Aprendiendo a comer sushi correctamente

Por Kiwilimón - Mayo 2016
A todos nos gusta el sushi. Esos deliciosos trocitos de pescado con arroz hervido son una verdadera delicia para el paladar. Sin embargo, este platillo asiático requiere un poco más de destreza para ser consumido correctamente. ¿Sabes si estás comiendo tu sushi de manera correcta? Checa las reglas para comer sushi como un experto: La preparación Antes de empezar a comer tu orden de sushi, asegúrate de limpiar tus manos con la toalla húmeda, ya que básicamente comerás con las manos (sí, aunque no lo creas, esa es la manera tradicional de comer sushi). ¿Entonces para qué son los palitos? Cuando pidas sashimi (esos trocitos de pescado crudo sin arroz) debes comerlos con estos utensilios.

🏄🏻🏄🏻🏄🏻

Una foto publicada por John Um (@chefjohn) el

Lectura recomendada: ¡Después de comerte este sushi de camarón querrás chuparte los dedos! Un poco de extras Los mexicanos somos amantes de los extras que les ponemos a nuestros platillos: salsa, limón, verdura, queso, etc. Pero ten cuidado cuando comas sushi: los ingredientes extras (wasabi y jengibre) no deben apoderarse del platillo. Si te gustan los sabores fuertes y picantes, agrega solo un poco de wasabi, ya que demasiado podría esconder los sabores del pescado. En cuanto al jengibre, olvídate de ponerlo sobre cada pieza de sushi. Esta exquisita raíz tiene el propósito de limpiar tu paladar entre cada bocado, por lo que no se debe consumir al mismo tiempo que el sushi.
Can someone say YUM. 👌🏼 Una foto publicada por Brian Schaller (@brian_schaller) el
Lectura recomendada:  ¿Sabías que si combinas aguacate y wasabi obtienes un dip increíblemente sabroso? El bocado perfecto Ya les hemos mencionado que el sashimi se come con palitos y el sushi con las manos, pero ¿sabes de qué manera debes tomar cada trozo? Levanta una pieza a la vez con tu dedo pulgar y medio. El sostener el sushi con las manos te permitirá sentir sus texturas sin dañarlo.
Lectura recomendada:  Con esta receta de arroz tus rollos de sushi quedarán impecables. La estrella: la salsa de soya Tenemos que admitir que a muchos de nosotros nos encanta sumergir y bañar los trocitos de sushi en salsa de soya, pero este es un gran error (además de ser considerado de mal gusto en Japón). La manera correcta de agregar soya al sushi es tomar la pieza y sumergir solo la parte del pescado, así evitas que el arroz se remoje y pierda su textura. Recuerda que dejar un poco de arroz al terminar tu sushi te delata como un novato.
Lectura recomendada:  Esta salsa de soya es ideal para los intrépidos en la cocina. La comida en la boca El arte de comer sushi incluye también la posición en la que colocas la comida dentro de tu boca. Aunque pueda parecer exagerado, hacer esto correctamente puede mejorar muchísimo la experiencia gastronómica. Para saborear y apreciar mejor cada bocado, coloca el sushi de tal manera que el pescado toque tu lengua. Verás cómo sabe mejor así.
Ahora que ya sabes comer sushi correctamente, ¿qué esperas para preparar unos rollitos en tu casa? Lectura recomendada:  Prueba este sushi de atún con unas gotitas de wasabi y deléitate con su gran sabor.    
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
La organización nunca está de más, pues nos permite estar al tanto de las cosas, ahorrar tiempo, terminar pendientes y tener en cuenta todas nuestras tareas. En época escolar es mucho más importante, porque hay muchos aspectos a considerar: trabajos, fechas de entrega, época de exámenes, tareas, proyectos, trabajos en equipo. Por otra parte, un planificador escolar es un vínculo de comunicación entre padres y maestros, y también es una herramienta para inculcarle a los niños el hábito de la organización y la responsabilidad.Para hacer un planificador escolar, lo único que necesitas es un cuaderno (de preferencia con espiral), pluma y mucha creatividad.1. Busca un cuaderno que sea útil, trata de que sea de espiral y si tiene carpetas o sobre internos donde puedas guardar cosas y documentos, sería ideal.2. Personalízalo con el nombre de tu hijo y todos sus datos para que pueda recuperarlo en caso de perderlo.3. Marca las páginas con una fecha, puede ser diario, semanal o mensual.4. Haz una lista de horarios y listas de tareas.5. Actualiza el planificador escolar con los horarios, actividades y fechas especiales.6. Enséñale a tus hijos cómo deben usar su planificador 7. Usen su creatividad para decorarlo8. Mantente pendiente de las actividades escolares de tu hijo. Bullet JournalDe un tiempo para acá, los bullet journal han cobrado importancia y no es en balde. Una agenda de este tipo nos permite organizar las tareas enfocadas a un resultado, lo cual las hace muy eficientes.Uno de los aspectos de los bullet journal que lo ha hecho más popular es su sistema basado en listas, porque ¿a quién no le gustan las listas? Este sistema nos permite tener una mejor visión, organización y es mucho más fácil para nuestro cerebro procesarlo. Algunas de las ventajas que tiene hacer un bullet journal es que lo puedes hacer con cualquier cuaderno que tengas a la mano, no necesitas comprar uno en específico, es flexible, el método es muy simple y se basa en hacer listas, títulos y números de página, además de que tus hijos le darán rienda suelta a su creatividad. Como ya lo has podido comprobar, contar con un planificador escolar está lleno de beneficios y fomenta la organización, gestión y responsabilidad de los niños. En definitiva es un elemento imprescindible para este regreso a clases.
Seguramente te has fijado que al cortar un aguacate, este se empieza a poner café después de un rato. Esto no significa que el aguacate esté echado a perder o que ya no sirva, simplemente es una reacción natural de los componentes presentes en este alimento.Como ya sabrás, los Aguacates de México son una comida muy saludable, ya que aportan alrededor de 20 vitaminas, minerales, antioxidantes y fitonutrientes. Entre todos esos componentes se encuentran los fenoles y las enzimas, los cuales adquieren una tonalidad café cuando son expuestos al oxígeno.Para evitar que el aguacate se torne oscuro, lo que debes hacer es impedir que ocurra el proceso de oxidación. Pero no te preocupes, evitar que un aguacate se oxide es mucho más sencillo de lo que parece. Sigue estos tips para mantener tu aguacate fresco por más tiempo:LimónEl jugo de limón es un fuerte antioxidante, por lo que agregar unas gotas a tu preparación con aguacate puede ayudar a que el proceso de oxidación se ralentice. Si añades el jugo de limón justo después de cortar el aguacate, este puede conservar su color natural por más tiempo.PlásticoUna opción bastante sencilla que mantendrá en buen estado tanto a los aguacates cortados, como a las preparaciones con aguacate, es el plástico. Lo único que tienes que hacer es cubrir suavemente la superficie con plástico de cocina. Asegúrate de que no queden burbujas de aire para evitar que se oxiden algunas partes.AceiteEn el caso de que vayas a preparar unos aguacates horneados o asados, hay otra manera de impedir que se pongan cafés. Inmediatamente después de partirlos, pasa una brocha con aceite vegetal sobre la superficie del aguacate. Esta delgada capa de protección evitará que el aguacate comience a oxidarse.Pon en práctica estas recomendaciones y haz que tus aguacates luzcan perfectos por más tiempo. Recuerda que los Aguacates de México son prácticamente la única fruta que contiene grasa monoinsaturada, y no contiene sodio, colesterol ni grasas trans. Reemplazar las grasas saturadas o trans con grasas insaturadas se asocia a un riesgo reducido de enfermedades cardiovasculares. Esto hace que los Aguacates de México sean una alternativa saludable para los snacks entre comidas y en un gran aliado para cuidar la salud del corazón.
Llevar una dieta con frutas y verduras puede ayudar a asegurar que nuestros cuerpos reciban los antioxidantes y las vitaminas necesarias para mantener nuestro peso, colesterol y presión arterial saludables. Una buena noticia es que hay una fruta fácil de encontrar que contiene la mayoría de los nutrientes necesarios para un estilo de vida saludable y cotidiano: los Aguacates de México. Conoce las razones por las cuales debes incluir aguacate en tu dieta todos los días: Los aguacates contienen 5 g de grasa monoinsaturada y 1 g de grasa poliinsaturada por cada 50 g de porción. Más del 75% de la grasa en un aguacate es insaturada, lo que lo convierte en un excelente sustituto de los alimentos altos en grasas saturadas. De acuerdo con las Recomendaciones alimenticias para los estadounidenses, reemplazar las grasas saturadas con grasas no saturadas puede reducir los niveles de colesterol malo en la sangre.  Comer verduras y frutas, como los Aguacates de México, se asocia con un riesgo reducido de muchas enfermedades crónicas, incluida la enfermedad cardiovascular, y puede proteger contra ciertos tipos de cáncer, de acuerdo con las Recomendaciones alimenticias para los estadounidenses.  Los aguacates son libres de sodio y colesterol.  A diferencia de la mayoría de las  frutas, los aguacates no contienen azúcar. Cuando se comen solos, los aguacates no inducen un aumento significativo de la glucosa en la sangre, por lo que no se incluyen en la tabla internacional de valores de índice glucémico y carga glucémica: 2002. Los aguacates son una buena fuente de fibra. La fibra dietética  puede ayudarte a sentirte lleno más rápido, lo que puede aumentar la saciedad y ayudar a controlar el peso. Los aguacates son la única fruta saludable con grasas monoinsaturadas y grasas poliinsaturadas o grasas buenas. Más del 75% de la grasa en los aguacates es "grasa buena". Las grasas buenas, como las que se encuentran en los aguacates, pueden ayudar a mejorar la ingesta de grasas en la dieta sin elevar los niveles de colesterol LDL ("malo"). Comer aguacates puede ayudar a reducir el riesgo de enfermedades cardíacas, obesidad y diabetes tipo 2. Los aguacates son una buena fuente de cobre, un mineral esencial que ayuda a mantener saludables los vasos sanguíneos, los nervios, el sistema inmunológico y los huesos. Una porción de aguacate proporciona el 10% del DV para el cobre.  Como puedes ver, los Aguacates de México son una fruta saludable y rica en nutrientes. ¡Aprovecha la versatilidad de este delicioso ingrediente e intenta incluirlo en tu dieta diaria! 
El desperdicio de alimentos es una situación grave en el mundo y no sólo es muy triste que todos los días, toneladas de alimentos terminen en la basura, sino que además, hacemos un daño directo a los bolsillos. Para evitar que la comida termine por ser desechada, te damos algunos pasos sencillos para ser más consciente y poder aprovechar mejor nuestros recursos.Todo empieza desde las comprasEl primer paso, y quizá el más importante, es que planees correctamente las compras. Antes de hacer tu lista para el súper, revisa lo que tienes en el refrigerador. A veces hay tesoros en el fondo del cajón de las verduras que se pueden convertir en una deliciosa sopa antes de que pase demasiado tiempo. Aprovecha ese jamón de la semana pasada para unas croquetas y si te sobró demasiado, piensa comprar un poco menos la siguiente vez.Te recomendamos intentar esta receta de Croquetas de Papa con Jamón Nada de distraccionesRecuerda, si vas de compras con hambre o sed, pondrás en tu carrito mucho más de lo que necesitas. Apégate a tu lista y a la planeación que hayas hecho para la semana. Una vez que llegas a casa, empaca y almacena todo correctamente y así tendrá más vida de anaquel.Aprovecha los ingredientesMuchas veces al preparar una receta, usamos sólo una parte de las frutas y verduras que compramos. Por ejemplo, con el apio: si usas los tallos para una ensalada, aprovecha las hojas en una sopa y la parte blanca de la base para dar más sabor a tu caldo. También puedes hacerlo con los tallos de los champiñones o los tallos gruesos del brócoli, que hacen una rica sopa o ensalada. Los plátanos que ya están muy negritos son perfectos para hacer panqué o agregarlos a la masa de hotcakes. Si no tienes tiempo de prepararlo pronto o no tienes suficiente cantidad, no te preocupes, congélalos hasta que estés lista.Si tienes pedacitos de diferentes quesos, es el momento de hacer una salsa deliciosa para tu pasta favorita. Y en la alacena, revisa mensualmente las fechas de latas y salsas, y úsalas en tiempo.Cuida las porcionesPara evitar tener desperdicios, es mucho mejor servir porciones pequeñas y si alguien quiere más, entonces que se sirva después. Si sobra comida, recuerda enfriarla rápido y conservarla adecuadamente para que dure más tiempo.Administra inteligentemente las sobrasCon frecuencia, nuestro refrigerador se convierte en un paso previo al basurero por tener cantidades pequeñas de sobras que no se aprovechan. Si preparaste comida de más, recuerda conservar lo que quede en recipientes adecuados, siempre marcando el contenido y la fecha de empaque, para que estés consciente de cuándo debes consumirlo.Por otra parte, también puedes darle nueva vida a las sobras. Por ejemplo, si hubo pollo al horno, deshebra el sobrante para unos taquitos; las verduras cocidas picadas se pueden mezclar con pasta fría y vinagreta, o con atún y mayonesa para una ensalada; los frijoles refritos con salsa de jitomate y caldo toman un nuevo aire en una sopa. O simplemente fríe ese arroz blanco con verduras picadas, cubitos de carne o camarón, y salsa de soya para una cena oriental ligera... Usa tu imaginación y dales giros distintos a esos recipientes con sobras. Al final de mes, se sentirá la mejora en tu cartera.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD