Hummus para todos los días (11 ideas)
Recomendaciones de Cocina

Hummus para todos los días (11 ideas)

Por Kiwilimón - April 2014
Una de las maravillas del hummus es que puede prepararse en diversas maneras. Si tú eres fanática de este ingrediente o si mueres por incluirlo en tu dieta diaria entonces aquí van 11 alternativas para disfrutarlo a diario. Recuerda que el hummus no sólo añade vitaminas, minerales y muchas proteínas a tu dieta, también es un delicioso ingrediente bajo en calorías. 1.- Hummus solo, simplemente agrega un poco de aceite de oliva, tal vez algunas aceitunas y listo. 2.- Hummus con aguacate, revuelve los dos ingredientes y  tendrás un inesperado y delicioso guacamole tipo Medio Oriente 3.- Hummus en wraps vegetales, sólo debes incluirlo en vez de queso dentro de una tortilla integral e incluir tus vegetales favoritos. Después enrolla y disfruta. 4.- Hummus con falafel, para no cortar la tradición y probarlo con sus sabores de origen. 5.- Hummus en vez de frijoles. Agregar hummus en tus tacos y burritos le dará un dimensión extraordinaria. Puedes rellenarlo con fajitas de carne o pollo. 6.- Hummus en sopa, puede combinarlo con caldo de pollo o res y adornarlo con un poco de perejil y voilá.  7.- Hummus en tu sushi, sólo asegúrate de untar una capa en tu sushi casero y sigue rellenando con aguacate, alga, arroz y verduras. 8.- Hummus con pescado, puedes hornear un atún o salmón con hummus encima y su sabor rico y acidito combinará perfecto.  9.- Hummus como aderezo, y esto no significa que sólo vale con ensaladas sino también como un tipo de salsa sobre tu pollo frito.  10.- Hummus dentro de tu puré de papa, no lo dudes esa textura suave del hummus va perfecto con esta afamada receta de papa.  11.- Hummus como salsa de pasta, es en serio olvida el pesto y la bolognesa por unos días y mezcla tu hummus con puré de tomate para obtener esta deliciosa preparación.

Algunas recetas en las que  puedes incluir hummus

Receta de Falafel

Receta de Sushi de Mango y Salmón

Receta de Pollo Frito al Horno

¿Qué platillos de todos los días acompañas con hummus?

Califica este Artículo.
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Si llegó la hora de ser una persona independiente, pero nadie te dijo que la cocina no se equipa sola y no sabes qué sí debes comprar y qué no, te dejamos una lista de los utensilios que toda persona que vive sola debe tener para evitar ir corriendo a comprar cualquier cosa que después no utilizarás. Si vives solo no importa si eres o no bueno en la cocina, solo necesitas unos cuantos artículos y un buen recetario para que todo vaya bien. Por el momento, contar con utensilios básicos sin llenarte de trastes innecesarios es lo ideal para iniciar como soltero en la cocina. Solo un tip básico: al adquirir tus utensilios de cocina procura que sean de buena calidad, ya que su vida útil será más larga.Sartenes. El tamaño depende de los invitados que tendrás usualmente o de qué tanta comida te prepares. Para iniciar es conveniente contar con uno pequeño y otro mediano. Recuerda invertir en sartenes antiadherentes de buena calidad.Cubiertos. Si eres una persona que vive sola y que usualmente no come en casa, pensarás "¿para qué necesito esto?" Te aseguramos que te sacarán de cualquier apuro. Con los básicos es necesario: cuchara, cucharita, tenedor y cuchillo. No llenes tu cajón de cubiertos que nunca usarás. Si tienes planeado recibir invitados frecuentemente, adquiere un set de cubiertos para 6 u 8 personas.Juego de cuchillos. Cocines o no en grandes cantidades, necesitarás un juego de al menos 4 tipos de cuchillos para cortar diferentes cosas. Los usarás en el día a día para picar desde un pepino, hasta rebanar pan o cortar carne. Licuadora. Si vives solo, lo más seguro es que prepares pocas cantidades de comida, por lo que una licuadora te servirá para un desayuno completo con licuado o smoothie, para una comida y hasta para una cena de emergencia. LOS BENEFICIOS DE TENER UNA LICUADORA KIWILIMÓNRallador. Cuando vives solo, tener un rallador parce algo muy simple y que pasa desapercibido, hasta el momento en que lo necesitas. El rallador es un utensilio básico para muchas comidas. Este utensilio de cocina es esencial si te gusta preparar platillos con queso gratinado, o algunas ensaladasCucharones. En tu cocina necesitas dos cucharones: uno de madera y otro de metal. El de madera es un básico para no rayar los sartenes y ollas antiadherentes. Los cucharones de acero inoxidable son ideales para mezclar los platillos horneados o a la parrilla.Ollas y cacerolas. Para preparar pastas, guisados o cualquier tipo de carne o verduras al vapor, necesitarás una olla. En este caso sucede lo mismo que con los sartenes: el tamaño de las ollas y cacerolas dependerá de la cantidad de comida que suelas preparar. Tabla para picar. Se utiliza diariamente en la cocina para partir y picar alimentos de todo tipo. Usa una tabla mediana de plástico y recuerda lavarla muy bien para evitar que queden residuos de comida en la superficie.Vasos y platos. Elige los más prácticos para tu estilo de vida. En un principio no vale la pena tener vasos para el agua y el vino. Por el contrario, con los platos se recomienda tener de varios tamaños según la comida que pienses consumir (sopas, pastas, ensaladas) y las personas que puedas recibir en tu casa.¿Crees que haya otro utensilio de cocina que sea imprescindible? Déjanos tus comentarios.
Mejorar tus hábitos alimenticios es una tarea mucho más sencilla de lo que algunas personas piensan. Sigue estos seis pasos y verás lo fácil que es cambiar poco a poco tu manera de comer.Lleva un diario de tus comidas. Comienza por anotar todo lo que comes: desde el desayuno, los entremeses y las bebidas hasta la cena. Pero no solo eso. También escribe la emoción o la sensación que tenías al comer algo. Por ejemplo: por la mañana podrías decir que tenías mucha prisa mientras tomabas tu taza de café, o que sentías algo de ansiedad al comer una bolsa de frituras antes de la hora de la comida.Identifica los principales problemas en tu alimentación. Cuando ya hayas registrado tu actividad alimenticia por varios días puedes comenzar a estudiar tu comportamiento. Esta es una manera muy sencilla de reconocer patrones negativos en tu alimentación. Tal vez no eres consciente de que tu trabajo te está estresando y que por eso estás comiendo en exceso, o que hay una situación particular en tu vida personal que te está generando ansiedad y te hace comer más de la cuenta.Establece metas que sean realistas. Para poder cambiar algo en tu vida tienes que sentir motivación. Y esta se adquiere cuando los objetivos son retadores, pero alcanzables. En otras palabras: no intentes hacer cambios tan pequeños que puedan considerarse  insignificantes, ni trates de revolucionar toda tu manera de vivir al cabo de unos días. Busca puntos intermedios para que puedas mejorar efectivamente tus hábitos alimenticios.Sigue al pie de la letra tu plan. Al tratar de hacer ajustes en tu estilo de vida, sobre todo en tu alimentación, es necesario que no pienses en excepciones, principalmente al inicio del proceso. Esto significa que, si has decidido desayunar todos los días, esta regla aplica de lunes a domingo, incluyendo el día de la semana más ocupado que tengas. Además de la disciplina, necesitarás mucho orden para poder cambiar tus hábitos.No te mates de hambre, ni de sed. Muchas personas creen que lo mejor que pueden hacer para bajar de peso es someterse a largos periodos de ayuno, pero ¿qué crees? Esto puede ser contraproducente. Otra cosa que también puede afectar tu proceso de cambio de hábitos alimenticios es la falta de líquidos. Como recomendación, procura comer cada cuatro horas y toma por lo menos dos litros de agua natural al día.Aprende a comer de todo. Para llevar una alimentación balanceada es necesario que comas de todo. Esto incluye verduras, frutas, carne, lácteos, pescados, etc. A menos que por cuestiones de salud u otras razones no puedas comer algunas cosas, te  recomendamos ampliar el abanico de ingredientes en tu cocina.No tienes que hacer grandes sacrificios para cambiar tus hábitos alimenticios. Solo necesitas mucha disciplina y orden. Organiza tu menú semanal con estas recetas:Caldo Tlalpeño Chilaquiles en salsa verde Tinga de Pollo Ensalada de manzana verde y lechuga 
Dicen  que el vino y el queso saben mejor con el tiempo, pero ¿qué creen? hay otra  delicia culinaria que también mejora con los días: el recalentado. Descubre las mejores recetas para aprovechar lo que quedó de la cena navideña y disfrutar un riquísimo recalentado.Pechuga de pavo rellena en salsa de tamarindos¿Te sobró algo de pechuga de pavo? ¡No se diga más! Esta receta es la ideal para ti. En lugar de servir las rebanadas de pavo con un poco de gravy, ¿qué te parece rellenarlo con frutos secos, queso de cabra y una deliciosa salsa de tamarindo? Esta receta será sin duda un completo make over para tu cena navideña.Chile relleno de bacalao gratinadoEsta receta es una excelente opción para sacar provecho a uno de los platillos más tradicionales de estas fechas: el bacalao.Para el recalentado, rellena los chiles poblanos con el bacalao que tengas y espolvoréalos con queso  manchego. En solo unos minutos tendrás un platillo espectacular y lleno de sabor.Pastel azteca de pastorSi en tu casa son más originales y les gusta probar comida diferente en las fiestas decembrinas, tal vez hayan cenado algún platillo con pastor. Si ese es el caso y te sobró algo de carne, entonces tienes que preparar este exquisito pastel azteca. Lo bueno es que ya no tendrás que esperar a marinar la carne, pues ya estará lista.Pastelitos de puré de papaLa papa es uno de los ingredientes más versátiles que hay en la cocina, incluso cuando ya está hecha puré. Aprovecha lo que te haya quedado de puré para hacer estos riquísimos pastelitos. Solo necesitarás unos cuantos ingredientes más para preparar una guarnición muy original y deliciosa.Tacos dorados de pavo con moleOtra opción para el pavo son estos deliciosos taquitos. Esta receta tiene dos grandes ventajas: no importa qué parte del pavo te haya sobrado, ya que toda la carne estará deshebrada, y además es súper rendidora. Desmenuza tres tazas de pavo y con eso es suficiente para cocinar este rico platillo. Ahora  que ya sabes lo que puedes hacer con el recalentado, ¡saca esos tupers del refri! Disfruta y aprovecha al máximo todos tus alimentos con las recetas de Kiwilimón. TE RECOMENDAMOS: VIDEO-EMPANADAS PARA EL RECALENTADOVIDEO- TACOS DORADOS DE PAVO CON MOLEVIDEO-PASTEL AZTECA DE ROMERITOS
Para llevar una dieta saludable no tienes que hacer tantos sacrificios. De hecho, con que hagas algunos ajustes en tus recetas puedes convertir prácticamente cualquier platillo en una versión mucho más light. Aquí te contamos qué sustitutos puedes usar para hacer tus recetas más saludables. Yogurt griego. Cada vez que agregas crema ácida a alguno de tus platillos favoritos le estás sumando calorías extra. En lugar de usar este ingrediente, añade yoghurt griego. Además de que tiene solo una fracción de las grasas y las calorías de la crema, te aportará muchas proteínas. Aguacate. El aguacate es una fruta rica en grasas buenas. Su textura suave y cremosa, así como su consistencia grasosa hacen que sea un buen ingrediente para preparar postres. Sustituye la mantequilla o el aceite en tus recetas de pasteles para obtener un resultado con el mismo sabor, pero más ligero.Puré de manzana. El puré de manzana sin endulzar es excelente para preparar platillos dulces. Cada vez que  tengas que agregar una taza de azúcar en tus recetas, sustitúyela por una de puré de manzana. Así te estarás ahorrando más de 600 calorías por cada taza que uses. Recuerda disminuir un poco la cantidad de líquidos si usas puré de manzana. Chía. Una manera muy sencilla de bajarle al colesterol en tu alimentación, es disminuir el consumo de huevo, pero ¿cómo puedes hacerlo cuando quieres preparar recetas que incluyen este ingrediente? Usa una cucharada de chía hidratada en cuatro cucharadas de agua o leche por cada huevo que indique la preparación.Harinas. Para sustituir la harina de trigo tienes muchas opciones. Puedes elegir pulverizar algunas y usarlas como harina. También puedes optar por la harina de garbanzos, la harina de arroz o la harina de coco. Todo depende del tipo de receta que quieras preparar.Ahora que ya sabes cómo puedes sustituir algunos ingredientes para hacer tus recetas menos calóricas, ¿qué estás esperando para convertir tu pastel de chocolate  favorito en una delicia saludable?
PUBLICIDAD
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD