3 mejoras en la dieta para mujeres en sus 30
Te Cuida

3 mejoras en la dieta para mujeres en sus 30

Por Eloísa Carmona - Octubre 2021
Una alimentación equilibrada es la piedra angular de la salud y las mujeres en sus 30 pueden incluir mejoras para cumplir con necesidades especiales de nutrientes, pues durante cada etapa de la vida de una mujer, estas necesidades cambian.

En general, disfrutar de una variedad de alimentos saludables de todos los grupos de alimentos, incluidos los cereales integrales, las frutas, las verduras, las grasas saludables, los productos lácteos bajos en grasa o sin grasa y las proteínas magras es una buena guía, pero aquí te dejamos algunos consejos para que le saques provecho a tu comida.
  1. Incrementa tu consumo de proteína
    De acuerdo con especialistas en nutrición, el metabolismo cambia en esta época y hay mujeres que aumentan de peso, aunque lleven una dieta controlada desde sus veinte años. Los tres nutrientes principales incluyen carbohidratos, proteínas y grasas, y en la treintena necesitas aumentar la ingesta de proteínas para mejorar la tasa metabólica y el potencial de quema de calorías. 
  2. Incluye fibra
    Cuando llegas a los treinta, los alimentos ricos en fibra se vuelven esenciales para regular los niveles de azúcar en la sangre y el metabolismo. Además, una dieta equilibrada, rica en frutas y verduras y baja en alimentos procesados y grasas saturadas es imprescindible para las mujeres de 30 años para controlar el peso.
  3. Cuida tu ingesta de calcio
    A medida que envejecemos, el nivel de estrógeno disminuye, lo cual afecta negativamente a la densidad ósea, por lo tanto, una mayor ingesta de calcio junto con vitamina D se vuelve esencial en esta etapa de la vida. Las mujeres necesitan alrededor de 1000 mg de calcio al día y algunas buenas fuentes para conseguirlo incluyen leche, semillas de chía, queso, brócoli y almendras, entre otros.
Por último, si estás planeando formar una familia, presta especial atención a tu consumo de hierro y folato. El folato es una vitamina que las mujeres necesitan en abundancia para prevenir defectos de nacimiento y las mujeres que planean un embarazo deben conocer su estado de yodo, hierro y folato para evitar complicaciones y proteger a su hijo durante el embarazo.

Las madres lactantes necesitan nutrición adicional para satisfacer las demandas de este estado fisiológico y para cumplirlas puedes comer frijoles para aumentar los niveles de folato. Una taza de frijoles contiene de 200 a 300 microgramos de ácido fólico. El folato ayuda a producir ADN y a formar nuevas células sanas, por lo que es fundamental para las mujeres embarazadas. Otras formas de aumentar la ingesta de folato son las verduras de hoja verde como las espinacas y los cítricos.

Equilibrar la vida laboral y las tareas de casa y la vida social es una tarea difícil, pero las mujeres lo hemos estado haciendo muy bien, incluso hemos logrado ser multifacética y multitask o multitareas, pero recuerda no dejar tu salud en un segundo plano. Puede que no desayunar o no prestar atención a tu consumo de carbohidratos, proteínas y grasas a la hora de la comida no haya marcado una gran diferencia en tus 20, pero definitivamente son nuevos temas a tratar en los 30.
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
¿Sabías que existen distintos tipos de whisky? Te invitamos a conocer las características de los más utilizados en barras, desde el clásico escocés hasta el japonés (de sabor muy pronunciado). Tip: El tipo de vaso es importante para captar mejor el aroma y el sabor, usa vasos de lados curvados si se toma solo. Whisky escocésEl whisky (escrito de esta forma) es la bebida nacional de Escocia. Este se elabora a partir de la fermentación del mosto de diferentes cereales como cebada, cebada malteada, maíz, trigo y centeno; con una maduración de mínimo tres años en barricas de roble. Se divide en categorías como: de pura malta, de puro grano, malta mezclada y grano mezclado. Whisky irlandésConocido como whiskey en Irlanda, se elabora con cebada y se caracteriza por contar con una triple destilación, lo que lo hace de gusto delicado. Se elabora de forma similar al whisky escocés, con una mezcla de cereales. Una parte significativa del proceso es su tostado con aire caliente no con turba. Whisky galésEs una variedad única en el mundo y de primer nivel. Su proceso de elaboración ha sido patentado por el Dr. David Faraday y sus orígenes se remontan a la Edad Media, sin embargo, el Movimiento por la Templanza, que limitó el consumo de alcohol, terminó con destilerías locales en 1823. Fue hasta 1990 que el whisky volvió a la escena en esta localización geográfica, gracias a marcas como Penderyn. Whiskey estadounidenseLa producción de whiskey en Estados Unidos se ubica principalmente en el estado de Kentucky y requiere una fermentación mínima de cuatro años en barricas de roble americano para ser considerado como tal. La marca de whiskey americano más vendida en el mundo es Jack Daniels, creada por Jasper Newton Daniel, la cual se caracteriza por elaborarse con un filtrado especial en carbón de madera de arce sacarino. Otras opciones de whiskey americano son Four Roses Bourbon y Marker's Mark. Whisky japonésSu sabor es fuerte y es conocido en el mundo por su calidad. De acuerdo con la destilería Bushmills, el whisky japonés está inspirado en el esocés, por lo que suelen ser similares. La primera destilería japonesa se fundó en 1923 y en 1929 salió al mercado el primer whisky Suntory White Label. Dos personajes clave en la historia de la producción de este destilado en oriente son Shinjiro Torii y Masataka Taketsuru. Whisky indioEs el resultado de melazas fermentadas, que vienen de la caña de azúcar, por lo que su sabor es más dulce que otras variantes. Fuera de India suele ser considerado una especie de ron.
Uno de los regímenes alimenticios que ha cobrado relevancia en los últimos años por sus beneficios visibles en la reducción y mantenimiento del peso es la “Dieta Paleo”, que se refiere a un tipo de alimentación basado en lo que se consumía en la prehistoria –justamente en la era paleolítica, de ahí su nombre–, antes de que existiera la agricultura, es decir, en lo que se obtenía mediante la caza y la recolección, como carnes, pescado, frutas, verduras, semillas y frutos secos. Su fundador, el Dr. Loren Cordain, profesor en la Universidad Estatal de Colorado, señala que su concepto es extremadamente simple y lo resume así: “debemos comer alimentos similares a aquellos en los que evolucionamos y debemos evitar los alimentos que no fueron parte de nuestra evolución”. Aunque muchos de los alimentos que consumía el hombre ancestral ya no existen, este movimiento explica que “la Dieta Paleo moderna imita los alimentos que hubiéramos consumido en nuestro pasado histórico. Es lo más cercano que podemos llegar a una dieta no adulterada por métodos agrícolas modernos, cría de animales o alimentos procesados”. ¿Y por qué evitarlos? Este movimiento considera que gracias a la incorporación de los alimentos provenientes de la agricultura, como los lácteos, cereales y leguminosas, ahora tenemos enfermedades como obesidad, diabetes y padecimientos cardiacos, por eso convendría retomar esta dieta primaria. Voltear o no hacia un régimen “Paleo” Pero, ¿qué tan sencillo sería trasladar esta idea a nuestras condiciones actuales de vida? La nutrióloga del deporte Raquel Pérez de León García señala que el fundamento de esta dieta es que “el cuerpo está genéticamente preparado para una alimentación paleolítica”. Sin embargo, agrega la experta, aunque este régimen incluye alimentos base de un estilo de vida saludable, la ausencia de cereales integrales y leguminosas, que son buenas fuentes de fibra, vitaminas y otros nutrientes, podría generar deficiencias. En general, la Dieta Paleo es un régimen muy saludable, sin embargo no es para todos, aclara la especialista Pérez de León García: “una dieta correcta es la que incluye todos los grupos de alimentos y, por ejemplo, si eres una persona físicamente activa, puede ser que con el régimen Paleo no cubras tus requerimientos y que tu rendimiento baje al excluir muchos alimentos que son ricos en hidratos de carbono y fibra, como los cereales y las leguminosas”. De hecho, médicos, nutriólogos y diversas investigaciones sugieren que se pueden obtener los mismos beneficios de esta dieta si se come de todo pero de manera equilibrada y haciendo ejercicio. Si en tus planes está seguir la “Dieta Paleo”, ten en cuenta sus beneficios y posibles inconvenientes, aunque lo mejor que puedes hacer es acercarte con un nutriólogo para que pueda orientarte: Pros y contras de la Dieta Paleo Beneficios Se alcanza un peso saludable al evitarse casi todos los alimentos que son ricos en hidratos de carbono y que realmente son los que nos hacen subir de peso: harinas, azúcares, pastas y todos los alimentos procesados. Ayuda a controlar los niveles de glucosa y triglicéridos en sangre, así como la presión arterial, lo que contribuye a prevenir enfermedades cardiometabólicas como la diabetes tipo 2, sobrepeso, obesidad y padecimientos del del corazón, aunque en los estudios clínicos que se han realizado con ella, todavía no hay resultados a largo plazo de los posibles riesgos y beneficios de la dieta. Inconvenientes Seguir la Dieta Paleo no es algo muy práctico, ya que no se puede consumir ningún alimento procesado o empacado. Aunque implica comer más natural, lo cual es muy bueno, explica la nutrióloga Pérez de León García, necesitarás mayor tiempo para preparar tus alimentos, además de que deberás buscar formas para adaptarte en caso de que te inviten a comer o tengas alguna reunión social. Es mucho más caro comer así, por eso no está al alcance de todos. Si la dejas de hacer y empiezas a comer harinas, cereales y azúcares, puede venir el efecto rebote (si no lo haces correctamente).Lo que sí y lo que no en un régimen Paleo Alimentos permitidos Frutas Verduras Semillas Frutos secos Carnes bajas en grasa Pescado Aceites de oliva, aguacate, macadamia y coco Agua y tés herbales Raíces Alimentos prohibidos Cereales como el trigo, avena y cebada Leguminosas como las habas, lentejas, garbanzos y alubias Productos lácteos como leche y yogur Azúcar Comida procesada Sal Muy rara vez puedes comer o beber Café Vino y cerveza Azúcares naturales como la miel Harina de almendra o coco ¡Aliméntate en serio con Santander!
Imagínate viajar a un universo lleno de magia, donde el color y el sabor se apoderen de tus sentidos en cada mordida. Pues así se siente probar un helado de Gelatoscopio, la heladería más creativa y divertida en la Ciudad de México. En Gelatoscopio podrás encontrar una amplia variedad de helados que individualmente representan un mundo distinto, pues no solamente basan su esencia en un sabor, como la mayoría de los helados, sino que están constituidos por otros ingredientes con formas y colores increíbles que los convierten en una experiencia culinaria diferente. La creadora de esta maravillosa firma de postres es la chef repostera Fernanda Prado, quien gracias a su perseverancia, energía y determinación se ha convertido en un referente de máxima calidad en la cocina dulce. Entre los helados más populares, y por supuesto, irresistibles, podemos encontrar a ChocoPunk, un cono de cacao con helado de chocolate con avellanas y merenguitos de cacao; Brownilla, con un cono de cacao, helado de vainilla con caramelo y grandes trozos de brownie y mi favorito, Nubrefresónico, un helado de fresas con crema, con fresas naturales, malvaviscos de frambuesa y berries deshidratados. Tampoco puedes perderte los deliciosos flotantes, sorbetes frescos, sándwiches de helado y malteadas cremosas. De verdad que cada helado cuenta una historia distinta y los hay para todos los gustos y paladares. Puedes encontrar a Gelatoscopio en la colonia Roma y Polanco en un horario de 12 pm a 8 pm, de lunes a domingo. ¡Atrévete a probarlos! Facebook: https://www.facebook.com/GelatoscopioInstagram:https://www.instagram.com/gelatoscopio/Sitio web: http://gelatoscopio.mx/
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD