7 trucos para evitar el dolor de caballo al hacer ejercicio

Por Kiwilimón - March 2017
Cuando finalmente decidiste que te pondrías a hacer ejercicio, surge un pequeño inconveniente a los pocos minutos de que arrancaste: el dolor del caballo. Inicia como una pequeña molestia al costado de tu abdomen, y como tus ganas de ejercitarte son muchas, lo ignoras y sigues. El dolor persiste, por lo que decides bajarle un poco a la intensidad, pero continúas. Después de algunos minutos de lucha, el dolor te gana y dejas de hacer ejercicio. ¿Te ha pasado alguna vez? No dejes que el dolor del caballo arruine tus ganas de moverte y sigue estos trucos para que nada interrumpa tu rutina:
  1. Calienta primero: dedica unos minutos antes de iniciar tu ejercicio al calentamiento. Estirar tus piernas y empezar a trotar de manera paulatina ayudarán a que tu cuerpo se prepare para un ejercicio más intenso.
  2. Aprende a respirar: empata tu respiración con el ritmo del ejercicio. Por cada respiración debes dar dos o tres zancadas si vas a una alta velocidad; en cambio, si vas un poco más lento, deben ser tres o cuatro zancadas por respiro.
  3. Revisa tu alimentación: cuando vayas a tener una carrera, desayuna algo ligero, de preferencia bajo en fibra y grasas. Pero principalmente, procura comer entre dos y tres horas antes de la carrera.
  4. Fortalece tus abdominales: tal vez no eres muy fan de los ejercicios que se enfocan en los abdominales, pero si tienes unos músculos oblicuos fuertes es menos probable que sufras el molesto dolor del caballo mientras corres.
  5. No corras con el estómago lleno: y no nos referimos únicamente a la comida. Jamás se te ocurra empezar una carrera si sientes la barriga llena de agua. Mantenerse hidratado es importante, pero un exceso puede provocarte dolor del caballo.
  6. Frunce tus labios: puede parecer extraño, pero el hacer esto mientras corres te ayuda a concentrarte mejor en la respiración. Obviamente no se trata solo de apretar los labios; recuerda que debes inhalar por la nariz y exhalar por la boca.
  7. Entrena tus pulmones: acostada boca arriba, pon un libro pesado sobre tu abdomen. Inhala llenando de aire tu vientre y exhala relajando los músculos del abdomen. Con este pequeño ejercicio aprenderás a respirar con el diafragma y no con los músculos del pecho.

¿Lista para tu próxima carrera? Prepárate con estos increíbles tips:

 
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
El mundo moderno está en constante descubrimiento de ingredientes que aporten más a nuestra salud, por ejemplo, usar ghee para cocinar, pero ¿qué es ghee y cómo se usa esta ‘mantequilla’?Antes del ghee, vino el aceite de coco, con beneficios como que es una ‘grasa buena’, que no contiene colesterol, pero el ghee además contiene ácidos grasos Omega-3 y ácido butírico, un ácido graso de cadena corta que se considera bueno para el tracto gastrointestinal.Por otra parte, lo que hace destacar al ghee de entre todas las grasas que están disponibles es su sabor ligeramente dulce y a nuez.¿Qué es ghee?El ghee es mantequilla clarificada, es decir, es el resultado de cocinar y reducir a fuego lento mantequilla para eliminar toda el agua, hasta que los sólidos lácteos comienzan a dorarse ligeramente, lo cual le da un toque acaramelado y ligeramente a nuez. Ya que los sólidos lácteos son colados y sólo resta un aceite de cocina dorado y claro, el ghee es ideal para personas intolerantes a la lactosa.Así, esta mantequilla clarificada queda como un concentrado de grasas saturadas, cuyas propiedades incluyen ácidos grasos Omega-3m, ácido linoléico conjugado (que puede tener un efecto anticancerígeno) y ácido butírico.Además, aporta vitaminas liposolubles, en específico vitamina A, E, K2 y B12, pero esta última en una cantidad pequeña; minerales como fósforo, calcio, cinc, cobre y selenio, y ya que es un alimento graso, tiene un aporte calórico alto.El ghee ha sido utilizado desde hace mucho tiempo en países como India y tiene un papel clave en el Ayurveda, la medicina tradicional de la India en la cual es apreciado por sus propiedades antiinflamatorias, digestivas y terapéuticas.Por ejemplo, en Ayurveda se usa para aliviar el estreñimiento o incluso como remedio tópico en quemaduras o afecciones de la piel.Entre los usos más frecuentes de esta mantequilla clarificada se encuentra el de hacer panes, pero el ghee funciona tanto en recetas saladas como en recetas dulces. Por ejemplo, puedes usar ghee para un pollo estofado con cítricos, para dorar unas papas cambray, para hacer curry o para hacer la famosa receta ayurvédica de leche de luna. Puedes conseguir ghee en tiendas de productos orgánicos o incluso hacerlo tú mismo a partir de mantequilla de buena calidad, pero lo importante es que te animes a probar este tipo de grasa que puede guardarse en la alacena, sin necesidad de refrigerarse, y que aguanta temperaturas altas sin quemarse.
Hay muchas bebidas famosas que son referentes para sus países, por ejemplo, un pisco sour, para Chile, o un mojito, para Cuba. Pero más que mezclas, también hay destilados que valen mucho la pena en América Latina.Antes, tienes que saber qué es un destilado. Los destilados son fermentados que pueden obtenerse de cereales (cebada, centeno o arroz), tubérculos (papa), frutas (manzana), así que ahora que sabes de dónde provienen, tienes que conocer y probar estos, de América Latina.1. MezcalEl mezcal es 100 por ciento mexicano y proviene del agave. Existen muchos tipos de mezcal: minero, espadín, pechuga, pero lo importante es que se toma solo y se suele acompañar de rodajas de naranja y sal de gusano.2. PiscoEste destilado es referente de dos países, Chile, Perú, y se obtiene de dos tipos de uvas que se dan en esa región, llamadas uvas pisqueras.3. TequilaOtro famoso y con Denominación de Origen es el tequila, que se produce en ciertas regiones de México, como Tequila, Jalisco, pero también en Nayarit, Michoacán, Guanajuato y Tamaulipas. Por supuesto, viene del agave y los cuatro tipos de tequila que puedes encontrar son blanco, reposado, añejo y extra añejo.4. GrappamielEsta bebida se hace a partir de grappa, un destilado de las semillas, tallos y cáscaras de uvas, y miel. Se toma solo y con mucho hielo en el verano, y es típica de Uruguay.5. CachazaOriginaria de Brasil, la cachaza se hace de caña, como el ron, pero la bebida brasileña se hace a partir del jugo fermentado y luego destilado. La bebida que ha llevado a la cachaza a la fama mundial es la caipirinha.6. AguardienteDerivado de la caña de azúcar, pero tratado con anís, el aguardiente es el sello de Colombia en cuanto a destilados. Posee un sabor un tanto dulce y se toma solo, mezclado con agua mineral y muchos hielos.7. RonAunque realmente es originario de Medio Oriente, pero cuando llegó la caña a América, este destilado se consolidó en Cuba y ahora es más latino y mundialmente conocido por los deliciosos mojitos. A diferencia de la cachaza, el ron se hace a partir de la melaza de caña.¿Qué otros destilados conoces y cómo se toman?
No hay nada más triste que intentar comerse un pan duro cuando apenas tienes un día de haberlo comprado, pero la clave para saber cómo mantener el pan fresco durante más tiempo está en la humedad, ya que ésta es la que mantiene a tu pancito con textura suave y esponjosa. Así que no te puedes perder estos tips para poder disfrutar de tu pan como si fuera el primer día. Escoge correctamente tu pan Asegúrate de elegir un pan recién hecho en el momento en que llegues a la panadería, ya que si tiene más de un día, será imposible conservarlo en buen estado por mucho tiempo. Toma en cuenta que el pan elaborado con algún tipo de grasa, como mantequilla o aceite, durará más tiempo fresco. Deja enfriar el pan Si fuiste por pan temprano en la mañana, pero te lo comerás hasta la noche, lo ideal es que lo dejes al aire hasta que se haya enfriado, porque si guardas pan recién horneado en una bolsa, el calor lo humedecerá, se arruinará y podrás olvidarte de tu pancito con leche para cenar. Elige lo que te comerás Si compraste pan de caja, corta las rebanadas exactas que te comerás, ya que el pan cortado se seca mucho más rápido. Lo mismo sucede con el pan dulce, procura comerte tus piezas enteras y no dejar pedacitos sobrantes. Almacena el pan en bolsas de papel o tela Cuando sea momento de guardar el pan sobrante, lo mejor es hacerlo dentro de una bolsa de tela de algodón o lino, o incluso, en la misma bolsa de papel que te dan en las panaderías; si tienes, puedes colocarlo también dentro de la clásica caja de madera. Estos materiales le permiten respirar correctamente y conservar la humedad en su interior, en cambio, si lo conservas en una bolsa de plástico se endurecerá más rápido. Utiliza el horno para traerlo a la vida Si olvidaste cerrar adecuadamente la bolsa de pan y amaneció duro o aguado, puedes calentarlo unos minutos en el horno para que su consistencia se vuelva crujiente y sea más fácil devolverle la frescura. No hay nada como comer pan recién horneado, pero si te sobra un poco, siempre puedes acudir a estos consejos para mantener el pan fresco durante más tiempo. Generalmente podrás conservarlo en buen estado entre 2 a 7 días, dependiendo del tipo de masa e ingredientes, pero asegúrate de revisarlo bien antes de consumirlo. ¿Conoces algún otro truco para mantener el pan fresco que le falte a esta lista? ¡Compártenos tus secretos!
Cuando una persona tiene un nivel alto de azúcar en la sangre, esto significa que su cuerpo no puede convertir el azúcar en la sangre en energía para las células. Este es un problema común para las personas con diabetes o las personas en riesgo de desarrollar esta enfermedad. Para bajar los niveles de azúcar en la sangre y evitar tener un mayor riesgo de complicaciones graves de salud, la alimentación juega un papel muy importante.Tomar agua, perder peso y evitar ciertos alimentos son formas naturales y fáciles de mantener tus índices de azúcar bajos, y mantenerte seguro de que tus niveles estén en un rango normal y saludable.1. EjercitarsePara ayudar a las personas a reducir su azúcar en la sangre y para evitar la diabetes tipo 2, se alienta a las personas a perder 7% de su peso corporal y hacer ejercicio durante 150 minutos a la semana. Además, un ensayo clínico encontró que las personas que siguen este programa redujeron su riesgo de diabetes tipo 2 en 58% durante tres años.2. Tomar más aguaMantenerse hidratado y beber mucha agua puede ayudar a regular los niveles de azúcar en la sangre, porque así se rehidrata la sangre y esto ayuda a nuestros riñones a eliminar el exceso de azúcar en nuestros cuerpos. Además, así te aseguras de que no beber un exceso de azúcar en otro tipo de bebidas.3. Limitar los carbohidratosLos carbohidratos tienen un gran impacto en los niveles de azúcar en la sangre porque el cuerpo los descompone en azúcares, que la insulina luego pasa a las células. Lo mejor es llevar una dieta equilibrada y mantener un conteo de carbohidratos.Para ayudar a mantener bajo control el azúcar en la sangre, debes tratar de obtener no más del 45% de tus calorías diarias de los carbohidratos.4. Aumenta tu consumo de fibraComer carbohidratos ricos en fibra, como frutas y verduras, puede ayudar a reducir el azúcar en la sangre. Un estudio de 2017 publicado en la revista “Advances in Obesity Weight Management & Control” descubrió que comer más frutas y verduras ricas en fibra, como plátanos, bayas y brócoli, podría ayudar a reducir el azúcar en la sangre y reducir el peso corporal.5. Controla el estrésLos niveles de estrés también pueden tener un impacto directo en el azúcar en la sangre, pues cuando estás estresado, hormonas como el cortisol aumentan los niveles de azúcar en la sangre y hacen que tu cuerpo sea menos efectivo en el uso de insulina.Todos lidiamos con el estrés de manera diferente, pero entre las formas más comunes de hacerlo se encuentran hacer ejercicio, meditar o incluso llevar un diario.Recuerda siempre consultar a tu médico si padeces diabetes y ver con él los cambios o los medicamentos ideales para ti cuando busques controlar los niveles de azúcar en la sangre.
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD