Las Delicias de la Cocina Griega
Recetas Fáciles

Las Delicias de la Cocina Griega

Por Kiwilimón - Julio 2012
Considerada como aromática y llena de contrastes de sabor, la cocina griega es una delicia logra sorprender a los paladares más exigentes. Esta cocina está conformada por alimentos sencillos: verduras y hortalizas, carnes y pescados, junto a ingredientes imprescindibles como el ajo, el limón, las especias y por supuesto el aceite de oliva hacen que sus platos combinen a la perfección la tradición mediterránea y los aromas de la gastronomía turca y oriental. Tu puedes preparar recetas de este tipo de cocina en tu hogar. Es muy sencillo y rápido. Podrás enamorar a quienes degusten tus platillos, sólo es cuestión de que te decidas a preparar alguna de las recetas que a continuación te sugerimos y verás que te lo agradecerán. (te recomendamos hacer click en el título de la receta para ver más detalles de la misma) Ensalada Griega con Camarones Refrescáte en esos días de calor con esta deliciosa ensalada griega con camarones. Ensalada de Pasta Griega Esta receta se prepara en menos de 20 minutos y sabe deliciosa. Incluye los sabores de una ensalada griega pero con pasta. Moussaka Griega La moussaka es un plato tradicional griego que consiste de capas de berengena, cordero, tomate y salsa blanca. Esta receta de moussaka es muy rica y es un platillo que se puede preparar un par de días antes de una cena o comida. Sopa Griega de Limón (Avgolemono) Esta sopa de limón, conocida como "Avgolémono", lleva arroz y pollo desmenuzado y tiene una textura cremosa deliciosa. El avgolémono es el nombre en griego para la mezcla de huevo con limón que se utiliza en salsas y sopas mediterráneas. Botana Griega Botana facil y muy rica para cualquier ocasión. Ensalada Griega Fresca ensalada con sabor mediterraneo. Hojas de Parra Rellenas de Queso de Cabra Una delicia griega estas hojas de parra están rellenas de queso de cabra con especias.
Califica esta receta
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Uno de los platillos más representativos y deliciosos de la comida mexicana es, sin duda alguna, el pozole.Con cebollita, chile, orégano, rábanos, lechuga, mucho limón y de pollo, carne, verduras o como lo prefieras, el pozole es el platillo que no puede faltar en la mesa de los mexicanos sobre todo en septiembre, el mes patrio. ¿Pero alguna vez te has preguntado de dónde viene esta tradición?La palabra pozole es una derivación del náhuatl pozolli: potzonalli, apotzontli, que significan espuma o espumoso. En sus orígenes era un plato ritual de los mexicas y se consumía durante las ceremonias nahuas a Xipe Totéc: Nuestro Señor el Desollado. Entre los años 1325 y 152, se preparaba con la carne de los prisioneros sacrificados durante la celebración y se le daba un uso ceremonial, pues era servido sólo a los nobles o sacerdotes.Xipe Totéc era una deidad mexica asociada a la guerra, al maíz y a la renovación vegetal. Para desgranar al maíz había que "desollarlo" y quitarle sus hojas. Así, de la misma forma, para preparar el pozole se tenían que desollar los granos del maíz llamado cacahuacintle. Para lograr esto, ponían los granos a reposar en agua con cal durante algunas horas. Después de la llegada de los españoles, el canibalismo se prohibió y se sustituyó la carne de humano por carne de cerdo y así, el proceso del pozole ha ido cambiado a lo largo de la historia de México. En la actualidad, el pozole es diferente de acuerdo con la región donde se prepara: en el estado de Guerrero se prepara el blanco y el verde, que lleva esa tonalidad por el tomate verde o la pepita molida y en algunos lugares se le agrega chicharrón, mientras que en la Ciudad de México, Sinaloa, Nayarit y Jalisco se consume la variante roja. En algunas otras zonas costeras se le agregan mariscos y pescado. Ya sea que lo prefieras con maciza, de surtida o de pollo; rojo, verde o blanco, estas Fiestas Patrias a la hora de disfrutar un increíble pozole ya sabrás de dónde surgió esta tradición.
La rutina facial coreana se ha convertido en toda una tendencia de belleza. El objetivo de hacerla es conseguir una piel limpia e hidratada, como las perfectas pieles asiáticas. Si aún no conoces esta rutina, aquí te enseñamos los 10 pasos que debes tener en cuenta si quieres ponerla en práctica. Desmaquillante. Para poder empezar a preparar la piel es necesario que esté limpia. Hay varios desmaquillantes, hay algunas cremas o aceites, pero debes escoger el que mejor le vaya a tu tipo de piel. Limpiador. Luego de quitarte el maquillaje, es importante estar seguras que no quedan ningún rastro ni de maquillaje, ni de desmaquillante, ni de suciedad, por eso tenemos que limpiarnos con un producto espumoso. Exfoliante. Este paso es muy importante para tener una piel impecable pues el exfoliante nos permitirá remover las células muertas y a eliminar las impurezas que se incrustan en nuestra cara y que son las que ocasionan puntos negros. Tónico. El tónico empieza a preparar la piel para lo que viene, balancea el PH, además empiezas a hidratarte a nivel celular y ayuda a prevenir las imperfecciones. Esencia. Muchas personas dicen que este paso es el más importante para las asiáticas pues tiene muchas propiedades que otorgan elasticidad y firmeza al rostro. Serum. El suero es un concentrado de activos que ayudan con problemas específicos de la piel, arrugas, acné, resequedad, opacidad. Mascarilla. Las sheet masks son las reinas de la hidratación, por sus ingredientes y formatos, sus componentes hacen que la piel se hidrate profundamente. Contorno de ojos. La piel de los ojos es muy delicada, es por eso que necesita productos especiales. El contorno de ojos le otorgará hidratación y será preventivo ante el envejecimiento. Hidratante. La hidratación es vital para lucir una piel perfecta, este producto ayudará a sellar y mantener la humectación para reflejar salud y vitalidad.Protector Solar. No hay nada más potente para prevenir el envejecimiento que usar protector solar. Procura que sea de un factor de protección alto y recuerda estarlo retocando varias horas al día. Vitaminas para la piel en los alimentosLos alimentos ricos en vitamina C como los cítricos, guayabas o los kiwis, aportan colágeno que le dará a tu piel firmeza.Las zanahorias, que tienen vitamina A, contienen fotoprotectores los cuales además de darte un color increíble (junto a un buen protector solar), te ayudarán a mantener a raya el envejecimiento prematuro. El jitomate es rico en licopeno, por lo que te ayudará a proteger la piel contra los radicales libre y, al igual que los frutos rojos, que son ricos en antioxidantes y los frutos secos, como nueces y almendras, que están llenos de vitamina E, te brindarán los beneficios para tener una piel saludable.Además de la constancia y disciplina con esta rutina, procura llevar una alimentación balanceada. Recuerda que lo que comemos se refleja en nosotros. Por otra parte, la hidratación también es primordial, no sólo por fuera, sino también por dentro, así que debes tomar al menos dos litros de agua al día para reflejar salud y bienestar en tu semblante.
Vivimos en una época en la que por falta de tiempo, es cada vez menos común que cocinemos, así que terminamos por comer casi cualquier cosa que se nos cruza en la calle.Esto puede significar un riesgo para la salud, pues no conocemos los ingredientes con los que se preparan y, por lo general, no es comida que realmente nos nutre.Para evitar caer en tentaciones, tu mejor aliada será la organización y justo esa es la clave del Batch cooking.¿Qué es el Batch cooking?El Batch cooking es cocinar por lotes para toda tu semana y esta técnica consiste en dos cosas básicas: planificar la semana y cocinar un solo día.La planificación y organización evitará que caigas en las comidas de última última hora y hará que tu alimentación sea más saludable y variada. Haciendo el batch cooking ahorrarás tiempo, comerás mejor, desperdiciarás menos alimentos y ahorrarás dinero.¿Cómo hacer el batch cooking?-Planifica los menús para toda la semana.-Haz una lista de los ingredientes y las cantidades que necesitas comprar.-Dedica un día para cocinar todo lo de la semana, vas a cocinar mucho, pero recuerda que el resto de los días ya no tendrás que hacerlo.-Raciona y congela en porciones cada una de las comidas.-Rotula todos tus recipientes para una mejor organización. Cosas que tienes que tomar en cuenta-Prepara platillos con ingredientes que se puedan congelar. Para los alimentos que no se pueden congelar, como la mayonesa y algunas verduras como la lechuga y la arúgula, es mejor guardarlo en el refrigerador en un recipiente bien cerrado.-Lo más conveniente una vez que ya hayas cocinado es guardar la comida en las porciones que te vas a comer. -Toma en cuenta los envases que vas a usar, la cantidad que vas a requerir y fíjate que todos cierren de manera adecuada. Cuida que tus comidas no se contaminen y que no se salga la comida cuando la traslades. -Busca recetas que se adecuen al batch cooking. Como ves, el batch cooking es una técnica que nos ofrece muchos beneficios, por lo que no es de extrañar que todo mundo lo esté haciendo y que los hábitos estén cambiando para bien.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD