El mejor regalo en San Valentín
Recetas Fáciles

El mejor regalo en San Valentín

Por Kiwilimón - Enero 2013
¡No dejes pasar la oportunidad de dar el mejor regalo este San Valentín hecho por ti mismo! Ya sea para tu pareja, amigos o familiares, invierte un poco de tu tiempo para consentir a tus seres queridos. Te presentamos de nuestras mejores recetas que puedes preparar para regalar en este San Valentín y lo mejor es que existen muchas ideas económicas y creativas en las que podrás regalar estos deliciosos postres. Aquí algunas ideas: Te presentamos las recetas de cocina que podrás hacer para dar el mejor regalo en San Valentín: (es importante hacer click en el título de la receta para conocer los detalles de preparación de la misma)
  • - Galletas. Puedes hacer deliciosas galletas caseras. De mantequilla, azúcar, canela, cubiertas de chocolate, de crema de cacahuate. Estas son ideales para regalar a tu pareja o a tus amigos.
Galletas de mantequilla con mermelada. Deliciosas galletas de mantequilla preparadas con mermelada de fresas y azúcar glass. Un regalo perfecto para el día de San Valentin! Galletas de almendra. Esta ricas galletas de almendra son ligeras y muy ricas. Bolitas de nuez. Esta receta la hacía con mi abuela. Es sumamente sencilla y a los niños les encantará hacerla. Ideal para regalar como detalle. Galletas de azúcar para San Valentín. Ricas galletas de azúcar con un glaseado para San Valentin. Adictivas galletas de chocolate obscuro. Ricas y adictivas galletas de chocolate obscuro, ideal para acompañar con un capuchino.  
  • - Chocolate. Este ingrediente no puede faltar en San Valentín, tal vez es el mejor regalo que puedas dar. Las presentaciones varían mucho pero lo puedes encontrar en pastel, brownies, fruta cubierta de chocolate, trufas, etc. Aquí te presentamos algunas recetas originales que puedas preparar con chocolate. Son ideales para regalar a tu pareja o hasta tus papás.
 Fresas cubiertas de chocolate. Un postre delicioso y ligero de fresas cubiertas con chocolate de leche. Pastel de chocolate con leche. ¿Quién dice que por tener diabetes no puedes disfrutar de un rico pastel de chocolate? Con esta receta lo podrás hacer. Las porciones están hechas para que disfrutes a gusto (sin exceso) del dulce de los reyes. Brownies de doble chocolate bajos en azúcar. Estos exquisitos brownies de doble chocolate son una muy buena opcion para la gente que quiere seguir una dieta baja en azucares y carbohidratos. Esta receta de brownies solo tiene 17 gramos de carbohidratos por porción. Foundant de chocolate con azúcar glass. Delicioso fondant de chocolate con una decoración de azucar glass ideal para una ocasión especial. Trufas de chocolate. Deliciosas trufas de chocolate, blanco u obscuro, espolvoreadas con frutas secas, coco o cocoa. Brownies marmoleados con cheesecake. Estos brownies marmoleados son una delicia! La mezcla de chocolate con pay de queso combina perfecto.  
  • - Pasteles. Puedes preparar deliciosos pasteles o panqués para regalar. Estos regalos son ideales para tus papás, se los puedes llevar a su casa para desayunar o de postre después de comer. Te presentamos recetas fáciles de preparar.
 Panqué de Silvia. Mi receta favorita de panque. Tienes que probarla! Es perfecto para un desayuno, la hora del té, o como un postre acompañado con fresas y mermelada. Pastel de queso con frambuesas. Receta de pastel de queso típico de Nueva York. En este caso la base esta hecha con galletas trituradas y mantequilla. Panqué de limón glaseado. Este panqué de limón lleva un glaseado dulce de limón y esta muy fácil de preparar. Pastel de chocolate vienés. Deliciosa receta de pastel de chocolate con nueces molidas preparado todo en la licuadora! Panqué de plátano light. Una muy rica receta de panque de platano baja en grasas y alto en fibra. Pastel de chocolate sin harina. Con menos de 5 ingredientes puedes preparar este exquisito pastel de chocolate sin harina. Es ideal para celiacos, o alérgicos al harina. ¡Disfruta ahora de este día de San Valentín con estos regalos tan originales!   Si quieres conocer más recetas de ricos postres, haz click aquí  
Califica esta receta
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Tener remedios naturales para cualquier cosa es una de las mejores prácticas que puedes tener y mejor aún cuando se trata de una mascarilla para la piel con ingredientes naturales que iluminarán tu rostro.La avena es uno de los ingredientes con más beneficios para tu piel, pues no sólo es segura para usarse en el rostro, sino que tiene propiedades antioxidantes y antiinflamatorias que ayudan con la piel seca y la piel grasosa.Por su parte, el arroz está cargado de propiedades antienvejecimiento y varios agentes absorbentes de aceite. Además, es una excelente fuente de vitamina B que ayuda en la producción de nuevas células, ayuda a suavizar y reafirmar la piel, así como a cerrar los poros, y la mejor parte es que es muy fácil de usar.Para usarlos como remedio natural para la piel, puedes usar cada uno por separado en tu rutina de limpieza. Primero del arroz puedes usar tanto la harina de arroz como el agua de arroz. El agua de arroz sirve como tónico fácil y puedes usar el agua que sale del arroz cuando lo enjuagas o hervir arroz, esperar a que se enfríe y entonces usar esa agua. Para usar el agua del enjuague, lava el arroz como lo haces normalmente, pero no uses el agua de ese primer enjuague. Agregue agua otra vez y mezcla suavemente, deja reposar el arroz por unos 20 minutos y usa esa agua en tu rostro.Puedes usar el agua de arroz tanto para lavarte la cara con ella, como aplicada con algodones humedecidos en ella, luego presionarlo suavemente por toda tu cara y simplemente dejarla absorber.Mascarilla de avena y harina de arrozPara esta mascarilla fácil se hace con avena, harina de arroz, leche y miel. La avena ayuda a eliminar las células muertas de la piel y para prepararla necesitas 1 cucharada de harina de arroz, 1 cucharadita de avena, 1 cucharadita de leche y 1 cucharadita de miel. Mezcla todo hasta formar una pasta espesa, entonces aplícala en todo el rostro y dejar actuar durante unos 10 minutos, luego enjuaga con agua fría. Puedes usar esta mascarilla casera dos veces por semana para obtener mejores resultados.Ambos remedios son muy fáciles de hacer y sencillos de usar, y dejarán tu piel limpia y radiante de manera natural.
¿Conoces ya el ajo negro, para qué sirve o cómo se toma o tan siquiera qué es? En realidad, el ajo negro no es más que un ajo común (allium sativum), pero que ha pasado por un proceso de fermentación, con mucha humedad y calor, lo cual cambia el color del ajo y le da una textura gelatinosa.El ajo negro es un condimento muy usado en la comida asiática, en especial en Corea, pero se ha vuelto muy popular en Estados Unidos de América desde el 2005, cuando un famoso restaurante de San Francisco comenzó a venderlo. Su sabor es ligeramente dulce, un poco ácido y comparado con el ajo fresco, el ajo negro no tiene un sabor tan fuerte porque en el proceso, se reduce el contenido de alicina.A pesar de que se dice que las propiedades del ajo negro se encuentran más concentradas o potenciadas, aún no hay suficiente investigación científica para poder afirmarlo, sin embargo, sí conserva varias ventajas del ajo fresco. Propiedades del ajo negroEl ajo negro posee una gran cantidad de compuestos antioxidantes, como polifenoles, flavonoides, derivados de tetrahidro-β-carbolina y compuestos orgánicos de azufre, que incluyen S-alil-cisteína y S-alil-mercaptocisteína, en comparación con el ajo fresco. Durante el proceso de calor y humedad que se lleva a cabo para obtener el ajo negro, no solo se alteran los componentes nutricionales y los atributos sensoriales, sino que también mejora la bioactividad del ajo negro. Algunas de las investigaciones han obtenido evidencias que demuestran los efectos terapéuticos del ajo negro, como que ayuda contra la obesidad, con inmunomoduladores, hipolipidémicos, antioxidantes, hepatoprotectores y neuroprotectores, sin embargo, aún no hay suficientes pruebas.Lo cierto es que el proceso tipo fermentación del ajo negro restaura los nutrientes y reduce el fuerte sabor y olor de cuando está crudo, por lo que el ajo negro es más fácil de consumir y así puedes aprovecharte de los beneficios del ajo, que está cargado de antioxidantes.El ajo negro es excelente para la salud, ya que ayuda a combatir los radicales libres y previene el daño oxidativo, que conduce a varias enfermedades, e incluye vitaminas y minerales como:Manganeso: ideal para ayudar a construir una estructura ósea saludable y la creación de enzimas clave para la formación de huesos.Vitamina B6: ayuda a proteger el sistema inmunológico. La vitamina también beneficia el metabolismo del cuerpo, el control hormonal y previene las afecciones de la piel y los trastornos renales, por nombrar algunos.Vitamina C: La vitamina C ayuda a proteger contra deficiencias del sistema inmunológico, enfermedades cardiovasculares y oculares, problemas de salud prenatales e incluso arrugas de la piel.Selenio: este mineral es clave para el funcionamiento cognitivo y la fertilidad.Fósforo: una de sus tareas clave es el mantenimiento de huesos y dientes sanos.Cobre: ayuda a desarrollar colágeno dentro del cuerpo, refuerza la absorción de hierro y la producción de energía.Vitamina B1: también conocida como tiamina, esta vitamina juega un papel importante en la salud del sistema nervioso y cardiovascular.Calcio: el calcio es ampliamente conocido por formar y mantener huesos fuertes. Pero el calcio también es esencial para mantener saludables el corazón, los músculos y el sistema nervioso del cuerpo.Aunque tenga una apariencia extraña para ti, el ajo negro tiene muchas propiedades buenas, potenciadas, pero con un sabor mucho más amable que el del ajo crudo, así que no dudes en probarlo cuando tengas oportunidad.
Las hierbas de olor son el secreto del éxito en la comida mexicana, ya que gracias a ellas, un platillo cualquiera puede transformar por completo su aroma y su sabor, por eso es importante conocerlas. Así que si quieres darle otro toque a tu comida, no pueden faltar en tu cocina estas 10 hierbas de olor. Cilantro El cilantro es quizás una de las hierbas más populares en la gastronomía mexicana, ya que generalmente se utiliza en salsas y para adornar los platillos. Orégano El orégano es una hierba de sabor bastante fuerte, que se utiliza para sazonar adobos, salsas, caldos y carne y también puede servir como remedio natural para mejorar la digestión y aliviar problemas respiratorios. Epazote Por su parte, al epazote se le considera como la hierba aromática mexicana por excelencia y lo podemos encontrar en quesadillas fritas, frijoles de olla, esquites, tamales, salsas y guisados con vegetales. Pápalo El pápalo tiene un sabor parecido al de la arúgula mezclada con pimienta. Por su fuerte sabor, se puede utilizar como quelite o para acompañar platillos altos en grasa como taquitos de tripa o suadero. Laurel El laurel nunca falta en guisados, caldos y salsas.Su aroma fresco y dulzón complementa a la perfección carnes y platillos altos en grasas. Tomillo Para acompañar carnes, vegetales y grasas, puedes utilizar tomillo, ya que posee un aroma muy especiado e intenso que le da gran sabor a los alimentos. Perejil Como el cilantro, el perejil esmuy utilizado en las recetas de comida mexicana gracias a sus notas picantes, frescas y un tanto amargas. ¿Quién no lo ha consumido en jugos detox o aderezos? Romero El romero es un excelente compañero para sazonar carnes rojas, pollo y hasta agua de limón. También funciona como remedio casero para la caída del cabello y ayuda a aliviar problemas digestivos. Albahaca Fresca y dulce, la albahaca generalmente se acompaña en pizzas, postres, pastas y hasta cocteles. Es una hierba de olor tan versátil, que hasta posee propiedades antiinflamatorias y antibióticas. Menta La menta es una hierba aromática de sabor dulce que seguramente has acompañado en diversos postres como el chocolate o como acompañante en aguas frescas e infusiones. ¡Es un excelente digestivo! Si buscas darle sabor, aroma y el sazón típico de las cocinas mexicanas, tienes que tener estas 10 hierbas de olor en tu cocina. ¿Cuántas te faltan?
Ser intolerante a la lactosa significa que el cuerpo no puede digerir la lactosa, es decir, el azúcar de los productos lácteos y no sólo los adultos lo padecen, también hay bebés intolerantes a la lactosa y presentan síntomas comunes. En adultos, el resultado de beber leche o comer productos lácteos como queso o yogur puede causar síntomas que van desde calambres estomacales hasta diarrea y muchos de nosotros vivimos con esta intolerancia y aunque es más raro, los bebés también pueden tenerlo.Cómo saber si mi bebé es intolerante a la lactosaYa que los bebés no pueden hablar, saber si tu bebé es intolerante a la lactosa puede resultar complicado, pero si tienes dudas, puedes prestar atención a los síntomas y acudir con tu pediatra para que te dé un diagnóstico concreto.Si tu bebé parece tener problemas para digerir los lácteos, esto no necesariamente significa que sea intolerante a la lactosa y sus síntomas pueden deberse a otra causa. Sin embargo, por lo general, hay 4 síntomas comunes de intolerancia a la lactosa en los bebés:diarrea calambres estomacaleshinchazóngasComo los bebés no pueden explicar qué les molesta, no siempre es fácil saber cuándo tienen problemas estomacales, pero puedes fijarte en ciertas señales que los bebés muestran cuando tienen dolor de estómago como apretar los puños, arquear la espalda, patear o levantar las piernas, llorar mientras expulsa gases. Por otra parte, cuando se les inflama el estómago puede observarse un poco más grande de lo normal y sentirse duro al tacto.Presta atención a las señales después de las comidas, pues justo entre 30 minutos y 2 horas después de consumir leche materna, fórmula a base de leche o alimentos sólidos que contienen lácteos, los síntomas pueden presentarse.Por otra parte, es posible que tu bebé no sea intolerante a la lactosa, sino que tenga una alergia a la leche, pues los síntomas son similares a los de la intolerancia a la lactosa, pero estas condiciones no son las mismas.Una alergia a la leche ocurre cuando el sistema inmunológico reacciona de forma exagerada a los lácteos. Si tu bebé es alérgico a la leche, es posible que tenga malestar estomacal y diarrea, pero también presentará síntomas que no ocurren con una intolerancia, como sibilancias, tos, hinchazón, picor, ojos llorosos y vómito. Aunque notes estos síntomas, lo más importante es consultar al doctor especialista para que te dé un diagnóstico adecuado.Si te preguntas qué tan común es la intolerancia a la lactosa en los bebés, por fortuna, la mayoría de las personas con intolerancia a la lactosa no desarrollan síntomas hasta después, cuando la producción natural de la enzima que ayuda al cuerpo a digerir la lactosa disminuye (puede ser en la infancia, la adolescencia o la adultez), por lo que la intolerancia a la lactosa en bebés menores de 1 año es bastante rara, pero no imposible.Así que si notas los síntomas de intolerancia a la lactosa en tu bebé, no dudes en acudir con tu médico para que te ayude con recomendaciones profesionales para tratar a tu pequeño y evitarle malestares.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD