Top 5 recetas originales en sartén
Recomendaciones de Cocina

Top 5 recetas originales en sartén

Por Kiwilimón - Mayo 2015
El sartén es uno de los utensilios más usados en la cocina, si no es el que más. Es por eso que siempre hay que tener al menos uno en el que confíes ciegamente y con el que sepas que puedes cocinar siempre rico y seguro. Nosotros te recomendamos el nuevo Hard Titanium de T-fal, pues es dos veces más durable*, no se le pega nada y además te indica la temperatura exacta en la que debes empezar a cocinar.. Hoy queremos dejarte nuestro top 5: recetas originales en sartén, para que disfrutes con toda la familia.

Dumplings de camarón y carne de cerdo

Estas pequeñas empanadas orientales son un platillo completamente original que podría parecerse a las empanadas, pero son mucho más ligeras y suaves. Es un platillo típico japonés que puedes hacer en forma vegetariana también, pero hoy te dejamos la receta de cerdo y camarón, las más famosas en Japón. Recuerda acompañar de salsa de soya y agridulce. Ver receta completa aquí: http://www.kiwilimon.com/receta/botanas/dumplings-de-camaron-y-carne-de-cerdo

Pollo al ajonjolí

Ya que estamos inspirándonos en Oriente continuamos con esta receta agridulce de pollo al ajonjolí. Normalmente se prepara en un wok, pero la puedes hacer perfectamente en tu propia sartén grande. Te recomendamos que sirvas el pollo acompañado de arroz blanco al vapor o con unos fideos orientales para lograr un platillo que nos recuerde 100% a la comida asiática. Ver receta completa aquí: http://www.kiwilimon.com/receta/carnes-y-aves/pollo-al-ajonjoli

Brochetas de res y piña

Esta deliciosa combinación de arrachera y camarones es ideal para reuniones o fiestas donde no quieres que todos se sienten, sino que puedan moverse con su comida ya que es muy fácil de prepararse y de comerse. Los pimientos son las verduras clásicas para esta receta pero puedes aumentarle lo que quieras dependiendo de tu gusto, también podría ir muy bien con champiñones e incluso piña. Ya que tengas todos los ingredientes en las brochetas sólo es cuestión de dorarlos en la sartén. Ver receta completa aquí: http://www.kiwilimon.com/receta/carnes-y-aves/res/filetes/brochetas-de-res-y-pina

Pollo a la sartén

Esta simple receta es otra que se hace 100% en la sartén y saca todo su sabor de un aderezo casero, pimientos rojos, cebolla y jitomate. Es una preparación para toda la familia que queda perfecto para días entre semana, puedes acompañar la receta con un poco de arroz blanco para complementar pues ya lleva la proteína del pollo y los vegetales en la salsa. Ver receta completa aquí: http://www.kiwilimon.com/receta/carnes-y-aves/pollos/pechugas-de-pollo/pollo-a-la-sarten

Hamburguesa

La hamburguesa es un clásico de clásicos, pero no todos saben hacerla a la perfección, si quieres que te quede bien dorada y jugosa, sigue esta receta. Es muy simple, pero contiene todos los elementos básicos de la hamburguesa más un par nuevos que la sazonan de maravilla. Lo bueno es que, fuera de los vegetales, todo lo demás puedes cocinaro en la sartén, incluso puedes tostar ahí mismo los panes con un poco de mantequilla para que queden doraditos. Ver receta completa aquí: http://www.kiwilimon.com/receta/carnes-y-aves/hamburguesa Recuerda que el nuevo sartén Hard Titanium de T-fal:
  • Es 2 veces más durable*
  • Tiene interior anti-adherente para alto desempeño
  • Indica la temperatura exacta para empezar a cocinar
  • No se le pega nada gracias a sus partículas de titanio
*Titanium dura 2X más que el antiadherente T-fal POWERGLIDE    
Califica esta receta
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
En quesadillas, tamales, enchiladas o chilaquiles, el queso mexicano es el acompañante perfecto de muchas recetas de la cocina mexicana. Los quesos mexicanos, además de ser el complemento perfecto o el ingrediente estrella de numerosas recetas, también los comemos como botana y están presentes prácticamente en las cocinas de todos los estados de México. Hay quesos mexicanos que, si eres amante del queso, tienes que probar. A continuación te presentamos una guía para que los disfrutes con orgullo: Queso de hebra También es conocido como queso Oaxaca o quesillo. Se elabora, principalmente, en Oaxaca y Chiapas, aunque hoy puedes encontrarlo prácticamente en todo México. Es uno de los quesos mexicanos de pasta suave; es elaborado con leche de vaca y utiliza la técnica del hilado. Es fresco y cremoso en boca y su textura es húmeda y fácil de manejar. Es un queso mexicano excelente para derretir y gratinar. ¡Por algo es el rey de las quesadillas! Queso cotijaEs uno de los quesos mexicanos más famosos del país. Su nombre se debe a su zona de comercialización: Cotija, en Michoacán, en donde se encuentran los productores de las sierras aledañas de Jalisco y Michoacán para venderlo. El auténtico lleva la indicación de la Marca Colectiva, otorgada a la Asociación Regional de Productores de Queso Cotija, y se produce en temporada de lluvias (de julio a septiembre). Es un queso elaborado con leche de vaca, tiene pasta dura y su maduración va de las 4 semanas hasta los 6 meses. Su característico sabor mineral, otorgado por la sal de Colima, lo hacen perfecto para acompañar tus pastas. Queso panelaEs uno de los quesos frescos más consumidos del país y se produce en todo México. Está elaborado con leche de vaca y en algunos lugares lo hacen con leche descremada, en este último caso tiene menos grasa por lo que se recomienda su consumo en algunos regímenes alimenticios. En algunas regiones del país hay una versión llamada queso botanero que elaboran con leche parcialmente descremada. ¡Es perfecto para botanear o utilizar en sándwiches y tortas! Requesón Los especialistas creen que este queso se empezó a producir con la llegada de los españoles. Se produce con el suero remanente de la hechura del queso. Generalmente es de leche de vaca, aunque también puede haber con leche de cabra u oveja. Es un queso fresco que puede prepararse en casa con leche, jugo de limón o vinagre blanco. Podemos probarlo en cocina mexicana en antojitos como los tlacoyos. Queso de bola OcosingoEs un queso mexicano, único en el mundo, que conjunta dos familias de quesos: de pasta hilada por el exterior y fresco por el interior, por lo que su pasta externa es dura y la interna semidura y oreada. Es originario de Ocosingo, Chiapas, donde hay una Marca Colectiva que agremia a los productores de este queso tan valorado en la cocina mexicana. Con información de Larousse Quesos Mexicanos, Carlos Yescas, Editorial Larousse, 1a edición 2013. ¡Así que ya sabes, celebra este mes patrio con quesos mexicanos y compártenos tus creaciones con el Hashtag #FiestasPatriasConKiwilimón!
La noche le da un toque nostálgico al Centro Histórico de la Ciudad de México. A las calles las iluminan los reflectores de las iglesias y las luces amarillas de los puestos trasnochados. En Bolívar, casi esquina con República del Salvador, hay un fulgor más brillante que los otros. Es el de Los Cocuyos, legado culinario del ombligo de México. “Deme dos campechanos”, le digo a mi taquero, tratando de guardar la línea. De tomar pido agua porque traigo un vasito con vino mexicano para acompañar mis tacos de lengua y longaniza. No es que no me guste el Boing de guayaba, es que el vino potencia bien los sabores de la carne frita, el maíz y la salsa roja –mi favorita– de este puesto con poco más de 50 años. Eso de que el vino sólo va en las mesas elegantes es fantasía. El maridaje le da watts a casi cualquier comida (digo “casi” porque no es fácil encontrar el vino ideal para sopas y caldos o guisos a base de jitomate). El chiste de unir el jugo fermentado de la uva con comida es hacer brillar a ambos; sacar a relucir lo bello de uno con lo sabroso de otro, en un bocado. En general las reglas del maridaje entre los antojitos y el vino mexicano son las básicas. Si no quieres complicaciones, lo mejor es elegir un vino blanco para la garnacha sin carne o con pescado (como los tacos estilo Baja), y vino tinto para lo que tenga carne. Las carnes magras disfrútalas junto a tintos jóvenes y las carnes de sabores concentrados, junto a vinos de mayor complejidad. Si lo que buscas es apaciguar el picor y resaltar el guiso de los platillos condimentados como los chiles en nogada o las enchiladas mineras busca un rosado.Otra regla puede ser la del color. Aunque no lo creas, puedes elegir tu vino en base a los colores de tu antojito. ¿Qué tal unas quesadillas fritas –de queso, al estilo “Todos menos CDMX”– con un vinito blanco? Uy, no se pierdan las rosadas carnitas de cerdo o de atún con un rosé, ni la comida oscura, como el mole, con un tinto. Mi regla favorita sin embargo es la de optar por vinos de la misma región que los platillos. Casi nunca va mal; cada ecosistema biológico y social está conectado. No hay mejor amigo de la pizza o la pasta que los vinos italianos, así como de la garnacha y el antojito, lo son los vinos mexicanos. Pero como dicen: en gustos se rompen géneros.Este quince de septiembre te invito a experimentar, a probar con tus propias reglas. Si te da miedito o simplemente quieres gozar sin curiosear te dejo algunos maridajes ganadores entre vinos mexicanos y antojitos, garnachas y comida callejera. Seguro los vas a disfrutar, siempre y cuando los apliques con medida.Tacos al pastor y Vinaltura roséNada acompaña mejor al taco predilecto de chilangolandia que este rosado elaborado con uvas queretanas de tempranillo y syrah. Destacarás el sabor de la carne especiada sin perder acidez ni estructura.Barbacoa dominical y Norte 32 etiqueta blancaLa carne de borrego hecha al hoyo por largas horas merece un acompañamiento con acidez y una estructura que no se pierda tras el fuerte sabor del cordero. Este 100% cabernet le irá al hilo. Taco de chile relleno y Arrebato tintoMe gusta lo que hacen uvas como la syrah, la petit syrah y el cabernet con lo picante del chile. Eso sí, que venga relleno de carne molida para que el vino no sobresalga demasiado.Tacos de lengua y Ala rotaPicadita o entera, los tacos de lengua son textura y sabor asegurados. Junto a esta mezcla expresiva y especiada de cabernet y petit syrah, se convierten en un manjar. Tostadas de tinga de pollo y ForzaEl hit número uno de los quinces de septiembre merece estar bien acompañado. Esta mezcla de merlot y cabernet sauvignon de la bodega Concierto Enológico no opacará su sutil encanto. Huarache de bistec en salsa y Montefiori Cabernet MontepulcianoLa res, la salsa y el maíz ya son una combinación ganadora. Y si además se le añade este cabernet montepulciano ligero y de buena acidez, todos los elementos resaltarán.Pambazos y EntrelíneasLa malbec, la nebbiolo y la syrah de terruños hidrocálidos le dan soporte a la grasa del pan y al chorizo. ¡El resultado será el mejor pambazo que te has comido! Tacos de costillita y Plata .925El carbón es el ingrediente esencial de los tacos de costilla. Junto con la salsa y el limón cantarán al mismo son que los tostados de este tempranillo, grenache y syrah de la familia Plata Chavarría.Cochinita pibil y El Cielo SeleneEl plato insignia de la cocina yucateca se caracteriza por los sabores especiados y cítricos; destácalos con la frutalidad y frescura de este vino rosado hecho con grenache y syrah.
La armonía en tiempos de Covid-19 no es una montaña inalcanzable. Para corrientes como el Ayurveda, el yoga o la Trofología, una buena alimentación es el camino recto hacia ella. Si no pregúntense, ¿qué es la armonía de un cuerpo sino su salud? Y ¿qué es la armonía sino mantener el equilibrio, a pesar de los acontecimientos externos de los cuales no tenemos control?De ahí la importancia de la Trofología. Esta palabra rara es una rama de la nutrición natural que estudia la bioquímica del cuerpo y las reacciones que los alimentos provocan en él. Y al hablar del estrés –adivinaron, es una reacción química del organismo– es vital adentrarnos en su estudio. Según Majo Ortiz, fundadora del Colegio Mexicano de Trofología, no hay nada más real que la frase <somos lo que comemos>. “Nuestras células son un resumen, entre otras cosas, de los alimentos que consumimos”, afirma. Darle algo estresante a nuestros órganos es arrebatarle la paz al organismo.Es cierto: comer es un acto instintivo. No hay que estudiar para saber cuál es la mejor forma de atajar una buena hamburguesa. Comer sabiamente sí es un arte. Majo explica que la magia está en seleccionar correctamente nuestros alimentos; que de preferencia “estén vivos”. Y no es que salgamos a cazar ni que le metamos una mordida a una vaca, sino procurar que nuestra comida sea 100% natural: que tenga el poder de descomponerse; que no tenga componentes químicos que alteren lo que la naturaleza ya creó en perfección. Los alimentos vivos que ofrecen los supermercados, sin embargo, son los menos. A diferencia de otros tiempos ya no suena absurdo buscar “ingredientes orgánicos” porque la mayoría está modificada. Desde la selección de alimentos podemos armonizar nuestro cuerpo para por fin liberarnos de las cadenas del estrés. Los alimentos procesados nos sobreestimulan. El exceso de azúcar brinda placer momentáneo y luego, un bajón. Majo en cambio recomienda elegir alimentos altos en vitamina c como los frutos rojos, el limón, la naranja y la guayaba que desinflamarán el cuerpo. “Un órgano inflamado es un órgano estresado”, asegura. Alimentos como el jengibre y cúrcuma infusionados en agua o adicionados a la comida conseguirán un buen resultado. Las semillas de girasol le devolverán minerales al cuerpo mientras que el yogurt con búlgaros aportará B12 para darle energía y frescura a la mente. Majo explica que el arte más difícil es el de combinar los alimentos. Y no, no todo cabe en un jarrito sabiéndolo acomodar. El Ayurveda ha explicado el tema siglos atrás. Lo difícil puede ser hacer combinaciones efectivas, de esas que el organismo pueda descomponer fácilmente y donde el desdoblamiento de carbohidratos sea sencillo. Si esto no sucede se generan toxinas y, por lo tanto, el cuerpo se estresa. Por ejemplo, Majo explica que ponerle limón a una papa hace que sus carbohidratos no se desdoblen bien. En cambio, una buena combinación de alimentos sería mezclar alimentos verdes con algo de grasas buenas como las almendras, las nueces o el aguacate e incluir carbohidratos complejos como la papa. El tercer punto para liberarnos del estrés a través de los alimentos es prepararlos correctamente. El chiste es ser consciente de que cada técnica, cada ingrediente y cada decisión a la hora de cocinar puede tener consecuencias en el organismo. Ella recomienda comer “lo más natural posible. Lo más crudo posible. Sin muchas añadiduras. Así, nos estaremos comiendo el proceso de la fotosíntesis que sucede en las plantas. Estaríamos tomando el sol, el agua y el aire que cada verdura y fruta adquirió”.La correcta selección, combinación y preparación de los elementos puede evitar la acumulación de toxinas que acaban por desarmonizar el cuerpo. El cuerpo desequilibrado es más propenso a ser irritable y a sentirse cansado en el mediano plazo, y a enfermarse a la larga. Por eso la desintoxicación regular vigilada por un experto es recomendable. Algunos alimentos que ayudan a desintoxicar el cuerpo son los fermentados, como la kombucha o el kimchi coreano, y los probióticos que producen reacciones bioquímicas buenas para el organismo. Si comemos limpio, o sea, sin exceso de ingredientes procesados, azúcares, sodios y harinas, la salud mental y física será viable.A la alimentación consciente súmale descanso, meditación, yoga y algo de cardio para oxigenar el organismo. La risa y las emociones positivas también suman. Cuando los elementos se conjugan nuestro cuerpo saca a relucir su poder autocurativo y autosanador. La armonía aparece porque lo natural del cuerpo es estar bien. No hay que obstaculizarlo nosotros.
Los cortes uruguayos tienen fama mundial, pero la gastronomía de este país es mucho más que sólo carne, pues tiene una gran influencia de migrantes españoles, portugueses, franceses, e incluso alemanes y rusos.Desde bebidas como el mate, hasta el dulce de leche para postres, la comida de Uruguay tiene aromas y sabores cargados de cultura e historia, que te encantará explorar con estos platillos típicos, que no son cortes de carne.Tortitas fritasLas tortitas fritas son un pan dulce a las que a veces se les añade un poquito de azúcar, pero también se acompañan de queso, algún embutido o dulce de leche. Acompañadas con un mate, que es una infusión deliciosa, estas tortas fritas son una comida callejera típica de los días lluviosos en Uruguay.FarinataHecho con harina de garbanzo, este panqué salado condimentado con romero pimienta y sal se vende en porciones triangulares y es un snack perfecto para botanear entre comidas.Salsa a la CarusoLa salsa a la caruso está hecha con ingredientes como crema, jamón cocido, champiñones y caldo de carne, que suele acompañar pastas como los cappelletti rellenos de carne y que fue creada en Montevideo, por un chef italiano en 1954.Empanadas criollasLas empanadas también son muy populares en Uruguay y son tanto una comida callejera como un platillo que no puede faltar en los restaurantes. Una empanada típica uruguaya lleva como relleno carne, cebolla, pimiento, ají molido sal y pimienta negra.Pasta FrolaLa pasta frola es una tarta uruguaya con membrillo, que aunque suena a postre, se suele comer como desayuno o a la hora de la merienda, alrededor de las 5 de la tarde. Esta tarta rellena de membrillo se decora con coco rallado y puede llevar dulce de leche en lugar del membrillo.ChajáEste es un postre creado en Uruguay y consiste en un delicioso pastel con merengue y duraznos o melocotones, creado en la confitería Las Familias. Es fácil de hacer y a veces también se usa fresa, dulce de leche y chocolate.Dulce de lecheEl dulce de leche es un dulce tradicional latinoamericano, pues no sólo es popular en Uruguay, sino que también en Argentina y Colombia. En Uruguay, el dulce de leche suele ser el relleno perfecto para unos churros y puedes encontrarlo como acompañante de una variedad de postres.Si sólo conocías el asado, el choripán o cualquier corte de carne, la próxima vez que pienses en comida de Uruguay recuerda que hay muchísimos otros platillos por probar que no son carne.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD