Top: caldos para el frío
Recomendaciones de Cocina

Top: caldos para el frío

Por Kiwilimón - Enero 2015
Ahora que es invierno y que el frío ha sido más intenso que en otros años, nos merecemos todos algún brebaje que nos devuelva la temperatura. Por años y en todas partes del mundo la gente ha luchado contra el frío a través de sopas y cremas hirviendo que nos calientan de adentro hacia fuera. Para que tú puedas mantener a tu familia calientita con recetas fáciles y deliciosas aquí te dejamos nuestro top 5: caldos para el frío. Caldo de res Esta caldo lleno de sabor no sólo es delicioso por si mismo, y muy nutritivo, sino que también sirve como base para infinidad de platillos como arroces, guisados, etc. En realidad todo lo que necesitas hacer es extraer todo el sabor de la carne por lo que necesitarás falda de res y por supuesto vegetales como cilantro, apio y hierbas de olor para sazonar y darle profundidad al caldo. Ver receta completa aquí: http://www.kiwilimon.com/receta/recetas-con-olla-express/sopas-y-cremas-en-olla-express/caldo-de-res Caldo tlalpeño Esta es una versión mejorada y mucho más contundente del clásico caldo de pollo, de hecho puede contar en si mismo como un plato fuerte. Contiene, además del caldo calientito, chipotle, chiles serranos, pollo, aguacate, tortilla, garbanzos y demás ingredientes típicos mexicanos. Para amarrar, también añádele una taza de arroz a la receta y tendrás un platillo que representa una comida completa. Ver receta completa aquí: http://www.kiwilimon.com/receta/sopas/caldo-tlalpeno Caldo de pescado Esta rica sopa recuerda a los sabores de la playa y es muy importante que el pescado que uses para la receta sea muy fresco pues así obtendrás el mayor sabor. Lo bueno es que puedes acabar la preparación en quince minutos pues es muy fácil y el caldo toma el sabor del pescado bastante rápido. No olvides añadir la pimienta y el perejil para el sabor y los totopos y nopal para la textura. Ver receta completa aquí: http://www.kiwilimon.com/receta/sopas/caldos/caldo-de-pescado Caldo de camarón con chile guajillo Este platillo caliente y picosito es el favorito de quien pasa frío, y también, de aquellos develados que se divirtieron la noche anterior. El sabor concentrado del camarón fresco es delicioso y va muy bien con el picante del guajillo, fuera de eso sólo necesitas sazonar a tu gusto y usar un poco de cebolla, ajo y jitomate para darle más complejidad al sabor. Ver receta completa aquí: http://www.kiwilimon.com/receta/sopas/caldos/caldo-de-camaron-con-chile-guajillo Sopa de lima yucateca Es muy probable que después de la cochinita pibil esta sea la mayor y mejor exportación del sureste mexicano al resto del país. La sopa de lima, que en realidad es un caldo de lima y especias, es amado por todo México pues es un platillo llenador con un sabor picosito, cítrico y contundente para toda la familia. Añádele tortilla frita cortada en láminas delgaditas y un poco de aguacate para darle esa tersura a este platillo yucateco tan típico. Ver receta completa aquí: http://www.kiwilimon.com/receta/sopas/sopa-de-lima-de-yucatan    
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
¿Término medio o bien cocida? ¿Con o sin cátsup? Todos tenemos una hamburguesa favorita diferente y es que son muchísimos los elementos que pueden acompañar a una hamburguesa el tipo de carne, el pan que la envuelve, las guarniciones y hasta los aderezos que preferimos para acompañarlas. En este universo todo se vale y depende enteramente de lo que más te guste, porque las hamburguesas son un platillo que simplemente se creó para hacernos felices en cada bocado. Este KiwiFav se lo dedico a mi hamburguesería favorita: Kitchen 6. Es el gastropub del chef Rodrigo Carrasco, donde expresa su pasión por la carne, las cocciones largas, la cerveza y los buenos momentos con amigos. Inició en la Colonia Condesa, Ciudad de México, y ahora tienen una nueva sucursal en Pedregal, donde también elaboran pizzas al horno con masa madre en colaboración con el chocolatero Mau Montiel. La Pibe, una hamburguesa de sirloin con chimichurri, queso manchego y chorizo argentino fue la primera que pobre en Kitchen 6 y a lo largo de estos diez años no ha dejado de sorprenderme con nuevas combinaciones y estilos, siempre garantizando la calidad de todos sus ingredientes. Prueba La Taquera, elaborada con cordero al pastor, La Gabacha, con mac & cheese y tocino, o la que preparan con un toque de cerveza. Algunos de los clásicos de la casa son las papas K6 con 6 aderezos (mi favorito: el de cuatro quesos), las malteadas y su variada carta de cervezas artesanales. ¡Sigue el proyecto a través de kitche6mx!
El pollo es uno de los principales ingredientes dentro de la cocina mexicana, pues se puede preparar asado, frito, al horno, el caldo y de mil maneras más. Sin embargo, es importante que no laves antes de cocinar las recetas con pollo que kiwilimón tiene para ti, aquí te explicamos por qué. Los peligros de lavar el pollo crudoMuchas personas lavan el pollo antes de cocinarlo, sin embargo, los expertos señalan que esto podría tener graves consecuencias para la salud. Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de EE. UU. (CDC) indican que, en muchas ocasiones, el pollo puede estar contaminado con la bacteria Campylobacter, con salmonela o con la bacteria Clostridium perfringens. Cuando tú mojas en pollo, las bacterias podrían llegar a otras superficies a través del agua que salpica. Recuerda que puedes enfermarte de gravedad si consumes otros alimentos o bebidas que han sido contaminas con pollo crudo, podrías enfermarte, pues esa ahí donde se encuentran 3 temibles bacterias. Por otro lado, si no cocinas bien el pollo, podrías enfermarte. De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, la bacteria Campylobacter está dentro de las cuatro primeras causas detrás de la diarrea a nivel mundial y también se considera como la “la causa bacteriana más frecuente de gastroenteritis en el mundo”. Cabe mencionar que las infecciones causadas por esta bacteria pueden llegar a ser mortales en niños pequeños o en ancianos. Es por esto que es muy importante no lavar el pollo y cocinarlo muy bien. En cuanto a la salmonela, al igual que la Campylobacter, esta bacteria es una de las principales causas de enfermedades diarreicas a nivel mundial. Aunque la mayoría de los casos de salmonelosis no son graves, estos pueden llegar a ser mortales en algunas ocasiones. Para evitar contraer salmonela, lo mejor es no lavar el pollo, cocinarlo muy bien y seguir las reglas básicas de higiene. La bacteria Clostridium perfringens también causa diarrea y en algunas ocasiones puede llegar a ocasionar gastroenteritis, sin embargo, en casos extremos puede llegar a dañar el intestino delgado. Esta bacteria se encuentra en el pollo. ¿Por qué no se puede debe lavar el pollo?El pollo crudo no debe lavarse con agua, ya que puede contener las 3 bacterias mencionadas anteriormente, las cuales pueden transferirse a otros alimentos, trastes y bebidas debido a que el chorro de agua suele salpicar. ¿Cómo limpiar el pollo?Antes de cocinar el pollo, colócalo sobre una tabla limpia y pasa una toalla de papel por el pollo, de esta manera eliminarás el exceso de agua. RecuerdaRecomendaciones antes de cocinar polloColoca en pollo dentro de una bolsa limpia y bien sellada, para que el jugo no contamine otros alimentos.Lávate las manos antes y después de agarrar el pollo crudo.Usa una tabla solo para el pollo, así evitarás contaminar otros alimentos.Lava todos los utensilios y recipientes que hayan estado en contacto con el pollo crudo.Cocina el pollo muy bien, si está crudo, no te lo comas.
Difícilmente olvidaré ese día. A lo largo y ancho de la hacienda de la familia Maza, los tambores y los acordeones marcaban el paso de los danzantes tradicionales. Alrededor, cocineras de toda la región mostraban su oficio a través de moles de todos los colores, adobos espesos y caldos picantes. El mezcal se abría paso entre las mesas. Tal escenario sólo podría significar una cosa: celebración. Unos minutos antes se había realizado el sacrificio de chivos en La Tradicional Matanza, Huajuapan de León, en el marco del festival Cofradía Mixteca. Con esta primera verbena se dio también por inaugurada la temporada de mole de caderas, tradición de las regiones mixtecas de Oaxaca, Puebla y Guerrero. Los organizadores –Alejandro Ruiz (chef de Casa Oaxaca y presidente de la CANIRAC en Oaxaca), Rodolfo Castellanos (chef de Origen), José Manuel Baños (chef de Pitiona) e Israel Loyola (chef de Restaurante Sin Nombre)–, por segundo año consecutivo, dieron cita en Oaxaca a cocineras tradicionales y a chefs de los restaurantes más emblemáticos de México. Durante los cuatro días que duró el festival fuimos invitados a un desfile de saberes y cultura volcada al plato con el fin de probar una de las siete gastronomías oaxaqueñas más relevantes: la mixteca. En el restaurante de Doña Chonita recibimos el sol con una taza de atole blanco en la mano y su desayuno mixteco. En el restaurante Obispo nos paseamos por un menú degustación con paradas de barbacoa, maíz quebrado y menudencias. Una de las noches brindamos con los mezcales de trazabilidad de Archivo Maguey y comimos tetelas rellenas de amarillito en Maguey y Maíz. Pero quizás la cumbre sucedió en el cierre, el domingo. Los treinta y cinco cocineros invitados hicieron uso de los ingredientes, las técnicas y los guisos de la región para inspirar sus propias sazones. Comimos toda suerte de delicias oaxaqueñas y otras más con toques del mundo: mole con curry (de Oscar Torres), estofado de chivo no nato (de Chuy Villarreal), el mole de luto (de Celia Florián), jocoque con setas (de Alfredo Villanueva), pepián de hoja Santa y coliflor (de Daniel Nates).Y es que se necesitan muchos días y decenas de manos para exhibir la gastronomía mixteca como se merece. La región resalta por la pobreza de sus suelos sobre las que crecen pocos ingredientes; en cambio, la creatividad de las comunidades es la que ha dado múltiples frutos. (Si cada familia tiene una forma de cocinar cierto guiso, la variable de platillos es infinita.) En la lista de tradiciones gastronómicas locales se encuentra la crianza del chivo –actividad relevante desde la llegada de los españoles–, el uso del guaje y el chile costeño, así como el cultivo de diversas especies de maíz.El mole de caderasLa chef Olga Cabrera Oropeza es mixteca. Ella aprendió todo lo que sabe de cocina de su abuela –Doña Chonita–, de su madre y su suegra. En el restaurante Tierra del Sol, instalado en la capital oaxaqueña, recupera los sabores de su comunidad en un contexto idílico.Para ella, “el mole de caderas es uno de los platillos con más identidad puesto que está preparado con ingredientes locales, como el chile costeño, que le da picor a toda nuestra cocina mixteca. Y luego también tiene guaje. Es tan importante que, de hecho, Huajuapan significa ‘guajes junto al río’”. Las cabras además son cebadas de manera natural con hierbas, como la pepicha, que crecen únicamente en la región. Esto le otorga un sabor único y penetrante al mole de caderas. Cuando la temporada termina, la fiesta continúa. Los locales preparan un mole de barbacoa, de sabor similiar, que se realiza a partir de los huesos del chivo.Los otros guisos mixtecosOlga me explicó que la cocina mixteca tiene cinco estandartes culinarios: el chileajo, el pozole mixteco, el huachimole, el mole de fiesta y los otros moles hechos con semilla de guaje. De chileajos los más comunes son el rojo y el amarillo. Y como su nombre lo indica, se prepara con ajos asados, clavos de olor, chiles costeños amarillos y ajonjolí.Confieso que nunca había probado el pozole mixteco. Bajo el cuidado de Doña Chonita y de Olga, difícilmente lo olvidaré. A diferencia de otros, se prepara con un maíz nativo, más duro que el pozolero, por lo que hay que estar atizando el fuego de la leña durante toda la noche. El caldo, hecho con hoja Santa, tiene un color neutro. Cuando se le añade un mole especiado, con fuerte sabor a clavos, es que adquiere ese color rojizo particular. Además del mixteco, en la temporada de pozole en el mes de septiembre se prepara un pozole verde y el pozole de la costa.El mole de fiesta mixteco es considerado negro, aunque su color apunta más hacia el colorado. Es ligeramente dulce. Picante, sólo lo suficiente. “El mole de fiesta mixteco es un mole espesado con muchas semillas: mucha almendra, ajonjolí; las semillas del chile no las quemamos. Solamente pasan por un tostado. Los chiles deben de quedar crujientes, pero no deben de quemarse porque este no es un mole amargo”, confirma Olga.En la cocina mixteca se pueden encontrar panes con fermentación de pulque que generalmente se cuecen a nivel de piso en hornos de piedra. “Tenemos dulces de calabaza, panes rellenos de calabaza, encaladas o regañadas”. Las encaladas son unas tortillas dulces, elaboradas a partir de harina de trigo, y cubiertas por una capa blanquecina que se asemeja al betún. Lo adornan salpicones de color rosa. Por su parte las regañadas son una suerte de galletas con el sabor de la manteca de cerdo y revolcadas con azúcar y canela.Hay mucho más. En cinco días probé todo cuanto pude pero las recetas se me escapaban entre los dedos. Faltaría sentarse a la mesa de cada casa y descubrir preparaciones únicas como la que la cocinera tradicional y dueña de Obispo, Uveira Cruz me dio a probar el primer día: un estofado hecho con aceitunas y pollo que me aseguró, no probaría en otro lugar. No se me va de la cabeza. Así es la mixteca. Cada familia es un libro de historias y herencias y, cada guiso, un lenguaje tan único como la propia sazón. 
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD