¿Cuántas calorías debo consumir al día para perder peso?
Te Cuida

¿Cuántas calorías debo consumir al día para perder peso?

Por Eloísa Carmona - Octubre 2021
El consumo diario de calorías debe estar en equilibrio con el gasto energético y, en promedio, una mujer moderadamente activa entre los 26 a 50 años necesita comer aproximadamente 2000 calorías por día para mantener su peso y unas 1500 al día para perder alrededor de medio kilo por semana.

Sin embargo, el cuerpo y el metabolismo de todos es diferente y para poder saber exactamente cuántas calorías hay que consumir al día para perder peso, hay que considerar factores específicos, como la edad, la altura, el peso, si practicas actividad física e incluso el sexo y ya existen calculadoras que te ayudan a obtener un estimado de las calorías que necesitas para mantener tu peso, como la del Instituto Mexicano del Seguro Social.

¿Cómo saber cuántas calorías consumir al día para perder peso?

Tomando en consideración los factores que mencionamos antes, las mujeres que están activas y caminan alrededor de 5 kilómetros por día necesitarán consumir 2200 calorías o más diariamente para mantener su peso y al menos 1700 calorías para perder 0.45 kg de peso por semana.

Pero si se trata de mujeres jóvenes, en sus 20, entonces las necesidades calóricas son mayores, mientras que las mujeres mayores de 50 años generalmente requieren menos calorías. Por último, este tipo de estimaciones no aplican a las mujeres embarazadas o en periodo de lactancia, pues ellas tienen necesidades calóricas significativamente más altas.

Aunque la idea de que controlar las calorías es clave para perder peso es muy popular, en la actualidad los expertos en nutrición se inclinan más por comprender lo que estás consumiendo y a partir de eso, comer con responsabilidad. 

Claro que las calorías son importantes, pero contar calorías puede ser un lastre, en el mejor de los casos, o una práctica peligrosa, en el peor, pues hacerlo hace que te concentres en los números en lugar de disfrutar de la comida y puede ser peligroso prestar atención a los recuentos de calorías hasta obsesionarse con ellos. Esta es la razón principal por la que, para cualquier persona con antecedentes de trastornos alimentarios, el conteo de calorías puede ser algo que debe evitar.

Recuerda que querer bajar de peso implica mucho más que contar calorías: abarca el ejercicio, cómo duermes, qué tan estresada estás y algunos problemas de salud que es posible que no pueda controlar, como los cambios hormonales. 

Por eso, si perder peso es tu objetivo, es importante que reconozcas que este es un proceso individual, en el cual tú debes descubrir cómo hacerlo de una manera saludable y adecuada para ti. Asegúrate de que tus objetivos sean realistas para tu cuerpo, así como la cantidad de tiempo y energía que tienes que dedicar al proceso.

Más allá de que busques saber cuántas calorías debes consumir al día para perder peso, es posible que invertir mucho tiempo analizándolas no sea tan útil como lo esperas y a continuación te damos algunas razones:
  • No sabes cuántas calorías necesitas. Para contar con precisión las calorías para perder peso, necesitarías conocer su tasa metabólica basal o cuántas calorías quema tu cuerpo cada día simplemente para mantenerse vivo y mantener todos sus sistemas en funcionamiento, este estudio requiere de una pieza de maquinaria muy cara y no tan accesible.
  • No sabes cuántas calorías absorbe tu cuerpo de la comida. No todas las calorías son iguales. Todo, desde cómo se procesan los alimentos hasta la cantidad de fibra que contienen, determina cuántas calorías absorberás de ellos. Además, incluso las bacterias del intestino pueden influir en la forma en que digieres los alimentos y en la cantidad de calorías que obtienes de ellos.
  • Puede que el recuento de calorías en los empaques no sea preciso. Las instituciones que se encargan de esto suelen permitir hasta 20 por ciento de margen de error en los números de las etiquetas nutricionales, en las que probablemente confías para contar muchas de tus calorías.
  • Contar calorías hacer que ignores las señales de hambre. Centrarse en las calorías puede hacer que te olvides de cómo te sientes realmente antes de comer: hambrienta, aburrida, estresada, ansiosa y estas señales de hambre juegan un papel importante para llevar una dieta equilibrada.
Califica este artículo
Calificaciones (0)
Sé el primero en dar una calificación
PUBLICIDAD
Lo mas leído
Leer en españolYou may not be an experienced baker, and even if you have baked before, sometimes the outcome makes you wonder, “What the hell am I doing wrong and why are my cookies hard?!” Despite being an easy recipe, cookies often turn out to be one of the most difficult foods to prepare as you need to find the perfect balance in each step so that they don’t end up being too thick, too cakey, or too hard. Whether they are chocolate chips cookies or banana cookies, there are several things you must watch out for to understand what went wrong with your cookies, for example, the consistency of the cookie dough before baking. Some of the most common mistakes made when making cookies include not adding enough flour or adding too much, using more eggs than needed, or even more sugar, and many more that you can read next: Using baking powder instead of baking soda. Mixing all the ingredients at once instead of following the recipe step by step. Adding extra eggs. Completely forgetting about the eggs. Not sifting the flour or adding too much of it. Not using enough flour. Overmixing the dough. Using too much butter. Not using enough butter. Not using enough sugar.Why do my cookies turn out hard?If your cookies turn out rock-hard, you must have made one of the two most common mistakes: not adding enough butter or not using enough flour. Some cookies are crispy and have a firmer consistency, while others, like chocolate chips or oatmeal cookies, can be either soft or crunchy. The secret to a fluffy texture instead of a thin and crispy texture lies in moisture. For example, forming cookies in high mounds, instead of flattening them with your hands, and cooking them for a minute or two will help them retain more density and will make them softer. To make the cookie dough moister, you can add extra butter, egg yolks, or brown sugar, which will make them even softer. To make softer cookies, add 2 to 4 tablespoons of softened butter or ¼ cup of sugar to the dough.Using less flour will make cookies flat, brown, crispy, fragile, and greasy. Moreover, they will be done much faster. The outcome will be hard and fragile cookies, just as when you use butter that is too soft or slightly melted to the dough, which can also result in flat cookies. The easy solution is to add more flour to the dough, little by little, until the dough sticks to the mixer.Try these small changes with your next cookies. Finding the perfect way to make cookies that don’t turn out rock-hard is a matter of trial and error.                                                                                                                                                           Translated by Miranda Perea
La hipertensión es una enfermedad que causa una presión arterial elevada, lo que resulta en serios problemas de salud, tales como enfermedades del corazón, derrames cerebrales, enfermedades oculares e insuficiencia renal, entre otros. Sin embargo, es posible llevar una vida sana si le das un giro a tus hábitos, aquí te decimos cómo. 1. Reduce el exceso de peso y cuida la cinturaBajar de peso es uno de los cambios en el estilo de vida más eficaces para controlar la presión arterial. Si eres una persona con sobrepeso u obesidad, bajar incluso una pequeña cantidad de peso puede ayudar a reducir tu presión arterial. Además de perder kilos, en general también debes controlarte el diámetro de la cintura. Tener mucho peso alrededor de la cintura puede hacer que corras un mayor riesgo de padecer presión arterial alta.Los hombres corren riesgo si la medida de la cintura es superior a 40 pulgadas (102 centímetros).Las mujeres corren riesgo si la medida de la cintura es superior a 35 pulgadas (88 centímetros).2. Disminuye el consumo de sodioEn general, se recomienda limitar el sodio a 2300 miligramos (mg) por día o menos, pero un consumo más bajo de sodio (1500 mg por día, o menos) es ideal para la mayoría de los adultos. Para reducir la cantidad de sodio de tu alimentación, considera los siguientes consejos:Lee las etiquetas de los alimentos. De ser posible, elige alternativas con bajo contenido de sodio de los alimentos y las bebidas que normalmente compras.Consume menor cantidad de alimentos procesados. Solo una pequeña cantidad de sodio se encuentra presente de manera natural en los alimentos. La mayoría del sodio se agrega durante el procesamiento.No agregues sal a tus platillos. Una cucharadita rasa de sal contiene 2300 mg de sodio. Usa hierbas o especias para agregar sabor a tus alimentos.Avanza gradualmente. Si consideras que no puedes reducir drástica y súbitamente la cantidad de sodio de tu alimentación, redúcela progresivamente. Tu paladar se adaptará con el tiempo.3. Implementa el ayuno en tu día a díaEsto ayuda a disminuir los triglicéridos, el colesterol, baja niveles de ácido úrico, hígado graso y síndrome metabólico. Por otro lado, promueve la disminución de inflamación, de glucosa, la presión arterial y promueve la pérdida de peso.4. Disminuye el consumo de carbohidratosAumenta el consumo de fibra y la proteína de buen origen o magra, acompaña tus comidas con grasas saludables. Limita tus carbohidratos a 50 gramos, aunque está cantidad depende de cada paciente.5. Limita la cantidad de alcohol que bebesLos expertos señalan que ingerir bebidas alcohólicas aumenta la presión arterial, pero entre más alcohol bebas, tu presión se elevará por más tiempo, lo que puede tener efectos negativos en tu salud a largo plazo.6. Deja de fumarCada cigarrillo que fumas reduce tu presión arterial durante varios minutos después de terminarlo. Dejar de fumar ayuda a que la presión arterial vuelva a la normalidad. Recuerda que dejar este hábito puede reducir el riesgo de una enfermedad cardíaca y mejorar tu salud en general.7. Evita el consumo de cafeínaDebido a que la cafeína causa un súbito aumento en la presión arterial, se recomienda evitar su consumo si padeces de hipertensión.8. Reduce tus niveles de estrésTrata de evitar los factores desencadenantes del estrés cuando te sea posible.Dedica tiempo a relajarte y a realizar actividades que disfrutes. Tómate tiempo todos los días para sentarte con tranquilidad y respirar hondo.Agradece. Expresar gratitud a otras personas, ya que esto puede ayudarte a reducir el estrés.9. Realiza ejercicio y actividad físicaLos expertos indican que hacer algún deporte o actividad física es indispensable para una vida saludable, pues el estilo de vida sedentario causa hipertensión. Si ya padeces de esta enfermedad, hacer ejercicio de manera regular te ayudará a controlar tu presión arterial.10. Aprende a cuidarte con kiwilimónEn kiwilimón nos preocupamos por tu salud, por eso tenemos dos actividades para promover un estilo de vida saludable para aquellas personas que presentan una presión arterial elevada. Si quieres aprender a cocinar platillos nutritivos, deliciosos y aptos para hipertensos, no te puedes perder esta clase con la chef Colibrí, en donde prepararemos pescado empapelado al limón. La clase en vivo se llevará a cabo el lunes 22 de noviembre a las 18 horas, a través de nuestro canal de Instagram. Por otro lado, el lunes 29 de noviembre podrás unirte a un conversatorio sobre cómo cuidarte si tienes hipertensión, de la mano de Shadia Asencio, la Directora Editorial de kiwilimón, y la nutrióloga Jennifer Asencio. La cita es en el Instagram oficial de kiwilimón, a las 18 horas.
Esta es la época de celebración y de brindis con nuestros seres queridos. Por aquellos que están y nos acompañan, por los que ahora viven en los recuerdos y por el nuevo capítulo que estamos por inaugurar. Hay posadas, festejos, risas y, a veces, unas copitas de más, que al amanecer se transforman y nos torturan con la famosísima cruda o resaca.  Mayte Martín del Campo, nutrióloga de Kiwi Te Cuida, señala que cuando se consume alcohol, se distribuye a través del agua corporal, afectando a la mayoría de los órganos de nuestro cuerpo como el hígado, el intestino, el páncreas, el cerebro y el corazón. Al consumir alcohol en exceso, además de la deshidratación, podemos experimentar dolor de cabeza, cansancio y sensibilidad visual y auditiva.  Si eres víctima de estos síntomas, te recomendamos algunas bebidas y antojitos infalibles para curarte la cruda:  Agua de coco con horchata  El agua de coco es un excelente aliado para la cruda, porque contiene electrolitos. Esta receta además integra horchata que con el coco hacen una combinación refrescante y perfecta, con grandes aportaciones. El coco tiene muchas propiedades que benefician a la salud, como ácidos grasos, fibra y vitaminas. Si te sientes apagado, prueba esta agua fresca mexicana.  Limonada mineral con menta El agua mineral te salvará en tus crudas. Puedes tomarla sola, o bien mezclarla con limón y miel para obtener un gran shot hidratante y sanador. Juliana de la Mora, kiwifan, prepara en casa una limonada con menta y burbujas, que nosotros te recomendamos para recuperarte y disfrutar el sabor de que tu cruda valió la pena.  Clamato power Carlos Lieja prepara una cerveza con clamato, camarones y pepino que será la dosis que tu cuerpo necesita para seguir el impulso festivo de la temporada.  Y, por supuesto, para curarte la cruda con mucho sabor, te recomendamos estos antojitos mexicanos infalibles:  Caldo de camarón  El caldo de camarón es una receta muy común en estados como Sinaloa y Veracruz. Puede prepararse de diferentes maneras, con camarón seco, fresco e incluso utilizando sus cáscaras. Con un toque picosito de chile y unas buenas gotas de limón, es la forma perfecta de acabar con la cruda.  Consomé de barbacoa La barbacoa es el platillo insignia del estado de Hidalgo y es que el secreto para ser tan sabrosa está en su preparación: se hace en un “horno de tierra”, es decir, en un agujero donde la carne se cubre con pencas de maguey asada. El resultado es una carne suave y jugosa que generalmente va acompañada de un consomé hecho a base de los jugos de la cocción y garbanzos. ¿Acaso hay mejor remedio para la resaca? Birria de res Después de una noche de fiesta, al día siguiente no pueden faltar unos buenos taquitos de birria. La birria es un platillo originario de Jalisco que se prepara con carne de chivo o de res, se baña en una deliciosa mezcla de chiles. De ahí ese sabor tan característico que pocos pueden resistir. Chilaquiles verdes Ya sean crujientes o aguados, los chilaquiles son una receta infalible si lo que quieres es vencer el mal de la cruda. La verdad es que, al ser un platillo tan fácil de hacer, pues prácticamente se trata de mezclar tortillitas fritas con una buena salsa verde, quesito, cremita y cebolla, es la opción favorita de los mexicanos. ¡Cuéntanos cuál es tu remedio casero favorito para curarte la cruda!  
NEWSLETTER
Suscribirme al Newsletter
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD