Crea tu propio huerto en casa sin invertir un peso

Por Kiwilimón - Marzo 2017
Tener alimentos frescos en casa es mucho más sencillo de lo que crees. No necesitas semillas ni un área acondicionada especialmente, con los mismos residuos de los alimentos puedes hacer tu propio huerto en casa. ¿Te interesa?

Apio

Esta hortaliza crece muy fácilmente. Solo es necesario cortar la base del tallo del apio y sumergirlo hasta la mitad en agua. Al cabo de 10 días, cuando las hojas ya hayan crecido, debe trasplantarse a una maceta. Recuerda retirar las hojas de las orillas para facilitar el crecimiento de la planta.

Aguacate

Tener un árbol de aguacate es tan sencillo como conseguir un hueso de aguacate. Limpia bien la semilla y haz cuatro orificios en ella para poder introducir unos palitos. La idea es que estos le permitan estar dentro de un vaso con agua sin sumergirse completamente. Después de algunos días, cuando la semilla germine, debe plantarse en una maceta.

Lechuga

El proceso para producir lechugas es muy similar al del apio. Usa la base blanca de la lechuga y colócala en un recipiente con agua. Recuerda no ahogar la planta, esta debe estar cubierta entre la mitad y tres cuartas partes con agua. Cuando empiecen a salir las hojas, debes pasarla a una maceta con tierra.

Zanahoria

Corta la zanahoria a unos 2.5 cm de la raíz e introdúcela en un recipiente con agua. No cubras por completo la base; una parte debe quedar fuera del agua (de no ser así, se puede pudrir). Pon el frasco en un lugar con luz natural para que las raíces broten en pocos días.

Piña

Aunque esta fruta es un poco más complicada de cultivar, con esta técnica te podemos asegurar que tendrás por lo menos bellas plantas fácilmente. Corta las hojas de la piña, pero deja un poco de la base amarilla. Introduce la corona de hojas en un vaso con agua y. una vez que salgan las raíces, plántala en una maceta.

Albahaca

Corta tallos de unos 10 cm y sumérgelos en agua. Es necesario que estén expuestos a la luz directa del sol. Espera un par de días hasta que las raíces tengan unos 2 cm de largo para poder trasplantarlas a una maceta. Ahora que ya sabes cómo puedes hacer tu propio huerto en casa, ¿qué fruta o verdura comenzarás a cultivar? via GIPHY

Disfruta un platillo con ingredientes frescos siguiendo estas sencillas recetas:

 
Califica este Artículo.
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Existen muchos tipos de tamales: en hoja de maíz o plátano, en cazuela, salados, dulces, de maíz o de arroz… Como puedes ver, hay tamales para todos los gustos, por eso hoy queremos compartir con nuestros lectores unos tips para preparar tamales vegetarianos. ¡No te quedes con ganas de comer tamales! Así puedes prepararlos sin usar productos de origen animal. Aceite de olivaUna de las partes más importantes de los tamales es la manteca. Este ingrediente es esencial para que la masa quede bien cocida y no se deshaga dentro del tamal. Pero si sigues una dieta vegetariana, evidentemente no puedes usar manteca. En su lugar, te sugerimos sustituirla por aceite de oliva. Este hará que la masa de integre bien, además de que le dará un sabor especial a toda la preparación. Mantequilla de cacahuateEn el caso de los tamales con sabores dulces, como puede ser de nuez o chocolate, se suele usar mantequilla para mezclar la masa. Al igual que los tamales salados, el uso de algún tipo de grasa es indispensable para que los tamales queden bien. Nunca se te ocurra preparar tamales sin este ingrediente. Para cocinar tamales dulces vegetarianos puedes usar mantequilla de cacahuate. Le dará muy buen sabor a la preparación sin tener que usar productos de origen animal. Consomé de verdurasAlgunas recetas de tamales incluyen caldo de pollo en su preparación. Esto se hace para hidratar la masa y hacer que sea más maleable. En el caso de que requieras algún líquido para hacer más ligera la masa puedes usar consomé de verduras. Este tiene la gran ventaja de que no diluirá el sabor (como podría hacerlo el agua) y además le dará un toque más especial al tamal. Rellenos alternativosLos rellenos más tradicionales son cerdo y pollo, pero tú puedes hacer los tamales con lo que más te guste. Puede ser una tinga de zanahoria, champiñones o rajas. De hecho, puedes elegir tu guisado vegetariano favorito y usarlo como relleno para los tamales.Inspírate con estas recetas y conviértelas en un delicioso tamal vegetariano: Tacos veganos de champiñones adobadosSetas al pibilTacos de coliflor al pastorChampiñones rellenos veganos
La comida es un tema fascinante y hay cientos de libros que pueden llevarte a conocer más acerca de la magia gastronómica. Si te interesa descubrir todo sobre el arte de la cocina, estas lecturas son obligadas. Te aseguramos que te engancharán desde la primera página.  La enciclopedia de los sabores de Niki Segnit Este no es un recetario, sino una guía para conocer los sabores que combinan. Te recomendamos este libro si te interesa saber qué alimentos puedes mezclar para crear platillos deliciosos. Con ayuda de este manual, podrás cocinar recetas originales y llenas de mucho sabor. Larousse gastronomiqueEl libro ya es todo un clásico y forma parte de las bibliotecas de todos los amantes de la cocina. Entre sus páginas encontrarás miles de artículos sobre diversas técnicas y herramientas, así como alimentos, variedades y temporadas. El Larousse gastronómico es un libro de referencia imprescindible. The complete Bocuse de Paul BocuseLos amantes de la cocina saben que uno de los chefs más importantes del siglo pasado fue Paul Bocuse. Es por eso que este libro es tan importante. The complete Bocuse es el legado del famoso chef, y en él comparte cientos de recetas saladas y dulces. Sin duda, esta es la mejor manera de aprender a cocinar comida francesa. El gourmet solitario de Jiro Taniguchi y Masayuki Kusumi Este no es un libro tradicional de cocina. Los autores decidieron describir las experiencias culinarias del protagonista a través de un cómic. Lo fascinante de esta obra es que te lleva a recorrer los barrios de Tokio mientras descubres sus sabores más tradicionales. Un libro que refleja a la perfección la riqueza gastronómica de Japón. Papilas y moléculas de François ChartierUno de los mejores sommeliers del mundo escribió este libro para ayudar a las personas a descubrir los sabores y aromas ocultos en los alimentos y en los  vinos. Las personas que están interesadas en aprender más sobre el maridaje y la combinación del vino con los platillos, encontrarán en este libro verdaderos tesoros. Sumérgete en el mundo de la cocina devorando las páginas de estos excelentes libros. TE RECOMENDAMOS: VIDEO-TOP 10 RECETAS FÁCILES PARA COCINARVIDEO-LOS MEJORES POSTRES SIN HORNOVIDEO-RECETAS DE BOTANAS PARA CUALQUIER OCASIÓN
Admítelo: algunos de tus utensilios de cocina ya pasaron por su mejor momento y es la hora de buscar un reemplazo. Piensa que ahora que comienza un nuevo año es la oportunidad de hacer renovaciones en todos los aspectos, incluyendo tu cocina.Aunque algunos utensilios de cocina están destinados a durar para siempre (como los de acero inoxidable) hay otros que necesitan ser cambiados regularmente, pero ¿cómo saber si es el momento de cambiar tus utensilios? Fácil, nosotros te decimos cómo.Las toallas para la cocina. Cuando por más lavadas que les hayas dado siguen teniendo un olor desagradable, o ahora la textura no es tan suave y se ha vuelto un poco acartonada, es el momento de remplazarlas. Sobre todo, si las toallas ya están deshilachadas, rasgadas o muy maltratadas. Recuerda que los trapos y toallas de cocina guardan una cantidad considerable de gérmenes, sin importar cómo las laves o cuántas horas las dejes expuestas al sol. Las esponjas. Mientras sigan lavando, las seguimos usando, pero ojo, las esponjas son el utensilio que se tiene que cambiar con más frecuencia y sin necesidad de que se parta en dos o le falte un cachito. Cuando huele mal o ya está rota piensa en todas las bacterias que puede guardar. Además, toma en cuenta que estar casi todo el tiempo mojada, ocasiona que garde gran cantidad de gérmenes y bacterias que estarás pasando a tus trastes "limpios" o recién lavados.Las cucharas de madera. ¿Cómo saber cuándo debes cambiar tu cuchara? Muy fácil: porque ya es casi imposible servir la comida de lo roto que está. Una cuchara de madera cuida mucho tus sartenes antiadherentes, pero si está rota deberás desecharla. Una de las razones principales es que podría desprender algún residuo de madera y quedarse en la comida o en el sartén. El pelador de papas. Los mejores son los de acero, pero son lo que se oxidan más rápido. Si pierdes más tiempo peleando con tu pelador que con un cuchillo es hora de cambiarlo. Por lo general hay que cambiarlos porque se rompen, se doblan o simplemente están muy oxidados.Los contenedores de plástico. Los famosos tuppers son otros de los utensilios que deberás cambiar en algún punto. Cuando tengan manchas imposibles de quitar, estén rallados o tengan un olor penetrante, es hora de mandarlos al bote de basura. De preferencia, es mejor que utilices recipientes de vidrio para conservar mejor la comida y para que cuando la guardes, no se contaminen por el plástico. Aprovecha esta temporada para hacer un cambio en los utensilios de tu cocina y estrénalos con estas recetas:Volovanes de champiñones cremososCheesecake de elote con rompopeTrufas de leche condensadaRollo de tamal relleno de cochinita
Seguir una dieta vegetariana no tiene que significar un sacrificio en términos de sabor o nutrientes. Con estas recetas veganas podrás preparar una comida completa sin tener que incluir ingredientes de origen animal. Caldo de hongos con epazote. Comienza tu comida con una entrada calientita como este Caldo de Hongos con Epazote. Recuerda que los hongos blancos tienen una gran cantidad de nutrientes, incluyendo proteínas, enzimas, vitaminas B (especialmente niacina) y vitamina D2. Sustituye el caldo de pollo por caldo de verduras para hacer una versión vegetariana. Si gustas, puedes agregar chile guajillo.Ensalada de espinacas con fresas. Esta entrada es una opción muy fresca, con muchos sabores y pocas calorías. No olvides lavar y desinfectar muy bien la espinaca y la arúgula antes de comenzar a cocinar. Recuerda que las Espinacas tienen minerales como calcio, hierro, potasio, magnesio y fósforo. En cuanto al contenido de vitaminas, la espinaca es rica en vitamina A, vitamina C, vitamina E, vitamina K, como así también vitaminas del grupo B ( B6, B2, B1) y ácido fólico (vitamina B9).Crema de espárragos sin lácteos. Si eres intolerante a la lactosa o estás tratando de bajarle a tu consumo de lácteos, tienes que probar esta receta. Su textura es suave y cremosa, aun sin llevar leche.De hecho, sería un platillo nutritivo gracias a que los Espárragos son ricos  en potasio, vitamina A, vitaminas del complejo B,vitamina C, ácido fólico y vitamina K. Además, son ricos en fibra, no tienen sodio, son bajos en calorías y no contienen colesterol ni grasa.  Imagínate, 100 g de espárragos proporcionan sólo 24 calorías.Tostadas de chorizo vegano. Para un plato fuerte, estas Tostadas son una gran opción, ya que aunque esta preparación no incluye ingredientes de origen animal, puedes ahorrar tiempo sustituyendo la crema vegana por crema ácida. ¡Queda muy bien con el chorizo!Lasaña vegetariana de calabacitas. Otro plato fuerte rico en vitaminas puede ser esta lasaña vegetariana, ya que puedes agregar todas las verduras que te gusten. Al final gratina un poco de queso manchego o parmesano vegano y tendrás un platillo exquisito. Sopes de rajas poblanas.Después de preparar esta receta sentirás que estás probando un platillo hecho por tu mamá. Usa papel absorbente para retirar el exceso de grasa de los sopes. De hecho, ¿sabías que el chile poblano es rico en vitamina C, así como en clorofila, antioxidantes que protegen las células? Además, una pieza de chile poblano contiene más de 200 mg de vitamina C, es decir, más de 3 veces la recomendación diaria. Brownies veganos con doble chocolate. Aunque no llevan ni huevo o leche, estos brownies tienen una textura y un sabor espectaculares. Decora al final con un poco de azúcar glas. Incluso, si los preparas de chocolate amargo, encontrarás grandes cantidades de antioxidantes. Además, procura que contenga una gran cantidad de cacao, para que puedas ibtener mejores cantidades de antioxidantes. Tarta vegana de chocolate. Tiene un gran sabor y además es una opción muy saludable, ya que no contiene azúcar refinada. Y no te preocupes por prender el horno: esta tarta se refrigera.Después de ver estas recetas, ¿ya tienes una idea del menú para la próxima semana? Conoce más recetas vegetarianas visitando nuestro sitio.
PUBLICIDAD
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD