La Rifa Chocolatería, Kiwi Fav de la semana
Recomendaciones Gastronómicas

La Rifa Chocolatería, Kiwi Fav de la semana

Por Sofía Danis - Junio 2021

En Dinamarca 47, en el corazón de la colonia Juárez en la Ciudad de México, se encuentra La Rifa Chocolatería, un proyecto que busca transformar la forma en que se consume chocolate en nuestro país.  

En La Rifa, preciadas semillas de cacao provenientes de sistemas agroforestales en Tabasco, Chiapas y otros rincones del sureste de México se transforman en bebidas a base de cacao (lavado o fermentado), chocolate de origen por temporalidad y demás productos de chocolatetamales, pan de dulce, golosinas, helados e incluso cervezasdependiendo de las particularidades de cada semilla.  

“La industria ha normalizado los chocolates anónimos”, explica Mónica Lozano, copropietaria de La Rifa Chocolatería. “Las grandes marcas de chocolate no especifican quién cultiva el cacao. Es por eso que nos interesa que el consumidor conozca cuál es el origen del cacao y quiénes son las personas que lo trabajan día a día y que hacen posible que llegue hasta la ciudad”. 

De la semilla de cacao achocolate 

El árbol de cacao crece entre múltiples especies de árboles maderables, árboles frutales y flores a lo largo de 30 años por lo que adquiere notas de sabor específicas a la región de la que proviene.    

Para que una semilla de cacao llegué a ser un árbol productivo se necesitan alrededor de 6 años, mientras que las flores una vez polinizadas tardan de 4 a 6 meses en convertirse en una mazorca que dependiendo de la variedad se tornará amarilla, anaranjada, rojiza o dorada cuando esté lista para la cosecha. 
 

Sin embargo, el cacao no es un producto que pueda utilizarse una vez que la mazorca madura y se recolecta, sino que es necesario llevar a cabo una serie de procedimientos para que pueda ser utilizado.    

Pasada la cosecha, las mazorcas deben desgranarse para después fermentar los granos por una semana aproximadamente. Al concluir con la fermentación, los granos deben pasar por un proceso de secado que tarda alrededor de 10 días para poder limpiarse, clasificarse y finalmente almacenarse.   



Este largocomplejo e importante proceso es prácticamente desconocido para la mayoría de los consumidores de chocolate, de ahí que La Rifa Chocolatería busque reconocer la ardua labor de las familias cacaoteras del sureste mexicano por medio de la trazabilidad de sus productos.  

Buscamos que el cacao venga de sistemas agroforestales para que los productores de cacao tengan un ingreso fijo y que las plantaciones de cacao se mantengan sanas por más tiempo” explica Daniel Reza, copropietario de La Rifa Chocolatería. “Estamos sujetos a disponibilidad, pero es algo muy bonitoDependemos de los ciclos de cacao, de cuánto cacao se puede producir, de la calidad y deproceso que se le da. 

“Nuestro trabajo es encontrar la mejor expresión para ese cacao”, agrega Mónica Lozano.  

Cabe mencionar que La Rifa Chocolatería también funge como un espacio de divulgación en el que frecuentemente se imparten catas y degustaciones, talleres, cursos y pláticas relacionadas con el ciclo productivo del cacaola biodiversidad, los sistemas agroforestales, las organizaciones campesinaspor mencionar sólo algunos. 

Aventúrate a probar un delicioso chocolate amargo fermentado o la inigualable barra Blanco Jaguar.

¡Te sorprenderá el sabor del chocolate mexicano de origen!


Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
En los últimos días, la noticia de que la Profeco (Procuraduría Federal del Consumidor), retiraría del mercado la famosa sopa Maruchan y otras sopas instantáneas causo furor en redes sociales, tanto así que varias personas realizaron compras de pánico, mientras que los usuarios de redes sociales dejaron volar su imaginación para crear una ola de meses al respecto. Sin embargo, a pesar de la información que ha circulado en redes sociales, cabe mencionar que no se va a prohibir la venta de todas las sopas instantáneas en México, ya que el gobierno federal solo retiró de los estantes algunas que incumplían ciertas normas. En kiwilimón te contamos todo lo que debes saber sobre las controvertidas sopas instantáneas, qué tan malas son para la salud, qué tan seguido deberías consumirlas y cuáles son los que se retiraron del mercado. ¿Por qué se retiraron las sopas instantáneas del mercado?Después de que las autoridades retiraran 129,937 sopas instantáneas de las tiendas el viernes 1 de octubre, se generó mucha confusión sobre cuáles marcas se prohibirían. Esta medida se tomó después de la publicación de un estudio de calidad y de varias denuncias presentadas por los ciudadanos. ¿Por qué se retiraron estas sopas de las tiendas? Esto se debió a que algunas marcas incumplen con los nuevos etiquetados, son productos engañosos u omiten incluir información nutrimental en sus etiquetas. También puedes leer: Nutrición en tiempos de covid¿Cuáles son las 12 sopas instantáneas que fueron prohibidas?Aunque mucho se especuló sobre la desaparición de la famosa sopa Maruchan del mercado, esta fue una de las sopas instantáneas aún está disponibles en las tiendas. Por el contrario, están son las 12 marcas que sí se han prohibido: Knorr PASTA LISTA, pasta preparada con salsa sabor queso y hierbas: Se retiró de los estantes, ya que incumple con las normas de etiquetado vigentes, pues omitió identificar el jarabe de glucosa como “azúcar añadido”. Por otro lado, tampoco no informa la energía, es decir, las calorías que contiene, conforme a la norma.Pasta para sopa de fideos instantáneos marca MYOJO: No expresa la energía, calorías, tal y como lo exige la norma vigente y tampoco declara la información nutrimental en el producto preparado.Pasta de sémola de trigo precocida para preparar sopa marca Selecto BRAND: No expresa la energía, calorías, tal y como lo exige la norma vigente.Pasta de sopa de fideos instantáneos sabor curry, marca J-BASKET: Este producto se retiró de las tiendas debido a que las instrucciones de la etiqueta no están en español y tampoco declara la información nutrimental.Pasta de trigo estilo oriental, marca CHIKARA UDON: Este producto se retiró de las tiendas debido a que las instrucciones de la etiqueta no están en español.Sopa instantánea de pollo sabor queso picante, marca BULDAK CHEESE: La Profeco la retiró del mercado, ya que la etiqueta es engañosa, ya que en su denominación dice "de pollo", pero en sus ingredientes indica contener "polvo sabor artificial de pollo" y "sabor artificial de pollo".Tallarines instantáneos sabor pollo, marca OTTOGI RAMYON: Esta sopa se retiró del mercado, ya que la etiqueta es engañosa, “pues la imagen que presenta en el empaque induce a pensar que contiene zanahoria, cuando no es así”.Pasta con salsa sabor queso, marca Kraft: Este producto no declara la información nutrimental en el producto preparado.Pasta para sopa de fideos instantáneos, marca NONGSHIM: Este producto no declara la información nutrimental en el producto preparado.Pasta para sopa de fideos instantáneos estilo japonés marca UDON: Este producto no declara la información nutrimental en el producto preparado.Pasta para sopa de fideos instantáneos, marca SAPPORO: Este producto no declara la información nutrimental en el producto preparado.Pasta para sopa de fideos instantáneos, marca SAPPORO (HOT & SPICY CHICKEN): Este producto no declara la información nutrimental en el producto preparado.También puedes leer: ¿El mindfulness eating funciona para bajar de peso?¿Se va a prohibir la sopa Maruchan?Aunque esta marca en específico no fue uno de los 12 productos que se retiró de los anaqueles, en su comunicado de prensa, la Profeco asegura que la Maruchan contiene “cantidades mínimas de verdura, el producto incurre en publicidad engañosa, por lo que sería inmovilizado en operativos próximos”. ¿Qué tan dañinas son las sopas instantáneas para la salud?Aunque las sopas instantáneas tienen un sabor picoso que a todos nos encanta, la realidad es que es un producto lleno de conservadores y sodio. Sin embargo, estos productos también tienen muchas calorías y son ricos en azúcares, grasas, colorantes y saborizantes artificiales, lo cual no es nutritivo ni bueno para la salud. En total, pueden contener hasta 30 ingredientes. Una de las principales razones para no consumir sopa Maruchan es su excesivo contenido de sodio, pues el estudio realizado por la Profeco señala que 100 gramos de sopa contienen “entre 181 y hasta 398 mg” de sodio.También puedes leer: Los múltiples beneficios de consumir tamarindoPor otro lado, otra cosa que hay que tomar en cuenta es que tanto la sopa Maruchan y la sopa Nissin están envasadas en recipientes de unicel y que, al calentarse en el microondas, este material “se liberan compuestos que se combinan con los alimentos y son nocivos para la salud”. La sopa Maruchan y otras marcas de sopas son difíciles de digerir debido a la harina, grasa y humedad que contienen. Antes de consumir este tipo de alimentos, recuerda que el consumo de estos resulta en enfermedades como diabetes, obesidad e hipertensión. ¿Qué dicen los expertos sobre la sopa Maruchan?Para la nutrióloga clínica Jennifer Asencio, quien es especialista en diabetes y en pacientes con enfermedades renales, la prohibición de 12 sopas instantáneas es una buena noticia, ya que estos productos contienen “benzoato monosódico, un conservador que no es beneficioso a la salud, también eleva la presión arterial y puede crear una cierta adicción a seguir comiendo”. Además, la experta señala que las sopas instantáneas no contienen ninguna propiedad nutrimental, por lo que lo mejor es retirarlas del mercado y evitar su consumo, ya que como menciona Asencio, México es el país “con más obesidad en niños y el segundo en adultos”. En caso de que de verdad te guste la sopa Maruchan y no estés dispuesto a eliminarla de tu dieta, lo más aconsejable es consumirla una vez al mes o menos.
La tortilla es el pilar de la gastronomía mexicana, así como una pieza clave de nuestra identidad culinaria y de nuestra historia. Por si fuera poco, es un alimento versátil, nutritivo y económico, es por eso que es indispensable en todos los hogares mexicanos, ya que es una buena fuente de calcio.Si quieres conocer más sobre la historia de la tortilla, su origen y su evolución, en kiwilimón te decimos todo lo que tienes que saber sobre el alimento más mexicano de todos. Pues, aunque en México existen alrededor de 700 platillos que se pueden preparar con maíz, la tortilla es, y siempre será, la joya de la corona. ¿Qué es la tortilla? La tortilla de maíz es un pequeño disco hecho de maíz nixtamalizado o harina de maíz, el cual se puede preparar a mano o en máquinas industriales. Años más tarde surgieron las tortillas de harina, las cuales se preparan con harina de trigo y manteca o mantequilla, son más populares en el norte del país, mientras que las tortillas de maíz son imprescindibles en el centro y sur de México. El origen de la tortilla La tortilla, el pilar de la alimentación en nuestro país, es de origen prehispánico y se calcula que se creó alrededor del año 500 a.c., según el estudio titulado “Elaboración y consumo de tortillas como patrimonio cultural de San Pedro del Rosal, México”. Sin embargo, diferentes estudios han señalado que los antiguos habitantes de nuestro país habrían domesticado el maíz e inventado el proceso de nixtamalización entre el año 400 a. C. y el año 100 d. C. En la "Historia general de las cosas de Nueva España", escrito por Bernardino de Sahagún entre 1540 y 1585, el religioso español explica la gran variedad de tortillas que existían en el país: Las tortillas que cada día comían los señores se llamaban totonqui tlaxcalli tlacuelpacholli, que quiere decir “tortillas blancas y calientes dobladas” (...) comían también cada día tortillas que se llamaban ueitlaxcalli; quiere decir “tortillas grandes”, estas son muy blancas y muy delgadas y anchas, y muy blandas (.…) otras tortillas que se llaman cuahuhtlacualli; son muy blancas y grandes, y gruesas y ásperas. Otra manera de tortillas se llamaban tlaxcalpacholli; eran blancas, y algo pardillas, de muy buen comer. (…) unos panecillos, no redondos sino largos, que llaman tlaxcalmimilli; son rollizos y blancos, y del largor de un palmo. (…) Otra manera de tortillas llamaban tlacepoalli tlaxcalli, que eran ahojaldrados; Usaban también muchas maneras de tortillas para la gente común. Una manera de ellas se llaman tianquiztlacualli; quiere decir “tortilla o tamal que se vende en el tiánquez”. Otra que se llama íztac tlaxcalli ética tlaoyo, quiere decir “tortilla muy blanca que tiene dentro harina de frijoles no cocidos” (…) Comían unas ciertas tortillas hechas de las mazorcas frescas del maíz, que se llaman elotlaxcalli o xantlaxcalli; otra manera de tortillas hechas de mazorquillas nuevas de maíz, que se dice xilotlaxcalli.Cabe mencionar que el maíz, y las tortillas, eran tan importantes para los pueblos indígenas que Tlaxcala era conocido como “el lugar de tortillas o pan de maíz”. Según información publicada por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, en Tenochtitlán existían varios mercados en los que se vendían tortillas solas o con chile carne, miel, huevo, mole y otros acompañamientos.También puedes leer: ¿Cómo hacer tortillas de colores? La evolución de la tortilla Además de ser la única cuchara comestible en el mundo, la tortilla se ha convertido a un elemento imprescindible en la gastronomía mexicana porque se utiliza para preparar todo tipo de platillos: enchiladas, tacos, chilaquiles, totopos, tostadas, quesadillas, flautas, entre muchos otros. Dependiendo del maíz que se utilice para su producción, podemos encontrar tortillas blancas, amarillas, azules y moradas. La revolución de la tortilla Durante la época antigua se utilizaba el metate para moler maíz nixtamalizado, para después formar las tortillas y cocerlas en comales. Sin embargo, todo cambio durante la colonización, pues llegó el molino y años después la máquina de tortillas, un instrumento que cambió la historia de la tortilla y de la producción de alimentos en nuestro país. En nuestro país, comenzaron a inventarse y patentarse máquinas para hacer tortillas desde mediados del siglo XIX, sin embargo, la máquina tortilladora que de verdad cambió la industria alimenticia no salió a la luz hasta 1963, cuando Fausto Celorio creó y patentó una máquina con un sistema de rodillos para troquelar y transportar la tortilla, además, esta funcionaba con gas y no petróleo. Según información publicada por el Archivo General de la Nación, antes de Fausto Celorio, Julián González, presentó una patente para pulverizar todo tipo de granos en 1859. Años más tarde, Genaro Vergara presentó una máquina más moderna para la producción de tortillas.También puedes leer: Maizajo, kiwifav de la semana
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD