a todos los que la prueban. Este delicioso fruto llegó a nuestro país durante la colonización española. Su cultivo se expandió por todas las zonas tropicales del país, hasta convertirse en un ingrediente esencial dentro de la gastronomía mexicana. También puedes leer: Los increíbles beneficios del aloe vera para la pielTamarindo: vitaminas y mineralesEl tamarindo es rico en nutrientes, vitaminas y minerales, por lo que es la opción ideal para preparar tés, aguas frescas y otros platillos. El tamarindo contiene cantidades importantes de:CalcioCobreFósforoHierroMagnesioPotasioVitamina B1Vitamina B2Vitamina B3Usos medicinales del tamarindoDesde hace cientos de años, el tamarindo ha sido un ingrediente esencial dentro de la medicina tradicional. Por ejemplo, el té de tamarindo se ha usado para tratar el estreñimiento, la diarrea, la calentura y hasta la malaria. Por otro lado, la corteza del árbol y las hojas también se usan para acelerar el proceso de cicatrización. Según la Secretaría de Agricultura, esta leguminosa también tiene propiedades laxantes, diuréticas, astringentes, antipiréticas y antisépticas. También se utiliza en la elaboración de remedios caseros para tratar enfermedades del hígado, asma, intoxicación alcohólica, problemas digestivos, hipertensión, dolor de cabeza, resfriados, tos, quemaduras de azotadores, hemorroides, vómito, ictericia, llagas, inflamación y hemorragias. En el caso de la medicina occidental, los científicos han encontrado que el tamarindo es rico en polifenoles, una sustancia rica en antioxidantes y con propiedades antiinflamatorias. Gracias a su eficacia, esta sustancia tiene beneficios para el corazón, el cáncer y la diabetes. Como puedes ver, las propiedades medicinales del tamarindo son muchas. También puedes leer: Conoce todos los beneficios que el té de jamaica tiene para tiLos beneficios del tamarindoDiferentes estudios científicos han demostrado que este fruto tropical tiene muchos beneficios para la salud, por lo que te recomendamos incluirlo en tu dieta lo más pronto posible, no te arrepentirás.Tamarindo contra la hipertensiónDebido a que el tamarindo contiene grandes cantidades de magnesio, se convierte en una buena opción para controlar la hipertensión y, por si fuera poco, también es benéfico para los diabéticos.Reduce el riesgo de padecer cáncerSegún los científicos, todos debemos consumir una cantidad importante de antioxidantes al día, ya que esta sustancia nos ayuda a disminuir los efectos negativos de los radicales libres, lo que se traduce en menores probabilidades de padecer cáncer. Por lo tanto, ya que el tamarindo es rico en antioxidantes, te recomendamos disfrutar de frescos tés y aguas frescas, pero recuerda que no debes agregar mucha azúcar.También puedes leer: Los increíbles beneficios del té de jengibreTamarindo para un cerebro saludableAdemás de ayudar a controlar la presión arterial y de ser un gran antioxidante, el tamarindo también es perfecto para el cerebro, pues este fruto es rico en vitaminas B, la cual es necesaria para el buen funcionamiento del cerebro y el sistema nervioso.Huesos fuertesGracias a que el tamarindo es rico en magnesio y hierro, se convierte en un alimento perfecto para cuidar tus huesos, sin embargo, también deberás consumir vitamina D.Propiedades antifúngicas, antivirales y antibacterianasDe acuerdo con una investigación científica, el extracto de tamarindo contiene sustancias naturales que combatan a los microbios. Por otro lado, otros estudios han señalado que el fruto tropical podría tener propiedades antifúngicas, antivirales y antibacterianas.
Existen muchas teorías sobre la etiología de la depresión y la ansiedad. Algo que se sabe es que son padecimientos influenciados por factores sociales, ambientales, psicológicos, genéticos, hormonales, inmunológicos, bioquímicos y neurodegenerativos.Mientras muchos de estos factores son inmutables, algunos otros pueden modificarse y proveer la base para prácticas e intervenciones para la ansiedad y depresión. Específicamente, las variables influenciadas por el estilo de vida, como los cambios en la alimentación.Por ello, en #KiwiTeCuida lanzamos el #RetoContraLaAlimentaciónYAnsiedad, en el que te enseñaremos el próximo lunes 18 de octubre a cocinar recetas que pueden ayudarte a controlar estos padecimientos, de la mano de la chef Colibrí Jiménez, y el próximo 25 de octubre, Shadia Asencio, directora editorial, y Mayte Martín del Campo, nutrióloga con 23 años de experiencia, te compartirán los fundamentos básicos para alimentarte de una forma idónea si padeces de depresión o ansiedad. Sigue el reto completo en nuestro Instagram oficial, la cita es cada lunes a las 18 horas.¿Qué comer si tengo depresión y ansiedad?Se ha encontrado que las personas con alto consumo de frutas y vegetales presentan menos síntomas de ansiedad y depresión. Así, una dieta alta en vegetales y frutas, así como leguminosas, granos enteros, pescados o aceite de oliva, se relaciona con niveles bajo de marcadores inflamatorios.Otros factores que se ha comprobado que contribuyen a los trastornos del estado de ánimo son el Omega 3, los folatos, el magnesio y el zinc. Si se tiene deficiencia de ácidos grasos, como el Omega 3, puede incrementar el riesgo de padecer trastornos del estado de ánimo. Consumir folatos en la dieta cotidiana ayuda a mantenerse estable anímicamente, algunas fuentes de folato son las verduras de hojas verdes, las legumbres (frijoles, habichuelas, alubias, judías), algunas frutas y las verduras. Del mismo modo, tener una microbiota saludable y una dieta rica en minerales, como el magnesio y el zinc, ayudan a bajar el riesgo de padecer depresión y comportamientos con ansiedad. Estos últimos parecen estar estrechamente vinculados con altos índices de masa corporal (IMC), por lo que dietas altas en grasas y azúcares sí están asociadas a la depresión y la ansiedad. Recuerda que una alimentación balanceada te ayuda a evitar padecimientos físicos y mentales y tú construyes tus hábitos alimenticios. ¡Únete al #RetoContraLaAlimentaciónYAnsiedad con #KiwiTeCuida!
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD